O W N
¡Conéctate y ven a divertirte con nosotr@s! :)
Si no estás registrado, hazlo y forma parte de nuestra gran comunidad.
¡La administración ha modificado otra vez el foro, y los Invitados ya pueden ver todas las secciones! Aún así, para comentar y crear temas debes tener una cuenta.

Cualquier duda, queja o sugerencia que quieras darle al staff, éste es nuestro facebook: https://www.facebook.com/onlywebnovels

¡IMPORTANTE!, los Mensajes Privados de los Invitados no serán respondidos por la administración. Te esperamos en nuestro facebook (:

Atte: Staff OnlyWns.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» être dans la lune.
Hoy a las 3:53 pm por Ongniel

» we're foxes ; m.i.
Hoy a las 3:47 pm por greywaren

» H A U N T E D
Hoy a las 3:38 pm por Ingrid B.

» Que estás escuchando ....
Hoy a las 2:30 pm por Cassie

» Novata en el foro
Hoy a las 2:20 pm por Cassie

» ↠ goodbye
Hoy a las 1:39 pm por jackson.

» .Look at the flowers.
Hoy a las 1:04 pm por Jones.

» Mafia Jackson {Muro Interactivo}
Hoy a las 10:24 am por blackstairs

» it ; fichas
Hoy a las 10:11 am por rumancek.

novedades

00 . 01 Anuncios del mes febrero.
00 . 02 Actualización del PROTOCOLO, nueva medida obligatoria de avatares.
00 . 03 Remodelación del foro febrero del 2017.
00 . 00 Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit.
administradora
Rumplestiltskin. ϟ Jenn.
miembros del staff
Beta readers
ϟ hypatia.
aka Kate.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ dépayser
aka Lea.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ youngjae
aka .
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Stark.
aka Cande.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Baneo
ϟ Ariel.
aka Dani.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ ceonella.
aka Cami.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Ayuda
ϟ Ritza.
aka Ems.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Charlie.
aka idk.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Limpieza
ϟ Legendary.
aka Steph.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ chihiro
aka Zoe.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Kurisu
aka Teph.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Calore
aka idk.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Eventos
ϟ ego.
aka Kalgh/Charlie.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Asclepio.
aka Gina.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ mieczyslaw
aka Alec.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Tutoriales
ϟ Kida.
aka Ally.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Spencer.
aka Angy.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Diseño
ϟ insxne.
aka Mile.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ yoongi.
aka Valu.
MP ϟ Ver perfil.
créditos.
Skin hecho por Hardrock de Captain Knows Best. Personalización del skin por Insxne.

Gráficos por y codes hechos por Kaffei e Insxne.

Saw: El juego del miedo.| Audiciones Abiertas| One Direction.

Página 2 de 4. Precedente  1, 2, 3, 4  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Saw: El juego del miedo.| Audiciones Abiertas| One Direction.

Mensaje por Escritora Suicida el Miér 07 Mayo 2014, 7:20 pm

Ahora mismo te dejo mi ficha <33



Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Saw: El juego del miedo.| Audiciones Abiertas| One Direction.

Mensaje por Escritora Suicida el Miér 07 Mayo 2014, 8:22 pm

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen][Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Nombre de tu personaje.
Violet (Se pronuncia Valliolet) Harriett Lee *Inventado*

Nombres de los pj´s
Viole
t Lee & Zayn Malik

Breve historia de tu  personaje, basada en la idea que puse antes.
Cuando pequeña, nunca le ponían atención, pero no porque sus familiares no la quisieran, si no que todo el tiempo estaban en el trabajo y era perfecto pero raro el momento que estaban todos juntos, bueno no tan juntos.
Cuando Violet solo tenía 5 años su madre sufrió un asalto, cuando su madre salió a comprar unas cuantas cosas, alguien la asalto cuando iba de regreso a casa y a medio asalto la apuñalaron de espaldas, hasta dejarla sin aliento en el suelo. Lo que más le dolió es que ni siquiera pudo verla, ya que ni siquiera llego completa al hospital.
Su padre se consiguió una mujer muy linda que trato a Violet como hija propia, pero a pesar de eso nunca podrá llenar el vacío que le dejo.

Tiempo después se intereso en una banda, una banda no muy famosa en el tiempo que ella los conoció, claramente de inmediato se enamoro de ellos, tanto que cada día que pasaba eran en lo único que pensaba.
No tenía que trabajar, ni que pagar facturas, solo ser buena, hacer los deberes e ir al colegio y hacer lo que pudiera en el ya que en realidad nunca fue muy sociable que digamos. En poco rollo es de esas pocas chicas en el mundo que no va a juntarse con sus amigas o buscar a su novio, solo estudiar.
Su mundo es diferente, pero es como cualquier chica de 17 años.


Links/spoiler de un escrito de tu autoría.
Mi Capitulo:

Capitulo 6: “El Patito Feo”

Narra Lau:
Habíamos terminado de comer y Zayn estaba con su consentida Monic pagando la cuenta en la caja, Niall había hecho un verdadero batidillo intentando darle de comer a Zack, este a fuerzas quería darle de comer papas, y este como es un angelito  le escupía enzima, Pasamos un rato agradable en el restaurante y bueno Angel estaba dentro del baño, yo creo limpiándose su camisa después de la guerra de comida que habían tenido los niños.
Todos nos fuimos a los autos con nuestros niños, era hora de volver a casa y los niños ya estaban cansados, subí a nuestro auto y minutos después Zayn subió, íbamos a medio camino y mi celular comenzó a sonar, mire el numero era Zuu:
*Llamada Telefónica*
-Hola?
-Zuu que milagro
-He si verdad
-Si lo sé, como has estado?
-Bien, bien y los niños como están?
-Bien gracias
-He qué bueno oye puedo hacerte una pregunta?
-Estoy casada
-Ha, ha, ha, que graciosa!
-Ok perdón que paso?
-Quería preguntarte sobre Angel
-A sí que sucede?
-Como esta
-Muy sonriente, Harry esta asiendo su mejor intento
-Entonces el periódico, las revistas y la televisión mienten?
-De que hablas?
-Ya me entere que Harry se creyó protagonista de la película de Rápidos y Furiosos con mi hijo a bordo de su nave
-a si pero no paso nada
-como que no paso nada?
-Louis y Niall lo detuvieron
-Algo más parecido a eso
-Fue excitante!-dijo Zayn emocionado-
-Está bien, los llamo luego adiós
-Adiós
*Fin de la llamada*
Llegamos todos a la mansión, yo lleve a mis niños a sus cuartos y de inmediato se quedaron dormidos, Los últimos en llegar fueron Harry y Angel, yo me despedí de ellos y me fui a mi cuarto, Zayn estaba acomodando las cobijas para dormirnos de una buena vez, me coloque el pijama y me acosté alado de Zayn:
-Porque aun no te duermes?
-Tengo sed, en un segundo vuelvo-beso mi frente y salió de la habitación…
Narra Harry:
Llevé a Angel a mi cuarto, el suyo seguía en remodelación, era el cuarto de Louis cuando se peleaba con Denn, era muy gracioso, pero no era tan gracioso cuando me despertaba a media noche pidiéndome que mate una araña que no lo dejaba dormir. Llegamos al cuarto y este abrió sus maletas para cambiarse y se metió al baño, yo me dispuse a acostarme de una buena vez pero antes me quise poner cómodo me saque la camisa, me saque el pantalón y me coloque la pijama, solo un simple short rojo, bueno para mí eso es una pijama, Angel salió del baño y se subió a la cama, nos acostamos en este y antes de que apagara la lámpara de noche, este me hablo:
-Harry
-Que sucede?
-Me cuentas un cuento?
-Angel ya es tarde
-Por favor!
-Pero no tengo ningún cuento
-Traigo uno en mi mochila, se bajo de la cama y corrió hasta su maleta y de esta saco un libro delgado, pareciese estar hecho a mano, este subió dando brincos a la cama y me entrego el libro-
-Esta bien- me acomode en la cama y este se acostó en mi abdomen esperando a que comenzara-
-El patito Feo, estás seguro que lo quieres…
-Sigue leyendo
-Esta bien, El Patito Feo, Había una vez una pata que estaba empollando sus huevos y esperaba a que naciesen para poder presumir de sus fuertes y preciosos hijos.

Un determinado día comenzaron a abrirse los cascarones y fueron saliendo todos los  patitos. Muchos animales del bosque se acercaron para ver a los nuevos miembros de la manada, pero de repente, cuando nació el último, vieron que era muy pequeño, gordo y feo.
Con  el tiempo todos fueron creciendo y volviéndose mucho más bonitos pero el patito feo seguía sin mejorar su aspecto. Esto

-hizo que todos lo llamasen “Patito Feo”. – Dijimos ambos en coro-
-Finalmente, sus propios hermanos empezaron a avergonzarse de él por lo feo que era y empezaron a despreciarlo.

El patito se sentía muy triste y desgraciado por lo que decidió alejarse de allí. En su camino encontró una granja donde nadie lo rechazaba y decidió quedarse a vivir, pero al poco tiempo todos empezaron también a insultarle, por lo que volvió a escapar para buscar otro sitio donde le quisiesen.

Tiempo después llegó a un lago y encontró unos hermosos cisnes que se alegraron cuando lo vieron. El patito se quedó muy extrañado,

-ya que lo habían aceptado desde el primer momento- dijimos de nuevo en coro, pro ahora Angel se estaba quedando dormido-

Lo cierto es que no sabía lo que estaba pasando, pero de repente, al mirar al agua, se dio cuenta de que se había convertido en un precioso cisne. A partir de aquí vivió feliz con su nueva familia
-Por siempre- dijo este con un hilo de voz, se había quedado dormido-

Qué casualidad, es mi cuento favorito de cuando pequeño, -suspire- Angel estaba desmayado en mi desnudo abdomen, no quise despertarlo a sí que lo deje ahí lo cubrí con la sábana y me dedique a hojear cada hoja de aquel cuento, las imágenes eran tiernas, eran hechas a mano, muy bien delineados pero con ese tono dulce de Zuu, hasta el final venia escrito en letra cursiva una nota que decía:
Querido Angel:
 
Soy tu madre, te cansaré, me enfadaré contigo, gritaré como loca, te llamaré la atención, te repetiré mil veces las cosas y sabes ¿por qué?. Porque te amo. Nunca encontrarás a nadie que te ame más que yo, sin ningún interés, sólo el amor maternal. 
 
Porque tu triunfo será el mío.
 
Recuerda que Para que el amor sea verdadero, nos debe costar. Nos debe doler. Nos debe vaciar de nosotros mismos.
 
El día en que yo te haya de faltar, no estarás solo, tu padre ah de cuidar de ti, solo prométeme que por más triste que te sientas, estemos juntos o no, me has de imaginar, pues yo estaré ahí, imagíname, piénsame, porque mi corazón siempre estará contigo.
 
 

                    Atte. Tú Mama.
 
Cerré el libro y lo deje en la mesita de noche, el cabello rubio de Angel topaba con mi nariz, por alguna razón sentí unas ganas inmensas de abrazarlo con toda mi alma, y si a si lo hice, me hubiese gustado que él estuviera despierto, lo solté un poco aun seguía abrazándole, estire mi brazo hasta la lámpara y la apague, esta noche por fin no dormiría solo…


Mi miedo es...:


Mi mayor miedo es... Soy inmune a eso <33 No me da miedo nada de eso, no me dan miedo los payasos, ni las araños ni cualquier animal, no me dan miedo los fantasmas, no me da miedo la oscuridad, no le tengo miedo a las alturas, ni a los lugares cerrados, menos a los juegos mecánicos, los cuchillos me dan risa, el fuego pues no la verdad, miedo a la muerte no, miedo a... a... Selena Gomez
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
*llora* Ok no, no tampoco.
Aun tengo que descubrirlo soy valiente, aun quiero entrar a Narnia llevo 2 días encerrada en el closet XDD.


 



Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Saw: El juego del miedo.| Audiciones Abiertas| One Direction.

Mensaje por Paulinacortes13 el Jue 08 Mayo 2014, 4:44 am

Stuck. escribió:
Ficha de Pau :
Paulinacortes13
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen][Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Nombre: Emmy Cortés
Rol: La quisquillosa
Representantes: Lily Collins & Niall Horan
Historia: 
Spoiler:


Salí de la limusina emocionada.


No puedo creer que por fin puedo ver a mis ídolos a pocos metros de mi, aunque hubiera preferido el M&G pero no se pudo gracias a la tonta de la secretaria de mi papá.


Ojala y la despidan.


–Señorita Cortés, pero me temo que no podre recogerla a tiempo después de la función–Comento Finnick nervioso


¿Enserio? ¿Otra vez?


–¿Por qué?–Pregunte–La ultima vez que paso eso llovió como si se acabara el mundo y me llene de barro toda–Me queje


–Lo siento señorita, llamare un taxi para que la recoja–Dijo esto y se retiro.


Dios, que estúpida vida. ¿De que sirve tener plata si no pueden recogerte cuando tú quieras?


Faltaba poco para poder entrar, así que no me quedaba de otra más que hacer un poco de tiempo.


Cuando al fin pude entrar, buscaba impaciente mi lugar. ¿Por que todo esta tan lejos?


Camine tranquilamente por las escaleras, claro hasta que una señora se le ocurre tirar sus nachos en mis zapatos y mi blusa. El lado bueno es que había encontrado mi lugar, pero no sabia donde carajos estaba el baño.


Genial, lo que faltaba.


Gracias a un chico supe en donde estaban, pero estaban demasiado lejos.


¿Por qué me odias destino?


Cuando por fin encontré los malditos baños entre, pero oh.


Había un fila. 




¿Pero que coño? ¿No pueden hacer rápido del estúpido baño? ¿O al menos dejarme pasar?


Después de cinco minutos estaba tratando de quitar el queso ya seco en mi blusa y en mi zapatos, por suerte ya no había tantas personas. Me mire en el espejo para confirmar de no parecer loca y salí.


Una chica me entrego una botella de agua nueva, dijo que era gratis así que la acepte.


Fui buscando de nuevo por los pasillos, destape la botella y le di un gran trago, tenia mucha sed.


Después me sentí mareada y todo se volvió oscuro.  



Fic de autoria: 


Spolier:






Entre a la casa cansado dejando las llaves en la mesita de noche. La casa sonaba más silenciosa de lo normal, entonces decidí buscar a Emmy por toda la casa, pero nada. Ningún rastro de ella.



Suspire pesadamente y pase mi mano por mi cabello.



De repente un ruido estruendoso vino de nuestra habitación, asustado corrí hasta el dormitorio, pero me encontré con la puerta cerrada. Confundido gire la perilla, casualmente no había revisado nuestra habitación.Sin más, corri de nuevo a la cocina buscando las llaves de repuesto pero no estaban.



Decidido a que no estaban las llaves, de nuevo fui a nuestra habitación. Esta vez paté la puerta haciendo que esta se abriera en un dos por tres. 

Busque por la habitación a Emmy, pero nada. En una esquina estaba un retrato de nosotros dos, y había cristales por todos lados y sangre. Entre en pánico, Emmy probablemente lo hizo de nuevo. 

Toques varias veces desesperado la puerta del baño, sabia que era una perdida de tiempo pero lo intente. Force la manija pero nada, entonces, escuche sus sollozos. Opte la opción que hice con la primera puerta. 

Ella estaba en la bañera abrazada de sus piernas llorando y sus brazos sangraban a chorros. Mire el retrete y ahí esta el vidrio chorreando su sangre. Tome rápidamente una toalla y fui hasta donde ella.

La envolví en la toalla y la abrace. 

Mire sus ojos rojos e hinchados, su cabello revuelto y su tez pálida a causa de la pérdida de sangre. 

La tome entre mis brazos y fui a la habitación, la deje en el borde de la cama.Dejo de sollozar pero sus ojos seguían soltando lagrimas. Entonces hablo con voz temblorosa.


¿Por que estas aquí?Pregunto confundida mientras me miraba de arriba a bajo con furia.



—Quise llegar antes, no quería esperar a verte hasta mañana-Dije mirando sus ojos. Ella bajo la mirada y limpio una lágrima a medio de su mejilla.

Se suponía que tenías que venir hasta mañanaSusurro casi inaudible—¿Por que llegar antes? Grito desesperada


Sorprendido la mire, la toalla cubierta toda de sangre, tenia que hacer que la sangre parara. Sin decir nada me acerqué a ella, pero retrocedió.

EmmyHableDéjame parar la sangreMe acerqué de nuevo. Esta vez no retrocedió. Sonrió amargamente y negó con la cabeza.


—¿Por qué simplemente no me dejas morir?PreguntoPor eso quería que vinieras hasta maña, cuando todo estuviera echo Su voz tembló.


Entonces me empece a desesperar, esto no debería pasar

—¿Por que lo haces?-Susurre cerrando los ojos y dejando caer una lagrima- ¿Acaso no recuerdas que te amo?-La mire directo a los ojos. 

-No, Niall- Hablo—Algún día lo supe. Solo quiero terminar con esto, tengo leucemia, mi hermano ha muerto, mi papá tiene una nueva familia y tú... —Me miro con desprecio—Tú te fuiste sin decir nada, diciendo que lo nuestro ya no funcionaba—Hablo con rabia 



Suspire pesadamente, una vez estuve apunto de perderle, no cometeré ese error, no de nuevo. Esa experiencia fue una de las más horribles de mi vida. 

—ÁngelHable despacio—Estaba confundido, trate de no hacerte daño. Quería que te alejaras de mi por un tiempo, pero después de darme cuenta que no te quería lejos, era demasiado tarde. Pero este chico, este estúpido chico te ama con toda el alma-Solloce dejando caer las lagrimas que no pude contener


Ella me miro incrédula, su llanto había parado y el mío había comenzado. Sollozando la abrace, ella se negó y trato de golpearme tantas veces pero fallo. La abrace más fuerte, se que lo necesitaba, yo la necesitaba. 

Se acurruco en mi y respiro profundo,  había perdido mucha sangre y estaba más pálida de lo normalmente. Como pude  sin perder contacto con ella avance hasta la mesita de noche que estaba a lado de la cama, abrí el cajón y saque dos rollos de venda. Enrolle uno en cada de sus brazos.

Estaba temblando, solo el hecho de saber que la puedo perderle de nuevo me aterraba, me agobiaba. La abrace más fuerte. Baje el rostro y vi sus ojos, llenos de dolor. 

Me mordí el labio para no sollozar de nuevo, mientras sentía que las lágrimas bajaban por mis mejillas. Empece a mecerme, mientras sentía su calor en mis brazos, la tenia de nuevo, para mi.

Sus manos retiraron las pequeñas gotas saladas de mi rostro, me acerqué a ella, quede a unos centímetros de sus labios, sus labios rosa pálido debido a lo que sucedió.

Entonces sin pensarlo, la bese.

La bese como si fuera el ultimo día que la tendría, que la vería, que estaría conmigo. La bese tiernamente dándole todo mi amor.

Después de eso, se separó de mi y hablo.

-Perdóname-Hablo-Perdóname por haber guardado tu número después de aquella llamada, perdóname por aparecer en tu vida, perdóname por amarte, perdóname por hacerte sufrir- dijo arrepentida 

La mire, mire y seguí mirándola. ¿Como era posible que se disculpara por aquello? 

-No tienes de que disculparte, me has dado los momentos más felices de ni vida-Sonreí  en medio de un charco de lagrimas.

Ella trato de imitarme, pero solo consiguió una pequeña mueca.Era hermosa hasta después de llorar.

Hice que se costara, con la mano me limpie las lágrimas que sobraban en mis mejillas. Me quite la camiseta y se la di, ella me miro por unos segundos y captó. La tomo y se quito la que traía toda llena de sangre. 

Se costo y se cubrió con las sabanas, yo hice lo mismo y la abrace, ella hundió su cabeza en mi cuello y cerro los ojos. Coloque mi mandíbula en su cabello y aspire su olor, fresas. No después de mucho su respiración se calmo y se quedo dormida. Deje caer de nuevo una lágrima y suspire pesadamente.


Jamas la dejaría, no de nuevo.


NiallDijo llamando mi atención. La mire directo a sus hermosos ojosTe amoSusurro en un hilo de voz


-Yo también preciosa-Conteste besando su frente

La abrace fuertemente, lo bastante para saber que por ningún motivo iría de su lado. 


Bueno, ya no supe si escribir como despertó Emmy. Aun así espero que te guste. 

"¡Que empiece el juego!"
Ficha aceptada.

Bueno pau, tu escrito estuvo muy bien, me gusto. En si la historia era de la chica, pero como me gusto mucho lo que escribiste, no hay problema. Bueno, solo que da una cosa que decir: ¡Suerte!

Vslahodjqjdjakswohd

Gracias(:
avatar


Ver perfil de usuario http://weheartit.com/FelipeCortes31?page=1

Volver arriba Ir abajo

Re: Saw: El juego del miedo.| Audiciones Abiertas| One Direction.

Mensaje por Invitado el Jue 08 Mayo 2014, 1:23 pm

Audicionaré para la impulsiva, veo que solo han elegido, niall, zayn y louis.
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Saw: El juego del miedo.| Audiciones Abiertas| One Direction.

Mensaje por Stuck. el Jue 08 Mayo 2014, 3:49 pm

Wallflower:

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen][Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

 Nombre: Arizona D'angelo
 Roles: Quisquillosa.
 Representantes: Karen Gillan & Niall Horan
 Historia: Dicen que la vida no es sencilla y muchos señalan a los millonarios como un claro ejemplo y sin embargo su vida no es sencilla. Tomemos como ejemplo a la joven Arizona, ella creció rodeada de juguetes, ropa y dulces, solo tenia que pedir y se lo daban. 
Hubo sin embargo una cosa que no pudieron darle, amor, protección, educación y compañía, así es, la pequeña Arizona creció sola, por un lado su padre es uno de los hombres más importantes del mundo, con empresas multimillonarias esparcidas por todo el globo, su madre por otro lado es una socialite de las más reconocidas y nunca esta en casa, se la pasa viajando por el mundo. 
Nunca ni cuando Arizona era bebé estuvieron ahí para cuidarla, en cambio se la dejaron a Mary, una joven de cabeza hueca que solo le importaba trabajar para personas importantes, ella realmente nunca estuvo presente y cumplía con su trabajo al darle a la niña todo lo que ella pedía, no importaba que tan ridícula fuera. 
Cuando ella cumplió los 10 años Mary se acostó con su padre, su madre al enterarse la hizo despedir y busco un remplazo, el cual encontró en una vieja gruñona a la que solo le importaba la paga y quien maltrato a la niña, pero claro esto poco le importaba a sus padres, su educación quedo a cargo de Farrah, una vieja cocinera muy amigable quien fue la única en mostrarle amor y a la única a la que Arizona quiso de verdad, por razones del destino Farrah murió a 3 años después cuando esta tenia solo 13, fue justamente en ese periodo de su vida que Arizona los conoció cinco maravillosos chicos que cambiaron su parecer, cinco chicos que pudieron entenderla, si ella es muy engreída y arrogante, por el exterior, sin embargo ella no es así, simplemente es una chica dulce, asustada y soñadora, cosas que Farrah le enseño, claro que esto nunca lo sabrás, pues no le gusta mostrarse como es, ya que eso la dejaría indefensa a lo que conoce del mundo, al abandono y a la soledad.

 Escritos:
The Stalker C.1:


El día del amor y la amistad. Era un día esperado por todos los alumnos de Rossemont elementary school, se repartían cartas en anónimos, había una kermes con múltiples juegos, pero lo más importante las clases eran suspendidas. 
Me levante con un salto de la cama, emocionada de poder compartir el festejo con mis amigas, mi madre entró a mi habitación y me dedico una sonrisa afectuosa, me miraba con amor. 
— Arabella, tu suéter rosa esta abajo, date un baño, cámbiate y baja a desayunar. — expresó mi madre con ternura. 
— Claro. 
Ella salió de la pequeña habitación infantil y yo comencé a rebuscar entre mi ropa, encontrando en poco tiempo una falda color blanco con rosa y una simple playera de manga corta con un corazón en el centro, camino a mi cama de dosel pasando por todos mis peluches y juguetes tirados, hoy en la tarde recogería mi cuarto. 
Entre al cuarto de baño que compartía con Alex, mi hermano mayor, cerrando la puerta en su cara y sacando mi lengua como demostración de victoria, él rodo sus ojos, de todas maneras nunca había demorado mucho en la ducha. 
El agua tibia llego y tome mi shampoo con figura de princesa y olor a fresa, amaba ese shampoo, mi madre lo había comprado para mi desde que podía recordar, “para mi pequeña princesa” había dicho un día, lave mi cuerpo y salí de la regadera dejando el agua correr para que Alex alcanzara agua caliente, mi casa era una casa vieja y en muchas ocasiones los servicios básicos como, el gas y la luz, no llegaban bien a todas la habitaciones, pero cambiar el cableado y la tubería costaba dinero, un dinero que no nos sobraba, no éramos pobres, pero tampoco ricos. 
Corrí a mi cuarto envuelta en mi toalla de Winnie Pooh y rápidamente me cambio, agarro un pequeño bolso del color del corazón en mi pecho y guarde algo de dinero que había ganado trabajando los fines de semana para mi padre en la granja.  Baje las escaleras y encontré el suéter que mi madre había mencionado en el sillón, lo deje en donde estaba, ya después me lo pondría, camine unos pasos más hasta pasar el comedor y llegar a la cocina, mi padre estaba sentado de un lado de la barra leyendo el periódico y tomando café negro, cosa que hacia todos los días y se había convertido en un acto simbólico de él, ya no podía imaginarme a mi padre, sin el periódico abierto en la sección deportiva y su tasa de los Mets con un humeante café negro. 
Mi madre por otro lado, llevaba puesto su delantal color verde, que estaba lleno de grasa, quemaduras y comida vieja, ella siempre lucia elegante, aun haciendo el desayuno y con ese viejo delantal, en el pasado su madre había sido una reina de belleza y aun se asomaban retazos de lo bella que era en su juventud, no porque ya no fuera hermosa, pero por el hecho de que se veía cansada y más grande, toda la belleza juvenil que antes había tenido, ahora era belleza con madurez, por alguna razón su cabello corto y perfectamente arreglado nuca se pegaba a su cara ni caía en la comida. 
Me senté en la mesa junto a mi padre el cual levanto la vista de su periódico y volteo a verme. 
— ¡Buenos días princesa! — saludó besando mi frente.
— ¡Buenos días papi! — mi madre puso un plato de huevos con tocino en frente de mi padre y unos panqueques sin gluten para mí, desde muy pequeña había decidido no comer carne, simplemente no me gustaba, me sabia a muerte. 
Mie hermano bajo un poco después, mientras yo estaba terminando el desayuno, mi madre le sirvió su cereal con leche y salimos juntos de la casa para esperar el autobús del colegio. 
Llegamos a la escuela y yo fui corriendo a buscar a mis amigas, las que por suerte me esperaban en la puerta de entrada.  
— Luces bien Bella — dijo mi amiga Kristen. 
— No mejor que tú. — eso era cierto, Kristen era una castaña, alta y con piel blanca, que aun a sus 9 años, se podía ver su futuro de súper modelo, las pequeñas pecas cafés que cubrían su nariz daban un contraste perfecto a sus ojos chocolate, de los cuales siempre desprendía un aire de ternura. 
— Cállate Bella, sabes perfectamente que tú te ves mejor que nosotras— dijo Marie, la pelirroja de cabellos rizados era caracterizada por siempre decir lo que piensa, lo cual puede ser tierno a la edad de 9, pero se vuelve molesto a la edad de 17, ella tenía los ojos verdes y la piel un poco bronceada, por alguna razón sus ojos desprendían picardía, Marie no era alta, pero si más alta que yo, todas mis amigas eran más altas que yo. 
— Vamos Marie, deja de hacerte la payasa  y mejor entremos al edificio. 
Una vez adentro fuimos directamente a los casilleros que nos habían asignado, para revisar si teníamos correspondencia. 
— De grande voy a ser porrista — suspiro Kristen mientras veía pasar al grupo de animadoras por los pasillos.
— Corrección. Vamos a ser animadoras — Marie se colgó de nuestros hombros sonriendo, las animadoras posaron su vista en nosotras y nos regalaron una sonrisa. Tal vez les habíamos recordado a ellas hace tiempo. 
Volví mi vista al casillero y lo abrí, una pequeña nota color rosa cayó al suelo. 
— Alguien tiene un admirador secreto — bromeó Marie subiendo y bajando las cejas, Kristen asintió y yo abrí la carta. 

Arabella:   
No hay palabras para describir tu inocente ser, tus cortos años son el tiempo en el que se mide mi pecho, tus azules ojos son el recuerdo del mar que me traga y me escupe, son como dos hielos, el dorado de tu cabello solo se compara con el brillo del sol y aunque eres pequeña yo sé que tienes un gran corazón. 
A lo lejos te observo, te admiro en las sombras y siento un vuelco en el corazón al ver que no me notas. 
Te escribo porque te quiero, no puedo decirlo en tu cara, pero te quiero. 
Pero te juro, algún día serás mía.
Te quiero.


Esa carta, por alguna razón me había causado escalofríos. Poco sabía yo que eso solo era el inicio.  
O.S Forever and always:


Forever and always

 [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

5 de Mayo del 2016. Ese era el día que Liam Payne regresaba a su casa, el día que Emily le iba a contar sus noticias, la gira había terminado y Emily lo esperaba en casa, un departamento que compartían en el corazón de Londres. 
Había decidido no ir al aeropuerto puesto que le quería preparar una sorpresa en la casa. 
Las horas pasaban y la lluvia caía cada vez más fuerte, el clima de Londres siempre era así de lluvioso. Corrió hasta la habitación de ambos y saco el suéter de Liam que siempre usaba cuando hacia frio, sus músculos se relajaron al entrar en contacto con la tela, se miró a sí misma en el espejo y observo lo grande que este suéter le quedaba, cubría sus piernas hasta las rodillas y las mangas la hacían parecer tontín, pero a ella le encantaba, salió del cuarto y camino hasta el pasillo largo el cual tenía las paredes repletas de fotos, artículos de revista y hasta discos de platino, caminaba lentamente observando todas las fotos. Habían muchas con los chicos, muchas solo con ella, pero una en especial llamo su atención, la tomo de la pared y lenta, pero cuidadosamente la puso en sus manos.  En ella se observaba a Liam sosteniendo la mano de la castaña, estaban en un prado y él estaba hincado en una rodilla. Millones de mariposas recorrieron el cuerpo de la castaña mientras que su pálida mano recorría el frio vidrio. 
Camino hacia la sala con la foto aun en sus manos, miraba a su alrededor y sus ojos se detuvieron en la mancha que había en la alfombra, una mancha que Niall Horan había hecho una noche de películas al tirar su pizza. 
Con delicadeza se sentó en el sillón y se tapó con el suéter, desprendiendo el aroma. Olía a él.
Las horas pasaron y aun no recibía noticias de Liam, trataba de mantener la calma, pero no podía, la ansiedad la había tomado, sus manos se posaron nerviosamente en el teléfono, tenía toda la intención de llamar a su celular. Se sobresaltó cuando este sonó, pero soltó un suspiro de alivio, seguramente era él para decirle que estaba atorado en el tráfico o con las fanáticas. Los nervios volvieron cuando escucho que la voz del otro lado no era la de su novio. 
— Buenas tardes ¿la señorita Stone? — dijo la voz al otro lado. 
— Soy yo ¿Qué necesita?
— Le hablo del hospital Saint Jude, ocurrió algo, debe de venir enseguida. — sin pensarlo dos veces tomo las llaves de la casa y del coche. 
Corrió a encender la camioneta negra que Liam manejaba habitualmente, como sus manos estaban muy temblorosas le costó arrancar el auto en el primer intento, después de 4 intentos pudo encender. 
La lluvia caía pesadamente en el auto y el frio se hacía notar, por lo que puso la calefacción, el aire caliente que salía de las rejillas le pego en la cara y se puso en marcha sin ni siquiera molestarse en poner el radio. 
Durante el camino se había quedado pensando en ese día de diciembre. Ella y Liam estaban en el prado de la foto que había dejado en la mesa, ella usaba su vestido color azul claro, puesto que sabía que a Liam le encantaba, arriba se había puesto un abrigo negro y se había calzado con sus converse negras, las cuales eran características de Emily y eso era algo que su novio amaba, lo simple que podía ser. 
Se había arrodillado y colocado en el dedo anular de la joven un anillo con un pequeño diamante en el centro, mientras que le decía las palabras “¿Te quieres casar conmigo?” Lágrimas de felicidad escurrían por sus mejillas, mismas que ahora derramaba, pero de tristeza. 
Llego al hospital corriendo mientras que las enfermeras la conducían por un pasillo blanco que parecía interminable. Le intentaban contar lo sucedido, pero ella no escuchaba, luchaba por poner una buena cara. Llegaron al lugar donde estaban los demás chicos con los ojos rojos e hinchados, la hicieron pasar al cuarto, donde corrió con el castaño y apretó su mano muy fuerte. 
Las maquinas que estaba conectadas marcaban su pulso, pero eso no les impedía hablar de sus planes, como iban a llamar a sus hijos, la casa de la colina que siempre quisieron tener, en donde se quedarían para envejecer juntos. 
— Estoy esperando un bebé. — dijo Emily mientras hablaban. 
— Bueno entonces si es niña se llamara Caroline y si es niño lo escoges tú. — respondió Liam mientras que su cara se iluminaba ante la noticia.  
Fue en ese momento en el que Emily tuvo una idea, corrió a buscar a los chicos, para que ellos buscaran un padre, unos anillos y champaña, estos llegaron poco tiempo después con todas las cosas y se acomodaron alrededor de la cama de su amigo. 
Liam dice unas palabras, todos se ríen y dejan caer unas lágrimas hasta que es el turno de ella, lo mira directamente a los ojos y dice;
— Yo te quiero por siempre, por siempre y para siempre, en lo bueno, en lo malo y en lo feo, envejeceremos juntos y siempre recuerda, ya sea felices, ya sea tristes o como sea, siempre nos amaremos el uno al otro, por siempre y para siempre. 
Ella termina sus votos, pero las maquinas hacen ruidos más lentos, la voz de Liam se hace cada vez más callada mientras dice; 
— Yo te amare por siempre, por siempre y para siempre, por favor recuérdalo, aunque yo ya no esté ahí, yo siempre te amare, por siempre y para siempre…                    
Spoiler:

Se que esta cortito, pero en fin a mi me gusto mucho, solo les recomiendo leerlo con la canción que puse (si no le pueden poner play entonces búsquela en youtube) la canción es Forever and always de Parachute y se las recomiendo mucho. 
En serio me gustaría saber que piensan y así, esop bye

Ahora, no se si la historia esta bien, yo entendí que tenias que dar una explicación de porque es así, si esta mal dime como hacerla y la edito.

"¡Que empiece el juego!"
Ficha aceptada.

Cariño, la ficha esta perfecta. Me ha gustado mucho tu escrito (el primero) y sobre todo la carta, esta muy bonita.
Bueno, solo me queda algo por decir, y es ¡suerte!
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Saw: El juego del miedo.| Audiciones Abiertas| One Direction.

Mensaje por Stuck. el Jue 08 Mayo 2014, 3:54 pm

Zuu:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen][Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Nombre de tu personaje.
Violet (Se pronuncia Valliolet) Harriett Lee *Inventado*

Nombres de los pj´s
Viole
t Lee & Zayn Malik

Breve historia de tu  personaje, basada en la idea que puse antes.
Cuando pequeña, nunca le ponían atención, pero no porque sus familiares no la quisieran, si no que todo el tiempo estaban en el trabajo y era perfecto pero raro el momento que estaban todos juntos, bueno no tan juntos.
Cuando Violet solo tenía 5 años su madre sufrió un asalto, cuando su madre salió a comprar unas cuantas cosas, alguien la asalto cuando iba de regreso a casa y a medio asalto la apuñalaron de espaldas, hasta dejarla sin aliento en el suelo. Lo que más le dolió es que ni siquiera pudo verla, ya que ni siquiera llego completa al hospital.
Su padre se consiguió una mujer muy linda que trato a Violet como hija propia, pero a pesar de eso nunca podrá llenar el vacío que le dejo.

Tiempo después se intereso en una banda, una banda no muy famosa en el tiempo que ella los conoció, claramente de inmediato se enamoro de ellos, tanto que cada día que pasaba eran en lo único que pensaba.
No tenía que trabajar, ni que pagar facturas, solo ser buena, hacer los deberes e ir al colegio y hacer lo que pudiera en el ya que en realidad nunca fue muy sociable que digamos. En poco rollo es de esas pocas chicas en el mundo que no va a juntarse con sus amigas o buscar a su novio, solo estudiar.
Su mundo es diferente, pero es como cualquier chica de 17 años.


Links/spoiler de un escrito de tu autoría.
Mi Capitulo:

Capitulo 6: “El Patito Feo”

Narra Lau:
Habíamos terminado de comer y Zayn estaba con su consentida Monic pagando la cuenta en la caja, Niall había hecho un verdadero batidillo intentando darle de comer a Zack, este a fuerzas quería darle de comer papas, y este como es un angelito  le escupía enzima, Pasamos un rato agradable en el restaurante y bueno Angel estaba dentro del baño, yo creo limpiándose su camisa después de la guerra de comida que habían tenido los niños.
Todos nos fuimos a los autos con nuestros niños, era hora de volver a casa y los niños ya estaban cansados, subí a nuestro auto y minutos después Zayn subió, íbamos a medio camino y mi celular comenzó a sonar, mire el numero era Zuu:
*Llamada Telefónica*
-Hola?
-Zuu que milagro
-He si verdad
-Si lo sé, como has estado?
-Bien, bien y los niños como están?
-Bien gracias
-He qué bueno oye puedo hacerte una pregunta?
-Estoy casada
-Ha, ha, ha, que graciosa!
-Ok perdón que paso?
-Quería preguntarte sobre Angel
-A sí que sucede?
-Como esta
-Muy sonriente, Harry esta asiendo su mejor intento
-Entonces el periódico, las revistas y la televisión mienten?
-De que hablas?
-Ya me entere que Harry se creyó protagonista de la película de Rápidos y Furiosos con mi hijo a bordo de su nave
-a si pero no paso nada
-como que no paso nada?
-Louis y Niall lo detuvieron
-Algo más parecido a eso
-Fue excitante!-dijo Zayn emocionado-
-Está bien, los llamo luego adiós
-Adiós
*Fin de la llamada*
Llegamos todos a la mansión, yo lleve a mis niños a sus cuartos y de inmediato se quedaron dormidos, Los últimos en llegar fueron Harry y Angel, yo me despedí de ellos y me fui a mi cuarto, Zayn estaba acomodando las cobijas para dormirnos de una buena vez, me coloque el pijama y me acosté alado de Zayn:
-Porque aun no te duermes?
-Tengo sed, en un segundo vuelvo-beso mi frente y salió de la habitación…
Narra Harry:
Llevé a Angel a mi cuarto, el suyo seguía en remodelación, era el cuarto de Louis cuando se peleaba con Denn, era muy gracioso, pero no era tan gracioso cuando me despertaba a media noche pidiéndome que mate una araña que no lo dejaba dormir. Llegamos al cuarto y este abrió sus maletas para cambiarse y se metió al baño, yo me dispuse a acostarme de una buena vez pero antes me quise poner cómodo me saque la camisa, me saque el pantalón y me coloque la pijama, solo un simple short rojo, bueno para mí eso es una pijama, Angel salió del baño y se subió a la cama, nos acostamos en este y antes de que apagara la lámpara de noche, este me hablo:
-Harry
-Que sucede?
-Me cuentas un cuento?
-Angel ya es tarde
-Por favor!
-Pero no tengo ningún cuento
-Traigo uno en mi mochila, se bajo de la cama y corrió hasta su maleta y de esta saco un libro delgado, pareciese estar hecho a mano, este subió dando brincos a la cama y me entrego el libro-
-Esta bien- me acomode en la cama y este se acostó en mi abdomen esperando a que comenzara-
-El patito Feo, estás seguro que lo quieres… 
-Sigue leyendo
-Esta bien, El Patito Feo, Había una vez una pata que estaba empollando sus huevos y esperaba a que naciesen para poder presumir de sus fuertes y preciosos hijos.

Un determinado día comenzaron a abrirse los cascarones y fueron saliendo todos los  patitos. Muchos animales del bosque se acercaron para ver a los nuevos miembros de la manada, pero de repente, cuando nació el último, vieron que era muy pequeño, gordo y feo.
Con  el tiempo todos fueron creciendo y volviéndose mucho más bonitos pero el patito feo seguía sin mejorar su aspecto. Esto 

-hizo que todos lo llamasen “Patito Feo”. – Dijimos ambos en coro-
-Finalmente, sus propios hermanos empezaron a avergonzarse de él por lo feo que era y empezaron a despreciarlo.

El patito se sentía muy triste y desgraciado por lo que decidió alejarse de allí. En su camino encontró una granja donde nadie lo rechazaba y decidió quedarse a vivir, pero al poco tiempo todos empezaron también a insultarle, por lo que volvió a escapar para buscar otro sitio donde le quisiesen.

Tiempo después llegó a un lago y encontró unos hermosos cisnes que se alegraron cuando lo vieron. El patito se quedó muy extrañado, 

-ya que lo habían aceptado desde el primer momento- dijimos de nuevo en coro, pro ahora Angel se estaba quedando dormido-

Lo cierto es que no sabía lo que estaba pasando, pero de repente, al mirar al agua, se dio cuenta de que se había convertido en un precioso cisne. A partir de aquí vivió feliz con su nueva familia
-Por siempre- dijo este con un hilo de voz, se había quedado dormido-

Qué casualidad, es mi cuento favorito de cuando pequeño, -suspire- Angel estaba desmayado en mi desnudo abdomen, no quise despertarlo a sí que lo deje ahí lo cubrí con la sábana y me dedique a hojear cada hoja de aquel cuento, las imágenes eran tiernas, eran hechas a mano, muy bien delineados pero con ese tono dulce de Zuu, hasta el final venia escrito en letra cursiva una nota que decía:
Querido Angel:
 
Soy tu madre, te cansaré, me enfadaré contigo, gritaré como loca, te llamaré la atención, te repetiré mil veces las cosas y sabes ¿por qué?. Porque te amo. Nunca encontrarás a nadie que te ame más que yo, sin ningún interés, sólo el amor maternal. 
 
Porque tu triunfo será el mío.
 
Recuerda que Para que el amor sea verdadero, nos debe costar. Nos debe doler. Nos debe vaciar de nosotros mismos.
 
El día en que yo te haya de faltar, no estarás solo, tu padre ah de cuidar de ti, solo prométeme que por más triste que te sientas, estemos juntos o no, me has de imaginar, pues yo estaré ahí, imagíname, piénsame, porque mi corazón siempre estará contigo.
 
 

                    Atte. Tú Mama.
 
Cerré el libro y lo deje en la mesita de noche, el cabello rubio de Angel topaba con mi nariz, por alguna razón sentí unas ganas inmensas de abrazarlo con toda mi alma, y si a si lo hice, me hubiese gustado que él estuviera despierto, lo solté un poco aun seguía abrazándole, estire mi brazo hasta la lámpara y la apague, esta noche por fin no dormiría solo…


Mi miedo es...:


Mi mayor miedo es... Soy inmune a eso <33 No me da miedo nada de eso, no me dan miedo los payasos, ni las araños ni cualquier animal, no me dan miedo los fantasmas, no me da miedo la oscuridad, no le tengo miedo a las alturas, ni a los lugares cerrados, menos a los juegos mecánicos, los cuchillos me dan risa, el fuego pues no la verdad, miedo a la muerte no, miedo a... a... Selena Gomez
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
*llora* Ok no, no tampoco.
Aun tengo que descubrirlo soy valiente, aun quiero entrar a Narnia llevo 2 días encerrada en el closet XDD.

"¡Que empiece el juego!"
Ficha aceptada.

Hola Zuu! Tu ficha esta bien, ¿A poco no te asusta nada? vaya, felicidades. El capitulo me gusto, le narradora se llama como yo, Laura. Besos y te deseo la mejor suerte del mundo
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Saw: El juego del miedo.| Audiciones Abiertas| One Direction.

Mensaje por Stuck. el Jue 08 Mayo 2014, 3:55 pm

Neljaiddys escribió:Audicionaré para la impulsiva, veo que solo han elegido, niall, zayn y louis.
Si, honey, entre mas variedad, mejor!
La espero!
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Saw: El juego del miedo.| Audiciones Abiertas| One Direction.

Mensaje por Escritora Suicida el Jue 08 Mayo 2014, 4:42 pm

Stuck. escribió:
Zuu:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen][Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Nombre de tu personaje.
Violet (Se pronuncia Valliolet) Harriett Lee *Inventado*

Nombres de los pj´s
Viole
t Lee & Zayn Malik

Breve historia de tu  personaje, basada en la idea que puse antes.
Cuando pequeña, nunca le ponían atención, pero no porque sus familiares no la quisieran, si no que todo el tiempo estaban en el trabajo y era perfecto pero raro el momento que estaban todos juntos, bueno no tan juntos.
Cuando Violet solo tenía 5 años su madre sufrió un asalto, cuando su madre salió a comprar unas cuantas cosas, alguien la asalto cuando iba de regreso a casa y a medio asalto la apuñalaron de espaldas, hasta dejarla sin aliento en el suelo. Lo que más le dolió es que ni siquiera pudo verla, ya que ni siquiera llego completa al hospital.
Su padre se consiguió una mujer muy linda que trato a Violet como hija propia, pero a pesar de eso nunca podrá llenar el vacío que le dejo.

Tiempo después se intereso en una banda, una banda no muy famosa en el tiempo que ella los conoció, claramente de inmediato se enamoro de ellos, tanto que cada día que pasaba eran en lo único que pensaba.
No tenía que trabajar, ni que pagar facturas, solo ser buena, hacer los deberes e ir al colegio y hacer lo que pudiera en el ya que en realidad nunca fue muy sociable que digamos. En poco rollo es de esas pocas chicas en el mundo que no va a juntarse con sus amigas o buscar a su novio, solo estudiar.
Su mundo es diferente, pero es como cualquier chica de 17 años.


Links/spoiler de un escrito de tu autoría.
Mi Capitulo:

Capitulo 6: “El Patito Feo”

Narra Lau:
Habíamos terminado de comer y Zayn estaba con su consentida Monic pagando la cuenta en la caja, Niall había hecho un verdadero batidillo intentando darle de comer a Zack, este a fuerzas quería darle de comer papas, y este como es un angelito  le escupía enzima, Pasamos un rato agradable en el restaurante y bueno Angel estaba dentro del baño, yo creo limpiándose su camisa después de la guerra de comida que habían tenido los niños.
Todos nos fuimos a los autos con nuestros niños, era hora de volver a casa y los niños ya estaban cansados, subí a nuestro auto y minutos después Zayn subió, íbamos a medio camino y mi celular comenzó a sonar, mire el numero era Zuu:
*Llamada Telefónica*
-Hola?
-Zuu que milagro
-He si verdad
-Si lo sé, como has estado?
-Bien, bien y los niños como están?
-Bien gracias
-He qué bueno oye puedo hacerte una pregunta?
-Estoy casada
-Ha, ha, ha, que graciosa!
-Ok perdón que paso?
-Quería preguntarte sobre Angel
-A sí que sucede?
-Como esta
-Muy sonriente, Harry esta asiendo su mejor intento
-Entonces el periódico, las revistas y la televisión mienten?
-De que hablas?
-Ya me entere que Harry se creyó protagonista de la película de Rápidos y Furiosos con mi hijo a bordo de su nave
-a si pero no paso nada
-como que no paso nada?
-Louis y Niall lo detuvieron
-Algo más parecido a eso
-Fue excitante!-dijo Zayn emocionado-
-Está bien, los llamo luego adiós
-Adiós
*Fin de la llamada*
Llegamos todos a la mansión, yo lleve a mis niños a sus cuartos y de inmediato se quedaron dormidos, Los últimos en llegar fueron Harry y Angel, yo me despedí de ellos y me fui a mi cuarto, Zayn estaba acomodando las cobijas para dormirnos de una buena vez, me coloque el pijama y me acosté alado de Zayn:
-Porque aun no te duermes?
-Tengo sed, en un segundo vuelvo-beso mi frente y salió de la habitación…
Narra Harry:
Llevé a Angel a mi cuarto, el suyo seguía en remodelación, era el cuarto de Louis cuando se peleaba con Denn, era muy gracioso, pero no era tan gracioso cuando me despertaba a media noche pidiéndome que mate una araña que no lo dejaba dormir. Llegamos al cuarto y este abrió sus maletas para cambiarse y se metió al baño, yo me dispuse a acostarme de una buena vez pero antes me quise poner cómodo me saque la camisa, me saque el pantalón y me coloque la pijama, solo un simple short rojo, bueno para mí eso es una pijama, Angel salió del baño y se subió a la cama, nos acostamos en este y antes de que apagara la lámpara de noche, este me hablo:
-Harry
-Que sucede?
-Me cuentas un cuento?
-Angel ya es tarde
-Por favor!
-Pero no tengo ningún cuento
-Traigo uno en mi mochila, se bajo de la cama y corrió hasta su maleta y de esta saco un libro delgado, pareciese estar hecho a mano, este subió dando brincos a la cama y me entrego el libro-
-Esta bien- me acomode en la cama y este se acostó en mi abdomen esperando a que comenzara-
-El patito Feo, estás seguro que lo quieres… 
-Sigue leyendo
-Esta bien, El Patito Feo, Había una vez una pata que estaba empollando sus huevos y esperaba a que naciesen para poder presumir de sus fuertes y preciosos hijos.

Un determinado día comenzaron a abrirse los cascarones y fueron saliendo todos los  patitos. Muchos animales del bosque se acercaron para ver a los nuevos miembros de la manada, pero de repente, cuando nació el último, vieron que era muy pequeño, gordo y feo.
Con  el tiempo todos fueron creciendo y volviéndose mucho más bonitos pero el patito feo seguía sin mejorar su aspecto. Esto 

-hizo que todos lo llamasen “Patito Feo”. – Dijimos ambos en coro-
-Finalmente, sus propios hermanos empezaron a avergonzarse de él por lo feo que era y empezaron a despreciarlo.

El patito se sentía muy triste y desgraciado por lo que decidió alejarse de allí. En su camino encontró una granja donde nadie lo rechazaba y decidió quedarse a vivir, pero al poco tiempo todos empezaron también a insultarle, por lo que volvió a escapar para buscar otro sitio donde le quisiesen.

Tiempo después llegó a un lago y encontró unos hermosos cisnes que se alegraron cuando lo vieron. El patito se quedó muy extrañado, 

-ya que lo habían aceptado desde el primer momento- dijimos de nuevo en coro, pro ahora Angel se estaba quedando dormido-

Lo cierto es que no sabía lo que estaba pasando, pero de repente, al mirar al agua, se dio cuenta de que se había convertido en un precioso cisne. A partir de aquí vivió feliz con su nueva familia
-Por siempre- dijo este con un hilo de voz, se había quedado dormido-

Qué casualidad, es mi cuento favorito de cuando pequeño, -suspire- Angel estaba desmayado en mi desnudo abdomen, no quise despertarlo a sí que lo deje ahí lo cubrí con la sábana y me dedique a hojear cada hoja de aquel cuento, las imágenes eran tiernas, eran hechas a mano, muy bien delineados pero con ese tono dulce de Zuu, hasta el final venia escrito en letra cursiva una nota que decía:
Querido Angel:
 
Soy tu madre, te cansaré, me enfadaré contigo, gritaré como loca, te llamaré la atención, te repetiré mil veces las cosas y sabes ¿por qué?. Porque te amo. Nunca encontrarás a nadie que te ame más que yo, sin ningún interés, sólo el amor maternal. 
 
Porque tu triunfo será el mío.
 
Recuerda que Para que el amor sea verdadero, nos debe costar. Nos debe doler. Nos debe vaciar de nosotros mismos.
 
El día en que yo te haya de faltar, no estarás solo, tu padre ah de cuidar de ti, solo prométeme que por más triste que te sientas, estemos juntos o no, me has de imaginar, pues yo estaré ahí, imagíname, piénsame, porque mi corazón siempre estará contigo.
 
 

                    Atte. Tú Mama.
 
Cerré el libro y lo deje en la mesita de noche, el cabello rubio de Angel topaba con mi nariz, por alguna razón sentí unas ganas inmensas de abrazarlo con toda mi alma, y si a si lo hice, me hubiese gustado que él estuviera despierto, lo solté un poco aun seguía abrazándole, estire mi brazo hasta la lámpara y la apague, esta noche por fin no dormiría solo…


Mi miedo es...:


Mi mayor miedo es... Soy inmune a eso <33 No me da miedo nada de eso, no me dan miedo los payasos, ni las araños ni cualquier animal, no me dan miedo los fantasmas, no me da miedo la oscuridad, no le tengo miedo a las alturas, ni a los lugares cerrados, menos a los juegos mecánicos, los cuchillos me dan risa, el fuego pues no la verdad, miedo a la muerte no, miedo a... a... Selena Gomez
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
*llora* Ok no, no tampoco.
Aun tengo que descubrirlo soy valiente, aun quiero entrar a Narnia llevo 2 días encerrada en el closet XDD.

"¡Que empiece el juego!"
Ficha aceptada.

Hola Zuu! Tu ficha esta bien, ¿A poco no te asusta nada? vaya, felicidades. El capitulo me gusto, le narradora se llama como yo, Laura. Besos y te deseo la mejor suerte del mundo
He gracias *se pone roja*
ok ya
si la verdad aun no encuentro mi desafio he XDDD
hpjgioghj
Si lo se es por una amiga <333
ok ya
gifhiofdhoidfhoig
Gracias
Espero resultados <33
Zuu:)



Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Saw: El juego del miedo.| Audiciones Abiertas| One Direction.

Mensaje por Invitado el Vie 09 Mayo 2014, 11:41 pm

Hiiii! yo hace muchísimo tiempo, había tenido una idea un poco similar a la tuya, y ahora que andaba buscando no sé qué, me pasé por acá y la idea me ha encantado completamente así, que audicionaré por Liam, mañana te dejo la ficha y todo eso(:
Mi mayor miedo son: Los insectos, la oscuridad, los truenos.
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Saw: El juego del miedo.| Audiciones Abiertas| One Direction.

Mensaje por Stuck. el Sáb 10 Mayo 2014, 12:23 pm

Skyscraper. escribió:Hiiii! yo hace muchísimo tiempo, había tenido una idea un poco similar a la tuya, y ahora que andaba buscando no sé qué, me pasé por acá y la idea me ha encantado completamente   :A:así, que audicionaré por Liam, mañana te dejo la ficha y todo eso(:
Mi mayor miedo son: Los insectos, la oscuridad, los truenos.
En serio? Que curioso!
Espero tu ficha!
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Saw: El juego del miedo.| Audiciones Abiertas| One Direction.

Mensaje por Invitado el Sáb 10 Mayo 2014, 3:14 pm

•Roles: La impulsiva.
•Nombre:  Bonnie Adams.
•Representantes: Emilia Clarke y Liam Payne.
•Historia: La vida de Bonnie jamás fue la mejor que le pudo haber tocado, nada envidiable, para ser exactos. Rachel,  su madre estaba completamente enamorada del padre de aquella, con solo dieciocho años de edad, quedó embarazada, al principio, ella pegaba gritos de emoción, porque estaba segura, que aquél hombre iba a responderle, pero no fue así, pasó todo lo contrario; a los pocos días, se marchó de Manchester, para nunca más saber nada de él.  
Rachel, estaba convencida que iba a tenerla, pero a los pocos días de nacida, la daría en adopción; pero nada salió como ella lo había planeado. Finalmente, tuvo a Bonnie, pero tal vez, lo mejor hubiera sido regalarla, ya que aquella, jamás le prestaba atención. A los pocos años, decidió casarse con un hombre de gran prestigio en todo Londres, teniendo a su segundo hijo, el cuál sí lo quería y le regalaba toda su atención; cuando Bonnie cumplió diez años, al dormir, su padrastro se escabulló a su habitación, para violarla y cada vez era constante ese encuentro. No le dijo nada a su madre, porque sabría que no le iba a creer.
Ella, había crecido con un gran rencor hacia todas las personas, algunas veces se llegaba a preguntar qué se sentiría tener el cariño de alguien, quería, que su madre llegara a sentir afecto por ella, pero jamás fue así. En la escuela, nadie le hablaba, ya que una vez, golpeó a una compañera suya, dejándola inconsciente. La chica comenzó a cortarse para sentir alguna escapatoria, nunca fue lo suficientemente valiente para matarse a sí misma. Un día, al ver TXF entre los concursantes conoció a un grupo recientemente formado, llamado One direction. Ellos la hacían sentir, especial, aún sin conocerlos y fue algo que jamás pudo entender, pero le gustaba. Bonnie siempre ha sido una chica impulsiva, no le importa lastimar a nadie, ni con palabras y mucho menos con acciones.

•Escrito de mi autoría: here


Hey there Delilah:
Hey there Delilah

—Te ves hermosa. —comenta mi madre detrás de mí, acompañada de una radiante sonrisa. Me miro en el espejo por enésima vez y lo único que logra salir de mí es una mueca; mis ojos están hinchados, pero gracias al maquillaje, parece como si fuera una futura novia feliz, solamente falta ponerme el vestido y en menos de una hora, sería la "Señora de Wheeler"
—Vamos, quita esa cara Delilah, que tu futuro esposo, te verá mal y no sé qué otra cosa le puedes inventar.
—Pero, ver a la novia antes de la boda, es de mala suerte así que cuando él me vea, yo seré la mujer que sueña tener y la esperanza de todos ustedes. —respondo con cierta ironía.
—Ya vas a empezar, al final me lo vas a agradecer. —pone los ojos en blanco. —Te dejo, tienes media hora para bajar o iré a rastras por ti. —asiento y por fin, decide dejarme en paz. ¡Pensé que nunca se iría! doy una voltereta de la felicidad imaginaría, después de tres insoportables horas, me siento tranquila.
Sé que esto, es lo más importante que le puede pasar a mi papá en toda su vida, si no me casara con Patrick, mi familia estaría prácticamente en la calle, soy la única esperanza para ellos. Pero, por una obvia razón no puedo evitar sentirme tan mal, siento un enorme nudo en mi garganta. Me paro de aquella silla y decido buscar algo, que hace años no veía; debajo de mi cama saco una enorme caja de madera, llena de polvo… sé que si la veo, varios recuerdos aparecerán y me será inútil olvidarme de él, pero una parte de mí, ansiaba volver a sentirse viva, aunque fuera con solo recuerdos.
Doy un largo suspiro y por fin decido rebuscar todo lo que se encuentra ahí, varías lágrimas comenzaron a descender de mí. Había una foto, en dónde salíamos él y yo haciendo caras graciosas, otra en donde nos besábamos, la primera vez que me enseñó a andar en bicicleta… me sentía un asco de persona.
—Como te extraño. —susurro. —Perdóname, en serio… espero que algún día me perdones, nunca te podré olvidar, te lo prometo. —percibo que alguien se asoma detrás de la puerta y logro distinguir aquellos ojos verdes de Lucy, rápidamente, borro las pequeñas lágrimas que tenía en mi rostro.
— ¿Puedo pasar? —murmura.
—Claro.
— ¿Estás bien? —indaga, con cierto tono de preocupación. Ella era mi hermana menor, la que más quería de todos, así que no podía ocultarle nada.
— ¿La verdad? Me siento fatal.
—Lo extrañas ¿cierto?
—Demasiado.
— ¿Y qué pasaría si él regresara, aún te casarías con Patrick? —aquella pregunta, me había dejado perpleja, y siendo sincera, no sabía que contestar, porque por una parte, estaba mi familia y por otra, mi felicidad.
—No… no lo sé. —confieso, mordiéndome el labio inferior.
—Si yo estuviera en tu lugar, lucharía por mi felicidad, sin importar lo que pasara, desde que él se fue, tu sonrisa cambió, ya no eres la misma persona de antes.
—Pero él ya no está aquí, me dejó sin importarle mis sentimientos; a veces es mejor estar con una persona a la que no quieres para nunca salir lastimada.
— ¿Por eso te casarás con Patrick? —Lucy cruza los brazos, sabía que estaba molesta.
—Exacto.
—Pues, déjame decirte que estás muy mal. ¿Acaso vas a ser infeliz siempre? ¿No piensas tener hijos y extasiarte de las cosas grandiosas que te da la vida?
—La vida no es un cuento de hadas, Lucy, no va a llegar mi príncipe azul en un caballo blanco, para rescatarme. —acoté sarcásticamente. —Y si me perdonas, tengo que terminar de arreglarme para mi boda.
—Tú no eres así. —me mira con decepción y a los pocos segundos desaparece. Siento una pequeña carga de conciencia y es bochornoso sentirme así, tal vez me porté muy grosera con ella, porque sabía que en el fondo tenía razón.
Doy un largo suspiro y decido seguir hurgando  aquella cajita de hace unos instantes; habían algunos cd’s, las canciones que más nos gustaban a él y a mí, en realidad él y yo éramos tan iguales, que algunas veces eso me asustaba. Sutilmente mi mente viaja al pasado, reviviendo algunos de los mejores momentos con él:

— ¡Plain White T’s! Hey there Delilah. —comento fascinada, escuchando plácidamente el disco que había puesto él, hace unos segundos. Me encuentro acostada en el cómodo suelo de su cuarto, jugando a tratar de adivinar canciones; él me regala una sonrisa y se recuesta a mi lado, cierro mis ojos, dejándome llevar por la canción.
—Hey there Delilah I’ve got so much left to stay, if every simple song I wrote to you would take your breath away. I’d write it all. Even more in love with me you’d fall. —susurra esa estrofa, abro mis ojos como plato, y lo encuentro mirándome tiernamente, me acerco aún más a él, chocando nuestras respiraciones y deseando probar sus labios, hace unas semanas mis sentimientos estaban confundidos, por un momento había llegado a pensar que él me gustaba, pero ahora… estaba más que segura.
—Estoy enamorada de ti. —musito, él me regala una sonrisa de oreja a oreja, me acerco aún más a él y por fin, pasa lo que había añorado hace meses, nos besamos.


Aún sigo recordando cada momento en el que habíamos pasado juntos, y jamás se me habría pasado por la cabeza, que me llegaría a enamorar de mi mejor amigo y aún peor, que lo extrañaría, como lo extraño ahora.
Tomo mi celular, busco en mis contactos su número, y me quedo pensando unos segundos en llamarlo, sé que la última vez en la que él y yo hablamos, terminamos mal, pero ahora, si tan solo escuchara su voz… tal vez me llegaría a sentir feliz, como antes. Estoy a punto de llamarlo, pero varias ideas se me cruzan por la cabeza, ¿y si él ya conoció a otra persona? ¿Y si ya no quiere saber más de mí?
¿En qué demonios estás pensando Delilah? Tú estás a pocas horas de casarte, y en lugar de pensar en tu futuro esposo, piensas en un amor de tu juventud; mi conciencia me regaña y yo agacho la cabeza avergonzada, tenía razón, hacer eso, era una locura.


Faltaba media hora para por fin casarme, el vestido era muy bonito, pero por más que intentara en convencerme a mí misma en que todo esto era una buena idea, no lograba conseguirlo. Tocan la puerta con brusquedad y sé que solamente se trata de una persona.  
— ¿Ya estás lista? Delilah, ya tienes que bajar, todos te estamos esperando. —chilla mi madre, del otro lado de la puerta, pongo los ojos en blanco fastidiada.
— ¡En un rato bajo! Además, falta media hora mamá, llegaremos a tiempo.
—Más te vale. —noto que baja las escaleras, por la resonancia de sus tacones.
Decido que antes de irme, debía poner Plain White T’s y escuchar aquella canción, que significaba un millón de cosas para mí.

Hey there Delilah What’s it like in New York City? I’am a thousand miles away but girl tonight you look so pretty yes, you do.
La canción suena, y yo comienzo a llorar como una niña pequeña.
“Esa es nuestra canción, recuerda que yo siempre estaré a tu lado” recuerdo cada palabra que había dicho antes de irse. Nuevamente, la puerta de mi habitación resuena, sé que es la atosigadora de mi madre, aún tengo lágrimas en mi rostro, pero ahora, es lo que menos me importa, así que decido abrirle y gritarle en su cara que deje de estar molestando.
— ¡TE DIJE QUE YA CASI TERMINO! DEJA DE MOLESTAR. —inmediatamente abro la puerta para gritarle, pero al darme cuenta de quién se encontraba enfrente de mí, me quedo boquiabierta, no dudo ni un segundo y me abalanzo en él. Lo abrazo fuertemente, no puedo creer que esté aquí, comienzo a llorar aún más, pero ahora, no sé qué emoción tengo en ese momento.
A thousand miles seems pretty far But they’ve got planes and trains and cars. I’d walk to you if I had no other away. —susurra aquella estrofa de la canción contra mi oído, aún sin soltarme. Lo abrazo aún más fuerte, parece que todo esto fuera un sueño.
— ¿Estoy soñando? —lo miro a los ojos anonadada.
—No. —me dice sonriendo, se acerca a mí acortando distancia entre nosotros dos y me besa, posiciono mi mano en su rostro, y él me toma de la cintura alargando el beso, haciendo, que el resto del mundo dejara de importar y solamente me concentrara en él y yo, había extrañado tanto sus besos, su aroma, sus abrazos…  finalmente, deposita un tierno beso en mi frente.
—Tenía tanto miedo de perderte, quería explicarte que lo que pasó aquella vez, yo… —trató de hablar, pero lo interrumpí.
—Louis, eso no me importa ya, sé que fue un mal entendido, pero estaba tan angustiada por perderte, que hice todo ese escándalo.
—Pero creo, que el que terminó perdiendo a alguien fui yo. —me mira de arriba abajo, contemplando mi vestido de novia. —Te ves hermosa, pero creo que llegué tarde. —hace una mueca, y sus ojos se cristalizan al igual que los míos.
— ¡No! Llegaste a tiempo, tal vez todo lo que piensas está mal, necesito explicártelo, por favor, a la única persona que te amo es a ti. —mi voz cada vez se quebraba más, no quería perderlo, enserio, no quería.
—Te escucho…
Le conté todo lo que había pasado, que mis padres me habían obligado a casarme con Patrick, pero que yo nunca quise, porque a la única persona que quería era a él.
— ¿Y qué es lo que harás? —me pregunta angustiado, pero ahora, no tenía una respuesta concreta; no sabía que decir, así que me quedé callada.
—Veo que no dirás nada. —toma un suspiro y mira el techo, pensando en qué decirme. —No sé qué es lo que realmente sientes Delilah, pero yo no te quiero obligar a nada, si decides estar conmigo, ya sabes en dónde encontrarme. —me quedo paralizada, porque soy tan malditamente cobarde, que no lo puedo detener. Da unos pasos, y se retira de mi habitación. Y yo sigo sin saber qué hacer, que lo único que logro es soltar un sollozo y seguir llorando.
[…]

Mi padre está a un lado mío con un traje negro hecho a su medida, supongo que está más nervioso que yo.
—Hace meses que no veía a Louis ¿para qué te buscó? Creí que ya no se hablaban. —rompe el silencio de hace unos minutos, absortándome de mis ideas.
—Yo tampoco; solamente fue a desearme suerte con… Patrick. Siempre hemos sido los mejores amigos de toda la vida pá. —le regalo una media sonrisa. Nadie de mi familia se había enterado que yo tuve una relación por más de tres años con él, con excepción de Lucy.
—A tu madre no le agradó para nada que él fuera a visitarte.
—A ella nunca le agrada nada. —comento molesta.
— ¿Qué sucede contigo Delilah?
— ¿Qué sucede de qué?
— Desde que eras pequeña y lo conociste, siempre sonreías y créeme que tú iluminabas la casa con tus risas, pero ahora cuando se fue este chico, te veía triste, tu mirada se apagó, ahora, cuando hablé de él, pude notar un brillo en tus ojos, dime… ¿Estás enamorada de él? —aquella pregunta, me había dejado sin palabras, pero ya no me quería callar, debía de hacerle caso a Lucy y guiarme por mis sentimientos.
—Sí papá, he amado a Louis desde que lo conocí, su voz… su risa, cada acción que hace es especial para mí y jamás lograré sacarlo de mi corazón. —respondo con firmeza, él esboza una sonrisa.
—Entonces ¿qué estás haciendo aquí? —me pregunta curioso.
— ¿Es enserio? Todo esto lo hago por ustedes, jamás he estado enamorada de Patrick, nunca lo llegaré a querer.
—Eres la mejor hija que alguien pudiera tener, pero ¿sabes qué? En este aspecto manda a la mierda a tu familia, lucha mi amor, a mí me importa que seas feliz, y si Louis es tu felicidad, ve por él. —mis ojos se abrieron como platos y sentí una ilusión muy grande.
— ¿Es enserio? —le digo sorprendida y lo abrazo fuertemente.
—Muy enserio. Joven, deténgase aquí.  —le indica, al chofer que hace unos minutos nos llevaría a mi boda.
—Pero, ¿qué le dirás a los invitados, a mamá… a Patrick?
—Eso yo me lo inventaré, mientras tanto, vete y sé feliz, por favor. —asiento, le doy un beso en la mejilla, y bajo del auto. El vestido me estorba, pero quiero correr para llegar lo más pronto posible con él.


Toco una y otra vez la puerta de su casa, hasta que por fin me abren, me mira y ambos sonreímos, me abalanzo sobre él tirándolo al piso y nos besamos, como nunca.
—Creí que no vendrías. —susurra sobre mis labios.
—Prométeme que nunca me vas a volver a dejar. —me separo un poco de él.
—Y tú prométeme que si me llego a ir, solamente pensarás en casarte con migo y nadie más. —suelto una risita y le doy un suave golpe.
—No te volverás a ir. ¿O sí? —enarco una ceja.
— ¿Y dejarte sola de nuevo? No gracias. Quiero que sepas, que jamás te dejé de amar, tú siempre serás mi Delilah. —sonrío, y une mis labios con los suyos, ahora me siento realmente feliz, con la única persona que he amado y con la única que quiero compartir el resto de mis días.


Um, la historia que hice no me convenció mucho, si hay alguna falla o algo así avísame por favor :) xx.
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Saw: El juego del miedo.| Audiciones Abiertas| One Direction.

Mensaje por Stuck. el Sáb 10 Mayo 2014, 6:35 pm

Skyscraper:


•Roles: La impulsiva.
•Nombre:  Bonnie Adams.
•Representantes: Emilia Clarke y Liam Payne.
•Historia: La vida de Bonnie jamás fue la mejor que le pudo haber tocado, nada envidiable, para ser exactos. Rachel,  su madre estaba completamente enamorada del padre de aquella, con solo dieciocho años de edad, quedó embarazada, al principio, ella pegaba gritos de emoción, porque estaba segura, que aquél hombre iba a responderle, pero no fue así, pasó todo lo contrario; a los pocos días, se marchó de Manchester, para nunca más saber nada de él.  
Rachel, estaba convencida que iba a tenerla, pero a los pocos días de nacida, la daría en adopción; pero nada salió como ella lo había planeado. Finalmente, tuvo a Bonnie, pero tal vez, lo mejor hubiera sido regalarla, ya que aquella, jamás le prestaba atención. A los pocos años, decidió casarse con un hombre de gran prestigio en todo Londres, teniendo a su segundo hijo, el cuál sí lo quería y le regalaba toda su atención; cuando Bonnie cumplió diez años, al dormir, su padrastro se escabulló a su habitación, para violarla y cada vez era constante ese encuentro. No le dijo nada a su madre, porque sabría que no le iba a creer.
Ella, había crecido con un gran rencor hacia todas las personas, algunas veces se llegaba a preguntar qué se sentiría tener el cariño de alguien, quería, que su madre llegara a sentir afecto por ella, pero jamás fue así. En la escuela, nadie le hablaba, ya que una vez, golpeó a una compañera suya, dejándola inconsciente. La chica comenzó a cortarse para sentir alguna escapatoria, nunca fue lo suficientemente valiente para matarse a sí misma. Un día, al ver TXF entre los concursantes conoció a un grupo recientemente formado, llamado One direction. Ellos la hacían sentir, especial, aún sin conocerlos y fue algo que jamás pudo entender, pero le gustaba. Bonnie siempre ha sido una chica impulsiva, no le importa lastimar a nadie, ni con palabras y mucho menos con acciones.
•Escrito de mi autoría: here


Hey there Delilah:
Hey there Delilah

—Te ves hermosa. —comenta mi madre detrás de mí, acompañada de una radiante sonrisa. Me miro en el espejo por enésima vez y lo único que logra salir de mí es una mueca; mis ojos están hinchados, pero gracias al maquillaje, parece como si fuera una futura novia feliz, solamente falta ponerme el vestido y en menos de una hora, sería la "Señora de Wheeler" 
—Vamos, quita esa cara Delilah, que tu futuro esposo, te verá mal y no sé qué otra cosa le puedes inventar. 
—Pero, ver a la novia antes de la boda, es de mala suerte así que cuando él me vea, yo seré la mujer que sueña tener y la esperanza de todos ustedes. —respondo con cierta ironía.
—Ya vas a empezar, al final me lo vas a agradecer. —pone los ojos en blanco. —Te dejo, tienes media hora para bajar o iré a rastras por ti. —asiento y por fin, decide dejarme en paz. ¡Pensé que nunca se iría! doy una voltereta de la felicidad imaginaría, después de tres insoportables horas, me siento tranquila. 
Sé que esto, es lo más importante que le puede pasar a mi papá en toda su vida, si no me casara con Patrick, mi familia estaría prácticamente en la calle, soy la única esperanza para ellos. Pero, por una obvia razón no puedo evitar sentirme tan mal, siento un enorme nudo en mi garganta. Me paro de aquella silla y decido buscar algo, que hace años no veía; debajo de mi cama saco una enorme caja de madera, llena de polvo… sé que si la veo, varios recuerdos aparecerán y me será inútil olvidarme de él, pero una parte de mí, ansiaba volver a sentirse viva, aunque fuera con solo recuerdos. 
Doy un largo suspiro y por fin decido rebuscar todo lo que se encuentra ahí, varías lágrimas comenzaron a descender de mí. Había una foto, en dónde salíamos él y yo haciendo caras graciosas, otra en donde nos besábamos, la primera vez que me enseñó a andar en bicicleta… me sentía un asco de persona. 
—Como te extraño. —susurro. —Perdóname, en serio… espero que algún día me perdones, nunca te podré olvidar, te lo prometo. —percibo que alguien se asoma detrás de la puerta y logro distinguir aquellos ojos verdes de Lucy, rápidamente, borro las pequeñas lágrimas que tenía en mi rostro. 
— ¿Puedo pasar? —murmura. 
—Claro. 
— ¿Estás bien? —indaga, con cierto tono de preocupación. Ella era mi hermana menor, la que más quería de todos, así que no podía ocultarle nada. 
— ¿La verdad? Me siento fatal. 
—Lo extrañas ¿cierto? 
—Demasiado. 
— ¿Y qué pasaría si él regresara, aún te casarías con Patrick? —aquella pregunta, me había dejado perpleja, y siendo sincera, no sabía que contestar, porque por una parte, estaba mi familia y por otra, mi felicidad. 
—No… no lo sé. —confieso, mordiéndome el labio inferior. 
—Si yo estuviera en tu lugar, lucharía por mi felicidad, sin importar lo que pasara, desde que él se fue, tu sonrisa cambió, ya no eres la misma persona de antes. 
—Pero él ya no está aquí, me dejó sin importarle mis sentimientos; a veces es mejor estar con una persona a la que no quieres para nunca salir lastimada.
— ¿Por eso te casarás con Patrick? —Lucy cruza los brazos, sabía que estaba molesta. 
—Exacto. 
—Pues, déjame decirte que estás muy mal. ¿Acaso vas a ser infeliz siempre? ¿No piensas tener hijos y extasiarte de las cosas grandiosas que te da la vida? 
—La vida no es un cuento de hadas, Lucy, no va a llegar mi príncipe azul en un caballo blanco, para rescatarme. —acoté sarcásticamente. —Y si me perdonas, tengo que terminar de arreglarme para mi boda.
—Tú no eres así. —me mira con decepción y a los pocos segundos desaparece. Siento una pequeña carga de conciencia y es bochornoso sentirme así, tal vez me porté muy grosera con ella, porque sabía que en el fondo tenía razón. 
Doy un largo suspiro y decido seguir hurgando  aquella cajita de hace unos instantes; habían algunos cd’s, las canciones que más nos gustaban a él y a mí, en realidad él y yo éramos tan iguales, que algunas veces eso me asustaba. Sutilmente mi mente viaja al pasado, reviviendo algunos de los mejores momentos con él:

— ¡Plain White T’s! Hey there Delilah. —comento fascinada, escuchando plácidamente el disco que había puesto él, hace unos segundos. Me encuentro acostada en el cómodo suelo de su cuarto, jugando a tratar de adivinar canciones; él me regala una sonrisa y se recuesta a mi lado, cierro mis ojos, dejándome llevar por la canción.
—Hey there Delilah I’ve got so much left to stay, if every simple song I wrote to you would take your breath away. I’d write it all. Even more in love with me you’d fall. —susurra esa estrofa, abro mis ojos como plato, y lo encuentro mirándome tiernamente, me acerco aún más a él, chocando nuestras respiraciones y deseando probar sus labios, hace unas semanas mis sentimientos estaban confundidos, por un momento había llegado a pensar que él me gustaba, pero ahora… estaba más que segura. 
—Estoy enamorada de ti. —musito, él me regala una sonrisa de oreja a oreja, me acerco aún más a él y por fin, pasa lo que había añorado hace meses, nos besamos. 

Aún sigo recordando cada momento en el que habíamos pasado juntos, y jamás se me habría pasado por la cabeza, que me llegaría a enamorar de mi mejor amigo y aún peor, que lo extrañaría, como lo extraño ahora. 
Tomo mi celular, busco en mis contactos su número, y me quedo pensando unos segundos en llamarlo, sé que la última vez en la que él y yo hablamos, terminamos mal, pero ahora, si tan solo escuchara su voz… tal vez me llegaría a sentir feliz, como antes. Estoy a punto de llamarlo, pero varias ideas se me cruzan por la cabeza, ¿y si él ya conoció a otra persona? ¿Y si ya no quiere saber más de mí? 
¿En qué demonios estás pensando Delilah? Tú estás a pocas horas de casarte, y en lugar de pensar en tu futuro esposo, piensas en un amor de tu juventud; mi conciencia me regaña y yo agacho la cabeza avergonzada, tenía razón, hacer eso, era una locura. 


Faltaba media hora para por fin casarme, el vestido era muy bonito, pero por más que intentara en convencerme a mí misma en que todo esto era una buena idea, no lograba conseguirlo. Tocan la puerta con brusquedad y sé que solamente se trata de una persona.  
— ¿Ya estás lista? Delilah, ya tienes que bajar, todos te estamos esperando. —chilla mi madre, del otro lado de la puerta, pongo los ojos en blanco fastidiada.
— ¡En un rato bajo! Además, falta media hora mamá, llegaremos a tiempo. 
—Más te vale. —noto que baja las escaleras, por la resonancia de sus tacones.
Decido que antes de irme, debía poner Plain White T’s y escuchar aquella canción, que significaba un millón de cosas para mí. 

Hey there Delilah What’s it like in New York City? I’am a thousand miles away but girl tonight you look so pretty yes, you do. 
La canción suena, y yo comienzo a llorar como una niña pequeña. 
“Esa es nuestra canción, recuerda que yo siempre estaré a tu lado” recuerdo cada palabra que había dicho antes de irse. Nuevamente, la puerta de mi habitación resuena, sé que es la atosigadora de mi madre, aún tengo lágrimas en mi rostro, pero ahora, es lo que menos me importa, así que decido abrirle y gritarle en su cara que deje de estar molestando. 
— ¡TE DIJE QUE YA CASI TERMINO! DEJA DE MOLESTAR. —inmediatamente abro la puerta para gritarle, pero al darme cuenta de quién se encontraba enfrente de mí, me quedo boquiabierta, no dudo ni un segundo y me abalanzo en él. Lo abrazo fuertemente, no puedo creer que esté aquí, comienzo a llorar aún más, pero ahora, no sé qué emoción tengo en ese momento. 
—A thousand miles seems pretty far But they’ve got planes and trains and cars. I’d walk to you if I had no other away. —susurra aquella estrofa de la canción contra mi oído, aún sin soltarme. Lo abrazo aún más fuerte, parece que todo esto fuera un sueño. 
— ¿Estoy soñando? —lo miro a los ojos anonadada. 
—No. —me dice sonriendo, se acerca a mí acortando distancia entre nosotros dos y me besa, posiciono mi mano en su rostro, y él me toma de la cintura alargando el beso, haciendo, que el resto del mundo dejara de importar y solamente me concentrara en él y yo, había extrañado tanto sus besos, su aroma, sus abrazos…  finalmente, deposita un tierno beso en mi frente. 
—Tenía tanto miedo de perderte, quería explicarte que lo que pasó aquella vez, yo… —trató de hablar, pero lo interrumpí. 
—Louis, eso no me importa ya, sé que fue un mal entendido, pero estaba tan angustiada por perderte, que hice todo ese escándalo. 
—Pero creo, que el que terminó perdiendo a alguien fui yo. —me mira de arriba abajo, contemplando mi vestido de novia. —Te ves hermosa, pero creo que llegué tarde. —hace una mueca, y sus ojos se cristalizan al igual que los míos. 
— ¡No! Llegaste a tiempo, tal vez todo lo que piensas está mal, necesito explicártelo, por favor, a la única persona que te amo es a ti. —mi voz cada vez se quebraba más, no quería perderlo, enserio, no quería. 
—Te escucho… 
Le conté todo lo que había pasado, que mis padres me habían obligado a casarme con Patrick, pero que yo nunca quise, porque a la única persona que quería era a él. 
— ¿Y qué es lo que harás? —me pregunta angustiado, pero ahora, no tenía una respuesta concreta; no sabía que decir, así que me quedé callada. 
—Veo que no dirás nada. —toma un suspiro y mira el techo, pensando en qué decirme. —No sé qué es lo que realmente sientes Delilah, pero yo no te quiero obligar a nada, si decides estar conmigo, ya sabes en dónde encontrarme. —me quedo paralizada, porque soy tan malditamente cobarde, que no lo puedo detener. Da unos pasos, y se retira de mi habitación. Y yo sigo sin saber qué hacer, que lo único que logro es soltar un sollozo y seguir llorando.
[…]

Mi padre está a un lado mío con un traje negro hecho a su medida, supongo que está más nervioso que yo. 
—Hace meses que no veía a Louis ¿para qué te buscó? Creí que ya no se hablaban. —rompe el silencio de hace unos minutos, absortándome de mis ideas.
—Yo tampoco; solamente fue a desearme suerte con… Patrick. Siempre hemos sido los mejores amigos de toda la vida pá. —le regalo una media sonrisa. Nadie de mi familia se había enterado que yo tuve una relación por más de tres años con él, con excepción de Lucy. 
—A tu madre no le agradó para nada que él fuera a visitarte. 
—A ella nunca le agrada nada. —comento molesta. 
— ¿Qué sucede contigo Delilah?
— ¿Qué sucede de qué? 
— Desde que eras pequeña y lo conociste, siempre sonreías y créeme que tú iluminabas la casa con tus risas, pero ahora cuando se fue este chico, te veía triste, tu mirada se apagó, ahora, cuando hablé de él, pude notar un brillo en tus ojos, dime… ¿Estás enamorada de él? —aquella pregunta, me había dejado sin palabras, pero ya no me quería callar, debía de hacerle caso a Lucy y guiarme por mis sentimientos. 
—Sí papá, he amado a Louis desde que lo conocí, su voz… su risa, cada acción que hace es especial para mí y jamás lograré sacarlo de mi corazón. —respondo con firmeza, él esboza una sonrisa. 
—Entonces ¿qué estás haciendo aquí? —me pregunta curioso. 
— ¿Es enserio? Todo esto lo hago por ustedes, jamás he estado enamorada de Patrick, nunca lo llegaré a querer. 
—Eres la mejor hija que alguien pudiera tener, pero ¿sabes qué? En este aspecto manda a la mierda a tu familia, lucha mi amor, a mí me importa que seas feliz, y si Louis es tu felicidad, ve por él. —mis ojos se abrieron como platos y sentí una ilusión muy grande. 
— ¿Es enserio? —le digo sorprendida y lo abrazo fuertemente. 
—Muy enserio. Joven, deténgase aquí.  —le indica, al chofer que hace unos minutos nos llevaría a mi boda.
—Pero, ¿qué le dirás a los invitados, a mamá… a Patrick? 
—Eso yo me lo inventaré, mientras tanto, vete y sé feliz, por favor. —asiento, le doy un beso en la mejilla, y bajo del auto. El vestido me estorba, pero quiero correr para llegar lo más pronto posible con él. 


Toco una y otra vez la puerta de su casa, hasta que por fin me abren, me mira y ambos sonreímos, me abalanzo sobre él tirándolo al piso y nos besamos, como nunca. 
—Creí que no vendrías. —susurra sobre mis labios. 
—Prométeme que nunca me vas a volver a dejar. —me separo un poco de él.
—Y tú prométeme que si me llego a ir, solamente pensarás en casarte con migo y nadie más. —suelto una risita y le doy un suave golpe. 
—No te volverás a ir. ¿O sí? —enarco una ceja. 
— ¿Y dejarte sola de nuevo? No gracias. Quiero que sepas, que jamás te dejé de amar, tú siempre serás mi Delilah. —sonrío, y une mis labios con los suyos, ahora me siento realmente feliz, con la única persona que he amado y con la única que quiero compartir el resto de mis días.
Um, la historia que hice no me convenció mucho, si hay alguna falla o algo así avísame por favor :) xx. 

"¡Que empiece el juego!"
Ficha aceptada.

Hola Sky!
Me gusto el capitulo, escribes bien, y no hay faltas de ortografia: como diria Leeroy "per-fect". La historia...bueno, cada quien. Me gusto, solo no olvides de lo que se trata el rol: es impulsiva. Eso es todo cariño, estas audicionando!
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Saw: El juego del miedo.| Audiciones Abiertas| One Direction.

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado



Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 4. Precedente  1, 2, 3, 4  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.