O W N
¡Conéctate y ven a divertirte con nosotr@s! :)
Si no estás registrado, hazlo y forma parte de nuestra gran comunidad.
¡La administración ha modificado otra vez el foro, y los Invitados ya pueden ver todas las secciones! Aún así, para comentar y crear temas debes tener una cuenta.

Cualquier duda, queja o sugerencia que quieras darle al staff, éste es nuestro facebook: https://www.facebook.com/onlywebnovels

¡IMPORTANTE!, los Mensajes Privados de los Invitados no serán respondidos por la administración. Te esperamos en nuestro facebook (:

Atte: Staff OnlyWns.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» new rules
Hoy a las 7:43 pm por Stark.

» edge of glory. muro interactivo.
Hoy a las 7:25 pm por yagmur.

» stargirl;
Hoy a las 7:23 pm por yagmur.

» the code; audiciones abiertas
Hoy a las 7:19 pm por Andy Belmar.

» Crazy thoughts of a sinister mind
Hoy a las 7:17 pm por Andy Belmar.

» new rules ♡ muro interactivo
Hoy a las 7:11 pm por hemmo.

» ♡ snow flower.
Hoy a las 7:03 pm por sagittarius

» cokehq cay {muro interactivo.
Hoy a las 6:58 pm por chihiro

» One Shoot's & Fake Texts. Pedidos Abiertos.
Hoy a las 6:56 pm por mili_directioner<3

novedades

00 . 01 Anuncios del mes febrero.
00 . 02 Actualización del PROTOCOLO, nueva medida obligatoria de avatares.
00 . 03 Remodelación del foro febrero del 2017.
00 . 00 Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit.
administradora
Rumplestiltskin. ϟ Jenn.
miembros del staff
Beta readers
ϟ hypatia.
aka Kate.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ dépayser
aka Lea.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ youngjae
aka .
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Stark.
aka Cande.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Baneo
ϟ Ariel.
aka Dani.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ ceonella.
aka Cami.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Ayuda
ϟ Ritza.
aka Ems.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Charlie.
aka idk.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Limpieza
ϟ Legendary.
aka Steph.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ chihiro
aka Zoe.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Kurisu
aka Teph.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Calore
aka idk.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Eventos
ϟ ego.
aka Kalgh/Charlie.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Asclepio.
aka Gina.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ mieczyslaw
aka Alec.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Tutoriales
ϟ Kida.
aka Ally.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Spencer.
aka Angy.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Diseño
ϟ insxne.
aka Mile.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ yoongi.
aka Valu.
MP ϟ Ver perfil.
créditos.
Skin hecho por Hardrock de Captain Knows Best. Personalización del skin por Insxne.

Gráficos por y codes hechos por Kaffei e Insxne.

shadow kissed | audiciones abiertas.

Página 1 de 3. 1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

shadow kissed | audiciones abiertas.

Mensaje por wilkinson. el Dom 13 Jul 2014, 10:52 am

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
shadowkissed


Algunos dicen que después de la muerte, hay vida. ¿Que tal si ese túnel con la luz al final, es nuestra madre dándonos a luz? Es lo que estos jóvenes han tratado de adivinar.  Una vez que volvieron a abrir los ojos no se encontraron con el oscuro infierno, ni el esplendor del cielo… solo vieron lo de siempre: tragedia. El mundo real. Tan conocido para ellos como la vida misma. Pero, antes de que siquiera pudieran deprimirse por no tener un final, se ven bendecidos por unos dones nuevos para ellos. Cosas que nunca imaginaron posibles, talentos que ninguna persona normal tendría. Porque ellos no son mas una persona normal, ellos acaban de resucitar, de vencer a la tan temida muerte. Y con aquellos dones llegan cosas que no pueden explicar, sentimientos encontrados, gente muerta que puede comunicarse con ellos, pertenecen a la delgada línea entre la vida y la muerte. Ven cosas que no pueden ser contadas y poseen cosas que deben ser retenidas. ¿Podrán ser capaces de reprimir todos esos talentos encontrados y no arruinar la paz que existe entre lo normal y lo sobrenatural?


reglas


△ Para una buena N.C hay que tener respeto entre todas, no queremos nada de peleas.
△ Compromiso y responsabilidad, audiciona porque tienes tiempo y te vas a comprometer.
△ Son audiciones, no inscripciones. No queremos chicas, sino escritoras.
△ Se usará el guión de diálogo {—}, no el de teatro.
△ Por favor, ortografía. Ninguna de nosotras es un John Green, pero por favor que no haya horrores de ortografía. Usar el corrector siempre u os haré corregir las faltas de cohesión y ortografía.
△ ¿Dudas, preguntas o sugerencias? Comenten, no mordemos.
△ Si has leído hasta aquí pon la frase “The last enemy that shall be destroyed is death”
△ Pido máxima creatividad, es lo más importante después de la diversión.
△ Se permiten los ships homosexuales.
△ Lo más importante, ¡diviértanse! es lo que más importa.
△ Y los roles, se verán en el muro.



reservados



△ barbara p; kellin q; Zingmark aká Karls.
△ ebba z; alex p; #LilyLunaPotter aká Lils.
△ acacia b; nash g; magcon aká megg.


ficha





¡hi!


hola, productos del sexo salvaje de sus padres(?), somos el trío dorado aká megs, lils, karls, con esta idea. la idea esta un poco inspirada en una película/libro{vampireacademy} y esop, si tienen alguna duda no duden en preguntar, estamos para servirle, ah y una cosa, todo esta hecho por mi{codes/gráficos}. esperemos que les guste, solo necesitamos cinco chicas, pero podríamos agregar más y stuff.

avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: shadow kissed | audiciones abiertas.

Mensaje por Ledger. el Dom 13 Jul 2014, 11:07 am


¿Oíste eso? Sí, sí, dijo algo de LA JOKER QUIERE SHIP HOMOSEXUAL AQUÍ. Y encima uno que no shipeo mucho, pero que me pega con la historia (?) nah mentira aún no decidí cual utilizar xd Pero me tienes a tus pies espera mi ficha.
avatar


Ver perfil de usuario http://www.wattpad.com/user/greenmonster-

Volver arriba Ir abajo

Re: shadow kissed | audiciones abiertas.

Mensaje por #LilyLunaPotter el Dom 13 Jul 2014, 4:20 pm

*Ama la NC*
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: shadow kissed | audiciones abiertas.

Mensaje por wilkinson. el Dom 13 Jul 2014, 5:52 pm

Esperamos tu ficha joks, audicioneeeeeeeeeeeeeeen!!
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: shadow kissed | audiciones abiertas.

Mensaje por #LilyLunaPotter el Dom 13 Jul 2014, 10:08 pm

Audicionen <3
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: shadow kissed | audiciones abiertas.

Mensaje por wilkinson. el Dom 13 Jul 2014, 10:10 pm

Vamos
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: shadow kissed | audiciones abiertas.

Mensaje por Ledger. el Lun 14 Jul 2014, 5:22 am

Si quieres me lo pongo de firma o algo
avatar


Ver perfil de usuario http://www.wattpad.com/user/greenmonster-

Volver arriba Ir abajo

Re: shadow kissed | audiciones abiertas.

Mensaje por azura. el Lun 14 Jul 2014, 9:53 am

hola, trío dorado (?) soy sofi y voy a audicionar porque me ha shamado mucho la atención and that. ¡HOLA JOUK! ahré. ahora dejo mi ficha, besito<33
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: shadow kissed | audiciones abiertas.

Mensaje por baekhyun. el Lun 14 Jul 2014, 10:44 am

Jeloooou me daniela y voy a audicionar *O* “The last enemy that shall be destroyed is death”
avatar


Ver perfil de usuario http://life-really-sucks-a-lot.tumblr.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: shadow kissed | audiciones abiertas.

Mensaje por wilkinson. el Lun 14 Jul 2014, 10:50 am

esperamos sus fichas
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: shadow kissed | audiciones abiertas.

Mensaje por baekhyun. el Lun 14 Jul 2014, 10:56 am


△representates; kaya scodelario; skandar keynes
△nombres; Evangeline Donovan; Aaron McLaggen
△escrito;
escrito 1:
Mi pie se movía repetidamente bajo la mesa, los nervios de tener un examen de matemáticas frente a mis ojos provocaba eso en mí. Observé una vez más la ecuación de segundo grado que se encontraba en el tan odiado papel. No es que odiara las matemáticas al contrario me encantaban, sólo que la noche anterior no había podido estudiar bien gracias al agotamiento de mi práctica de fútbol. Levanté la vista hacia el profesor de matemáticas, éste se encontraba con sus azules ojos fijos en nosotros, a veces odiaba que fuese tan joven, sabía cada truco que podríamos usar para poder copiar el examen.
Volví mi mirada hasta la hoja y como por arte de magia recordé el procedimiento, tanto ver lo mismo a veces tenía sus ventajas, me dispuse a completar cada ecuación hasta que por fin, veinte minutos después, entregué el examen al maestro. Salí del aula con la esperanza de que lo que había recordado estaba correcto y me dirigí a mi casillero para buscar los libros de la siguiente clase, Literatura, mi preferida de todas, después de música claro está.
El aula estaba totalmente vacía cuando llegué, claro solo yo llego cinco minutos antes de que sonara la campana. Caminé hasta el último asiento en la fila de lado de la ventana y me senté, saqué el cuaderno y en la parte de atrás me dispuse a hacer extraños garabatos mientras esperaba a que los demás llegaran. Al pasar los cinco minutos el aula se llenó de repente, todos entraron como si hubiesen terminado una carrera para poder llegar, negué con la cabeza un par de veces y sonreí al ver los rostros sudados de todos, esa es la ventaja de llegar temprano, nada correr.
– Buenos días – La sonrisa en el rostro del profesor Stone me decía que algo tramaba. Siempre llegaba con su redondo y gordo rostro todo fruncido, su pelo rojizo peinado como si una vaca le hubiese lamido la cabeza y sus grandes y marrones anteojos sobre sus ojos miel. Hoy estaba diferente, pero solo en cuanto al rostro, su pelo y sus horrendas gafas no cambiaban.
– Buenos días – Respondimos nosotros en una sola voz, el señor Stone colocó un nuevo portafolio de cuero sobre su escritorio, lo sacudió como si fuese un diamante y luego tomó asiento encorvándose un poco y colocando sus brazos sobre el escritorio.
– Bien, jóvenes – Comenzó a decir con una gran sonrisa – Hoy será mi último día como su profesor – Una sonrisa apareció en los rostros de los estudiantes, incluyéndome, aquel era el peor profesor de todos, gruñón y exigente, dos cosas que a nadie le agradaba – He sido ascendido a coordinador del nivel – Mis ojos se abrieron a más no poder, si éste hombre me hacía la vida imposible siendo profesor ¿Qué será de mí si es el coordinador del nivel?
– Debe ser una broma – Susurré para mí misma. El aula se llenó de un silencio sepulcral y rostros que reflejaban la sorpresa hasta por las pestañas, las cosas no pueden ser peor.
– Felicidades Sr. Stone, se lo merece – Sí, si puede ser peor. Jessica Patrick es la nerd sabelotodo que busca caerle bien a cada uno de los profesores sin importar qué. Lo nerd no es un insulto ya que también lo soy, pero no a ese extremo, me gano las cosas por mí misma no por andar lamiéndole los zapatos a los profesores.
–  Gracias señorita Patrick – El profesor asiente levemente. Durante el resto de la clase el Sr. Stone se la pasó hablando de lo increíbles que son él y su nuevo cargo, todavía no puedo creer que el Director Jackson haya ascendido al profesor Stone, es una completa locura.
Literatura era mi última clase del día, gracias al cielo, así que al sonar el timbre de salida tomo mis cosas y camino hacia el casillero para poder tomar los cuadernos y libros de las materias que dejaron tarea. Tarea, es la peor palabra del mundo, ¿Por qué rayos debieron inventarla? Sacudo la cabeza despejándome de los pensamientos y me detengo frente al casillero. Gracias al cielo que sólo tengo tarea de artística y es solo hacer un simple boceto. Saco mi cuaderno de dibujo y lo coloco en el bolso rojo que se encontraba dentro de mi casillero.
El estacionamiento se encontraba lleno de adolescentes hormonales e inmaduros que corrían por todo el lugar, aprieto el bolso sobre mi hombro y me dispongo a hacer una guerra hasta llegar a mi auto. Un antiguo escarabajo aparece frente a mis ojos y sonrío caminando hacia él, amaba aquel auto, puede que no sea el Audi R8 negro que tanto deseaba, pero había sido un regalo de mi tío.
Abro la puerta del piloto e introduzco mi cuerpo dentro del auto, coloco mi bolso en el asiento trasero y cierro la puerta. Me dispuse esperar a que mi mejor amiga se dignara en aparecer para poder irme a casa. Como si la hiciese llamado telepáticamente una chica de pelo rojizo, ojos marrones y labios finos abre la puerta del copiloto.
– Ya era hora – Digo mientras introduzco las llaves y enciendo el auto luchando para poder encenderlo, necesitaba un nuevo auto urgente.
–  No exageres, sólo duré algunos tres minutos – Ríe y se coloca el cinturón de seguridad, acción que imito y acelero el auto en reversa para poder salir del estacionamiento.
– No exagero, para mí fue una eternidad, muero de hambre – Respondo con la vista fija en el camino y obteniendo una risa como respuesta. Coloco un mechón de pelo detrás de mi oreja y enciendo la radio. Here we are and I can think in all from all the pills comienza a sonar y no puedo evitar sonreír, Just tonight era una de  mis canciones preferidas en todo el mundo, al igual que la banda.
– Tú, y tu música extraña – Escucho decir a mi mejor amiga. Siempre ha dicho que la música que escucho es extraña solo porque los artistas usan delineador y siempre se visten de negro o gris.
– No es música extraña – Frunzo el ceño dirigiendo mi mirada a mi amiga.
– Vuelve la vista al camino – Asiento y vuelvo mi mirada hacia la carretera – ¿Me vas a decir que usar más delineador que una mujer y vestirse de negro no es extraño? – Esta chica está más loca que una chiva.
– No es extraño Mar – Puntualizo, giro un poco el volante y estaciono el auto frente a la gran casa blanca – Ya vete – Le digo apagando el motor, ella simplemente me saca la lengua y luego besa mi mejilla.
– Nos vemos luego – Le dedico una sonrisa en respuesta y luego marcho rumbo a mi hogar. Mi casa no quedaba tan lejos de la de Mar sólo a unas 4 cuadras, tampoco era tan grande como la de ella, pues mi tío no tenía mucho dinero y mantener a una adolescente no le ayudaba mucho. 
The Pretty Reckless aún sonaba en la radio y yo movía la cabeza al ritmo de la música. El auto se encontraba en gran silencio, sólo se escuchaba la música no tan alta. Doblé la esquina encontrándome con un auto atravesado a medio camino – ¿Qué demonios? –  Abrí la puerta y salí del auto dejándolo aún encendido – Oye chico –  El chico dentro del auto hizo caso omiso a mi llamada, lo cual me enfureció odiaba que me ignoraran – ¿Acaso eres sordo imbécil? – Éste levanta la cabeza y me encuentro con una gran sonrisa burlona.
– ¿Qué quieres nena? – Pregunta el chico de rulos acomodando sus gafas sobre el puente de la nariz. ¿Me había llamado nena? Este es el colmo.
– No me digas nena y mueve tu auto, me estorbas – El extraño chico sólo se lanzó en carcajadas – ¿Acaso tengo monos en la cara para que te rías? – Él salió del auto y de repente me arrepentí de lo dicho. Era bastante alto y de hombros anchos, sus músculos se marcaban bajo la camiseta blanca, sus brazos estaban llenos de extraños tatuajes y sus jeans negros al igual que sus botas le daban una imagen de chico, pero no iba a demostrar que su aspecto me intimidaba.
– Quizás – Se acercó a mí y por instinto di un paso – ¿Acaso te asusto nena? – Y otra vez la palabra nena, terminaré golpeándolo. Claro Dav sueña, es demasiado fuerte para que lo golpees.
– Dije que no me llamaras nena y no, no te tengo miedo sólo mueve tu estúpido auto – Una sonrisa burlona volvió a aparecer en los labios de aquel chico.
– ¿Y si no lo muevo qué? – Respiré profundo y puse los ojos, dirigí mi mirada una vez más a él. Un escalofrío recorrió mi cuerpo un “aléjate” fue susurrado a lo lejos de mi mente, aturdida di media vuelta y me volví a montar en mi auto, aquel chico me daba mala espina.
Coloqué el cinturón de seguridad a través de mi cuerpo y di reversa al auto para así poder salir de allí, algo me dice que hice mal en pararme y discutir.
escrito 2:
Los trazos salían rudos y gruesos sobre el papel, como siempre me encontraba desahogándome con el arte, pero por mala suerte esta es una tarea. Espero que el dibujo sea bueno para el profesor y que no entienda que estaba realmente frustrada cuando lo estaba haciendo, lo cual dudo mucho viniendo del profesor Jones, ese hombre entiende cada maldita obra de arte y los sentimientos. Lo admiro pero a veces me da miedo que pueda llegar a entender la frustración y el dolor que plasmo en mis dibujos.
Levanté el cuaderno poniéndolo a la altura de mi rostro y observé el dibujo, no entendía lo que había dibujado pero se veía bien. Ojos sombríos, trazos oscuros alrededor y un poco de luz en la orilla del papel, colmillos en los labios ¿Qué rayos había dibujado? Me encogí de hombros y cambié de página, no iba a entregar algo que ni siquiera comprendía.
Me dispuse a dibujar una rosa con un par de gotas de sangre saliendo de los pétalos, tampoco lo entendía pero podía decir al profesor que todo lo hermoso posee un secreto y dolor. Genial hasta soy una poeta, sonreí entre dientes y coloqué el dibujo a un lado para poder ir por algo de tomar, moría de sed y la pereza me había invadido momentos antes de empezar a dibujar.
Salí de mi habitación y caminé tarareando Fix you de Coldplay, una de mis bandas preferidas. La casa se encontraba en silencio, quizás mi tío y la señora Grey habían ido a hacer las compras, las necesitábamos sólo había pancakes, agua y pan, y por más que los ame no son suficientes para saciar mi comelón estómago.
Entré a la cocina y me dirigí al armario por un vaso y luego a la nevera, donde por obra de magia había jugo de naranja. Amo a la señora Grey, seguro que lo preparó para mí. Escuché la puerta delantera abrirse y supuse que eran mi tío y la señora Grey que habían llegado así que no me moví de mi lugar y me dispuse a beber mi lindo vaso de jugo. Pero por alguna extraña razón el nerviosismo invadió mi cuerpo, mi tío siempre avisa cuando llega a casa, y apenas son las seis de la tarde, por lo cual sabe que no estoy durmiendo. Coloqué el vaso a medio tomar en el fregadero y caminé lentamente hacia la sala, mientras más me acercaba podía escuchar susurros muy diferentes a los de mi tío. Asomé un poco la cabeza por la puerta y pude ver a unos hombres vestidos de negro completamente. 
Uno de ellos era rubio y de piel pálida, alto y robusto. Nunca lo había visto por aquí y eso que Bristol no es un pueblo muy grande. Me eché para atrás en silencio tratando de llegar a la puerta trasera de la cocina, mi pulso se había acelerado de un momento a otro, no conocía a esos tipos, ¿Eran ladrones, secuestradores, chicos haciendo bromas? No tenía idea y eso me ponía los nervios de puntas. Intenté abrir la puerta pero esta como siempre que necesito estaba trabada, di un suspiro silencioso y frustrado, no sabía qué hacer. Me di la vuelta y traté de abrirla sin hacer tanto ruido pero al parecer fue inútil, ya que escuché pasos y susurros dirigiéndose hacia mí. 
Tomé lo primero que encontré en el fregadero y me agaché al lado de la mesa del comedor, mi respiración estaba agitada y corazón parecía querer salirse de mi pecho. Los susurros se hacían cada vez más fuertes y entendibles “Si no la llevamos nos matará” decía una de las voces, ¿Llevar? ¿No hablaban de mí cierto? Oh genial, estoy a punto de tener un ataque de pánico, esto no es bueno.
– ¿Dónde éstas pequeña Villiers? – ¿Villiers? ¿Qué es eso? O yo estoy loca o ellos lo están al creer que esa tal Villiers se encontraba aquí.
– ¿Qué hacen aquí? – Escuché la voz de mi tío. El alivio recorrió todo mi cuerpo al escuchar su voz, un momento ¿Les había hablado como si los conociese? Okey ya esto se está saliendo de control, yo me estoy volviendo más loca que una chiva, Mar ¿Dónde estás cuando te necesito pendeja? 
– Vaya vaya, pero si es Tom – Una voz diferente a la primera había hablado, espera ¿Cómo conoce a mi tío? 
– Sí soy yo, ahora saquen sus antiguos y sucios traseros de mi casa – Wow, nunca había escuchado a mi tío hablar así, ni cuando rompí su jarrón preferido, tenía más de quince años con él y entre Mar y yo lo rompimos mientras jugábamos cuando teníamos trece años.
– Creo que la Villiers estaría muy decepcionada si te escuchara hablar así – Dice la misma voz de antes, sentí las lágrimas acumularse en mis ojos, los nervios ya me estaban matando, no entendía nada y sabía que esto estaba fuera de control y terminaría mal.
– No la menciones, ella no sabe nada – Responde mi tío, aprieto más la sartén que había tomado anteriormente del fregadero.
– ¿Y piensas seguir ocultándoselo? – Ésta vez es otro chico el que habla, ¿De qué rayos estaban hablando? Quería salir de allí y enfrentarlos a todos, pero algo dentro de mí me lo impedía. 
– Dije que se fueran – La voz de mi tío sonaba enojada, como si ya hubiese perdido la paciencia, esto no iba por buen camino. De un momento a otro todo se volvió silencioso, nadie hablaba, por un momento sentí miedo y más de alguien pudiese escuchar mis acelerados y fuertes latidos. Un golpe y grito se escuchó de repente, lamentaba lo peor, aquel grito había sido de la señora Grey. La puerta de la cocina se abrió lentamente dejando ver a Mar, sentí alivio y a la vez miedo ¿Y si alguien la escuchaba? Se agachó y gateó hasta donde me encontraba.
– Debemos irnos – Susurró, la miré ceñuda, ¿Cómo sabía que algo pasaba? Su mirada era de preocupación, en la sala aún se escuchaban golpes y los gritos desgarradores tanto de mi tío como de la señora Grey – Dav vámonos – Asentí lentamente y ella tomó mi mano con fuerza dirigiéndome hacia la puerta, voltee mi cabeza cometiendo el peor error de mi vida, el chico rubio y otro castaño golpeaban a mi tío y a la señora Grey, pero éstos sólo gritaban, no se defendían o decían palabra alguna. Volví mi vista al frente y con cuidado salimos cerrando la puerta de manera silenciosa, Mar volvió a tomar mi mano y ambas corrimos hacia mi coche, gracias al cielo que ninguno de los tipos nos había visto.
– ¿Qué demonios pasa? – Pregunto una vez en el coche, Mar se había montado en el asiento del piloto y colocó la llave que le había dado hace unos años, encendió el auto sin responder a mi pregunta – Marlene Black ¿Qué está pasando? – Volví a decir al no recibir respuesta, mientras más nos alejábamos de la casa, más calmada estaba Mar, aunque el nerviosismo aún la invadía igual que a mí, apretaba el volante un par de veces y luego lo soltaba.
– Hablaremos en mi casa ¿Okey? – Su voz era diferente, nunca la había notado tan nerviosa, de las dos siempre fue la fuerte y la que nunca mostró sus debilidades ante nadie, pero hoy parecía otra persona totalmente diferente. Asentí en silencio y me dispuse a mirar por la ventana hasta llegar a casa de Mar. Al estacionar el auto la madre de Mar salió como bala de la casa y abrazó a su hija, ambas se dieron una mirada que no comprendí.
– Dav, cariño, ¿Cómo estás? – Me dio un abrazo y luego me llevó dentro de la casa donde el padre Mar, por alguna extraña razón, se encontraba. Su padre nunca estaba en casa a estas horas, siempre llegaba entre ocho y nueve de la noche, verlo ahí hizo que los nervios me atacaran una vez más.
– Dav, debemos hablar – Mar estaba totalmente seria, extraño. Asentí y me senté en uno de los muebles de cuero que adornaban la sala. El lugar se llenó de un completo y extraño silencio, los Black compartían miradas entre ellos como si estuviesen en medio de una guerra, luego de un suspiro por parte de la madre de Mar todos me miraron, esto no será bueno.
avatar


Ver perfil de usuario http://life-really-sucks-a-lot.tumblr.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: shadow kissed | audiciones abiertas.

Mensaje por azura. el Lun 14 Jul 2014, 11:02 am


△representates; cameron dallas & alli simpson.
△nombres; jackson fitzpatrick & rebecca anderson.
△escrito; [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: shadow kissed | audiciones abiertas.

Mensaje por wilkinson. el Lun 14 Jul 2014, 11:06 am

Cobain escribió:

△representates; kaya scodelario; skandar keynes
△nombres; Evangeline Donovan; Aaron McLaggen
△escrito;
escrito 1:
Mi pie se movía repetidamente bajo la mesa, los nervios de tener un examen de matemáticas frente a mis ojos provocaba eso en mí. Observé una vez más la ecuación de segundo grado que se encontraba en el tan odiado papel. No es que odiara las matemáticas al contrario me encantaban, sólo que la noche anterior no había podido estudiar bien gracias al agotamiento de mi práctica de fútbol. Levanté la vista hacia el profesor de matemáticas, éste se encontraba con sus azules ojos fijos en nosotros, a veces odiaba que fuese tan joven, sabía cada truco que podríamos usar para poder copiar el examen.
Volví mi mirada hasta la hoja y como por arte de magia recordé el procedimiento, tanto ver lo mismo a veces tenía sus ventajas, me dispuse a completar cada ecuación hasta que por fin, veinte minutos después, entregué el examen al maestro. Salí del aula con la esperanza de que lo que había recordado estaba correcto y me dirigí a mi casillero para buscar los libros de la siguiente clase, Literatura, mi preferida de todas, después de música claro está.
El aula estaba totalmente vacía cuando llegué, claro solo yo llego cinco minutos antes de que sonara la campana. Caminé hasta el último asiento en la fila de lado de la ventana y me senté, saqué el cuaderno y en la parte de atrás me dispuse a hacer extraños garabatos mientras esperaba a que los demás llegaran. Al pasar los cinco minutos el aula se llenó de repente, todos entraron como si hubiesen terminado una carrera para poder llegar, negué con la cabeza un par de veces y sonreí al ver los rostros sudados de todos, esa es la ventaja de llegar temprano, nada correr.
– Buenos días – La sonrisa en el rostro del profesor Stone me decía que algo tramaba. Siempre llegaba con su redondo y gordo rostro todo fruncido, su pelo rojizo peinado como si una vaca le hubiese lamido la cabeza y sus grandes y marrones anteojos sobre sus ojos miel. Hoy estaba diferente, pero solo en cuanto al rostro, su pelo y sus horrendas gafas no cambiaban.
– Buenos días – Respondimos nosotros en una sola voz, el señor Stone colocó un nuevo portafolio de cuero sobre su escritorio, lo sacudió como si fuese un diamante y luego tomó asiento encorvándose un poco y colocando sus brazos sobre el escritorio.
– Bien, jóvenes – Comenzó a decir con una gran sonrisa – Hoy será mi último día como su profesor – Una sonrisa apareció en los rostros de los estudiantes, incluyéndome, aquel era el peor profesor de todos, gruñón y exigente, dos cosas que a nadie le agradaba – He sido ascendido a coordinador del nivel – Mis ojos se abrieron a más no poder, si éste hombre me hacía la vida imposible siendo profesor ¿Qué será de mí si es el coordinador del nivel?
– Debe ser una broma – Susurré para mí misma. El aula se llenó de un silencio sepulcral y rostros que reflejaban la sorpresa hasta por las pestañas, las cosas no pueden ser peor.
– Felicidades Sr. Stone, se lo merece – Sí, si puede ser peor. Jessica Patrick es la nerd sabelotodo que busca caerle bien a cada uno de los profesores sin importar qué. Lo nerd no es un insulto ya que también lo soy, pero no a ese extremo, me gano las cosas por mí misma no por andar lamiéndole los zapatos a los profesores.
–  Gracias señorita Patrick – El profesor asiente levemente. Durante el resto de la clase el Sr. Stone se la pasó hablando de lo increíbles que son él y su nuevo cargo, todavía no puedo creer que el Director Jackson haya ascendido al profesor Stone, es una completa locura.
Literatura era mi última clase del día, gracias al cielo, así que al sonar el timbre de salida tomo mis cosas y camino hacia el casillero para poder tomar los cuadernos y libros de las materias que dejaron tarea. Tarea, es la peor palabra del mundo, ¿Por qué rayos debieron inventarla? Sacudo la cabeza despejándome de los pensamientos y me detengo frente al casillero. Gracias al cielo que sólo tengo tarea de artística y es solo hacer un simple boceto. Saco mi cuaderno de dibujo y lo coloco en el bolso rojo que se encontraba dentro de mi casillero.
El estacionamiento se encontraba lleno de adolescentes hormonales e inmaduros que corrían por todo el lugar, aprieto el bolso sobre mi hombro y me dispongo a hacer una guerra hasta llegar a mi auto. Un antiguo escarabajo aparece frente a mis ojos y sonrío caminando hacia él, amaba aquel auto, puede que no sea el Audi R8 negro que tanto deseaba, pero había sido un regalo de mi tío.
Abro la puerta del piloto e introduzco mi cuerpo dentro del auto, coloco mi bolso en el asiento trasero y cierro la puerta. Me dispuse esperar a que mi mejor amiga se dignara en aparecer para poder irme a casa. Como si la hiciese llamado telepáticamente una chica de pelo rojizo, ojos marrones y labios finos abre la puerta del copiloto.
– Ya era hora – Digo mientras introduzco las llaves y enciendo el auto luchando para poder encenderlo, necesitaba un nuevo auto urgente.
–  No exageres, sólo duré algunos tres minutos – Ríe y se coloca el cinturón de seguridad, acción que imito y acelero el auto en reversa para poder salir del estacionamiento.
– No exagero, para mí fue una eternidad, muero de hambre – Respondo con la vista fija en el camino y obteniendo una risa como respuesta. Coloco un mechón de pelo detrás de mi oreja y enciendo la radio. Here we are and I can think in all from all the pills comienza a sonar y no puedo evitar sonreír, Just tonight era una de  mis canciones preferidas en todo el mundo, al igual que la banda.
– Tú, y tu música extraña – Escucho decir a mi mejor amiga. Siempre ha dicho que la música que escucho es extraña solo porque los artistas usan delineador y siempre se visten de negro o gris.
– No es música extraña – Frunzo el ceño dirigiendo mi mirada a mi amiga.
– Vuelve la vista al camino – Asiento y vuelvo mi mirada hacia la carretera – ¿Me vas a decir que usar más delineador que una mujer y vestirse de negro no es extraño? – Esta chica está más loca que una chiva.
– No es extraño Mar – Puntualizo, giro un poco el volante y estaciono el auto frente a la gran casa blanca – Ya vete – Le digo apagando el motor, ella simplemente me saca la lengua y luego besa mi mejilla.
– Nos vemos luego – Le dedico una sonrisa en respuesta y luego marcho rumbo a mi hogar. Mi casa no quedaba tan lejos de la de Mar sólo a unas 4 cuadras, tampoco era tan grande como la de ella, pues mi tío no tenía mucho dinero y mantener a una adolescente no le ayudaba mucho. 
The Pretty Reckless aún sonaba en la radio y yo movía la cabeza al ritmo de la música. El auto se encontraba en gran silencio, sólo se escuchaba la música no tan alta. Doblé la esquina encontrándome con un auto atravesado a medio camino – ¿Qué demonios? –  Abrí la puerta y salí del auto dejándolo aún encendido – Oye chico –  El chico dentro del auto hizo caso omiso a mi llamada, lo cual me enfureció odiaba que me ignoraran – ¿Acaso eres sordo imbécil? – Éste levanta la cabeza y me encuentro con una gran sonrisa burlona.
– ¿Qué quieres nena? – Pregunta el chico de rulos acomodando sus gafas sobre el puente de la nariz. ¿Me había llamado nena? Este es el colmo.
– No me digas nena y mueve tu auto, me estorbas – El extraño chico sólo se lanzó en carcajadas – ¿Acaso tengo monos en la cara para que te rías? – Él salió del auto y de repente me arrepentí de lo dicho. Era bastante alto y de hombros anchos, sus músculos se marcaban bajo la camiseta blanca, sus brazos estaban llenos de extraños tatuajes y sus jeans negros al igual que sus botas le daban una imagen de chico, pero no iba a demostrar que su aspecto me intimidaba.
– Quizás – Se acercó a mí y por instinto di un paso – ¿Acaso te asusto nena? – Y otra vez la palabra nena, terminaré golpeándolo. Claro Dav sueña, es demasiado fuerte para que lo golpees.
– Dije que no me llamaras nena y no, no te tengo miedo sólo mueve tu estúpido auto – Una sonrisa burlona volvió a aparecer en los labios de aquel chico.
– ¿Y si no lo muevo qué? – Respiré profundo y puse los ojos, dirigí mi mirada una vez más a él. Un escalofrío recorrió mi cuerpo un “aléjate” fue susurrado a lo lejos de mi mente, aturdida di media vuelta y me volví a montar en mi auto, aquel chico me daba mala espina.
Coloqué el cinturón de seguridad a través de mi cuerpo y di reversa al auto para así poder salir de allí, algo me dice que hice mal en pararme y discutir.
escrito 2:
Los trazos salían rudos y gruesos sobre el papel, como siempre me encontraba desahogándome con el arte, pero por mala suerte esta es una tarea. Espero que el dibujo sea bueno para el profesor y que no entienda que estaba realmente frustrada cuando lo estaba haciendo, lo cual dudo mucho viniendo del profesor Jones, ese hombre entiende cada maldita obra de arte y los sentimientos. Lo admiro pero a veces me da miedo que pueda llegar a entender la frustración y el dolor que plasmo en mis dibujos.
Levanté el cuaderno poniéndolo a la altura de mi rostro y observé el dibujo, no entendía lo que había dibujado pero se veía bien. Ojos sombríos, trazos oscuros alrededor y un poco de luz en la orilla del papel, colmillos en los labios ¿Qué rayos había dibujado? Me encogí de hombros y cambié de página, no iba a entregar algo que ni siquiera comprendía.
Me dispuse a dibujar una rosa con un par de gotas de sangre saliendo de los pétalos, tampoco lo entendía pero podía decir al profesor que todo lo hermoso posee un secreto y dolor. Genial hasta soy una poeta, sonreí entre dientes y coloqué el dibujo a un lado para poder ir por algo de tomar, moría de sed y la pereza me había invadido momentos antes de empezar a dibujar.
Salí de mi habitación y caminé tarareando Fix you de Coldplay, una de mis bandas preferidas. La casa se encontraba en silencio, quizás mi tío y la señora Grey habían ido a hacer las compras, las necesitábamos sólo había pancakes, agua y pan, y por más que los ame no son suficientes para saciar mi comelón estómago.
Entré a la cocina y me dirigí al armario por un vaso y luego a la nevera, donde por obra de magia había jugo de naranja. Amo a la señora Grey, seguro que lo preparó para mí. Escuché la puerta delantera abrirse y supuse que eran mi tío y la señora Grey que habían llegado así que no me moví de mi lugar y me dispuse a beber mi lindo vaso de jugo. Pero por alguna extraña razón el nerviosismo invadió mi cuerpo, mi tío siempre avisa cuando llega a casa, y apenas son las seis de la tarde, por lo cual sabe que no estoy durmiendo. Coloqué el vaso a medio tomar en el fregadero y caminé lentamente hacia la sala, mientras más me acercaba podía escuchar susurros muy diferentes a los de mi tío. Asomé un poco la cabeza por la puerta y pude ver a unos hombres vestidos de negro completamente. 
Uno de ellos era rubio y de piel pálida, alto y robusto. Nunca lo había visto por aquí y eso que Bristol no es un pueblo muy grande. Me eché para atrás en silencio tratando de llegar a la puerta trasera de la cocina, mi pulso se había acelerado de un momento a otro, no conocía a esos tipos, ¿Eran ladrones, secuestradores, chicos haciendo bromas? No tenía idea y eso me ponía los nervios de puntas. Intenté abrir la puerta pero esta como siempre que necesito estaba trabada, di un suspiro silencioso y frustrado, no sabía qué hacer. Me di la vuelta y traté de abrirla sin hacer tanto ruido pero al parecer fue inútil, ya que escuché pasos y susurros dirigiéndose hacia mí. 
Tomé lo primero que encontré en el fregadero y me agaché al lado de la mesa del comedor, mi respiración estaba agitada y corazón parecía querer salirse de mi pecho. Los susurros se hacían cada vez más fuertes y entendibles “Si no la llevamos nos matará” decía una de las voces, ¿Llevar? ¿No hablaban de mí cierto? Oh genial, estoy a punto de tener un ataque de pánico, esto no es bueno.
– ¿Dónde éstas pequeña Villiers? – ¿Villiers? ¿Qué es eso? O yo estoy loca o ellos lo están al creer que esa tal Villiers se encontraba aquí.
– ¿Qué hacen aquí? – Escuché la voz de mi tío. El alivio recorrió todo mi cuerpo al escuchar su voz, un momento ¿Les había hablado como si los conociese? Okey ya esto se está saliendo de control, yo me estoy volviendo más loca que una chiva, Mar ¿Dónde estás cuando te necesito pendeja? 
– Vaya vaya, pero si es Tom – Una voz diferente a la primera había hablado, espera ¿Cómo conoce a mi tío? 
– Sí soy yo, ahora saquen sus antiguos y sucios traseros de mi casa – Wow, nunca había escuchado a mi tío hablar así, ni cuando rompí su jarrón preferido, tenía más de quince años con él y entre Mar y yo lo rompimos mientras jugábamos cuando teníamos trece años.
– Creo que la Villiers estaría muy decepcionada si te escuchara hablar así – Dice la misma voz de antes, sentí las lágrimas acumularse en mis ojos, los nervios ya me estaban matando, no entendía nada y sabía que esto estaba fuera de control y terminaría mal.
– No la menciones, ella no sabe nada – Responde mi tío, aprieto más la sartén que había tomado anteriormente del fregadero.
– ¿Y piensas seguir ocultándoselo? – Ésta vez es otro chico el que habla, ¿De qué rayos estaban hablando? Quería salir de allí y enfrentarlos a todos, pero algo dentro de mí me lo impedía. 
– Dije que se fueran – La voz de mi tío sonaba enojada, como si ya hubiese perdido la paciencia, esto no iba por buen camino. De un momento a otro todo se volvió silencioso, nadie hablaba, por un momento sentí miedo y más de alguien pudiese escuchar mis acelerados y fuertes latidos. Un golpe y grito se escuchó de repente, lamentaba lo peor, aquel grito había sido de la señora Grey. La puerta de la cocina se abrió lentamente dejando ver a Mar, sentí alivio y a la vez miedo ¿Y si alguien la escuchaba? Se agachó y gateó hasta donde me encontraba.
– Debemos irnos – Susurró, la miré ceñuda, ¿Cómo sabía que algo pasaba? Su mirada era de preocupación, en la sala aún se escuchaban golpes y los gritos desgarradores tanto de mi tío como de la señora Grey – Dav vámonos – Asentí lentamente y ella tomó mi mano con fuerza dirigiéndome hacia la puerta, voltee mi cabeza cometiendo el peor error de mi vida, el chico rubio y otro castaño golpeaban a mi tío y a la señora Grey, pero éstos sólo gritaban, no se defendían o decían palabra alguna. Volví mi vista al frente y con cuidado salimos cerrando la puerta de manera silenciosa, Mar volvió a tomar mi mano y ambas corrimos hacia mi coche, gracias al cielo que ninguno de los tipos nos había visto.
– ¿Qué demonios pasa? – Pregunto una vez en el coche, Mar se había montado en el asiento del piloto y colocó la llave que le había dado hace unos años, encendió el auto sin responder a mi pregunta – Marlene Black ¿Qué está pasando? – Volví a decir al no recibir respuesta, mientras más nos alejábamos de la casa, más calmada estaba Mar, aunque el nerviosismo aún la invadía igual que a mí, apretaba el volante un par de veces y luego lo soltaba.
– Hablaremos en mi casa ¿Okey? – Su voz era diferente, nunca la había notado tan nerviosa, de las dos siempre fue la fuerte y la que nunca mostró sus debilidades ante nadie, pero hoy parecía otra persona totalmente diferente. Asentí en silencio y me dispuse a mirar por la ventana hasta llegar a casa de Mar. Al estacionar el auto la madre de Mar salió como bala de la casa y abrazó a su hija, ambas se dieron una mirada que no comprendí.
– Dav, cariño, ¿Cómo estás? – Me dio un abrazo y luego me llevó dentro de la casa donde el padre Mar, por alguna extraña razón, se encontraba. Su padre nunca estaba en casa a estas horas, siempre llegaba entre ocho y nueve de la noche, verlo ahí hizo que los nervios me atacaran una vez más.
– Dav, debemos hablar – Mar estaba totalmente seria, extraño. Asentí y me senté en uno de los muebles de cuero que adornaban la sala. El lugar se llenó de un completo y extraño silencio, los Black compartían miradas entre ellos como si estuviesen en medio de una guerra, luego de un suspiro por parte de la madre de Mar todos me miraron, esto no será bueno.

Ficha aceptada


me encanta como escribes, lo haces bien, aparte kaya y skandar suerte, estas audicionando.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: shadow kissed | audiciones abiertas.

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado



Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 3. 1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.