O W N
¡Conéctate y ven a divertirte con nosotr@s! :)
Si no estás registrado, hazlo y forma parte de nuestra gran comunidad.
¡La administración ha modificado otra vez el foro, y los Invitados ya pueden ver todas las secciones! Aún así, para comentar y crear temas debes tener una cuenta.

Cualquier duda, queja o sugerencia que quieras darle al staff, éste es nuestro facebook: https://www.facebook.com/onlywebnovels

¡IMPORTANTE!, los Mensajes Privados de los Invitados no serán respondidos por la administración. Te esperamos en nuestro facebook (:

Atte: Staff OnlyWns.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Madness in Dazzle {m i}
Ayer a las 8:01 pm por Andy Belmar.

» ー ❝And our forever?
Ayer a las 6:47 pm por Stark.

» Innocent
Ayer a las 5:15 pm por Lost Girl ❦

» Nothing Last Forever [N.C]
Ayer a las 2:52 pm por visser.

» death path
Ayer a las 2:01 pm por visser.

» new rules
Ayer a las 1:54 pm por visser.

» Almond blossom
Ayer a las 12:18 pm por Guanlin

» how soon is now?
Ayer a las 12:12 pm por Stark.

» yes no maybe
Ayer a las 10:36 am por Stark.

novedades

00 . 01 Anuncios del mes febrero.
00 . 02 Actualización del PROTOCOLO, nueva medida obligatoria de avatares.
00 . 03 Remodelación del foro febrero del 2017.
00 . 00 Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit.
administradora
Rumplestiltskin. ϟ Jenn.
miembros del staff
Beta readers
ϟ hypatia.
aka Kate.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ dépayser
aka Lea.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ youngjae
aka .
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Stark.
aka Cande.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Baneo
ϟ Ariel.
aka Dani.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ ceonella.
aka Cami.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Ayuda
ϟ Ritza.
aka Ems.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Charlie.
aka idk.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Limpieza
ϟ Legendary.
aka Steph.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ chihiro
aka Zoe.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Kurisu
aka Teph.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Calore
aka idk.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Eventos
ϟ ego.
aka Kalgh/Charlie.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Asclepio.
aka Gina.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ mieczyslaw
aka Alec.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Tutoriales
ϟ Kida.
aka Ally.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Spencer.
aka Angy.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Diseño
ϟ bxmbshell.
aka Mile.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ yoongi.
aka Valu.
MP ϟ Ver perfil.
créditos.
Skin hecho por Hardrock de Captain Knows Best. Personalización del skin por Insxne.

Gráficos por y codes hechos por Kaffei e Insxne.

Planet Survival

Página 4 de 4. Precedente  1, 2, 3, 4

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Planet Survival

Mensaje por Stark. el Mar 17 Abr 2018, 8:45 pm

here:
Holis! Estoy aquí para subir cap Se divide en una parte y un extra porque era un solo tramo, pero el foro no me dejo publicarlo porque es muy largo. Espero que les guste y, sin mas vueltas, aquí les dejo el cap. Le sigue Emilya



CAPÍTULO 05
Vittani & Craig



Lo escucha, pero no puede creerlo. Craig trata de sonreír, aunque se le es imposible que su sonrisa no se desvanezca cuando el profesor Robbs lo mira compasivo y le arrebata su pase de la clase especial.

—Lo siento, Turney. Estas fuera.

Antes lo llamaba por el nombre, ahora por el apellido. ¿Cuánto podía cambiar un solo error en su vida académica, y encima por un error que él no cometió?

—Profesor, por favor. Usted sabe que esto es importante para mí —intenta convencerlo, por muy difícil que sea necesita el programa especializado en medicina. —¿Enserio cree que yo hice explotar los experimentos?

—No, no lo creo. Sé que eres un buen chico—pone la mano en su hombro, como si ese gesto pudiera consolar la perdida grande que es para él ser expulsado de su clase preferida—Pero así lo pidió la dirección. No puedo negarme. Tienes que agradecer que al menos todavía conserves tu beca. Esto tal vez es temporal, Craig.

—¿Hasta cuándo? Quizá cuando vuelva ya estaré atrasado con el programa y...

Un pequeño bullicio se escuchaba fuera del aula.

—Podemos hablar de esto en otro momento, ¿de acuerdo?

Craig baja los hombros, desanimado. Robbs suspira.

—Escucha, no dejes que esto te conmocione demasiado. Aun tienes posibilidades de entrar a Symonds sin este curso. Eres talentoso e inteligente, no te desanimes.

Pese a que trato de animarlo, lo único que hizo fue empeorar el humor de Craig. Pocas veces conoció el malhumor de sí mismo, y no existe duda alguna que ahora está recordando cómo es estar enojado. Muy enojado. Symonds University, la universidad mas grande en medicina, es lo que siempre soñó desde que puso la primera bandita en la rodilla de un niño que había caído cuando jugaban juntos. Si podía entrar, pero eso requería más esfuerzo, más dinero y estudios que se le están siendo prohibidos por algo que él no hizo.  Creyó poder soportar la acusación, creyó que la culpa y el castigo no serían demasiado graves. Casi prefería pasar los fines de semana del año limpiando la escuela para que lo dejasen entrar. Pero era imposible. Intento hablar con los directivos, presentar su inocencia y todo fue en vano.

Su celular suena, devolviéndolo a la realidad. Craig suspira con frustración al leer el nombre de su padre en la pantalla. Apenas, contesta y lleva el celular al oído, el silencio asesino está ahí, latente y mortífero.

—Papá.

—¿Jugando con los experimentos del laboratorio? Debió ser divertido, ¿eh? —dice Charles con sarcasmo y malhumorado. Craig contiene el suspiro.

—No es lo que piensas. Yo no…

—¿Piensas que el dinero no cuesta y que estás ahí para divertirte? Cuando me dijiste que querías ir a la Roca A2, acepte porque pensé que eras un chico maduro y que realmente deseabas estudiar, no ponerte a hacer bromas como un maldito imbécil. ¡¿Qué demonios contigo, Craig?!

—No fui yo. Enserio, no fui yo.

Charles toma una respiración profunda antes de hablar. El rubio sabe que está tratando de calmarse

—Pues, más te vale que no vuelva a suceder algo así. De lo contrario, no costeare ni un maldito centavo para tu universidad. ¿Entendiste?

—Sí, señor.

Corta la llamada y tiene el impulso de tirar el celular contra el suelo, pero si lo hace se queda sin móvil y ya hay demasiada mala suerte en su día, o en las últimas semanas, mejor dicho. No ha hablado con Charles desde hace dos meses y cuando lo llama, solo le grita. Ni siquiera escucho su lado de la historia, ni siquiera le creyó cuando dijo que él no fue. ¿Qué tan mal hijo fue todos esos años como para que un error lo condene?

—Turney —lo llaman de pronto, deteniendo su paso. Al girar, se encuentra con la secretaria del director, la señora Bloom. Le echa una pequeña sonrisa en un intento de mejorar su humor, en vano. Ella le devuelve la sonrisa con lastima—¿Estas yendo a clases?

Su expresión de cayo.

—Sí, eso creo…

—Entiendo —busca entre las hojas que mantiene en su mano todas apiladas y saca dos—Estos son los horarios de tu trabajo comunitario y el grupo que pertenecerás en el grupo especial.

El ceño de Craig se frunció al máximo.

—Pero ese es el grupo para los chicos problemas.

La señorita Bloom le da una sonrisa triste.

—Lo siento, Craig.

Se marcha, dejándolo con una terrible impotencia golpeando sus cuerdas vocales. Al fijarse las horas de trabajo comunitario que tiene realizar, se da cuenta que le han agregado horas extras y, por lo tanto, más días para pagar algo por lo que él no hizo. Arrugo la hoja del grupo y la lanzo al tacho, guardando la otra en su bolsillo trasero. Con un mal sabor en la boca y el ceño fruncido por el malhumor, decide ir hacia el entrenamiento. No suele ir los miércoles porque se tiene la clase de medicina avanzada, pero ahora que está suspendido, no puede permitirse el lujo de faltar a clases y que sigan tachándolo como un matón.

El malhumor de Craig no desciende incluso cuando se toma el camino más largo para llegar a la sala de entrenamiento. Es raro que este enojado y más le enoja estar así, pero no puede evitarlo y sabe que no se le pasara rápido. Cuando Craig se enoja enserio, no lo hace por una o dos horas, sino que puede estar días y días furioso solo con el ceño fruncido y respondiendo evasivamente, siempre tratando de no hablar lo suficiente. Podría descargar su furia en la primera persona que lo hace molestar en lo más mínimo.

Va hacia los vestidores de hombres y se pone su traje de entrenamiento, se va hacia el campo donde Rush está practicando con otro chico, pero rápidamente lo hace a un lado sin ningún esfuerzo cuando este intenta atacarlo. Se acerca con pasos largos hacia él, notando de inmediato el humor de su amigo.

—Fue feo, ¿cierto?

—Hnn.

—Mierda, sí que lo fue. ¿Quieres vengarte? Podemos ir a pintarle el auto al maldito de  Robbs y Karrown.

—Hnn.

—No entiendo tus malditos monosílabos —resoplo Rush cuando Craig paso de su lado sin más—No sé si es un sí o un no.

Sin embargo, la mirada gélida que Craig le envió fue una evidente señal que no lo molestara, al menos no ese día. Lo soportaría en cualquier otra ocasión, pero en esa corre el peligro de que sea el saco de boxeo.

Arriba de las colchonetas, Craig y Rush se posicionan en modo de ataque. Rush es el primero en avanzar y Craig lo sostiene de una llave con fuerza, sonándole el hueso a Rush.

—¡Mierda! ¡Carajo, Craig! ¡Suelta, suelta!

Lo hace al instante y se aleja de él sin quitar el ceño fruncido de su rostro. Rush se masajea el brazo mientras le lanza una mirada fulminante en su dirección.

—No tenías que ser tan bruto. ¿Qué mierda te pasa?

—¿Vas a pelear o vas a seguir lloriqueando? —pregunta con seriedad.

—Sé que estás enojado, pero eso no te excusa de ser un imbécil.

Esta vez, es Craig quien lo ataca tomándolos de las rodillas y tumbándolo, pero Rush esta vez está preparado logra rodar hasta quedar arriba de él, deteniéndolo de los brazos.

—Esta es la posición más gay que he tenido que hacer en la vida —confiesa con desagrado—Amigo, tranquilo. Te ayudare si quieres desquitarte, pero no intentes matarme. Seria genocidio para toda la galaxia. No lo soportarían sin ver este hermoso rostr—¡Mierda!

El rubio le da una patada en el costado, sacándoselo de encima. Se levanta casi de inmediato y está a punto de embestir contra él, no es hasta que detrás de su adolorido amigo ve al parasito que causo todos sus problemas: Ziv McTharpe. Va hacia el chico con pasos rápidos, seguido por Rush, quien seguramente ya habrá adivinado sus intenciones, aun así no dice nada y lo acompaña, todo por no ser su saco de arena. Craig de inmediato le sonríe a Ziv y a Kira, la chica que a Rush le gusta.

—¿Cómo va ese entrenamiento? —pregunta de modo casual.

Kira lo observa sin ningún tipo de expresión mientras que Rush se asoma por su costado a saludar con la mano, siempre volviéndose un poco más tímido alrededor de la chica.

—Bien —contesta sin más.

Ziv se cruza de brazos con desinterés, como si esperara con molestia a que se retiraran. Craig tira del brazo de su amigo y lo empuja hacia el frente.

—Perdón por interrumpir, pero Rush quería pelear contra ti, Kira —los ojos de la chica se abren brevemente, no duran mucho porque vuelve a su expresión de indiferente—¿No les molestaría cambiar por esta ronda?

El otro rubio lo mira con los ojos en grande, fulminándolo. Craig ni siquiera le presta atención y mantiene cuidado de no mirar a Ziv, solo observa a amablemente a Kira, quien parece un poco reacia a la idea, pero finalmente acepta.

—No te molesta, ¿cierto? —pregunta en dirección a Ziv.

—Qué más da, solo ve —el pelinegro se encoge de hombros sin mucha importancia.

Rush se va con Kiara hacia la colchoneta que era de ellos, no sin antes enviándole una mirada de advertencia. Lo ignora por completo, volviendo a su actuación de chico bueno. Le sonríe en grande a Ziv y lo invita a practicar con él.

—Si el profesor nos ve sin hacer nada, entonces va a sumarnos otro castigo.

—Si tú lo dices.

Ziv se puso en modo de ataque y Craig dejo que lo derribara. La sonrisa arrogante en el chico solo logro aumentar su furia contra él, aun así le sonrió.

—Vaya, eres bueno.

—Lo sé —presumió el chico encogiéndose de hombros —¿Ves a Kira pateándole el culo a tu amigo? —Le echa un vistazo hacia atrás, comprobando que está en lo cierto. El pobre de Rush parece ser masacrado—Yo le enseñe todo lo que sabe.

Casi se ríe en su cara. Todos saben que Kira es una de las mejores en la clase y es obvio que a Ziv le falta mucho por alcanzarla.

Concentrándose en la pelea de nuevo, dejo que el pelinegro fuera el primero en avanzar, y cuando lo tuvo lo suficientemente cerca le dio un gancho seguido de un golpe en el estómago, haciéndolo gemir. Tomo distancia, saltando cortamente entre sus pies.

—Despacio, Turney. Es entrenamiento—replica Ziv con una mano sobre el abdomen, frunciéndole el ceño en su dirección.

Sin embargo, Craig fingió una sonrisa de arrepentido.

—Vamos, hombre, probemos otra vez.

Fue su turno de ir y, justo como a Rush, le hizo una llave desde el suelo, logrando que el idiota soltara un chillido de dolor.

—¡Suéltame, demonios! ¡Me vas a romper el brazo!

—¿No crees que debería? —ejerce más presión, haciendo que Ziv grite más fuerte—Después de todo, estoy jodido por tu culpa.

Ziv lo mira casi rogándole que le suelte, pero eso solo hace enfurecer más a Craig. Se incorpora y lo levanta desde el cuello, se gira y pone el brazo del chico hacia su hombro, haciendo una palanca. Ziv cae sobre la colchoneta con medio cuerpo al suelo, jadeando de dolor.

—¿Esto es por lo del laboratorio? —pregunta aun gimiendo de dolor—¡No fui yo! ¡Fue la loca de Vittani!

—Pudo haber sido ella. Realmente no lo sé y no me interesa. No golpeo chicas. Pero a ti—una sonrisa corta y nada amistosa se cruzó en su rostro antes de mirarlo como si hubiese jurado quitarle hasta el último suspiro— a ti fue quien le di la maldita llave. Te ayude a no suspender ninguna materia, a no suspender el año. ¿Y así me pagas?

—¡Espera, Craig, espera! ¡Kira, ayúdame!

Lo vuelve a levantar del cuello, incorporándolo en el suelo. Sin más empezó a soltar puñetazo tras otro y en todas partes del cuerpo. Rostro, abdomen, brazos. No fue hasta que Kira se puso enfrente de Ziv y tomo uno de sus puños en su mano, fulminándolo con la mirada. Ziv cae hacia atrás con la nariz rota.

—¡Joder! ¡Me las vas a pagar, Turney!

Quiere abalanzarse hacia él, pero Rush lo sostiene desde atrás y Kira vuelve a interponerse en el camino. Sus compañeros de práctica han estado prestando atención a la pelea y no tardan en acercarse para cuchichear entre ellos. Pronto llega el profesor de la práctica soplando el silbato.

—¡Turney! ¡McTharpe! ¿Qué sucede aquí?

—¡Ese imbécil me golpeo! ¡¿No ve que estoy sangrando?!

El profesor lo inspecciono antes de volver hacia un Craig molesto y con la respiración errática.

—¿Turney?

Pero Craig no contesta. Sigue observando a Ziv como si deseara que se esfumara mientras este se encoge. Entrecierra la mirada y se separa con brusquedad de Rush. Camina sin más hacia la salida, ignorando el bullicio a sus espaldas y el llamado del profesor.

—¡Turney! ¡Ven aquí antes de que suspenda!

Craig ya sabe que está suspendido por golpear al idiota McTharpe y lo será hasta la siguiente semana. Y sabe que no quiere permanecer más tiempo en la misma habitación que Ziv antes de que los instintos asesinos se desaten e incluso salte arriba de Kira y de Rush.

En su casillero, Rudy lo espera apoyada a dos casilleros suyos con un libro abierto en la mano. Lo cierra y le echa una sonrisa cuando lo siente acercarse, pero de inmediato la sonrisa de su amiga se borra. Craig la ignora, consciente de que Rudy sabe que no está de buen humor aquel día.

—¿Paso algo malo?

—No quiero hablar de ello ahora.

Rudy asintió, no muy segura.

—¿Llevas el traje de entrenamiento? Pensé que estabas en tu clase de medicina avanzada.

Suspirando, el rubio se giró hacia ella.

—Rudy, perdón, pero enserio que no quiero hablar.

—Entiendo, pero… espera, ¿por qué te vas? Todavía no terminaron las clases.

—Te veo luego.

Craig intento pasar de ella y llegar lo más rápido posible a la comodidad de su hogar, hallar cualquier cosa que lo distraiga de su malhumor, incluso una siesta sonaba más atractivo que quedarse todo el día enojado y encerrado.

—Sé que no estas de buenas, pero tengo que preguntarte esto porque ya dieron el grupo formado para el viaje, estamos juntos en el grupo problema —Rudy se pone enfrente, deteniéndolo. Craig cuenta mentalmente hasta diez para no gritarle. Rudy es su mejor amiga y la adora, solo que ahora no quiere ver a nadie, ni siquiera a ella—Pensaba que yo podría sentarme con Alvie y tú…

—¿Alvie?

—Sí, Alvie. Mi amiga del cabello rapado.

—Ah.

—Como te decía, necesito sentarme con Alvie para unas notas, pero Vittani no quiere estar sola con desconocidos y no tiene más amigos en la clase. Pensé que tal vez contigo, se llevarían bien y no estuviese tan incómoda. Digo, es que…

—Espera un momento, Rudy —la mirada se le endurece, retrocediendo un paso a su amiga—¿Estás hablando de Vittani Jung?

—Eh, sí.

Craig simplemente estalla. Fue demasiado de lo que puede aguantar y ya no lo soporta, ni siquiera cuando es contra Rudy y sabe que más tardar se odiara por eso, pero ahora no puede pensar en nada más.

—¿Quieres que me siente con Vittani Jung, la chica que hizo explotar los experimentos del laboratorio junto con Ziv?

—Ya te dije que ella no fue…

—¡No me importa, Rudy, me metió en problemas de todas formas! —le grita, callándola de pronto. Craig nunca le ha gritado a Rudy. Si se las ha tomado con Rush, pero nunca con ella—Ahora no solo estoy fuera del maldito cuadro de honor, sino también de la clase de medicina avanzada y quizás también este suspendido de la escuela por golpear al idiota de Ziv—la morena abre los ojos en grande, sorprendida—Mi padre me llamo solo para gritarme y decirme que no va a costearme la universidad por una jodida mierda que no fue mi culpa. Y luego vienes tú y dices que me siente con Vittani Jung. Me importa una mierda si tú le crees. Para mí, esa mocosa insoportable es tan culpable como McTharpe en este maldito asunto. Olvida la idea que tengas en tu mente, Rudy. Me sentare con Rush sino quieres sentarte conmigo. No quiero que vuelvas a hablarme de ella. No si aún quieres que sea tu amigo.

Rudy lo observa con la boca abierta, incrédula por sus palabras. Craig simplemente pasa de ella, aun sabiendo que quizás se pasó, pero el orgullo que nunca tiene sale a flote cuando esta de malhumor. Definitivamente, necesitaba ir a dormir cuanto antes o puede que destruyera algo de su propia casa. Ya es demasiada mala suerte para aquel día.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Rudy vuelve a mirar hacia adelante con una mirada triste en el rostro. Los ojos de Vittani se llenan de lágrimas al instante, observando la espalda rígida y tensa de Craig caminar por los pasillos hasta perderse en la curva. Sabía que seguramente estará odiándola por toda su alma por haber provocado que fuera suspendido de la escuela y echado de la clase especial de medicina. Pero enserio no fue su culpa, fue culpa del maldito de Ziv.

Su rostro se tiñe de rojo mientras que sus manos se vuelven puños. El odio y la furia van tomando cada parte de su cuerpo y no duda un segundo en ir directo hacia la enfermería. Si Craig lo golpeo, entonces tiene que estar en la enfermería.

—¡Vitta, espera! —le grita Rudy en sus espaldas, pero la ignora y le da más incitación a sus piernas para correr más rápido.

Solo bastan cinco minutos corriendo para llegar al otro lado del edificio, justo cuando Ziv está volviendo de la enfermería con una gasa sobre la nariz y Kira acompañándolo. Sin más, salta arriba del chico y lo toma de los pelos, tironeándole y aprovechando a darle golpes en la cabeza y el rostro, preferentemente la nariz.

—¡Auch, maldición! ¡Salte, mocosa endemoniada!

—¡Te odio, te odio! —Vitta le grita mientras suelta chillido tras chillido—¡Todo es tu maldita culpa! ¡Voy a matarte!

—¡Basta, Vittani! —le grita Kira, pero no le hace ni caso.

Grandes brazos la sostienen por detrás mientras ella se remueve con ferocidad tratando de soltarse y volver a su tarea de asesinar a la escoria humana. Ziv se pone detrás de Kira mientras esta suspira con frustración.

—Menos mal que la enfermería está a la vuelta—rechista y lo toma del brazo para llevarlo—Encárgate de ella, Caster.

—Todo el trabajo sucio a mí —gruñe este.

—¡Suéltame, imbécil! ¡Déjame matarlo!

—¡Vitta! —Rudy se acerca corriendo junto con Alvie y tratan de calmarla—¡Deja de gritar o vendrán los profesores!

—¡No! ¡No me importa, solo quiero cortarle la cabeza a ese maldito! —chilla más fuerte y lanza un gruñido feroz en dirección a Ziv, estremeciéndolo—¡Me voy a vengar! ¡Vitta va a vengarse!

—¿Qué le hiciste, McTharpe? —pregunta Alvie molesta en dirección del chico, pero no le da tiempo de responder porque enseguida vuelve a la tarea de calmar a su hermana. —Vamos, Vitta, no grites…

—Llevémosla de aquí antes que la escuchen—le dice Rudy a Rush, quien asiente y se la lleva por la escalera más aislada del establecimiento que lleva directo al patio trasero.

—¡Venganzaaaaaaa!


Pasa alrededor de diez minutos en que en el patio trasero. Vitta sentada en una banca junto a sus dos amigas a su lado mientras Rush está parado con los brazos cruzados, suspirando por todo el lío que fue esa mañana. La castaña de ojos rasgados no deja de llorar, soltando lágrima tras lágrima, como si una catarata se formara por debajo de sus ojos. Por más que Alvie intento limpiarle las lágrimas con el pañuelo del rubio, fue todo en vano. Vittani está triste y se siente culpable porque Craig este pagando consecuencias por un problema que ella tuvo con McTharpe.

—Vitta, por favor…

—Craig dijo que Vitta —habla entre respiraciones entrecortadas por el llanto—era la culpable de los castigos que tiene. Que Vitta era una mocosa insoportable. Pero Vitta no fue. Fue ese maldito de Ziv y ahora Craig odia a Vitta…

Con otro llanto desatándose, Alvie dejo que apoyara su cabeza en el hombro mientras Rudy asintió ante la declaración de la castaña.

—No lo tomes enserio, chiqui. Craig está enojado por lo que paso, no contigo —la morena intento consolarla, pero no logro calmar el llanto.

—Es cierto, hoy casi me rompe el brazo. Se pone de esa manera cuando se molesta. Hasta él es un imbécil cuando quiere.

—¡Craig no es un imbécil, no le digas así! —Jung le chilla al rubio, sobresaltándolo—¡Tiene razones para estar enojado!

Rush levanta las manos en alto. —Está bien, está bien. Perdón.

Vittani volvió a echarse en el hombro de Alvie para llorar.

—Ya verás que en unos días se lo piensa mejor y cambiara de opinión. Lo conozco bien —Rudy puso una mano en la espalda de la chica, sobándola con cariño—Hablare con él cuando se le pase.

—¡No! Si hablas con él, va a odiar más a Vitta. Odia escuchar de ella. Es obvio que vas a hablar bien de mí porque Vitta es amiga de Rudy-Ru. No va a tomarte en cuenta…

—Eso es cierto, y con lo enojado que esta —Rush silbo, dando a entender su punto.

Recibe dos miradas fulminantes mientras Vittani vuelve a chillar mientras llora a todo dar.

—Ey, ¿y por qué no le hablas tú? —sugirió Rudy de pronto, atrayendo la mirada de todos, incluso la de la castaña.

—¿Yo?

—Sí, tu. Eres su mejor amigo, te escuchara.

—Tú eres su mejor amiga  y no te escucho. ¿Qué no escuchaste cuando dije que casi me rompe el brazo?

—Solo inténtalo —le anima Alvie—No pierdes nada con intentarlo.

—Ugh, no me gusta meterme en los asuntos de los demás. Por lo que…

Vittani se le llenan los ojos de lágrimas mientras que Rush traga saliva con dificultad. Es difícil decir que no ante sus ojos de borrego y Vitta lo sabe, por lo que utiliza todo de su ser manipulable para que el rubio acepte. Al cabo de unos segundos, este suspira y termina por asentir.

—Ya que. Hablare con él. Pero habrá que esperar hasta el viernes al menos. No creo que hoy o mañana salga. Se pone muy terco cuando se enoja.

—Eso es cierto. Además, yo verificare que lo haga —Rudy le guiña un ojo a la castaña, quien por fin deja de llorar y se limpia las lágrimas.

Alvie la abraza y ella deja que la mimen porque lo necesita. Ojala logren convencer a Craig que no fue ella y existan pruebas que incriminen a Ziv, el verdadero autor de la maldad. Sin embargo, Vitta sabe que por más que Ziv sea hallado culpable, no es posible darle un castigo peor que una suspensión de tres días. McTharpe padre es el mayor inversionista de la academia, por lo que la mayoría de los directivos estarían lamiéndole el culo y no hacer nada que dañe el historial académico del hijo de papi. Incluso ella, siendo culpada injustamente, no había tenido grandes consecuencias porque es una estudiante especial y su padre también invierte dinerales por año en Alvie y ella. Craig era el único que pagaría las consecuencias porque al parecer no tiene influencias en la Roca A2, y es malditamente injusto.

Tal vez podría creerle, pero eso no borraría que fue su culpa por la que Ziv lo metió en problemas.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Dos días después de haber sido suspendido, Craig se encontraba de mejor humor comparado con los días pasados. Ya había vuelto su usual sonrisa y su alegre temperamento, por lo que decide ese viernes hacer limpieza general y acomodar sus libros de estudio y notas. Puede que no se presente en las clases de medicina avanzada, pero el profesor Robbs le envió un correo la noche pasada diciendo que era injusto que él pagara los platos rotos. No está autorizado para aceptarlo en sus clases, nadie le dijo que no podría darle material de preparación y trabajos prácticos. Al menos, eso alivio en gran medida su preocupación y bajo muchos niveles de desesperación.

Luego de una mañana-tarde productiva, se decide por una ducha caliente para aliviar tensiones y quizá más tarde vaya a cenar algo afuera. Hace tiempo no se da el gustillo y ese día pinta ser uno bueno para hacerlo.

—¡Alohaaaa! —canturrean de pronto, interrumpiéndolo. Escucha el sonido de la puerta cerrarse.

—¿Rush? —inquiere aun dentro de la ducha.

—¿Quién más?

Deja salir un largo suspiro, pensando que se tardó demasiado en venir. El rubio no tarda en llegar hasta el baño.

—Tengo que hablar contigo, amigo.

—Por Dios, Rush. ¿No podemos hablar en otro momento?

Por suerte, la barra de metal esta activada y le da más privacidad, o de seguro es capaz de meterse a duchar con él. A veces se arrepentía de haberle dado la contraseña de su departamento su amigo, sabe que la necesitara cuando peleara con su hermano las veces que no está en casa y por ello se la dio. Eso y porque Rush había protestado que si Rudy sabe la contraseña, entonces él como su mejor amigo también.

—Esto es importante, Turney. Solo escucha—insiste el rubio, se sienta en la tapa del retrete, bajándola.

Craig solo suspira y lo deja hablar.

—Creo que deberías pensar nuevamente si crees que Vittani es la culpable de lo que paso...

—Rush —Craig asoma la cabeza por la barra—Ya pasaron semanas de eso. Ni siquiera me importa si fue Vittani o Ziv, solo quiero tratar de salir del cuadro de horror y volver al de honor.

—Te teñiste el pelo —señala sorprendido y decepcionado a la vez.

—¿Y por qué esa cara? —pregunta divertido por la expresión del chico.

—Lograr que te tiñeras el pelo fue lo único rebelde que hiciste en la vida y mira: ya vuelves a parecer un buen chico.

—Yo soy un buen chico, a diferencia de ti —Craig le arroja una esponja, Rush la toma al instante antes que le golpeara la cara.

—Envidioso, te gustaría ser como yo —bromea Caster tirándole la esponja de vuelta—Ya no tiene gracia. Debería buscarme otro amigo.

—Suerte en ello. No creo que encuentres otro que te deje usar su ropa, vaciar su alacena y copiarse en las tareas.

—Todos quieren ser amigos de Rush Caster.

—No, todos quieren darte un buen golpe, incluso yo—cierra la llave del agua y toma la toalla que esta al costado de la ducha para enrollársela en la cintura. La barra de metal retrocede, abriéndole paso—Ahora estoy interesado en saber porque Vittani Jung es importante en esta conversación.

—Porque la odias y ella no tiene nada que ver en esto —contesta Rush siguiéndolo hasta el cuarto. Se recostó en el sillón vibrador, apenas recostándose comienza a moverse. Craig se mete en el tubo-vestidor y al cabo de cinco segundos ya está cambiado—Y no quiero que te equivoques con ella, amigo. Es una buena mocosa.

—Pensé que dijiste que estaba loca.

—Exageras —aletea la mano, restándole importancia—Pero Vitta se quedó mal cuando le dijiste a Rudy que no te sentarías con ella. Estabas furioso, Craig, y es raro verte tan enojado.

El ahora pelinegro lo medito por un momento a la vez que terminaba de alistarse. Si, el miércoles no fue de sus mejores días. Estaba enojado por la expulsión de las clases, ingresado en el grupo problema para la excursión, las horas extras por el castigo, la llamada de su padre, la suspensión por golpear a Ziv y, sumándole a todo esto, Rudy le quería cambiar el asiento a Vittani porque quería sentarse con Alvie. Ni siquiera estaba enojado con Vittani en sí, solo estaba furioso por todas las cosas que sucedieron en tan poco tiempo. Pareciera que la vida se le había dado vuelta por un solo error que tuvo: no haber cerrado el laboratorio él mismo.

—¿Ella me escucho?

—Por Dios, Craig. Estaba detrás de ti. Oyó todo, incluso cuando dijiste que era mocosa insoportable y que todo fue culpa suya.

La culpabilidad golpeo el rostro del chico, arrepintiéndose de inmediato.

—¿Enserio?

—Aja. Fuiste un cretino.

—Demonios, fui igual que tú.

Rush se encoge de hombros, dándole la razón. La puerta de la casa volvió a emitir la corta melodía, anunciando que alguien más entra al departamento. Rudy aparece a los pocos segundos y Craig cree seriamente que sus amigos deberían aprender a tocar la puerta.

Cruzada de brazos y sin caminar más allá del marco de la puerta, el pelinegro se da cuenta que su amiga está enojada y no es lo de menos.

—Lo siendo, Rud. Las tome contigo.

—No solo conmigo.

Una sonrisa de disculpas y de arrepentimiento se forma en sus labios.

—Intentare ser menos gilimpollas.

—Para eso deberías dejar de juntarte con Rush, pero ambos sabemos que no lo harás.

—O tal vez deberías dejar de juntarte con Rudy. Tanto carácter viene de una mala influencia —señalo Rush, la morena solo le saco el dedo del medio en respuesta—Que madura.

El pelinegro solo sonrió divertido y meneo la cabeza. El timbre suena y se dirige hacia la entrada.

—Creo que es mi paquete, lo pedí la semana pasada —comenta, prosigue a salir  de la habitación, no sin antes acariciar el cabello de Rudy en modo de disculpas, las cuales fueron aceptadas cuando esta le sonrió.

Agarra el paquete traído por un Android, después de una firma este se va y Craig entra a su casa, dejándolo arriba de la mesa. Ha pedido un microscopio especial para su clase de medicina avanzada, y aunque no cree tener muchas oportunidades de usarlo, será una gran herramienta para el próximo año. Acercándose nuevamente a la habitación, se detiene al escuchar los murmullos de sus amigos.

—¿No te dijo nada más sobre Vitta?

—Solo puso su cara de chico arrepentido cuando supo que ella lo escucho. ¿Pero que espera Vittani? ¿Qué Craig le pida perdón?

—Eso sería lo ideal. Se quedó mal, Rush, la viste.

—Ya sé. Pero Craig no sabe.

—¿Saber qué? ¿Sobre eso?

—¿Sobre qué Vittani Jung gusta de mí?—interrumpe entrando en la habitación, creyendo que es suficiente con esconderse. Sus dos amigos se sobresaltan, sorprendiéndose por su presencia y sus palabras. El pelinegro solo les medio sonríe para buscar una chaqueta en el armario.

—¿Ya lo sabes?

—Sip.

—¿Hace cuánto te diste cuenta?—cuestiono Rudy sin poder creerlo—¿Por qué no dijiste nada?

Craig solo se encoge de hombros.

—No soy tan ingenuo, chicos. Puedo darme cuenta de cosas sencillas.

—¿Vas a salir con la mocosa?

—Claro que no, Rush. Vittani solo esta encaprichada conmigo. Todavía es joven para enamorarse.

—No lo creo. Esa enana esta media loca.

—¡Rush! —exclama Rudy—Es cierto que es un poco rara, pero es una buena chica, y Craig—se dirige hacia el tercero con los brazos cruzados—No te tomes a la ligera sus sentimientos, puedes lastimarla más.

—No tengo intenciones de lastimarla, Rudy. Lo siento, y gracias por el consejo —sonríe Craig sinceramente—Si quieres que me disculpes, lo haré. Lo cierto es que no estuvo bien de mi parte tomarlas con ella. Si tú crees en su inocencia, entonces también debería creerle.

—No es lo que yo crea, sino…

—Dejemos el tema por ahora, les invito una pizza.

—¡Yuju!—salta Rush de la cama y no duda en agarrar su chaqueta, disparando hacia la puerta—Eso sí, amigo, le va a doler a tu billetera.

Rudy revolea los ojos y los sigue tras un suspiro de derrota. Craig sabe que es mejor no indagar demasiado en el tema, más cuando le cuesta rechazar a las chicas cuando se declaran y lo que menos quiere es herir a Vittani más de lo que ya hizo. Pasa un brazo por los hombros de la morena y la atrae, regalándole una sonrisa. Ella se deja guiar sin estar demasiada convencida, pero todos saben que Rudy ama la pizza y no va a negarse cuando le compre su preferida.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Vittani suspira, aburrida y triste porque no ha visto a Craig más de dos días y con el fin de semana se le hará larguísimo. Además, aún tiene en mente que él la odia y no sabe que Rush y Rudy habrán tenido éxito en su misión. Alvie salió a hacer unos recados y ella se negó a acompañarla, desanimada como para querer salir del departamento.

Toma una manzana del cesto de frutas al momento en que su celular suena. Una llamada de voz por parte de su padre, seguramente demasiado ocupado para una video llamada o una llamada de presencia artificial. Al menos este mes la llama, el mes pasado no lo hizo. No debería contestarle, pero tiene que hacerlo antes que llame a Alvie y esta la regañe por no contestar.

—Hola papa —dice apenas contesta, entre alegre y resentida.

—Hola princesa, ¿Cómo estás? ¿Qué estás haciendo? Te extraño.

—Si me extrañaras llamarías más seguido o vendrías a verme.

—Lo siento, amor, estoy con un proyecto grande. Te veré pronto—dice un tanto emocionado, prendiendo la curiosidad de Vittani.

—¿Cuándo será eso?

—Hay una conferencia en dos semanas que tengo que asistir.

La sonrisa se forma en su rostro de inmediato, olvidando el resentimiento. Joon empieza a contarle la idea genial de crear un planeta habitable y verdadero, un proyecto que está planeando hace años con sus colegas y que finalmente saldrá a la luz en la conferencia. Vitta se emociona, sabe que es el sueño de su papá hacer algo grande por la humanidad y este sin dudas será uno de sus mejores inventos.

—Para eso voy a necesitar tu ayuda.

Las alarmas de Vittani se encienden, presintiendo a donde se dirige aquella conversación.

—Cariño, ¿has pensado en lo que te dije?

—¿En qué?

Joon gruñe desde el otro lado de la línea mientras Vittani sigue comiendo su manzana fingiendo no darle demasiada importancia. Claro que sabe de qué habla, es obvio porque ya se lo ha dicho varias veces, pero ni siquiera se le pasa por la cabeza hacerlo.

—La universidad de Marte es la mejor de toda la galaxia para estudiar Mecánica, Ingeniería, y todo lo que quieras.

—No soy tan inteligente...

—No vengas con sandeces, nena. Tu podrías terminar una carrera tan compleja solo en dos años, quizá menos —le recuerda su padre, pues sí, es verdad —Estas desperdiciando tu potencial. Podrías estar rodeada de los últimos avances, investigarlos y ayudarnos a crear un planeta nuevo, Vitta, uno real. Trabajarías junto a mí y estaríamos juntos.

—Pero sin Alvie —replica la castaña con cierta molestia—Y Vitta no quiere estar sin Alvie.

—Alvie puede venir...

—A Alvie le gusta estar aquí. Además será diferente, ya no iría a la escuela con ella.

—Vittani...

Ella solo suspira y deja de mordisquear su manzana para tirarla al tacho de basura, ya se le ha cerrado el apetito y no anda de ánimos. Siente mucho miedo cuando su padre le habla sobre dejar la Roca A2 para ir a estudiar en la universidad. No es que no lo quiera, en Marte la tecnología esta tres veces más evolucionada y seria como el paraíso para ella. Es lo que siempre quiso incluso desde niña, es para lo que nació y para lo que tantos años Joon se ha sacrificado, para darle la oportunidad de aprender de los mejores ingenieros. El problema es que Vitta se ha apegado demasiado a Alvie, y si se aleja de ella sabe que la soledad va a consumirla y la marchitara. Y no quiere, aunque no le guste la Roca A2 como Marte, por lo menos puede ir a la escuela y vivir con su hermana. No puede pedirle a Alvie que renuncie a la escuela y sus amigos, ya ha renunciado a muchas cosas solo por estar con ella.

—Solo piénsalo —insiste Joon

—No hay nada que pensar —refuta con seriedad—No voy a ir.

El suspiro de Joon la pone alerta. Puede rendirse o darle más pelea, y Vitta cree que será la última.

—¿Debería mandar a Alvie a otro planeta?

—¡Papá!

—No me grites, Vittani.

—Entonces no bromees con eso...

—No estoy bromeando —dice con simpleza. El rostro de Vittani se va deformando ante la amenaza—Ella iría a cualquier lugar que yo le ordenara. Después de todo, yo le salve la vida.

—¡¿Y por eso quieres mandarla lejos?! —chilla histérica, presa del pánico—¡Ella ha cuidado más de mí de lo que tú has hecho en toda mi vida! ¿Acaso no es suficiente con que te pague de esa manera?

—Alvie no lo hizo porque se lo ordenara, sino porque quiso.

—¡No me vengas con ese razonamiento de mierda!

—¡Vittani!

—¡No!—la desesperación junto con la impotencia provocan las lágrimas de Vittani—¡No vas a separarme de Alvie! ¡Ya no vas a separarme de nadie más!

—Nena...

—¡Primero fue mama! ¡Ella se fue por tu culpa!

—¡Sabes que no es así!

—¡Se fue porque eres un monstruo feo y horrendo que no tiene sentimientos! —los sollozos cada vez van dificultándole su habla, pero Vittani no se detiene—¡Si llegas a mandar a Alvie lejos de mí, entonces voy a suicidarme! ¡Voy a dejar de ser tu hija y no vas a volver a verme nunca! ¡No te metas con Alvie! ¡No soy uno de tus hombres, yo hago lo que quiero!

—¡Tu no haces lo que quieres! ¡Tú harás lo que yo diga!—grito Joon, y aunque estuviese en otro planeta, Vittani aun así tembló por la promesa. Nunca jura en vano, de eso es seguro.—En dos semanas te vienes a Marte conmigo después de la conferencia. Es eso o Alvie se va a otro planeta, y créeme, Vittani, cuando te digo que nunca  sabrás cual.

Vittani solo tira el teléfono contra la pared, rompiéndolo en el acto. Comienza a llorar ante la sola idea de no volver a Alvie y sentirse sola como se sintió antes que ella llegara. Agarra la chaqueta colgada del perchero y sale corriendo por la puerta antes que su hermana llegue y la vea en ese estado. Tiene que pensar rápido, solo quedan dos semanas y necesita un plan para no marcharse. ¿Pero qué? Su padre siempre consigue lo que quiere, es un rasgo que ella heredo de él. El problema es que es su tutor y hasta la mayoría de edad no va a poder decidir por su cuenta.

—¡Es un ogro, es un ogro! —chilla caminando con las lágrimas cayendo una y otra vez por sus mejillas, ignorando las miradas de las personas sobre ella—¡No puedo creer que le haga esto a Vitta!

Y enserio que no lo cree. Antes hacía hasta lo imposible por mantenerla alejada de las instalaciones y ahora la quiere dentro de ellas. Quizá en otro tiempo hubiese aceptado con emoción y completamente entregada, pero aunque lo niegue miles y miles de veces, la vida tranquila y rutinaria en la Roca A2 ha llegado a ser agradable y reconfortante. Casi se siente al igual que los demás y puede fingir por un segundo que es normal y no una niña genio súper dotada. Nunca le ha molestado ser esto último, pero ahora parece tener un peso mucho más grande de lo que creía.

Todavía puede recordar cuando Alvie llego a su casa. Ella lucia tan triste y decaída, no ayudaba tampoco que Vittani le hiciera broma tras broma para que se fuese de su casa y dejara de aprovecharse de su padre —o era eso lo que creía. No fue hasta que Alvie se cansó y la puso en su lugar, y desde ese día no ha querido separarse de ella. Quizá Vitta es insoportable, infantil y chillona, pero cuando quiere a las personas es para siempre y se dedica de lleno a ellas.

Eran Alvie y Vitta. No se separan nunca y no van a un lugar sin la otra.

—¿Y si ella se siente mejor sin mí?—pensó deteniéndose, dejando que la calle avanzara por si sola.

¿Y si todo ese tiempo es lo que Alvie había buscado? Nunca la deja sentarse con más personas que Rudy para almorzar, no le gusta que tenga más amigas porque no quiere que nadie más que ella fuese más importante, le gusta que Alvie le hiciera hasta las cosas más sencillas solo para que la mimara.

—Quizá Alvie este mejor sin Vitta —susurra aun llorando en silencio.

Puede sentir la mirada de las personas sobre ella, pero no le importa en lo más mínimo. Lo único que puede hacer es llorar hasta que pudiese disimular cuando llegara a casa para que Alvie no se entere de lo sucedido. No puede entender a su padre, él adora a Alvie y ella siempre ha estado agradecida con él por salvarle la vida. ¿Y así está jodiendo las cosas entre los tres?

Sale de la acera mecánica y se asoma a uno de los parques sentándose en una banca, llorando con más tranquilidad, pero no menos triste.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Sentados los tres en la pizzería, Rush devora de a dos porciones la pizza extra queso que compro el pelinegro mientras Rudy come una tras otra con devoción. Es la segunda que piden y Craig se pregunta si alguno de los dos comió algo esos dos días en que se quedó encerrado. No es secreto para ninguno de los tres que si no fuese por él, los dos se echarían a morir lentamente por hambre. Rudy no es fanática de la cocina y mucho menos Rush, por lo que vuelve a sentirse más culpable por haber abandonado ese lapso de tiempo a sus amigos. Sabe cuánto dependen de él y, aunque ellos no lo sepan, Craig depende mucho de ellos.

—¿Quieren una tercera pizza?

Ambos levantan la vista hacia él para asentir con rapidez y volver a su tarea de devorar. Se le forma una sonrisa divertida en el rostro y pide otra al androide camarera. No pasan más de cinco minutos en que la traen, dejándola arriba de la mesa.

—¿Esa no es Vittani?

La pregunta de Rush hace que levante la cabeza de su rebanada de pizza. Guiándose por la mirada de su amigo, observa a través del cristal en el parque de al frente. Efectivamente es ella, sentada en la banca con lágrimas cayendo sobre su rostro. Se le hace un nudo en el estómago al verla así. Le recuerda a Sia, su hermana menor, llorando sola y triste.

Rudy de inmediato deja su pizza y va casi corriendo hacia el frente.

—¿Qué habrá sucedido?

—Seguramente, está llorando por ti —le dice Rush, atrayendo su mirada sorprendida —¿Qué? A la enana le gustas. Todavía debe pensar que la odias.

Se levanta de su asiento y tiene toda la intención de ir hacia donde esta Vittani, pero Rush lo detiene con estirar una mano.

—Espera, amigo, no creo que sea bueno que vayas.

—¿Por qué? Si es mi culpa tengo que solucionarlo.

—Pero quizás no es tu culpa y no quieres que la veas así. ¿No entiendes el corazón de las mujeres?

—El experto eres tú, no yo.

—Exacto —Rush se limpia la boca con una servilleta y se levanta—Y porque hoy fuiste más generoso de la cuenta, y porque estoy seguro que llevaras una pizza a tu casa para que yo pueda degustarla después, voy a tomar las riendas de este asunto.

Lo observa con el ceño fruncido sin entenderle. Sin embargo, Rush le sonríe como si estuviese a punto de salvar el mundo. Deja a Craig sentado dentro de la pizzería con la promesa que pronto volverá Rudy a terminar la pizza con él. El pelinegro vuelve a mirar en dirección a donde están las dos chicas con Rush acercándose hacia ellas. Vittani solo llora, pero no parece abrir la boca. El rubio intercambia unas palabras con Rudy y luego con Vitta. Esta asiente repetidas veces y Rush se agacha dándole la espalda. Craig se sorprende cuando Vittani se sube arriba de él y se marchan hacia el sentido contrario.

Su morena amiga vuelve sin perder rastros de los dos aun dentro del local.

—¿Qué paso? —inquiere apenas se acerca.

Solo se encoge de hombros.

—No quiso hablar para nada, y eso es extraño.

—¿Y Rush?

—La llevo a su casa. Vitta dijo que no podía moverse así que se ofreció a llevarla, solo si prometíamos no decirle nada a Alvie sobre esto.

—¿Crees que sea mi culpa?

Meneo la cabeza en forma de respuesta.

—Es algo más, pero Vitta es dura para hablar. Si no quiere decirle a Alvie es porque es grabe.

Craig asiente y los observa perderse en la lejanía. Se preocupa por la chica aunque no sea su amiga, nunca es de su agrado ver a las personas mal y no poder hacer nada para ayudarlos. Solo espera que Rush la deje sana y salva en casa.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Pegada su mejilla a la espalda de Rush Caster, Vittani no piensa que puede haber algo más humillante que esto. La encontraron con Rudy lloriqueando en el parque, se sentía tan mal que sus piernas se durmieron y tuvo que aceptar que el rubio la llevara a su casa antes que se hiciese más tarde y preocupe a Alvie. Al menos había dejado de llorar. La presencia de otra persona la obligo a retener sus lágrimas y a calmarse.

Rush no dijo nada en todo el camino a su departamento y se lo agradeció silenciosamente. Pero, por supuesto, no podía durar mucho.

—¿Estas mejor?

—Aja.

—Todavía estas triste, pinocho.

Suspirando, lo admite.

—¿Por qué no quieres decirle a Alvie? —pregunta con curiosidad—Pensé que, después de Craig, estabas enamorada de ella.

—Alvie se pondría muy triste si le cuento —contesta haciendo omiso a la broma.

Rush carraspea, tal vez dándose cuenta que la situación es más grave de lo que piensa.

—¿Y no quieres contarme a mí?

—Pensé que no te gustaba meterte en los asuntos de los demás.

—Hablar entre amigos no significa meterse en los asuntos, es como una obligación.

—¿Somos amigos?

Un breve silencio pensativo se formó entre los dos, seguramente pensando si su relación de vendedor-comprador de fotografías de Craig en todo tipo de situación los llevaba a una amistad.

—¿Me seguirás cobrando las fotos de Craig?

—Por supuesto.

—Pero no una conversación, ¿cierto?

—Nop.

—¿Y mantener un secreto?

—Mi segundo nombre es “silencio”.

—Pensé que era “idiota”.

—También.

Vitta suelta una risita por primera vez en el día. Al menos tiene a alguien a quien contarle. Así empieza: le cuenta la idea de su papá llevándola a Marte en dos semanas para asistir a la universidad, pero no quiere que Alvie deje todo por ella una vez más como lo hizo hace dos años solo porque no sabe mantenerse fuera de los problemas. Ahora está obligada a ir, de lo contrario enviarían a Alvie a otro planeta y quizá jamás lo sabría.

—¿Alvie no puede revelarse?

—No lo creo. Papá le salvo la vida y la adopto legalmente. Alvie es muy fiel y haría lo que él le pidiera

—Pero también haría cualquier cosa por ti. Tienes que tener eso en cuenta y no dejar a Alvie fuera de tus decisiones. No puedes cargar con todo sola.

Tiene razón, por mucho que le cueste reconocer.

—Aun así, es difícil —suspira con tristeza—No es que no quiera ir a la universidad de Marte. Amo Marte y amo a papá, pero solo tengo catorce años. Me gusta sentirme normal a veces.

—Espera —Rush se detiene, para la curiosidad a Vittani—¿Todo este tiempo intentabas ser normal? ¿Enserio? Pero estas loca como una cabr—¡Auch, auch, era una broma!

Vitta detiene los golpes en la cabeza del chico, solo porque recuerda que tuvo un gesto amable con ella y la está llevando a casa.

—Vitta no está loca.

—¿Por qué hablas en tercera persona siempre?

—Porque a Vitta le gusta.

—Sí, ya sé que le gusta, pero debe haber un porque. ¿Siempre lo hiciste?

La castaña vuelve a deprimirse y se recuesta de nuevo en la espalda del chico.

—No, empezó cuando tenía siete años. Vitta lo hace para…

—¿Para?

—Para no sentirse sola —confiesa, dándose cuenta que es la primera vez que se lo dice a alguien. Joon y Alvie lo habían descubierto por sí mismos, por ello jamás se quejaron cuando lo hacía. —Si trataba a Vitta como otra persona, entonces la casa no sería tan grande y Vitta tendría con quien jugar, aunque sea solo con ella.

—Entiendo—es lo único que le dice en un tono suave.

El resto del camino es en silencio y ninguno de los dos dice nada hasta que llegan. Vittani se baja de su espalda, tambaleándose. Rush la sostiene del brazo para que no caiga. La incomoda tensión entre ellos los hace sentir extraños el uno con el otro, no es hasta que Vitta levanta la mirada hacia él.

—Vitta está muy agradecida por lo de hoy.

—Cuando quieras —responde Rush con las manos en los bolsillos de su chaqueta—No eres tan pesada como pensaba.

—Vitta no pesa tanto —frunce el ceño, molestándose.

Rush le echa una sonrisa antes de despeinarla. La castaña solo lo aguanta porque fue lindo con ella, de lo contrario le hubiese dado un puntapié. Caster se va con el sol artificial a minutos de perderse hasta el próximo día y Vittani entra en el edificio, subiendo por el ascensor hasta su departamento. Toma un respiro enorme antes de apretar el código y se adentra a su hogar, observando a Alvie terminando de poner la cena en la mesa. Le sonríe desganada mientras que su hermana le devuelve una sonrisa a todo dar, pero disminuye cuando nota algo en ella.

—¿Estuviste llorando?

Vittani solo se encoge de hombros. Alvie va a abrazarla y ella se deja mecer en sus brazos, reconfortada por la cercanía.

—Verás que Rudy y Rush van a arreglar las cosas con Craig. No pienses mucho en ello.

Ni siquiera recordó preguntarle a alguno de los dos sobre aquel tema, pero ya era suficiente para aquel día. Se sientan con Alvie y cenan viendo su programa preferido. Vittani observa a la de pelo rapado sonreír a la tele y piensa que será difícil no estar con ella cuando se vaya. Pero Rush tiene razón, Alvie haría cualquier cosa por ella y no puede cargar con todo ella sola. Todavía no se atreve a contarle nada, solo tiene que pensar una solución para que ambas estén juntas. No importa el precio por pagar. Vittani también haría lo que fuera por Alvie.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

A una semana de la expedición, las clases se vuelven un poco más relajadas de lo normal porque lo único que hacen los profesores es sobre hablar de la excursión y sobre lo preparados que deben estar para ello. Vitta ya se aburre con todo lo que dicen y larga suspiro tras suspiro, más concentrada en su libro sobre mecánica avanzada que en ello. Alvie ha tratado de llamarle la atención para que tome apuntes, pero Vitta sabe que se las pasara más tardar en el almuerzo o en casa, por lo que no se preocupa para nada. Aun piensa en una manera efectiva de evitar que la lleven a Marte y a Alvie a otro planeta. Lo mejor sería fugarse juntas. El problema es como…

—Señorita Jung —le llama la atención el profesor a cargo. Vitta levanta su vista del libro—¿Puede prestar atención un momento en la clase.

—Lo siento —dice pero no lo siente realmente.

—Como les decía, este botón —muestra una proyección de un botón bordo—Les enviará a un planeta en caso de que haya algún problema en la nave. Deben estar tranquilos y con los cinturones abrochados. Es importante que…

—¿Nos enviara a cualquier planeta? —pregunta uno de los chicos.

—A una de nuestras bases. Hay tres: Plutón, Júpiter y Venus. Una vez que estén allí, deberán ir a una de las instalaciones cerca a pedir ayuda para que los envíen aquí. Asegúrense que sea la nave correcta. Habrá más escuelas espaciales en una misma expedición, por lo que recomiendo mucha atención.

Vitta recalcula las palabras del profesor hasta que la alocada idea se le pasa por la cabeza. Mira hacia Alvie con la boca abierta, al segundo la cierra y voltea a mirar hacia adelante, por suerte su hermana no se dio cuenta de ello y siguió tomando nota. Conociéndola perfectamente, si le cuenta lo que planea hacer su padre, hay dos opciones: irse con ella a Marte y abandonar todo en la Roca 2A o enfrentar a Joon para pedirle que lo reconsidere. En todo caso, Alvie no estará de acuerdo con la escapada, nunca. Lo mejor es hacerlo a sus espaldas y luego convencerla una vez que estén en otro planeta. Tal vez este obligándola a abandonar todo en la Roca 2A, pero Vitta conoce a su papa: en cualquier momento va a pedirle que renuncie a Alvie porque creerá que es una distracción de sus estudios. Su padre es bueno y amoroso con ella, pero es obsesivo cuando se trata de sus estudios, no por nada la obligo a adelantarse dos años e incluso quiso adelantarla aún más, pero logro que desistiera de la idea cuando casi provoca la explosión de la planta. No puede volver a hacer algo tan peligroso solo para convencerlo. Lo va a extrañar a horrores y se sentirá muy triste sin él, pero peor será si está lejos de Alvie.

El timbre suena dando por finalizada la clase. El profesor se va no sin antes decirle que tienen una hora libre por ausencia de otro profesor y que aprovechen a juntarse con su grupo. Vitta sabe que está en el grupo “especial”, o, como otros dicen, el grupo de los problemáticos. Para su desgracia, Ziv también está en él.

—Genial, con las perdedoras —rechista observando a Vitta, Alvie y Rudy moviéndose hacia donde está la letra  “E” proyectada en el aire en una esquina del aula.

—Si estamos aquí es por tu culpa, McTharpe—replica Rudy dándole una mirada fulminante.

—Son ustedes las problemáticas. Sobre todo tú, mocosa —señala a Vitta.

—¡No soy una mocosa!

—No la molestes. Después de lo que le hiciste, no tienes derecho a siquiera dirigirle la palabra —Alvie se pone delante de su hermana mientras que Ziv frunce el ceño—Si antes no te soportaba, ahora menos. Por tu culpa, Vitta la paso mal mientras tu solo puedes lavarte las manos por el dinero de papi.

—¡Cállate! Ni siquiera sabes de lo que hablas —refuta Ziv y Vitta puede notar un pequeño sonrojo en sus mejillas y la punta de su nariz.

—Claro que lo sé —se cruza de brazos—Conozco como eres. Seguro ahora mismo estás pensando en decirle a tu papa que hable con los directivos para que te cambie de grupo.

El rostro de Ziv se puso más rojo.

—¡Si, eso era lo que el mimado pensaba! —chilla Vitta riéndose de él—El pobre tonto no sabe hacer nada sin ayuda de papi.

—¡Tú también cállate, mocosa!

—A ella ya no le afecta que le digas así, más viniendo de un verdadero mocoso —le enfrenta Rudy, poniendo una mano sobre Vitta. A ella si le afecta porque odia que le llamen así, pero tampoco es como si va a contradecir la genialidad de Rudy-Ru.

—Vamos a estar en el mismo grupo, por lo que recomiendo que empieces a tratarnos con más respeto—dice Alvie acercándose a él. El rostro de Ziv no puede estar más rojo, y Vitta no sabe pero presiente que la razón no le gusta para nada—No te trataremos bien a menos que tú lo hagas primero. Espero que seas colaborativo para sacar una buena nota. No todos podemos comprarlas como tú.

Esta vez, el rostro de Ziv se contrae, como si lo hubiese lastimado. La mira con profundidad antes de menear la cabeza.

—Tú no sabes nada.

Se da media vuelta y camina con pasos largos hasta la salida de la clase, sorprendiendo a las tres. Puede que tal vez Alvie se haya pasado un poco, pero nada de lo que dijo era mentira.

—¿Me pase?

—Se lo merece —replica Vitta ante la duda de su hermana y se cuelga de su hombro—Mejor veamos quien más estará en nuestro grupo problema.

—Estará Craig —le recuerda Rudy.

Intenta no de mostrar lo nerviosa que eso le pone. Estar en la excursión con Craig y en la misma nave será toda una odisea de sentimientos para ella.

—¿Y quién más, Rudy-Ru? —pregunta esperando que no noten sus nervios.

—Creo que Rush y Kira.

—¿Enserio?

—Hola —Austen, el chico tímido de la clase, se acerca a ellas.

—¡Aus-Aus! —exclama Vitta, colocándole uno de sus peculiares apodos—¿También en el grupo problema?

—Por lo de las flechas.

El rostro de todas se deforma con la culpa. Después de todo, fue a causa de las tres que lo hayan castigado y que encima lo pongan en la lista negra.

—Lo siento tanto…

—Está bien, fue una broma divertida —dice un tanto nervioso, interrumpiendo a Rudy.

—¡No te preocupes, Aus-Aus! No hay mejor grupo que este. Has sido bueno con nosotras y nosotras seremos tres veces más buenas contigo—le codea Vitta con simpatía, arrebatándole una corta sonrisa al chico—Vamos a tener una de las más grandes aventuras, ya lo verás.

Puede que ella en ese momento lo sabe, pero vaya que si acertó.


avatar


Ver perfil de usuario
----
----

Volver arriba Ir abajo

Re: Planet Survival

Mensaje por Stark. el Mar 17 Abr 2018, 8:50 pm


EXTRA
Vittani & Craig


Vittani no pensó que tantas personas están molestas con ella por los experimentos explotados de la clase de medicina. Ni mucho menos que estos están enojados solo porque la enviaron a escribir una disculpas de quinientas palabras sin ningún tipo de consecuencias. Vittani sabe que eso debe a la influencia de su padre en la Academia y, aunque no le agrade del todo, la ayudado de zafar de los trabajos comunitarios y un expediente manchado.

Ahora la tienen en el patio de la escuela, acorralada entre tres paredes mientras ellos le impiden la única salida. Se mantiene seria aunque por dentro este asustada. Son dos chicos, uno de pelo negro y el otro castaño rojizo, y hay una chica rubia de ojos claros. Los ha visto en la clase de Craig, sobre todo a la rubia que siempre parece estar queriéndose colgar del brazo de este. Se llaman Bradley, Ethan y Teresa.

—Yo no hice explotar los experimentos —repite por tercera vez ante la acusación.

—Eso no es lo que dicen —refuta Teresa, dando un paso hacia el frente con la mirada flameante en ella—Por tu culpa, expulsaron a Craig del programa de medicina. ¿Te sientes feliz?

—¡No fue mi culpa! —exclama Vitta, recordando lo triste y enojado que Craig estaba por ello.

—Y no solo eso —el chico de cabello rojizo, Ethan, toma la palabra—Sino que ahora tenemos que hacer el maldito proyecto de nuevo. Pero escuche que eres una genio —la sonrisa maliciosa que cruza por su rostro no le gusta nada.

De pronto, el pelinegro la sostiene desde el brazo con fuerza.

—Vas a hacer nuestros proyectos de nuevo —dice y aprieta su agarre hasta quitarle un quejido de dolor.

—¡No voy a hacerlo! —chilla Vitta y trata de zafarse en vano—¡Suéltame! ¡Estás haciéndole daño a Vitta!

—Esta chiflada como dijeron —se ríe Ethan.

—¡Cierra la boca idiota! ¡Y tu suéltame, estúpido!

—Que fiera.

La castaña le da un punta pie que logra hacerlo retroceder, solo que lo ha enfurecido más. Corre entre Bradley y Teresa, consciente que la tienen acorralada, pero la rubia le toma del cabello, deteniéndola. Vittani chilla e intenta zafarse del agarre.

—¡Deja de molestar a Vitta!

—Escucha, mocosa, ya te has sobrepasado—tira del cabello con más fuerza, Vittani ya no grita para no darle el gusto—Lo que le hiciste a Craig y a nosotros nos las vas a pagar. Hare que asumas toda la responsabilidad, así que sé buena y has lo que te digo.

—¡No lo haré, y ya te dije que no es mi culpa!

Vitta da una patada hacia atrás y logra golpearle con fuerza la pierna. La chica la suelta e intenta escaparse, pero el otro chico la toma del brazo. Aunque este resistiéndose, se da cuenta que no es tan fuerte como ella cree y que seguramente le darán una paliza por golpear ya a dos de ellos. Lo malo es que no sabe dónde está Alvie y Rudy para que la ayuden. Las lágrimas se llenan en sus ojos y los cierra con fuerza para que no caiga ninguna de ellas, no puede dejar que la vean débil.

—Demonios —escucha la maldición salir de su captor.

—Ey, idiota —Vittani abre los ojos sorprendida al escuchar la voz familiar. Delante de ella esta Rush y Craig, ambos cruzados de brazos y observando a los bravucones con seriedad—Quítale las manos de encima antes que te las parta.

—Rush —balbucea Bradley, asustado, llevando la mirada entre un chico y el otro.

—¿Qué esperas? —la voz de Craig se escucha más gruesa y, por ende, más sexy. Vitta siente su cara roja de solo pensarlo—¿Acaso quieres que te las parta yo?

Bradley la suelta de golpe. Ni tonta ni perezosa, Vittani corre al lado de Rush y se esconde detrás de él, aferrándose a su brazo.

—Tranquila, no va a pasarte nada—le dice el rubio regalándole una de sus sonrisas socarronas antes de volver hacia los otros—¿Qué se supone que hacían?

—Le estamos dando su merecido —dice Teresa con la expresión calmada y los brazos cruzados—Esa mocosa fue la culpable de que te expulsaran del programa, Craig. Y no solo eso, por su culpa tenemos que reiniciar un trabajo que nos llevó más de medio año hacer. Lo mínimo que puede hacer es compensarlo.

—¿Estás hablando enserio, Teresa? —pregunto Craig, incrédulo. La chica se remueve en su lugar, insegura—No pensé que fueses así.

—¿Cómo? Solo estoy tratando de ayudarte, Craig —replica, dolida por las palabras del chico—Por su culpa te echaron.

—No fue su culpa, y si lo fuese, no creo que este tenga que ser tu asunto.

Teresa abre la boca en grande para replicar de nuevo, pero la cierra de golpe mientras sus lágrimas llenan sus ojos y sale corriendo. Vittani le daría pena que Craig la trate así porque ella se sentiría tan mal si él lo hiciera en su contra. Solo que su cuero cabelludo le duele y le saca toda empatía.

—¿Y ustedes? —pregunta Rush sonándose los dedos. Los dos chicos se ponen en alerta—¿Acaso también están enamorados de Craig o qué?

—Ja-ja, que gracioso —Turney le sonríe torcido y les echa un ojo a los otros dos—No quiero volver a verlos haciendo esto. Puede que este afuera del programa, pero todavía creerán en mi si les digo que estuvieron molestando a la alumna más inteligente y valiosa de la Roca 2A—el rostro de Vittani enrojece de solo escuchar el alago de Craig.

—¿Qué esperan? —Rush da un paso hacia delante y es suficiente para que los dos bravucones se vayan corriendo—Ja, les da miedo enfrentarse al gran Rush Caster.

—¿Estas bien, Vittani? —pregunta Craig en su dirección.

La castaña se sonroja aún más cuando escucha su nombre salir de esos preciosos y sexys labios. Asiente con timidez mientras se sigue aferrando al brazo de Rush, casi ocultándose.

—Gra-gracias, Craig.

—¿Y para mi qué? —inquiere el rubio fingiendo estar molesto—Yo te ayude más que él. Solo porque te gust—¡Maldita sea, Jung!

Vitta de inmediato le había dado un puntapié antes que terminara su frase mientras lo observaba de manera fulminante.

—¿Así me pagas por defenderte? ¿Enserio?

—Porque me ayudaste es porque Vitta está siendo considerada—entrecierra la mirada hacia él y de sopetón recuerda la presencia de Craig. Se asoma hacia el costado para echarle una mirada, el pelinegro sonríe divertido ante la escena, y cuando sus ojos se cruzan, Vitta se sonroja nuevamente—Gracias a los dos por ayudarme. Perdón que estén metidos en este lío por mí.

—Deberías pagarnos—Turney le da una palmada en la cabeza a Caster—¡¿Y ahora qué?!

—No seas así, la paso mal —le regaña antes de darle dos golpecitos en la espalda—Ahora ve. Tengo que hablar a solas con ella.

Vitta abre en grande los ojos y se dedica una mirada significativa con Rush, quien está igual de sorprendido que ella. El rubio le manda una sonrisa burlona hacia su amigo y otra de cómplice a Vittani.

—Está bien, los dejo solos, chicos.

Rush se escapa velozmente, creyendo que así le haría un favor a Vitta. Esta solo quiere hacer un pozo y mantenerse allí de por vida antes de enfrentar una conversación a solas con Craig. Siempre deseo poder hablar con él, creyendo que se enamoraría al instante de ella y vivirían un hermoso romance hasta volverse abuelitos y morir juntos. Pero la realidad va más allá de sus fantasías y recién cae en la cuenta de ello. Esta es la primera vez que habla frente a frente.

Craig le sonríe amable, dándose cuenta que la chica está nerviosa.

—Quería hablar contigo a solas sobre lo que paso con los experimentos del laboratorio—el color se va del rostro de Vitta. El pelinegro lo nota de inmediato y sube sus manos hacia arriba—Sé que no fuiste tú, tranquila —Vitta se muestra más aliviada, pero no menos tensa. —Sé que todo esto fue un truco de Ziv y que no tuviste nada que ver. Y sé que me escuchaste aquel día cuando hable con Rudy

Jung baja la mirada sintiendo sus ojos cristalizarse, llena de vergüenza.

—Yo…

—Espera, deja que termine —le pide suavemente, haciéndola sonrojar de nuevo—Siento mucho las cosas que dije sobre ti. En verdad, no pienso que seas una mocosa insoportable ni que sea tu culpa. Estaba enojado y fui un cretino.

—No, está bien —corre un mechón que cae hacia delante por detrás de su oreja—Lo cierto es que Ziv lo hizo para meterme en problemas a mí y termino por afectarte a ti también.

—Aun así, no es justo que asumas una responsabilidad que no te corresponde.

—Tú ya la estas asumiendo con el castigo, al menos yo debería asumir esta —musita muy bajito, pero lo suficiente para que él la escuchara.

Craig vuelve a sonreírle, esta vez pensando que se ve tierna tratando de ocultar su rostro con las mangas de su uniforme.

—Quiero recompensarte por lo mal que te hice sentir.

—¡No es necesario! —exclama de inmediato, sonrojada, aun mas cuando sus miradas se encuentran una vez más y baja la cabeza—No es necesario…

—Supe que estas en el mismo grupo que yo en la expedición. El grupo problema —Vittani asiente, recordándolo también—¿Quieres sentarte conmigo en el viaje?

Sus ojos salen disparados hacia el chico, quien se rasca con un poco de nervios la parte trasera de la cabeza.

—No soy tan divertido como Rush o Rudy, pero me las ingeniare. ¿Qué te parece?

Tiene que recordarse a sí misma que no debe perder la cordura, al menos no delante de Craig. Le dice que si en un susurro y Turney vuelve a sonreírle.

—Genial. Entonces, nos vemos por ahí —la despide con una última sonrisa y se da media vuelta para ir camino a casa.

Solo hasta que Craig se pierde de su vista, Vitta se pone las manos en la boca y suelta un grito que queda ahogado entre sus palmas mientras salta sobre sus pies.

—¡Vitta va a sentarse con Craig, Vitta va a sentarse con Craig! —chilla dando una pirueta tras otras. Es el mejor día de su vida.

Por otro lado, Craig voltea a mirar hacia atrás con una sonrisa divertida en el rostro al escucharla.

—Ey, no estarás ilusionando a la mocosa, ¿cierto? —pregunta Rush a su lado, quien estuvo espiándolos todo aquel tiempo.

—Claro que no —menea con la cabeza aun sonriendo—Solo que es tierna.

—Y loca.

—Pero tierna.

—Generalmente, lo que te resulta tierno termina por gustarte —puntualiza y advierte al mismo tiempo—No te tomes las cosas ligeramente, Craig, al menos no los sentimientos de las mujeres. Ellas dan miedo cuando se enojan.

—Apuesto que eso lo sabes muy bien —señala lo obvio—Ya te dije, solo me parece tierna y realmente me siento mal por las cosas que dije. Además, estoy seguro que cuando me conozca verá que no soy tan genial como ella cree.

—No sé porque esto me da un mal presentimiento.

—No pasara nada. Déjate de locuras—le palmea la espalda—Vamos, te invito una pizza.

—Andas con dinero, ¿cierto?

—Compasivo, mejor dicho.

Rush le da un manotazo en la cabeza que Craig devolvió con otro, empezando una pequeña pelea de puños y patadas juguetonas. Puede que su amigo tenga razón sobre que está tomándose las cosas a la ligera, es que no quiere hacer sentir mal a Vittani siendo una niña. Ya en el viaje se las arreglará para hacerle saber que no es porque sea ella, sino que no está interesado en las citas en sí. Con ello en mente, vuelve a mirar hacia delante y sigue al rubio, alcanzando su paso. Solo espera que la expedición sea una experiencia de lo más placentera para todos y puedan volver a casa tranquilos.

Nada saldrá como Craig lo espera.

avatar


Ver perfil de usuario
----
----

Volver arriba Ir abajo

Re: Planet Survival

Mensaje por Ariel. el Miér 18 Abr 2018, 12:10 pm

Ayyyyyyyyyyyyyy me deleitare
avatar


Ver perfil de usuario
---
---

Volver arriba Ir abajo

Re: Planet Survival

Mensaje por Stark. el Miér 08 Ago 2018, 5:50 pm

comentenme desgraciadas o les pongo una falta xD
avatar


Ver perfil de usuario
----
----

Volver arriba Ir abajo

Re: Planet Survival

Mensaje por Ritza. el Miér 08 Ago 2018, 8:10 pm

NO NONONONON YO COMENTARE
avatar


Ver perfil de usuario http://www.wattpad.com/user/EmsDepper
-----
-----

Volver arriba Ir abajo

Re: Planet Survival

Mensaje por hypatia. el Jue 09 Ago 2018, 8:13 am

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Voooooy. Que te debo comentarios como en cinco ncs. Están los desastres y después estoy yo
avatar


Ver perfil de usuario
----
----

Volver arriba Ir abajo

Re: Planet Survival

Mensaje por hypatia. el Lun 20 Ago 2018, 8:06 am

Bien, mi "voy" se alargó como por dos semanas. Pero al final "vine" *chistes malos y después los míos*. Y ahora me voy a autocastigar cinco minutos en el rincón xd. Aunque antes me pongo seria: perdón por haber tardado tanto

Cande in the sky with diamonds
Realmente te debo cinco comentarios en cinco ncs diferentes, soy lo peor del mundo   Encima aquí que te lo debo como desde hace un año. Así que vamos a ello:

Me dio mucha angustia leer a Craig al principio de este capítulo, el pobre acaba castigado por algo que no hizo, su padre que debía mudarse a otro planeta por imbécil y encima acaba en la clase de los chicos problema. No se lo merece, le voy a comprar chocolate  muack

—No es lo que piensas. Yo no…

—¿Piensas que el dinero no cuesta y que estás ahí para divertirte? Cuando me dijiste que querías ir a la Roca A2, acepte porque pensé que eras un chico maduro y que realmente deseabas estudiar, no ponerte a hacer bromas como un maldito imbécil. ¡¿Qué demonios contigo, Craig?!

—No fui yo. Enserio, no fui yo.

Charles toma una respiración profunda antes de hablar. El rubio sabe que está tratando de calmarse

—Pues, más te vale que no vuelva a suceder algo así. De lo contrario, no costeare ni un maldito centavo para tu universidad. ¿Entendiste?

—Sí, señor.

ES QUE QUÉ MIERDA LE PASA A ESTE SEÑOR   Se nota que Craig se esfuerza muchísimo y el condenado es que ni siquiera le dio el beneficio de la duda, lo acusó desde el primer momento. ¿Qué clase de padres tienen estos chicos? Me dan ganas de mandarlos a todos al planeta más alejado para que los dejen tranquilos.

—No tenías que ser tan bruto. ¿Qué mierda te pasa?

—¿Vas a pelear o vas a seguir lloriqueando? —pregunta con seriedad.

—Sé que estás enojado, pero eso no te excusa de ser un imbécil.

Y el pobre Rush acabó siendo su saco de boxeo, aunque digamos que no es muy bueno en eso de prestar apoyo No hacía otra cosa que enfadarlo más. Pero amo su amistad, son geniales juntos

—¡Suéltame, demonios! ¡Me vas a romper el brazo!

—¿No crees que debería? —ejerce más presión, haciendo que Ziv grite más fuerte—Después de todo, estoy jodido por tu culpa.

KBOOM  o sea Siempre disfruto mucho viendo cómo Ziv recibe su merecido, por toca huevos. No se merece menos. Pero sí me sorprende ver a Craig en esta actitud. Hasta él mismo lo dijo, que pocas veces actuaba de esa manera. Pero es que el pobre de verdad está teniendo un mal día. En serio, me dan ganas de abrazarlo y decirle que todo va a estar bien  

Y luego Rudy que escoge el momento más inoportuno para preguntarle que si se sentaría con Vittani en la excursión. Realmente la pobre se mete de lleno en los líos sin pretenderlo xd. Y me dio cosita la escena, pero porque Craig se siente mal por no haberla tratado bien *cries in spanish*.

Encima Vittani lo escuchó todo, voy a llorar   Realmente perdió los nervios por completo, no me esperaba eso. O sea, sí que pienso que es algo que haría. Pero cuando se fue no creí que se echaría encima de Ziv.

—¡Venganzaaaaaaa!
 

Es que la amo

—No lo tomes enserio, chiqui. Craig está enojado por lo que paso, no contigo —la morena intento consolarla, pero no logro calmar el llanto.

—Es cierto, hoy casi me rompe el brazo. Se pone de esa manera cuando se molesta. Hasta él es un imbécil cuando quiere.

—¡Craig no es un imbécil, no le digas así! —Jung le chilla al rubio, sobresaltándolo—¡Tiene razones para estar enojado!

Me encanta que tanto Rush como Rudy, a pesar de haber sufrido la ira de Craig, no se lo tomen en cuenta. Es bonito, no sé Y Vittani, por favor, que casi se lo come  

No está autorizado para aceptarlo en sus clases, nadie le dijo que no podría darle material de preparación y trabajos prácticos. Al menos, eso alivio en gran medida su preocupación y bajo muchos niveles de desesperación.

El señor Robbs es bien    Y me alegra que Craig ya se sienta de buen humor

Eso y porque Rush había protestado que si Rudy sabe la contraseña, entonces él como su mejor amigo también.

Ella celosa Ay, pero es que Craig es un amor, cómo cuida de ambos y les da la contraseña de su apartamento para que vean que siempre está disponible. Amo a estos tres y esta disfuncional familia que se montaron  


—¿Enserio?

—Aja. Fuiste un cretino.

—Demonios, fui igual que tú.

JAJAJAJAJA "Fui igual que tú", me mataste. Pero es bueno que Craig tenga esa capacidad de autoreflexión, que se dé cuenta de que lo que pasaba es que estaba furioso y que pagó un poco el pato con todos y sobretodo con Vittani. Ya, estoy enamorada de él, Vittani tiene contrincante  

—Intentare ser menos gilimpollas.

—Para eso deberías dejar de juntarte con Rush, pero ambos sabemos que no lo harás.

—O tal vez deberías dejar de juntarte con Rudy. Tanto carácter viene de una mala influencia —señalo Rush, la morena solo le saco el dedo del medio en respuesta—Que madura.

Me encanta porque Rush y Rudy son como dos hermanos que no se llevan bien del todo y Craig parece el papá   Ay y Rudy que lo perdonó de una, pero es normal, no puede estar enfadada con él durante mucho tiempo.


—No tengo intenciones de lastimarla, Rudy. Lo siento, y gracias por el consejo —sonríe Craig sinceramente—Si quieres que me disculpes, lo haré. Lo cierto es que no estuvo bien de mi parte tomarlas con ella. Si tú crees en su inocencia, entonces también debería creerle.

Es que de verdad que estoy enamorada de él (¿qué me haces, Cande?). Aunque eso que dijo que no sabía cómo rechazar a las chicas cuando se le declaraban... Ya sabemos que aquí va a meter la mata, que Rudy lo va a querer matar y que Rush probablemente se ría de la situación. Pero de momento se van los tres a comer pizz  

—Si me extrañaras llamarías más seguido o vendrías a verme.

Ya en serio, qué nos pasa a todas con los padres de nuestros personajes. Que ni uno normal les hicimos. Aunque, por el momento, el de Vitta es el que más se salva.

—No vengas con sandeces, nena. Tu podrías terminar una carrera tan compleja solo en dos años, quizá menos —le recuerda su padre, pues sí, es verdad —Estas desperdiciando tu potencial. Podrías estar rodeada de los últimos avances, investigarlos y ayudarnos a crear un planeta nuevo, Vitta, uno real. Trabajarías junto a mí y estaríamos juntos.

—Pero sin Alvie —replica la castaña con cierta molestia—Y Vitta no quiere estar sin Alvie.

El papá no me acaba de caer bien por lo que pasa más abajo. Pero sí que puedo llegar a comprender que lo hace porque quiere que su hija tenga un buen futuro. Siguiente, admiro mucho la devoción que Vitta sienta hacia su hermana, o sea que alguien te quiera así y esté dispuesta a renunciar a una oportunidad así por ti. Sin embargo, sí siento que es un poco obsesivo. Es decir, que no estén juntas, no significa que las cosas cambien. Aquí se nota que Vittani sigue siendo una "niña" en muchos aspectos. Aunque yo la adore igual

—No estoy bromeando —dice con simpleza. El rostro de Vittani se va deformando ante la amenaza—Ella iría a cualquier lugar que yo le ordenara. Después de todo, yo le salve la vida.

Aquí motivo por el que lo odio. A ver, viejo, no puedes jugar con eso, qué te pasaaaaa. O sea tú no le salvaste la vida a Alvie para aprovecharte de ella, pues no lo hagas. Y menos para conseguir que Vitta haga lo que quieres. Malnacido  

—¡Se fue porque eres un monstruo feo y horrendo que no tiene sentimientos! —los sollozos cada vez van dificultándole su habla, pero Vittani no se detiene—¡Si llegas a mandar a Alvie lejos de mí, entonces voy a suicidarme! ¡Voy a dejar de ser tu hija y no vas a volver a verme nunca! ¡No te metas con Alvie! ¡No soy uno de tus hombres, yo hago lo que quiero!

Aquí se pasó, pero es la reacción que yo esperaría de una chica de catorce años caprichosa a la que su padre amenaza con separarla de la persona que más quiere en el mundo   Menudo idiota, Joon. Al final sí que eres un poco monstruo. Menos mal que los chicos acaban estrellándose en la Tierra y no va a irse a Marte (aunque no sé qué es peor xd).

—Quizá Alvie este mejor sin Vitta —susurra aun llorando en silencio.

Mi corazón hizo tanto crack que no puedo recomponerlo (el drama). Que piense así me llegó al alma, Alvie no está mejor sin ella. Me las voy a llevar a comer chocolate  

Rudy no es fanática de la cocina y mucho menos Rush, por lo que vuelve a sentirse más culpable por haber abandonado ese lapso de tiempo a sus amigos. Sabe cuánto dependen de él y, aunque ellos no lo sepan, Craig depende mucho de ellos.

Los cuida y se preocupa tanto por ellos muack muack Son un condenado desastre sin él, pero que diga que él también depende de ellos    No sé, los amo, de verdad Aunque estos dos salvajes podrían haber disimulado un poco para que Craig no se sintiera culpable.

—Seguramente, está llorando por ti —le dice Rush, atrayendo su mirada sorprendida —¿Qué? A la enana le gustas. Todavía debe pensar que la odias.

Este es Rush, siempre con las palabras correctas Vale pero luego me morí de amor cuando se la llevó a caballito, no es tan desinteresado como se muestra. Y luego Craig preocupado por si era el causante    Y Rudy aún más preocupada porque sabía que era grave  

—Mi segundo nombre es “silencio”.

—Pensé que era “idiota”.

—También.

QUE ME DA ALGO, LO BROTEPEO FUERTEMENTE     Se me había olvidado que Rush le conseguía fotos de Craig, me ahogo xd. Pero que estuviese dispuesto a escucharla y que Vitta quiera contarlo. Amo las relaciones de esta nc

—Para no sentirse sola —confiesa, dándose cuenta que es la primera vez que se lo dice a alguien. Joon y Alvie lo habían descubierto por sí mismos, por ello jamás se quejaron cuando lo hacía. —Si trataba a Vitta como otra persona, entonces la casa no sería tan grande y Vitta tendría con quien jugar, aunque sea solo con ella.

Deja de partirme el corazón, Cande, qué te hice yo      Como vea a alguien volver a quejarse de que Vitta hable en tercera persona lo muelo a palos. Y también lo que dijo de que quería ser normal, es que hay que ponerse en su lugar. ¡SOLO TIENE CATORCE AÑOS! Dejadla ser  

Que Vitta esté dispuesta a fugarse a otro planeta, sin informar a Alvie de ello, para estar juntas: me enternece y asusta a partes iguales. Aunque, es lo que iba a pasar de todos modos xd.

—Claro que lo sé —se cruza de brazos—Conozco como eres. Seguro ahora mismo estás pensando en decirle a tu papa que hable con los directivos para que te cambie de grupo.

Alvie siempre se mantiene un poco al margen, serena, sin perder los papeles. Pero cuando interviene, va con todo  o sea Y amo la amistad entre estas tres, como se cubren las espaldas las unas a la otras y cómo tanto Alvie como Rudy no dudan un segundo en defender a Vitta (aunque sabemos que puede hacerlo sola). Ziv se fue con la cabeza gacha, como merece  


—Lo siento tanto…

—Está bien, fue una broma divertida —dice un tanto nervioso, interrumpiendo a Rudy.

El pobre debió de sufrir tres infartos diciendo eso Y Vitta es tan mona con los motes que les pone a todos. Es que puede ser más o menos molesta, pero la tienes que querer

—Yo no hice explotar los experimentos —repite por tercera vez ante la acusación.

—Eso no es lo que dicen —refuta Teresa, dando un paso hacia el frente con la mirada flameante en ella—Por tu culpa, expulsaron a Craig del programa de medicina. ¿Te sientes feliz?

—¡No fue mi culpa! —exclama Vitta, recordando lo triste y enojado que Craig estaba por ello.

A los bullies estos me dan ganas de hacerles explotar los experimentos en el culo   Encima qué valientes, tres contra uno.


—Ey, idiota —Vittani abre los ojos sorprendida al escuchar la voz familiar. Delante de ella esta Rush y Craig, ambos cruzados de brazos y observando a los bravucones con seriedad—Quítale las manos de encima antes que te las parta.

YASSS. Bradley casi se hizo caquita en los pantalones cuando lo vio, no merece menos. Qué angustia me dio leer que le estaban haciendo daño a Vitta, como para traspasarla pantalla y estrellarles la boca contra el suelo (soy pacífica, lo juro).

Y llegó el momento inevitable, EMPIEZO A SHIPPEAR A CRAIG Y VITTA. Yo sé que Craig va a meter la pata mucho y hasta el fondo, pero es que no puedo evitar shippearlos, en serio. Son cutes, son todo    

—Supe que estas en el mismo grupo que yo en la expedición. El grupo problema —Vittani asiente, recordándolo también—¿Quieres sentarte conmigo en el viaje?

Me morí   Ya sé que solo lo está haciendo por ser considerado con ella y porque se siente culpable por haber hecho que lo pase mal, pero que me muero igual  

—¡Vitta va a sentarse con Craig, Vitta va a sentarse con Craig! —chilla dando una pirueta tras otras. Es el mejor día de su vida.

La quiero, en serio Pasó del modo "ahí viene tu crush, actúa normal" para que Craig no se asustara con ella pero fue darse la vuelta y dejarse arrastrar por la locura

Y CRAIG PIENSA QUE ES TIERNA, AAAAAAA  

—No sé porque esto me da un mal presentimiento.

Haces bien, Rush, haces bien  

Nada saldrá como Craig lo espera.

Ya lo sé, se va a meter en un lío muy grande solo porque quiere compensárselo a Vitta y porque le parece tierna. Pero bueno, por el momento, yo shippeo sñfhshdlkjghkdj   Ya lo regañará Rudy llegado el momento  

Bueno mujer, te lo digo siempre, pero es que no me canso de decírtelo. No sé qué haces con tus personajes y tus capítulos, a parte de que eres una gran escritora y soy fan de todo lo que haces    Pero es que me dejas demasiado enganchada, necesito que lleguemos ya a tu turno para ver cómo se desarrolla todo    Me huelo drama del tuyo y lo necesito tanto como mi cabeza dice "huye, antes de que te haga sufrir" Y bueno, ya no me enrrollo más, love you
avatar


Ver perfil de usuario
----
----

Volver arriba Ir abajo

Re: Planet Survival

Mensaje por Stark. el Sáb 22 Sep 2018, 9:43 pm

Gracias por tu comentario, Kate es un placer que te guste, cariño
avatar


Ver perfil de usuario
----
----

Volver arriba Ir abajo

Re: Planet Survival

Mensaje por Stark. el Sáb 22 Sep 2018, 9:45 pm

Dani, Kate, les aviso que hay nuevo tema general de la nc, nuevo muro interactivo y nuevo tema de fichas. Si, todo nuevo por favor, pásense cuando tengan tiempo

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar


Ver perfil de usuario
----
----

Volver arriba Ir abajo

Re: Planet Survival

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado



Volver arriba Ir abajo

Página 4 de 4. Precedente  1, 2, 3, 4

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.