O W N
¡Conéctate y ven a divertirte con nosotr@s! :)
Si no estás registrado, hazlo y forma parte de nuestra gran comunidad.
¡La administración ha modificado otra vez el foro, y los Invitados ya pueden ver todas las secciones! Aún así, para comentar y crear temas debes tener una cuenta.

Cualquier duda, queja o sugerencia que quieras darle al staff, éste es nuestro facebook: https://www.facebook.com/onlywebnovels

¡IMPORTANTE!, los Mensajes Privados de los Invitados no serán respondidos por la administración. Te esperamos en nuestro facebook (:

Atte: Staff OnlyWns.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» The Breakfast Club [Muro interactivo]
Hoy a las 7:46 pm por lovesick

» Divague Mental
Hoy a las 7:30 pm por Carstairs

» Guerra de Sexos; muro.
Hoy a las 7:15 pm por jackson.

» Sun and Moon
Hoy a las 5:19 pm por Karasuno

» Cambiar y Borrar Cuentas |5|.
Hoy a las 3:43 pm por chihiro

» we're foxes ; m.i.
Hoy a las 3:21 pm por mieczyslaw

» Caught in a lie
Hoy a las 3:10 pm por Karasuno

» Mafia Jackson {Novela Colectiva/ Inscripciones abiertas}
Hoy a las 2:37 pm por blackstairs

» OWN en Wattpad.
Hoy a las 1:48 pm por ItssLottie

novedades

00 . 01 Anuncios del mes febrero.
00 . 02 Actualización del PROTOCOLO, nueva medida obligatoria de avatares.
00 . 03 Remodelación del foro febrero del 2017.
00 . 00 Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit.
administradora
Rumplestiltskin. ϟ Jenn.
miembros del staff
Beta readers
ϟ hypatia.
aka Kate.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ dépayser
aka Lea.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ youngjae
aka .
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Stark.
aka Cande.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Baneo
ϟ Ariel.
aka Dani.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ ceonella.
aka Cami.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Ayuda
ϟ Ritza.
aka Ems.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Charlie.
aka idk.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Limpieza
ϟ Legendary.
aka Steph.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ chihiro
aka Zoe.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Kurisu
aka Teph.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Calore
aka idk.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Eventos
ϟ ego.
aka Kalgh/Charlie.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Asclepio.
aka Gina.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ mieczyslaw
aka Alec.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Tutoriales
ϟ Kida.
aka Ally.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Spencer.
aka Angy.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Diseño
ϟ insxne.
aka Mile.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ yoongi.
aka Valu.
MP ϟ Ver perfil.
créditos.
Skin hecho por Hardrock de Captain Knows Best. Personalización del skin por Insxne.

Gráficos por y codes hechos por Kaffei e Insxne.

Hojas de otoño [Zayn Malik] ~ INFORMACIÓN

Página 27 de 28. Precedente  1 ... 15 ... 26, 27, 28  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Hojas de otoño [Zayn Malik] ~ INFORMACIÓN

Mensaje por KaiSmirnov el Sáb 28 Nov 2015, 2:22 pm




-Zain J. Malik,
No podía dejar de mirar el anillo, demasiado brillante para mis ojos.
Niall iba riendo porque estaba siendo todo un idiota, pero él no entendía, yo estaba locamente desesperado por hacer que ____ fuera mía, sólo mía, mi esposa.
―¿Puedes dejar de ver el anillo así? Me estás asustando.
―Creo que no voy a poder cerrar los ojos desde ahora, Niall― Suspiro y cierro con todo el cuidado posible la cajita ―Estoy demasiado ansioso.
La radio está sonando, y el sonido es muy vago, no logro identificarla canción y no es como que me importe mucho. Rasco mi piel en mi brazo, como si de verdad tuviera comezón.
―Sólo tienes que abrir tu boca y preguntarle, estoy casi seguro que lo que menos va a importarle es ese anillo, tal vez pudiste comprar uno de esos pop rings― Murmura con la vista en el camino mientras gira el volante de su auto ―Además no es como si fuera a decirte que no.
Pero el rubio no tenía ni la más mínima idea del paso que estaríamos dando nosotros dos, era como ir verdaderamente en serio, era algo de… para toda la vida. Justo lo que yo quería.
―¿Crees que vaya a quedarle?
Niall frunció el ceño ―¿Qué? ¿Me estás jodiendo?― Rió ―Hiciste que mi novia prácticamente arrancara su dedo para obtener ese anillo con la medida. Ahora ___ debe pensar que Lía no va a devolvérselo o que lo ha robado.
―Voy a decirle que lo ha enviado conmigo― Miro el aro en mi dedo meñique, no alcanza a llegar a donde debe porque se atora en medio de mi dedo ―Quizás se atoró ahí.
―Va a darse cuenta, idiota.
Lo oigo quejarse y maldecir por los siguientes quince minutos, y además, no puedo evitar un par de gritos cuando se estaciona para querer arrancarme la sortija del dedo.
―¡Te volviste jodidamente loco! ― Masajeo mi dedo que había sido sometido al dolor por el gnomo ―Déjalo ahí, con suerte no se da cuenta que lo llevo.
―Quítate esa mierda de ahí.
―¿Crees que si pudiera no lo habría hecho ya?
―No te dejaré ir con __ y los niños hasta que tengas esa cosa fuera de tu dedo.
Él consigue llegar a mi mano y comienza a tirar de mi dedo meñique con toda su fuerza bruta, no puedo dejar de gritar una y otra vez que quiero conservar todos mis dedos para el resto de mi vida.
―Quítate de encima, Horan.
―Si es necesario voy a cortarte el dedo.
El celular en su bolsillo me salva, me da una mirada antes de poner el seguro al auto y atender su iphone.
Cómo si quisiera salir del maldito auto y correr por toda la avenida.
―Hola, bebé.
La expresión en su cara cambia cuando oye a su novia, y estoy tentado a hacerle un par de muecas para que sepa lo jodidamente ridículo que se ve.
―Estoy trayendo a Zain de vuelta de la joyería y adivina que…― Él hace una pausa y ríe ―El idiota y jodido negro se atoró el anillo en el dedo meñique.
―Dile que fue un accidente― Murmuro.
Su ceño se frunce un poco ―No, no fue un accidente. Sabes lo inquieto que puede llegar a ser justo ahora con todo eso de que va a preguntárselo pronto.
Aguardo por unos segundos sintiéndome regañado. ¿Así es como se siente Jav, no? Hace mucho que no pasaba esto conmigo.
―¿Vas a llamarla y a decirle que le has enviado el anillo con Zaynie? ― Sonríe ―De acuerdo, gracias por arreglarlo,  realmente íbamos a joderlo aquí. Eres la mejor.
Todo se queda en silencio mientras Niall sigue escuchando a su novia.
―Te amo, mi ballerina― Terminó su llamado y enseguida me miró ―Todo resuelto, ahora iré a dejar tu culo en el Shard.
 
~*~
 
―¡Papi!
Aisha viene corriendo a mí al abrir la puerta, lleva su pijama puesta, lo que me hace pensar que ya es demasiado tarde y que he pasado todo el día en la calle. Le recibo con mis brazos abiertos, y cuando ella está abrazándome, le alzo para dejar unos besos en su mejilla.
―Hola, solecito― Beso sus cabellos.
―Javadd regresa aquí a ponerte la camiseta.
―Espera, espera… Voy a saludar a papá.
Escucho los pies descalzos de Jav por el pasillo y justo cuando pongo a Aisha en uno de los sillones, él aparece con su pantalón de pijama y los cabellos húmedos.
―¡Qué hay, Jav!― Lo cargo también, y antes de que pueda presionar mis labios en sus cabellos es él quien está besando mi mejilla ―Oh, alguien me extraño mucho hoy.
―No vuelvas a dejarme solo con todas esas mujeres, papá.
Rio ―Lo lamento mucho, campeón.
―Mamá está enojada, tienes que ponerla feliz.
―Así es papi, porque…
―No estuviste para la cena― Ella misma completa lo que mis pequeños trataban de decirme a escondidas de ella.
―Hola― Dejo a Jav junto a Aisha y no sé si acercarme a ella o quedarme aquí, porque, mierda, luce enojada de verdad ―Lo siento, traté de llegar a tiempo.
―Está en la mesa, probablemente quieras recalentarla.
 Ella se da la vuelta y comienza a alejarse. Sin darme siquiera un beso de bienvenida a casa. Y no podía dar explicaciones sin decir mentiras, no podía sólo decirle que había estado buscando el anillo que había conseguido para ella o que había estado llenándome mi cabeza de las ideas de mis amigos para poder preguntar eso sin que las palabras se quedaran estancadas y me hicieran ahogar
Miré a mis espaldas, Javadd y Aisha miraban atentos.
―¿Ya han cepillado sus dientes?
Veo sus cabecitas moverse de arriba abajo, y les sonrío, porque son lo más tierno que he visto en toda mi vida.
―¿No podemos quedarnos despiertos más rato?― Es Javadd el primero en caer en cuenta de lo que estaba intentando hacer.
―Bueno, ya es tarde para ustedes dos, así que no.
Él le dice algo a Aisha al oído y mi nenita ríe mientras hala de su hermano tomando camino hacia las habitaciones.
[…]
No había cosa que odiara más que comer solo, era algo que me ponía de mal humor hasta tal punto que terminaba quitándome el apetito. El espaguetti estaba delicioso, sí, y de seguro habrían sabido muchísimo mejor cuando estaban recién hechos. 
Cuando daba por terminada mi cena, la silueta de la pequeña mujer que amaba más que mi propia vida estaba dejando una sombra sobre mí, estoy silencioso y sentado en la encimera.
―Vine a hacerte compañía― Murmura arrastrando uno de los taburetes a mi lado ―Ahora puedes terminar tu cena.
Me siento de nuevo, y no miro el plato sino a ella ―Ya te dije que lo siento mucho.
―Está bien― Se acerca a mí para dejar un beso en la punta de mi nariz ―Termina tu cena, por favor.
―No tienes que pedírmelo, lo haré, está demasiado delicioso.
Una sonrisa aparece en su cara, y mientras sus labios se estiran, sus ojos miran lejos de mí.
―Lía me llamó hace un rato y... Me dijo que te encontró cuando fue por Niall. Uh, tú tienes…
Miro inmediatamente el anillo que sigue atascado en mi dedo meñique ―Sí, aquí está.
Sus ojos se hacen más grandes, al mismo tiempo esas cejas que me gustan se alzan. La burla está en su cara porque, bueno, no es como que yo esté muy a gusto con el aro atascado ―¿Está atorado?
―Sí― Me fijo en su mirada, tratando de descifrar si hay algo más, algo así como que me descubrió ―No quería perderlo, así que, creí que… Bueno, fue una mala idea, porque ahora no puedo sacarlo… Si te molesta podemos intentar cortar mi dedo.
―No seas idiota― Le oigo reír ―Termina de comer, Zain. Luego le untaremos crema y si es necesario mantequilla. 
[…]
Salgo de la ducha envuelto en una toalla. Y me siento demasiado limpio, y cualquiera lo haría, después de terminar con mantequilla por todos lados.
Afortunadamente había sacado la caja con el anillo antes de mancharme la ropa con esa cosa totalmente grasienta, creo que no comeré mantequilla por un buen rato.
Ella está llevando sólo unas panties que están matándome, y joder, está buscando algo que poner para cubrir sus pechos. ¿Siempre habían sido así de grandes? Por todos los cielos, no, lo habría notado antes.
Podría mirarla todo el día.
―Son ideas mías o…― Mojo mi labio inferior, me estaba poniendo demasiado caliente ―Tus pechos están creciendo.
Ella está sonrojada, intenta cubrir con una de mis camisetas su desnudez.
―Sí― Murmura ―El embarazo, supongo. Aunque quizás parece muy pronto.
―No te pongas nada, bebé, déjame mirarte un poco― Mis pies terminan acercándome a ella y me abstengo de tocar su tersa piel porque sé que voy a llevarla a la jodida cama tan pronto un dedo esté encima de ella ―Diablos. Estoy muy duro justo ahora. ¿Crees que puedes hacer algo por eso?
Como sus labios, sí, me gusta hacerlo y aún más si estoy tocando sus nuevos pechos. Mierda, mucha mierda, están un poco hinchados para mí también, y no soy sólo yo el que quiere esto, también ella quiere hacer esto.
―Definitivamente vamos a hacer algo por eso― Bromea besando repetidas veces mi cuello, y lo sabe, sabe que me hace delirar con ese simple toque ―¿Te gusta que te bese aquí, no? Sí que te gusta, cariño.
―Me encanta― De alguna manera consigo llevarnos a la cama en medio de caricias ―También me encantaría jodidamente mucho que me dejaras besarte por todos lados, ___. Que no quede ningún lugar sin que yo lo haya probado.
Tomo la camiseta que sostiene en sus manos y la lanzo a cualquier otro lado lejos de ella, sonrío cuando escucho su risa, una pequeña carcajada atrevida y traviesa, justo la que necesito oír ahora.
Esta noche iba a ser para nosotros dos.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Hojas de otoño [Zayn Malik] ~ INFORMACIÓN

Mensaje por KaiSmirnov el Sáb 28 Nov 2015, 4:04 pm

Capítulo 41

-Parte dos-







·
·
·

-______.


―Cállate.
Su risa es confortante, escucharla se siente cálido, como el color que se instala en sus mejillas después de oírme.
―…Y te veías tan tierno― Acaricio su rostro por donde comienza a crecer vello, raspa un poco pero no deja de ser algo que me gustaría repetir ―Recuerdo que tartamudeaste.
Él vuelve a reír ―Eso fue muy vergonzoso― Susurra cuando su mirada decide devolverse a mí después de un buen rato ―Mejor cállate.
―¿Vestías una camiseta a cuadros ese día?
―Era mi mejor camisa y mi favorita, la compré con uno de mis pagos de mesero ―Admite con voz sumida en recuerdos ― Ahorré varios meses para ese día.
―Ese día fue especial― Murmuro acercando mis labios a su cuello para dejar un beso ahí, en su marcada manzana de Adán ―¿Lo sabes?
―¿Eso crees?― Está quieto dejando que le bese, su voz es apenas un susurro ―Quería hacerte sentir como una princesa esa noche, aunque sólo fuera yo.
Sus mejillas arden sonrojadas, haciendo que mi corazón se contraiga y se expanda muy rápido, sus pupilas dilatadas están evitando hacer contacto conmigo y también están opacando el bonito color de las irises.
¿Realmente estás apenado conmigo, Zain?
―Me gusta verte sonrojado.
―Por favor, cállate― Una carcajada sale de su garganta ―En realidad debo verme como un idiota.
―Tal vez sí― Muerdo mi labio superior tratando de ocultar una sonrisa.
―¿Qué? ― Él vuelve a reír y esta vez lo hago con él ―¿De verdad?
―Lo que quiero decir es… ¿Qué importa si luces como un idiota? A mí me gustas― Río bajo su mirada desdeñosa ―Estoy bromeado, Zain.
―Muy graciosa― Él, de alguna manera termina acomodándome en su pecho.
Era muy temprano, yo diría excesivamente temprano, tanto que el sol apenas estaba dejando ver pequeños rayos en el cielo que de a poco dejaba de ser oscuro. No sé exactamente cómo era que había conseguido tener a Zain despierto, pero aquí estamos, enrollados entre las sábanas, tratando de recordarnos.
Me sobresalto cuando sus manos frías se quedan más tiempo del necesario en mi vientre, siento sus dedos deslizarse de un lado a otro, dándome caricias, dándole caricias.
―Aun no crece― Murmura muy cerca de mi rostro aunque su mirada está donde nuestros estómagos chocan.
―Lo está haciendo muy despacio.
Su atención vuelve a estar sobre mí, besa mi boca muy suave y muy lento, y me gusta, realmente me gusta cómo consigue que las mariposas se mantengan en mi estómago, como unos cuantos años atrás.
Cuando damos por terminado el beso, sus labios están de un color carmesí lo hacen lucir mejor. Y yo, quizás esté siendo un desastre con unas ojeras pintadas en mi rostro por no dormir lo necesario, pero… ¿A él no le importa, no?
Bostezo y me acomodo en él ―¿No quieres dormir un poco?
―Duerme tú, ___.
Siento un beso entre mis cabellos, mientras mis parpados ocultan mis ojos.
―¿Zayn?
―¿Hmm?
―Yo también trabajé duro para mi vestido de esa noche― Siento mi rostro estirarse para una sonrisa ―¿Estuve bonita?
~*~


Despertar en una casa silenciosa y casi vacía no era a lo que mis costumbres se arraigaban, y aun así, a veces toca, como hoy.
Mi cuerpo estaba desganado aún, con ganas de seguir en la cama, y en contraste a lo que siempre había hecho, que no era más que despertar muy temprano, parecía extraño.
Estoy caminando descalza, sin hacer ruido, y el silencio me aturde un poco.
Tampoco puedo ver a Zeus.
Llego a la cocina, porque mi estómago grita.
13:47, marca el reloj del microondas. ¿Cómo es que dormí tanto?
―¿Zain?
Pruebo, pero no, sigo estando sólo yo en medio de la cocina, una cocina y yo, y un montón de sartenes.
No puedo evitar fruncir mi ceño, porque hay algo que no recordaba haber visto entre los dibujos de mis niños que guindan con imanes del refrigerador.  
¿Beso de buenos días? Me lo debes. Anótalo.
Regresaré para traerte conmigo, uh, como a eso de 14:00.
Te amo.
P.D. Soy todo un superpapá, puedo arreglármelas.
Una carcajada, no sé con exactitud por qué.
No podría estar lista en trece minutos, ni siquiera si hacía mi mejor intento.
Busqué mi tazón favorito, el cereal y la leche. Serví mi desayuno y comí en compañía de mi reflejo en la encimera, esperando, que mi estómago siguiera comportándose así de bien, y que mi bebé no me hiciera devolver alguna cosa.
Con cada cucharada, pensaba en cómo se sentía de extraño estar sola en casa ahora. En mis años de pubertad habría sido lo más común. Supongo que las cosas pueden cambiar de sentido cuando quieren, sólo media vuelta, 180º.
―Buen apetito.
Zain está de pie en el umbral de la cocina, lleva una de esas camisetas llenas de dibujos, y recostado a la madera me regala una sonrisa.
Toso, pasando el susto y mi ahogo con las hojuelas del cereal.
¿Cómo es que no escuché la puerta cuando estaba siendo abierta?  
―Joder, lo lamento, ____― Con unas zancadas bastante largas llega a mí y da suaves palmadas en mi espalda tratando de ayudarme ―No quise asustarte.
Doy un sorbo al vaso de agua que de alguna manera llegó a mí ―Mierda, Zain. ¿Desde cuando eres tan sigiloso?
―¿Desde cuando te levantas tan tarde?― Sus manos que palmeaban mi espalda con cuidado, ahora, están intentando peinar mis cabellos.
Observo su sonrisa volver a aparecer, y quiero besarla, quiero robármela con mis labios.
―Desde que tú eres puntual, supongo― Rio.
Y es él quién desvalija mi risa con su boca hasta que se lo permito.
―Empezaba a sospechar que no habías alcanzado a leer mi nota, pero, me equivoque.
Me levanto con cuidado, tomando todas las cosas que utilicé para comer y ahora debería limpiar.
―¿Dónde estás los niños y Zeus, súper-papá?
―Tranquila, están más que bien, no los he perdido ni nada parecido, confórmate con saber eso― Una mano de él termina en mi trasero, haciéndome sobresaltar y antes de que pueda chillar él está besando mis labios ―No tienes idea de lo caliente que luces con mi camisa, cariño. Ve a cambiarte ya, si no, vamos a retrasarnos más de lo que esperaba.
―Espera. No quiero tener que lavar esto cuando regresemos.
―Yo lo lavo.
~*~
 
Lo intenté. Por más que quería parecer contenta por estar rodeada de productos básicos como harina, leche, arroz, cereales y pan, no pude. No estaba esperando que tanto misterio fuera para traerme a un supermercado.
Él empujaba el carrito, sabía que él no hacía estoy muy seguido, quizás para él era importante compartir este momento conmigo. Su ceño estaba fruncido mientras debatía si debía comprar leche achocolatada o de vainilla.
No podía quitar su emoción siendo una grosera, así que… con una sonrisa en mi rostro quité ambas cajas de sus manos y las arrojé al carrito con cuidado.
―Creo que debemos llevar los dos― Expliqué sintiendo mi rostro tenso por la sonrisa que trataba de mantener ―A ustedes tres les gusta la de chocolate, pero también sueles comer la de vainilla los domingos con tu cereal.
Sus ojos me examinan unos segundos ―Vale― Sonríe.
Después mientras empuja el carrito unos metros más allá, llega a los refrigeradores para tirar, sin cuidado alguno, un montón de cajas de nuggets de pollo.
No entendía exactamente por qué, estaba segura de que de las últimas compras que yo había hecho aun estábamos abastecidos de nuggets.
―Zain, uh, aún quedan de esos allá.
―¿Sí?― Él está mirándome risueño otra vez ―No importa, llevaremos más.
Frunzo mi ceño unos segundos, y no me queda más que seguir con las innecesarias compras, no estaba de ánimos para discutir y quitarle el buen humor que tenía este día. Probablemente comeríamos pollo toda una semana entera, antes de que caducaran.
Tomo de los estantes la harina y la dejo caer sobre el montón de verduras, vegetales y frutas que habíamos escogido al llegar.
―Necesitamos harina.
―Pon otro, creo que vamos a necesitar más.
Se da media vuelta, para ir por condimentos. Para ser algo que no hacía con frecuencia, se le daba muy bien, incluso recordaba cosas que yo no; creo que podría acostumbrarme a intentar pasar desapercibidos en los supermercados junto a él.
―Realmente amo esto, mi mamá lo usa en sus comida― Entre sus dedos trae alguna cosa que marcaba en la etiqueta Sal marina. Sabor árabe. En la otra mano traía los clásicos que yo solía usar ―Y he traído de estos, porque sé que te diviertes con ellos para los almuerzos.
Me quedo leyendo las etiquetas del montón de recipientes cilíndricos, sal marina para barbacoas.
Bien, tal vez no debería hacer las compras con Zain, esto es gastar mucho más de lo que yo puedo permitirme con mis ahorros.
―Debemos pasar por el pasillo seis, el de las bebidas, bebé. No pienso mover mi trasero de aquí sin algunas cervezas y vinos y esas cosas.
Esta vez tomo yo el carrito y lo empujo hasta su deseado pasillo seis, él enseguida se distrae y comienza a hablar con el chico encargado del pasillo, me pierdo mirando el montón de botellas que jamás había visto en mi vida.
Suelto el carrito por unos segundos, asustada cuando siento unos brazos envolviéndome, al reconocerlos me relajo y permanezco entre ellos, dejando que él bese mi sien y sus manos se queden en mi estomago muy pequeñito aun para mi condición.
Realmente me vale mierda quién nos esté viendo.
―Aun me debes un beso matutino.
Rio ―Lo sé.
Me doy vuelta para mirarlo, porque, oye, me gusta mirarlo. Mis ojos se desvían al carrito que trae el empleado con el que estuvo hablando.
 ¿Por qué llevamos tantas cosas que no necesitamos?
―Estoy planeando… Uh, una tertulia.
―Parece más que una tertulia.
Lo oigo reír y darse vuelta para recibir lo que va a comprar y darle propina y gracias al chico ―He pedido jugo para ti y mi bebé.
―Gracias― Murmuro un poco confundida aun ―¿Necesitas algo más o sólo planeas una tertulia para alcohólicos?
―Mi ayudante se encargará de lo demás, así que…― Hace una pausa luego de dar un par de pasos ―Necesitamos papel toilette, shampoo, jabón y esas cosas también.
―¿Para tu tertulia? ― Me burlo.
―No seas pesada, cielo― Está tan risueño que no puede dejar de reír ―¿Ya estás cansada? Creí que eso de dormir hasta después de mediodía te dejaría como nueva.
Ruedo mis ojos ―Mueve tu trasero, Malik― Alzo ambas cejas mirando sus pantalones por detrás ―Oh, espera. ¿Cuál trasero?
―Cariño― Una risotada hace su pecho vibrar ―¿Por qué siempre terminas jodiendo a mi trasero?
 
~*~
 





Sentía como algo se oprimía en mi pecho, estaba realmente muy nerviosa, quizás se debía a que Zain Javadd Malik estaba conduciendo ilegalmente el estúpido auto que había arrendando.
―¿Quieres dejar de estar frenética por unos segundos?― Su mirada está en el camino ―El trayecto es relativamente corto. ¿Sabes?
―Que yo recuerde tu piso queda al otro lado del centro de la ciudad, me estás llevando al polo opuesto― Muerdo mi labio inferior mirando los retrovisores, deseando que el camino se mantenga así, sin muros en la costa.
―Cálmate un poco.
―Podría hacerlo si me dices a dónde estás llevándome.
―Mierda, eres un grano en el cu*lo justo ahora― Lo oigo refunfuñar por lo bajo ―Se supone que sería una sorpresa, pero no me dejas otra solución; estoy llevándonos a casa. Así como que, a la casa. ¿Lo pillas? No al Shard, sólo a nuestro hogar.
Y la verdad me golpea como si se tratase de una roca en mi frente, él me estaba llevando a la nueva casa, por eso llevábamos tanta comida para abastecer a una multitud, de hecho, ahí no habría nada más que una cocina vacia.
Además, de seguro estarían sus amigos ahí esperándonos, por eso el montón de cosas para una tertulia.
No era como que se volvió loco en el supermercado, de verdad compró lo necesario.
Y yo, bueno, de verdad que estaba siendo un grano en su cu*lo, él sólo quería pescarme desprevenida y sorpenderme.
―Lo siento― Murmuro encogiéndome en el asiento del copiloto ―Mucho.
―Está bien.
No dice nada más hasta que llegamos a nuestro espacio a las afueras de Londres, se ve realmente bien, como si estuviera hecho para nosotros.
Lo veo buscar algo en sus bolsillos, y consigue un control negro con un par de botones o quizás tres, presiona uno y el portón comienza a abrirse para dejarnos entrar. Vale. Eso no estaba ahí la última vez que vine a este lugar.
―Lo han instalado esta mañana― Me informa.
Una sonrisa orgullosa está en su cara, después de todo si está pescándome desprevenida.
Veo autos en nuestro garaje, reconozco el de Harry y también Louis, aun así hay más de los que esperaba.
Justo cuando nos detenemos, la puerta principal es abierta y casi me lanzo del auto al ver a mis pequeñines esperando por nosotros junto a…
¿Esa es mi mamá?
―Bienvenida a casa, nena. Hoy será inolvidable.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Hojas de otoño [Zayn Malik] ~ INFORMACIÓN

Mensaje por AraAlister el Dom 29 Nov 2015, 6:15 pm

Kai, Kai, Kai no puedo creer que te digo que habitas mi corazón y simplemente ignoras de forma magistral mi comentario. Eso simplemente me mato  .
En fin no puedo molestarme (no mucho) porque te apareces con tres capítulos muy monos y bueno, así que matrimonio ya quiero saber si Zayn muere en el intento de preguntárselo, supongo que conseguira el valor suficiente para proponérselo, mi mamá también usa el truco de la crema para cuando se atoran los anillos, fue que leí esa parte y dije ¡wow! Ese truco es mundialmente conocido.
En fin, esperó que subas más capítulos bonitos pronto.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Hojas de otoño [Zayn Malik] ~ INFORMACIÓN

Mensaje por KaiSmirnov el Lun 14 Dic 2015, 2:47 pm

AraAlister escribió:Kai, Kai, Kai no puedo creer que te digo que habitas mi corazón y simplemente ignoras de forma magistral mi comentario. Eso simplemente me mato  .
En fin no puedo molestarme (no mucho) porque te apareces con tres capítulos muy monos y bueno, así que matrimonio ya quiero saber si Zayn muere en el intento de preguntárselo, supongo que conseguira el valor suficiente para proponérselo, mi mamá también usa el truco de la crema para cuando se atoran los anillos, fue que leí esa parte y dije ¡wow! Ese truco es mundialmente conocido.
En fin, esperó que subas más capítulos bonitos pronto.

Hola, Aranza.
Oh, Dios. ¿Lo hiciste? ¿Eso dijiste? Lo siento, lo siento.   No fue mi intención ignorarte, uhm, tú y todos aquellos quienes leen lo que escribo habitan en mi corazón también. 
Sí, bueno, yo supuse que lo de la crema también era mundialmente conocido, jajaja.
Subiré un nuevo capítulo pronto, es decir, ahora mismo.
¡Saludos y abrazos!
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Capítulo cuarenta y dos

Mensaje por KaiSmirnov el Lun 14 Dic 2015, 3:13 pm

·
·
·
·

-Javadd Malik


Hacía mucho que no veía a mis abuelos, así como que no podía recordar cuantos días eran, y si lo fuera intentado quizás ya sabría contar muchísimo, hasta más de cien y ese sí que es un número muy grande.
Quizás me los podía encontrar con muchas arruguitas y sus cabellos blancos, así como los abuelos de mis amigos de Bradford. Siempre me pregunté porque los míos no eran como los suyos, y cuando le dije a tío Frank… él sólo se había reído, después no entendí lo que me decía de los años de las personas.
Pero mis abuelos estaban bien, casi como la última vez que ellos me vieron y yo los vi a ellos.
Sus sonrisas eran las mismas, incluso mi abue Yaser seguía sonriendo como le enseñó a hacerlo a mi papá.
Había dado besos en sus mejillas y abrazos fuertes, porque los eché mucho de menos, y ahora que los tengo aquí quiero que ellos sepan lo mucho que los quiero.
Oh, por Alá, Zain― Mi abuelo está viendo a Aisha ahora y puedo ver que se alegra mucho, quizás el quería que yo tuviera un hermanita también ―Eres tan hermosa, Aisha.
Mi hermana está escondiéndose detrás de mí, ella tiene mucha vergüenza de que todos estén viéndole, así me sentía yo también cuando papá me trajo a conocer a su familia que ahora también es mía.
Pequeña princesa, ven aquí con tu abuela Trisha― Mi abuela Trisha está muy feliz, me gusta verla sonreír, me gusta que su cara esté así de bonita ―¿Las has visto, Diana? Oh, es preciosa.
Mi cookie  Diana, está hablando ahora también, y junto a mi abuela Trisha están muy emocionadas porque ahora tienen una niña.
Papá nos está mirando cuando habla con su papá, él está contento porque ellos están aquí con nosotros.
Tengo que darme vuelta para poder ver la cara de Aisha, está de color rosa, y luce graciosa, sus cabellos no están tan bonitos como cuando mamá los peina, pero sé que nuestro papá ha hecho su mejor trabajo.
―Anda con ellos, te prometo que son buenos.
―Pero es que son tus agüelos, ellos no son míos. 
Eso me da mucha risa, tengo que reír porque ella cree que sólo son míos, no sabe que voy a compartirlos porque eso hacen los hermanos.
―Claro que no, Aish― Pongo mis brazos como una cruz de piratas, mamá dice que son brazos cruzados, pero yo no entiendo mucho ―¿Se te olvida que somos hermanos? Y los hermanos así como tú y yo, comparten.
―¿Y si ellos no me quieren?
Papá me dice que no tengo que enojarme con mi hermana, que ella es muy chiquitita y debo quererla y cuidarla, pero… ¿Por qué dicen que no la van a querer? Los abuelos sí lo van a hacer, ellos están muuuuuy felices porque ahora ella está con nosotros.
―¡Claro que lo van a hacer!― Respiro duro como lo hace mi tío Jackson cuando está enojado con mi mami ―Son a-bu-e-lo-s, Aisha, a ellos les gustan todos los niños. Te prometo que van a estar felices y si los abrazas vas a poder olerlos, y vas a saber como huelen los abuelos… Mi abuela Diane a veces huele a galletitas, por eso le digo cookie, tú también puedes decirle así.
―¡Galletitas!
―Ven con papá, solecito― Papá la carga y camina cerca de mis abuelos ―¿Ves ese señor feo de ahí?
Todos reímos, es que mi abuelo no es feo.
―Hola, señor agüelo― Mi hermana estira su boca y le sale una sonrisota en su cara.
―Eso es, Aisha. Él es tu abuelo… Y estas dos hermosas señoras, ella es mi mamá y ella es la mami de tu mamá, uh, quise decir… Son tus abuelas. Trisha y Diana.
~*~
·
·
·
·

Estoy sentado encima de papá. Su boca se abre y se cierra muchas veces cuando habla, intenté contarlas pero fueron muchas. Su teléfono está en su oreja, y sé que está hablando con mi tío Jackson porque puedo escuchar como dice mi tío J dice esas palabrotas desde aquí.
―¿Me estás preguntando que si puedes traer a alguien?― La risa de mi papá se escucha y el lugar donde está su corazón se mueve cuando lo hace, creo que se llamaba fecho, pecho… ¿quecho? No, así suena a queso ―Alguien así como… ¿Una chica?
Si él iba a traer a una chica, entonces, es como que es su novia. ¿Verdad?
¡Mi tío Jackson tiene una novia! ¡La abuela Diana va a estar muy feliz! Y ojalá que mi mami también… No quiero que se enoje.
―Sí, sí, claro que puedes… Sólo tenía que asegurarme que, tú sabes, no estuvieras jugando para el otro bando― Papá calla ahora y está escuchando.
¿Cómo es que puede hablar por ahí con mi tío Jackson? ¿Eso es magia, verdad? Tal vez hay un hilito escondido por donde viaja la voz de mi papi y quienes lo llaman.
―Está bien, idiota, te veo más tarde― Después de quitar el celular de su oreja, el toca el vidrio del frente y lo deja sobre el sofá a la misma vez que pone besos en mi pelo ―¿Recuerdas aquella vez que te dije que te amo hasta la galaxia?
―Sí― Rio porque me hace muchas cosquillas cuando sigue poniendo besos en mi cara ―¡Me da cosquillas papá!
―Bueno… Creo que me equivoqué― Él ríe y sus ojos se ponen más pequeños ―Porque te amo mucho más. ¡Muchísimo más!
¡Woa!
¿Se puede amar tantísimo así?
―Yo también te amo, papi― Mis brazos son muy pequeñitos, y no puedo abrazarlo como quiero, pero intento que sea lo más fuerte que puedo, para eso es que como todos los vegetales que mamá pone en mi plato ―Te amo muchisisisísimo, hasta el infinito y más allá. ¡Así como Buzz lightyear!
Yo lo abrazo y él me abraza también, me gusta estar aquí en sus brazos, es calientito. Mamá dice que es por todo el amor que papá nos da.
―¿Jav?― Él ahora está hablando muy bajito, así con mucho cuidado. ¿Va a decirme un secreto? ―Yo fui un tonto, es como que planeé algo y… No le pregunté a alguien muy importante.
También tengo que hablar muy chiquitito para que nadie me escuche ―¿Y ya no puedes preguntárselo? Corre, papá. Ve a preguntarle.
―No tengo que correr si te tengo aquí muy cerquita― Él ríe ―Pero tus abuelas nos han robado a tu hermana y… Tendrás que ser tú quien hable con ella.
Mis cejas están arriba, eso hago cuando estoy sorprendido, a veces también abro mi boca colmo si fuera un pez y me veo gracioso ―¿Qué vas a preguntarme?
―Quiero hacer… Hoy…― Él me mira y ambos reímos ―No sé porqué estoy nervioso frente a ti, campeón. Uh, la cosa va así como que, le pediré a tu mamá que se case conmigo. Creo que te dije algo de eso antes, pero, hoy va a suceder, hoy eso va a pasar y quiero que, bueno, tú y tu hermana estén sabiendo eso.
―¿Casarse así como en las películas?
¿Vamos a ir a una de esos castillos donde las personas rezan? Entonces, mamá va a vestirse con un vestido muy blanco y grande, seguro que va a verse muy bonita. ¿Voy a tener que usar uno de esos trajes con corbata que molestan en el cuello?
―Uh, algo así― Papá sigue hablando bajito y hace cosquillas en mi oído.
―¿Vamos a ir al castillote donde rezan y mamá va a vestirse con una cosota así de grande y blanca? ― Estiro mis brazos para que él vea lo grande que será la ropa de mamá, espero que no se la coma.
Él está riendo ahora y besa mi frente ―No estoy seguro, pero, creo que no. Los musulmanes no…― El calla y me mira unos tiempo muy cortito ―Eso lo hablaremos con tu mamá, si es que ella dice que sí.
―Oh, ella va a decir sí, porque te ama mucho…― Hago silencio y se me ocurre una ideota, así como que… en las películas el hombre se arrodilla y hace la pregunta, quizás Aisha y yo podamos arrodillarnos con papá  ―¿Podemos preguntarlo contigo mi hermana y yo?
―Claro que sí, campeón― Él sonríe, es como si agarra uno de mis crayones y dibujara en la cara de papá ― Jav. Esto es un secreto. Sé que vas a guardarlo muy bien.
¿Zain? Hijo, Harry y Louis están aquí.
La abuela Trisha está hablándole desde un lugar en el que no puedo verla, se escucha así como cuando mamá grita a papá que el almuerzo ya está listo.
―Hazza y Tommo van a quedarse contigo y Aisha mientras hago un par de cosas y busco a tu mamá― Él está ahora de pie, caminando hasta que comienza a bajar las escaleras ―¿Vas a portarte bien y a cuidar a tu hermana, verdad?
―¡Claro que sí, papá!
Rio porque el cabello de papá parece estar rebotando cada vez que estamos más abajo en las escaleras.
―Muy bien.
Él se detiene cuando yo lo abrazo y beso su frente como él lo hace conmigo ―Te amo mucho, papá.

―Y yo te amo mucho a ti, hijo.













avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Hojas de otoño [Zayn Malik] ~ INFORMACIÓN

Mensaje por AuroSWAG el Miér 30 Dic 2015, 8:56 am

dnfjhvdsbygds ¡NECESITO MÁS! Simplemente no hay palabras para describir como amo esta novela. Es una de las mejores que he leído. POR FAVOR sigue.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Hojas de otoño [Zayn Malik] ~ INFORMACIÓN

Mensaje por AraAlister el Dom 10 Ene 2016, 8:45 pm

Hola querida Kai, ¿te gusta hacerme sufrir? Porque siempre dejas unos capítulos muy intrigantes hace algunos cuántos que estoy esperando que Zayn (cuya última entrevista estuvo muy rara) haga la pregunta del  millón. Esperó poder leer esa parte pronto. Hasta pronto señorita   besos!
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Hojas de otoño [Zayn Malik] ~ INFORMACIÓN

Mensaje por KaiSmirnov el Sáb 19 Mar 2016, 3:28 pm

 Sólo quería aparecer por aquí y decirles que sigo viva.
Estoy escribiendo un poco, muy pronto nuevo capítulo.
¡Saludos!
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Hojas de otoño [Zayn Malik] ~ INFORMACIÓN

Mensaje por KaiSmirnov el Dom 27 Mar 2016, 9:30 pm



-Zain J. Malik. 

Podía verla todo el jodido día, sí que podría. Y no me importa parecer psicópata.
En medio del ocaso, el frío se hace intenso alrededor de nosotros, el invierno nos acaricia con una pequeña capa de nieve tan blanca como las mismas nubes que hay en el cielo, tan limpia y clara que me gustaría buscar colores y pintar en ella.
Pondría su sonrisa, usaría el color de sus labios.
O el mismísimo color grana en su nariz.
¿Es posible sudar en medio de tanto frío? Me siento sofocado, me siento apretujado en medio de todos estos abrigos encima de mí, y las palabras quieren salir, quiero decirlas.
A la mierda todo el protocolo, cásate conmigo mañana mismo.
Y déjame contarle secretos a tus ojos, déjame acariciar los lunares en tu piel, déjame amarte toda la noche.
Me quito el abrigo, rápido y lo dejo caer sobre la nieve. Y está jodidamente frio afuera, y entonces, estoy preguntándome si realmente me sentía sofocado.
Voy a arrodillarme ahora mismo, voy a gritarlo delante de todos ellos, no puedo esperar más.
¡Cuñado!
Todos callan, todos sellan sus bocas y entonces sé que lo ha escuchado.
Voy a triturar tus jodidas bolas, Jackson.
Entonces, ella, está mirando a mis espaldas, sé que ahí está su hermano y, diablos, lo ve como si tuviera dos cabezas. Ella está confundida, y yo estoy muy malditamente enojado.
¿Debería arrodillarme ahora mismo? ¿Le pregunto? ¿Golpeo a Jackson?
Por supuesto que voy a patear su cu*lo.
Doy un último vistazo a mi chica que está muy cerca de mis pequeños, un último para ver su cara confundida.
―¡Te volviste loc…
Jodida y santa mierda.       
Alguien dígame que estoy drogado.
No sé como me siento realmente, aliviado, enojado, malditamente y jodidamente con unas ganas de patear justo en medio de las piernas de este tipo que había sido mi amigo desde críos.
―Cálmate.
 Doniya está susurrando una y otra vez, pierdo sus palabras cuando veo su mano entrelazada con la de Jackson, así como, entrelazadas de verdad, juntas, jodidamente juntas, como ___ y yo, con amor, así, porque ambos quieren.
―Jackson…― Suspiro caminando hasta ellos con cierta cautela, me enojo mucho más con la cara burlona de él al verme ―Voy a triturar tus…
Él ríe, sí, ríe ―Hermano, ella es mi chica― Y lo hace frente a mi cara, no le importa, ni a él, ni a ella, ellos se besan frente a mi jodida cara ―Creo que la conoces tan bien como yo.
―Dime que estoy drogado.
―No seas idiota.
Cierro mis ojos, inhalo y exhalo, claro que no estoy drogado ―Voy a partirte la cara, J. Lo juro. No entiendo que mierda haces con mi hermana.
―¡Yo he querido partir la tuya desde hace mucho!
Cierro mis ojos porque están por hacerlo de nuevo, frente a mi cara, cuando los abro, Doni ya no está más.
―¡Es mi hermana!― Le digo desesperado ―Jackson, ella es mi  hermana.
―A la mierda, lo sé.
―¿Qué pasó con esa cosa de mierda de no salir con la hermana de tu amigo? ¡Te volviste loco!
―No me vengas con esa basura. ¡Por todos los cielos! ― Ríe junto a los demás a mis espaldas ―¡Tú lo rompiste primero!
Callo porque, bueno, él tiene un punto.
Esto es el karma golpeándome en la cara.
―Pero… es diferente. ¿Lo sabes? Digo…
―Cállate― Murmura ―Quiero a tu hermana, Zain. No puedes hacer nada contra eso.
Amor.
Volteo abatido y encuentro a ____ sonriendo.
―Este bastardo, hermano tuyo, está yendo tras mi hermana. ¿Puedes creerlo?
―Me he sorprendido tanto como tú― Su mano está acariciando mi espalda, sube y baja ―Jackson será un buen chico como tú lo has sido, y en caso de que no, puedes… enseñarle cómo.
―Claro que lo haré…― Fulmino con la mirada al idiota.
―¿No tienes frío?
Me estremezco cuando en un intento de buscar calor poniendo las manos en mis bolsillos, toco la caja del anillo.
―Más del que imaginas.


~*~





·
·
·



·
·
·
Nos había conseguido un enorme tipi, uno grande, tan grande que parecía una pequeña carpa de circo, uno donde todos podíamos estar cuando la noche cayera, donde podíamos poner una pequeña fogata o algo así, y estar sobre mantas y cosas suaves.
Todo para ella, todo por ella.
 ―Zain, cariño…― Mi mamá tiene esa mirada suya que me regala cuando estoy por decirle algo importante ―¿Puedes hablar ya?
Mi cabeza está apoyada sobre las piernas de mi chica, estoy cómodo, y desde aquí abajo, es gracioso ver los rostros de mis hermanas, de mi mamá y sorprendentemente el impasible Yaser también está un poco sacado de esa faceta de papá serio al que no le afectan este tipo de cosas.
Cierro los ojos con las caricias que ___ hace, intento imaginar cuales serán sus reacciones, y sonrío cuando sé que puedo acertar algunas.
―¡Habla ya!― Wali y Doni me gritan una y otra vez.
―¿Qué tal si nos dices tú, ____?― Safaa intenta con ella.
―Bueno…― Su voz es felicidad pura, melodía dulce para mis oídos ―Yo… Estoy…
―¿Estás? No, no― Me niego frunciendo el ceño ―Estamos, cariño. Ya te dije que si tú lo estás, yo también.
La escucho reír y se inclina un poco, besando la punta de mi nariz, sus labios son calientes en mi congelada piel.
―Dilo tú.
―Estamos embarazados― Digo y justo en ese momento abro mis ojos para encontrar a cinco pares de ojos viéndome sin parpadear ―Esta vez se puede quedar con mi cabello… pero, ojalá que tengas los ojos de tu madre― Me giro un poco y termino hablándole a su pancita casi invisible ―¿Me oíste, mini-Malik?
Sé que no puede escucharme, es muy pequeñito aun, pero no puedo evitarlo.
 […]
Todo se había vuelto un alboroto para cuando me había armado de valor.
Quizás este no era el momento adecuado, quizás debería esperar, aunque en mi bolsillo, la caja pequeña, pesara cada vez más y más libras con el pasar del tiempo.
Había armado una barrera invisible. Ellos tienen su lado y yo tengo el mío desde donde los observo.
Ella está en el lado de ellos, sonriendo, me gusta verla feliz; camina de un lado a otro, y sus labios se mueven para dejar salir palabras de ellos. Está con mi padre, también con mi madre y la suya. También con mis hermanas y con el de ella. Ríe con mis amigos, que también son sus amigos. Y además, también, besa las mejillas regordetas de nuestros hijos, suyos y míos.
Quiero compartirlo todo con ella.
Todo lo mío es de ella. ¿Dejaría ella que todo lo suyo también me pertenezca?
Realmente necesito pedirle que se case conmigo, como hacer lo que es correcto, de hecho, es más como… hacer lo que el corazón quiere.
―¡Oigan todos!― La vocecita de mi pequeña angelito de hermosos ojos me hace sonreír, luce hermosa envuelta en su abrigo, como una pequeña bolita suave ―¿Papá?
―¿Qué sucede, princesita?
―Mami, papá quiere preguntarte algo.
Todos están mirando. ¿Es ahora?
―Eh… ¿Sí? Digo, sí.
Los pasos de ella son más seguros que los míos, esto es terrible, mi estomago quiere devolver la comida y… mis manos están ahora bailando dentro de mis bolsillos, una de ellas acariciando la pequeña caja. Esa misma caja que me tiene transpirando en una noche fría de invierno.
―Ya te dije que no puedes darles mas chocolate caliente― Cruza sus brazos bajo sus pechos y con su ceja alzada está retándome ―No voy a cambiar de opinión.
―Lo sé― Murmuro despegando mi vista de todas las señas que hacían los demás a sus espaldas ―Esa no es mi pregunta.
―Uh, lo siento…― Se sonroja bajo la poca luz que hay dentro de esta cosa ―Espera. Necesito ir al baño. ¿No te importa?
Jadeo, y paso mi mano por mi cabello y mi rostro ―No, cariño. Ve.
―¿Estás bien?― Acaricia por donde mi barba comienza a aparecer.
Asiento ―Uhu.
―No tardo.
 Un beso fugaz en mi mejilla es lo que queda junto a mí, congelándose. Volteo y me aseguro de que ha salido, va junto a alguna de las chicas y su conversación va desapareciendo de a poco.
―Eso ha estado jodidamente cerca.
Me dejo caer en el suelo, en medio de telas y almohadones. Muevo mis brazos y piernas. Ángeles de… ¿De qué? ¿Ansiedad?
―Vamos, tigre. Tú puedes― Harry se sienta a mi lado, a un espacio prudente para dejarme seguir moviendo mis brazos y piernas ―¿Un trago?
No sé qué es lo que hay en ese vaso, pero, no estoy seguro de poder siquiera pasar mi saliva por mi garganta.

―No, Hazza. Ahora no― Rio, quizás nervioso o quién sabe por qué. ―Esta mujer va a volverme loco.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Hojas de otoño [Zayn Malik] ~ INFORMACIÓN

Mensaje por KaiSmirnov el Miér 30 Mar 2016, 4:16 pm

AuroSWAG escribió:dnfjhvdsbygds ¡NECESITO MÁS! Simplemente no hay palabras para describir como amo esta novela. Es una de las mejores que he leído. POR FAVOR sigue.

¡Gracias, gracias! Me gusta leer que te agrada esto.
Hay un poquitín del nuevo capítulo ahí, disfrútalo.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Hojas de otoño [Zayn Malik] ~ INFORMACIÓN

Mensaje por KaiSmirnov el Miér 30 Mar 2016, 4:18 pm

AraAlister escribió:Hola querida Kai, ¿te gusta hacerme sufrir? Porque siempre dejas unos capítulos muy intrigantes hace algunos cuántos que estoy esperando que Zayn (cuya última entrevista estuvo muy rara) haga la pregunta del  millón. Esperó poder leer esa parte pronto. Hasta pronto señorita   besos!
No, no me gusta hacerte sufrir, Ary.  sad
Pronto, pronto hará su pregunta. ¡Abrazos!
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Hojas de otoño [Zayn Malik] ~ INFORMACIÓN

Mensaje por KaiSmirnov el Jue 31 Mar 2016, 4:48 pm

#43 -Parte dos- 




-Zain J. Malik.

Podría haberme vuelto loco hoy, había subido y bajado una montaña como el Everest con toda esa mierda que había estado sintiendo.
La puerta hace un sonido seco al cerrarse, ya no quedaba nadie más despierto, nadie más que no fuera ella o yo.
El agua estaba cayendo en la ducha, probablemente esta temperada, tibia, para no morir del frío al salir ni quemarse bajo la pequeña lluvia de la regadera. De seguro estaba perfecta, como para compartir un pequeño baño. 
¿Está mal si quiero entrar junto a ella?
―______― Toco la puerta un par de veces con mis nudillos ―Nena.
Mi mano en la perilla de la puerta, y entonces imagino después, que estará sobre la piel de ella. Sí, sobre su bonita piel totalmente mojada.
―¿Zain?
Doy un paso atrás, sobresaltado, porque ___ ahora está frente a mí, envuelta en una toalla de baño, incluso su cabello también lo está. 
Supongo que me decidí demasiado tarde.
―Uh. Bueno, hola― Frunzo mi ceño ―Iba a... Tú sabes, entrar.
Escucho su risa, se está burlando de lo miserable que parezco justo ahora ―¿Conmigo? Así como a ducharnos ¿Juntos?
Sus cejas se alzan, sorprendida vuelve a reír.
―Deja de burlarte― Siento mis mejillas coger calor, quizás me estoy sonrojando un poco ―No tiene nada de malo, sólo quería estrenar nuestro dormitorio y baño... como es debido.
―Eres un idiota― Ella sigue riendo y me rodea para seguir con su camino, no sin antes dejar un beso en mi mejilla  ―Por todos los cielos, sí que lo eres.
―Está bien, puedo ser un idiota si eso es lo que quieres.
Me quedo de pie, la sigo con la mirada, mientras inspecciona el lugar envuelta en una toalla blanca. 
―Esto es definitivamente más grande que tu habitación en el Shard.
―Sí. Y es nuestra como la habitación en el Shard― Murmuro. 
―Vale― Va hasta las pocas ropas que tenemos aquí por el momento, y comienza a desordenadar todo, sólo como ella sabe hacerlo ―Estoy segura que hay algo para dormir aquí... Oh, y ropa interior, también debe estar por aquí.
No es que yo sea la persona más ordenada de este mundo, estoy seguro que no, pero lo que sí sé es que esta mujer frente a mí puede dejar la habitación de cabeza por sólo buscar algo con qué dormir.
Veo mis ropas encima de la cama y también por el piso, suspiro ―Oye, cariño, deja que yo busque tu ropa. ¿Sí?
Ella sonríe, una bonita línea curva en sus labios que va desapareciendo mientras ve todo el desastre que hizo ―Lo siento mucho. Muchísimo. 
―Descuida. Sé que lo has hecho porque quieres que busque tu sexy ropa para esta noche― Mis cejas suben y bajan repetidas veces mientras hago algún gesto extraño con mi boca ―También puedo vestirte... O desvestirte, si me dejas.
―¡Oh, no dijiste eso!― Escucho su risa y no puedo no reír―Ya no lo siento.
Lo que parece una camiseta con algún dibujo cae encima de mi cara y termina en mis pies hace rato descalzos ―Sí lo dije― Rio ―Puedo repetirlo para que lo escuches mejor.
―Zain― Una mirada severa está en su cara ―Deja de meterte con una mujer embarazada
―Está bien, lo siento― Entre sus risas y las mías, tomo una de mis camisetas, tal vez es la misma que me lanzó. Encuentro su ropa interior y me acerco  ―¿Me dejas ayudar a vestirte, mujer embarazada?
Antes de que responda estoy frente a ella quitándole la toalla que la envuelve para tenerla desnuda frente a mí. Su cuerpo no ha cambiado mucho, no hay nada que anuncie lo que realmente pasa a simple vista.  Sigue siendo mi bonita chica, todo lo que necesito.
―No me mires así, idiota.
―No sé cómo lo estoy haciendo― Hay una sonrisa socarrona en mi cara justo cuando me arrodillo para poner la ropa interior por sus piernas ―Bonitas piernas, bebé. Me tienes de rodillas.
―No sé porque te dejo hacer esto― Sus manos están en mis hombros sosteniéndose mientras pasa sus piernas dentro de la pantie de encaje que yo mismo había guardado esta mañana, suelta un pequeño grito cuando muerdo su entrepierna ―Mi*rda, basta, Malik.
―De acuerdo, basta― Termino y me pongo de pie ―Hoy usaras esto.
Sacudo la camiseta en mi mano, sé que no va a quedarle tan grande como para tapar el encaje de la ropa interior, pero… ¿Qué importa?
Rueda sus ojos ―Uhu.
―Te amo.
―Yo te amo mucho más, cariño.
No puedo evitarlo, cuelgo la camiseta en mi hombro y en menos de un par de segundos la tengo entre mis brazos, comienzo besando su mejilla, sigo por su sien, muerdo en el lóbulo de su oreja, y vuelvo con besos por su hombro y clavícula.
―No, yo mucho más― Rio mordiendo su cuello.
―¿Me das un beso aquí?― Con su dedo índice toca mis labios  después los suyos ―Por favor.
―Uno, y otro, y otro… Todos los que quieras― Junté nuestros labios repetidas veces, ella reía y no había mejor sonido que ese para mí. Paré y la miré por un par de minutos sin parpadear ―No estás cansada. ¿Verdad?
―Un poco la verdad.
―No, mi amor, no lo estás― Murmuro alejándome para ponerle la camiseta ―Regálame un poco de tiempo ahora. Ven conmigo.




~*~


·
·
·


La sala está completamente blanca, pero es perfecta. Hay un montón de paredes que llevan poco tiempo así de pulcras, había pedido e insistido en que quería esta habitación vacía, sin nada y en blanco. Y la pared de vidrios tan transparentes como mi amor por esta chica, deja que las luces del exterior entren y sea esa la única y perfecta iluminación. Muchas pinturas están aquí también, esperando por un par de manos capaz de ponerlas todas juntas.
Sabía que sería bonito tener un lugar donde podría poner color donde quisiera junto a ella, pero no tenía la menor idea de cómo ni cuando iba a hacerlo.
Ahora lo sé.
Porque quiero pintarle lo que siento, porque quiero que mis sentimientos cobre vida. 
Una de estas noches de insomnio descubrí que  este tiempo había estado haciéndolo mal. Como que había comenzado por el verano y ya quería estar en la primavera, sin pasar por el otoño y el frío invierno. Había puesto todo de cabezas para mí y para ella. Había estado haciéndolo todo al revés. Pero finalmente estamos encontrando nuestro camino como ha de haber sido desde el inicio, sin desvíos y sin atajos.
Veo el enorme lienzo que había conseguido guindar en la pared, lo veo bien, antes de poner un pincel dentro de las pinturas. 
En un fondo amarillo, como el verano, nos pinto jugando, como cuando teníamos once, ella tenía un bonito cabello largo, el cual toqué cuando estaba besando sus labios tan inocentes como los míos, ella era un poco más alta que yo, me dibujo ahí, una silueta de un chico tímido y un poco bajo, un poco como bastante.
Después estoy ahí en otoño, unos años después, pidiéndole que sea mi novia; un par de chiquillos abrigados y rodeados de montones de hojas de otoño. 
Y dejo ahí mis recuerdos, bonitos, en siluetas congeladas.
Volteo para encontrarla sentada en la esquina, rodeada de los pequeñitos copos de nieve cayendo, mirándome con ojos llorones. Le sonrío tímido y aunque quiero ir a decirle que no hay porqué llorar, sigo pintando mis memorias y suyas.
Otoño, de nuevo, el día que partí. Mis pulso tiembla cuando dejo pequeñas manchas de colores cálidos, tal vez son hojas, quizás son todas esas lágrimas que la vi derramar y que ella no sabe que derramé.
Escucho sus sollozos. ¿O fueron míos?
―Shhh…― Es lo único que digo, porque no  creo encontrar palabras que poder decir.
Un montón de puntitos se convierten en personas, y ahí está él otra vez, hay un micrófono en su mano y cuatro chicos a sus lados. Sonrío cuando dibujo su vientre, ahí crecerá el hijo de él y de ella. Un niño crece en ese frágil cuerpo que después de unos cuantos meses nace.
No quiero voltear de nuevo, no hasta que haya terminado de dibujarlo todo. No sé que seré capaz de hacer si le veo. No sé cómo va a estar ella viendo lo que hago.
Un avión de papel es mi regreso a Bradford, y mis ojos se inmutan cuando dibujo a un pequeñito con unos iguales a ellos. Me recuerdo cuando peleé como un perro rabioso por ellos con amigos y el dolor que sentí cuando tuve que dejarlos en casa. 
Ahora estoy sonriéndole a la luna, mientras los veo dormir en una sala que no habría sido acogedora sin ellos. 
El pincel baja, no sé cuanto espacio me queda, y no me importa, sé que encontraré la manera de ponerlo todo aquí. 
Cerca de una esquina estoy de nuevo yo, cargando a una niña, todavía no logro descifrar si la encontramos o nos encontró. 





Tomo mis dedos y los mancho de pinturas para hacer muchos puntos debajo de un enorme tipi, rodeando el calor de una fogata, dibujo a uno con cola y orejas largas, luce gracioso. Pongo en su vientre un corazón, y no, no es que me haya equivocado porque sé que ese pequeño motor no va ahí, también  he dibujado otro en su pecho.
Esta vez estoy seguro que quien llora no soy yo.

―Zain…

Cierro mis ojos porque siento su presencia muy cerca, cerquita, no me muevo porque sé que voy a tocarla. 
Yo no quiero tocarla. No aun. No ahora.
 No hasta que pinte lo que falta en el espacio blanco que he dejado, intencionalmente, en el centro. No hasta que tenga que tragar mis nervios, no estoy seguro que quepan en mi garganta.
Niego con mi cabeza y pongo el pincel en medio de mis labios, como ese gesto que suele hacerse con el dedo índice para hacer que callen, es el intento de él en mis manos nerviosas ― Shhh…
Suspiro, es uno entrecortado, lo hago de nuevo y termino por abrir mis ojos.
Empiezo el fin con la ventana de la esquina, lo hago lento, y finalemente… Dos siluetas. Una mujer, de cabellos recogidos y despeinados a la vez. Un hombre… Un hombre de rodillas, hay un nudo en su garganta, uno como el mío… y Finalmente… El aro, el anillo.
Dejo que los pinceles entre mis dedos caigan al piso. 
El tiempo está congelado cuando macho los pantalones de colores para mostrar lo único que he estado ocultando todo el día.  
Me dejo caer al piso también, apoyado en una de mis rodillas que tiembla como si fuera una cuerda tensa rozada una y otra vez por el viento, una cuerda de la que yo podría caer.
Una mirada es todo lo que necesito para ver cómo es que ella siente lo mismo que yo. Quiero guardar sus lágrimas en mis bolsillos… Que aunque no hay sonrisa en su rostro, ella se ve más hermosa que nunca. Y que por fin había dicho que lo que había dentro de mí, cada uno de mis sentimientos, cobran vida.

―Todo esto… Ha estado asesinando mi cordura desde que este pequeño aro llegó. No hay nadie en este mundo, ni en ningún otro, que haga lo que tú haces conmigo―Respira, Zain. Respira. ―Puedo sentirme en las nubes aun cuando estoy dando pasos en tierra húmeda. Si sonríes mi corazón se arruga contraído, si miras a mí…se agita. Si me besas, si tú lo haces, se siente como que late, fuerte, pero lo hace como si estuviera justo aquí, fuera, contigo.


La oigo jadear, eso no me detiene.

―¿Ves eso que he pintado ahí? Esa es nuestra historia, un poco desastrosa y desordenada... Pero desde que fui un niño, quizás, ya sabía que tú eres todo lo que necesito conmigo, nadie más. Ahora quiero hacerlo bien, darte un anillo, que seas mi esposa, y tener muchos niños contigo. ____, nena, sólo necesito que me digas que sí, y estaré en mi propio nirvana. Tú… ¿Te casarías conmigo?

Silencio.
Respiro como si he corrido miles de millas, quizás, persiguiendo este minuto. 
Sus ojos húmedos, derraman lágrimas mientras ella sigue sin decir o hacer nada. Estática bajo mi mirada, sólo, veo gotas cayendo por su rostro.


Su cabello termina por salirse del recogido cuando su cabeza se mueve de arriba debajo de la manera más lenta posible ―Sí.


Deslizo el anillo por su dedo, ese mismo anillo que ha sido mi amigo y enemigo por los últimos días.
Unos cuantos segundos me toma cerrar mis ojos y decir: Gracias Alá.
En mi intento por ponerme de pie mientras decido que quiero verla, caigo, caigo de la mejor manera que alguien podría caer, encima de pinturas, llenando las ropas de manchas para que al verlas recordar este día como si fuese el mismísimo hoy, con la persona que ama en medio de sus brazos.

―Te amo, Zain― Lo dice a mi oído, como si alguien más podría escucharlo ―Te amo, te amo.
―Yo te amo también, preciosa. Lo hago jodidamente mucho― Río entre lágrimas y besos de esos labios llenos de colores ―Ahora déjame besarte mucho.


Última edición por KaiSmirnov el Sáb 09 Abr 2016, 12:05 pm, editado 1 vez
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Hojas de otoño [Zayn Malik] ~ INFORMACIÓN

Mensaje por AuroSWAG el Jue 07 Abr 2016, 9:37 pm

No creo que exista mejor regalo que entrar a la página y encontrarme con este hermoso capítulo dividido en dos. Kai, eres de las escritoras que hace que el lector se introduzca de una manera inimaginable en la novela y eso se agradece. Sé que justo ahora no hay muchas personas leyendo, tal vez sean lectoras fantasmas; y también sé que eso te debe desanimar un poco pero no te rindas porque lo importante es la calidad, no la cantidad. Y tú como escritora tienes demasiada calidad. Saludos, seguiré esperando la próxima actualización.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Hojas de otoño [Zayn Malik] ~ INFORMACIÓN

Mensaje por AraAlister el Sáb 16 Abr 2016, 3:40 pm

Hola querida Kai, que gusto que te aparezcas por aquí y sobre todo con lo que llevo esperando desde hace  muchísimo tiempo. 
Al fin lo hizo, lo pregunto ya comenzaba a pensar que tal vez, sólo tal vez no lo preguntaría. Y lo de Jackson y Doniya no me lo esperaba, definitivamente no lo esperaba. En fin ahora abra que hacer... ¡¡arreglos para la boda!!, las bodas me gustan,más bien hacer arreglos para las bodas, bueno las bodas son bonitas:ohplzz:  
Espero que subas pronto capítulo, besos y hasta pronto.   
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

¡ME MUDO!

Mensaje por KaiSmirnov el Vie 16 Dic 2016, 7:34 pm

Hola, si es que aun hay está por aquí leyendo.
Rolling Eyes
Bueno, el aviso tiene por título... Me mudo.
Sí, la historia y yo vamos a mudarnos a Wattpad, porque, bueno... Sí. Exacto, sólo porque sí.
Además, quería avisar que va a sufrir modificaciones porque tomó un giro que definitivamente no me gusta. Entonces, eso es lo que tenía que decir. Si aun tengo personas leyendo, pues, van a tener que leer desde el principio debido a que será diferente ahora.
Seguirá llamándose "Hojas de otoño" y mi usuario en Wattpad es Kaismirnov.
Es todo.
Uh, adiós, supongo.  sad
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Hojas de otoño [Zayn Malik] ~ INFORMACIÓN

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado



Volver arriba Ir abajo

Página 27 de 28. Precedente  1 ... 15 ... 26, 27, 28  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.