O W N
¡Conéctate y ven a divertirte con nosotr@s! :)
Si no estás registrado, hazlo y forma parte de nuestra gran comunidad.
¡La administración ha modificado otra vez el foro, y los Invitados ya pueden ver todas las secciones! Aún así, para comentar y crear temas debes tener una cuenta.

Cualquier duda, queja o sugerencia que quieras darle al staff, éste es nuestro facebook: https://www.facebook.com/onlywebnovels

¡IMPORTANTE!, los Mensajes Privados de los Invitados no serán respondidos por la administración. Te esperamos en nuestro facebook (:

Atte: Staff OnlyWns.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Only the strongest can survive.
Ayer a las 11:26 pm por Andy Belmar.

» ♡ snow flower.
Ayer a las 10:57 pm por sagittarius

» -allons-y
Ayer a las 10:36 pm por kylie.

» Crazy thoughts of a sinister mind
Ayer a las 10:28 pm por Andy Belmar.

» death path
Ayer a las 9:31 pm por Andy Belmar.

» daydreamin'. ♡
Ayer a las 9:06 pm por bwiyomi.

» Caught in a lie.-pvt
Ayer a las 8:24 pm por Andy Belmar.

» surrender
Ayer a las 7:58 pm por o'callaghan

» Badlands | Novela Colectiva.
Ayer a las 7:06 pm por blackstairs

novedades

00 . 01 Anuncios del mes febrero.
00 . 02 Actualización del PROTOCOLO, nueva medida obligatoria de avatares.
00 . 03 Remodelación del foro febrero del 2017.
00 . 00 Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit.
administradora
Rumplestiltskin. ϟ Jenn.
miembros del staff
Beta readers
ϟ hypatia.
aka Kate.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ dépayser
aka Lea.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ youngjae
aka .
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Stark.
aka Cande.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Baneo
ϟ Ariel.
aka Dani.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ ceonella.
aka Cami.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Ayuda
ϟ Ritza.
aka Ems.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Charlie.
aka idk.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Limpieza
ϟ Legendary.
aka Steph.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ chihiro
aka Zoe.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Kurisu
aka Teph.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Calore
aka idk.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Eventos
ϟ ego.
aka Kalgh/Charlie.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Asclepio.
aka Gina.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ mieczyslaw
aka Alec.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Tutoriales
ϟ Kida.
aka Ally.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Spencer.
aka Angy.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Diseño
ϟ insxne.
aka Mile.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ yoongi.
aka Valu.
MP ϟ Ver perfil.
créditos.
Skin hecho por Hardrock de Captain Knows Best. Personalización del skin por Insxne.

Gráficos por y codes hechos por Kaffei e Insxne.

Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Página 3 de 11. Precedente  1, 2, 3, 4 ... 9, 10, 11  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Mensaje por Ninaa.forever.young el Lun 14 Oct 2013, 4:45 pm

Hola Bea! Adore, tu idea es tan ajsak(?
iba a ir por el Lucho, pero tu esposa me lo robo ah.
Asi que ahora me debato por quien participar  
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Mensaje por Ninaa.forever.young el Lun 14 Oct 2013, 4:47 pm

Te pase de pagina! Soy Cúl.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Mensaje por totoro. el Lun 14 Oct 2013, 4:49 pm

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] escribió:Hola Bea! Adore, tu idea es tan ajsak(?
iba a ir por el Lucho, pero tu esposa me lo robo ah.
Asi que ahora me debato por quien participar  
Hola, lo sé, mi esposa se roba esposos ajenos, pero es cúl.
Gracias por adorar mi idea, yo te adoro por participar. Espero que decidas, la respuesta está en tu corazón. Podrías ir por el rubeo, mira que ojos tan sexys los que hace  
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Mensaje por Invitado el Lun 14 Oct 2013, 4:52 pm

Amé la idea! Estoy pensando si ir por Louis o Zayn, en cuanto me decida te mando la ficha (:
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Mensaje por totoro. el Lun 14 Oct 2013, 4:55 pm

vicstyles escribió:Amé la idea! Estoy pensando si ir por Louis o Zayn, en cuanto me decida te mando la ficha (:
Hola. gracias por amar la idea. Difícil desición espero tu ficha.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Mensaje por Invitado el Lun 14 Oct 2013, 5:16 pm

Auditore escribió:
яυѕнєя ναмριяє zσмвιє escribió:Quiero participar. Aca mi ficha. XX

Ficha:

Adriana Grey

Lily Collins

► Nombre completo: Adriana Marie Grey Bellisario.
► Apodos: Adry.
► Edad: 21 años.
► Pack: La camarera.
► Nacionalidad: Londinense
► Fecha de nacimiento: 14 de septiembre.
► Enfermedad: Esquizofrenia.



Descripción psicológica

Es algo callada y reservada. Muy desconfiada, y a pesar de padecer de una enfermedad tan fuerte como la esquizofrenia; puede ser muy dulce y dar muy buenos consejos. Es una gran amiga, a pesar de que no tiene muchos amigos para probarlo, no se dejen engañar por lo que aparentan sus cansados ojos; tiene un gran corazón.

► Gustos: Ama dormir, leer apesar de que se le haga muy difícil. Ama la música mas que a nada. El campo le encanta. Las flores. Los animales.
► Disgustos: Mucha gente rodeándola la asfixia. Las grandes ciudades le causan jaqueca. El amor le desagrada porque siente que nadie nunca se fijara en ella. Odia estar en espacios cerrados y estrechos. Odio mas que nada que la gente use un trato "especial" con ella solo porque esta enferma. 
►Manías: Morderse el labio cuando miente.
►Fobias y Debilidades: Claustrofobia, esquizofrenia.




Historia

Recuerdo el 25 de Julio cuando me internaron en ese centro psiquiátrico, estuve ahí por unos...¿cuantos? ¿tres, cuatro años? no recuerdo muy bien. Mis padres creían que estaba loca, pero no era asi, mis amigos me decian que no y yo les creía. No solía salir casi de casa...me daba miedo; el ruido de los autos, las bocina. Cuando lo hacia; me gustaba mucho hacerlo solo a lugares como parques o playas, amaba sentir el viento en mi piel, oler las flores, el sonido de los pajaros. Si era a otros lugaros; prefería estar en casa en mi habitación y mirar por la ventana la calle, por mi ventana no me daba miedo, de hecho me gustaba mucho. Solía creer que tenia muchos, muchos, muchos amigos pero nadie podía verlos, solo yo, y no me parecía justo, luego comprendí que eran solo producto de mi imaginación, entendí porque todos creían que estaba loca y es que hablaba con el aire. Mis padres siempre decían que yo era diferente, por eso no fui a una escuela normal y no tenia amigos que pudieran ser vistos, pero luego entendi que era mas por mi enfermedad en concreto, que por mi. Cuanto mas crecía me fui adaptando a mi enfermedad hasta el punto en el que se me llegaba hasta olvidar que la padecia. Ahora soy normal, a veces sufro de ataques pero nada que no pueda controlar, o eso es lo que creo. Mientras no lastime a nadie y me dejen de tratar como si no fuera humana; todo estará bien. El problema es que todo el mundo usa un trato "especial" conmigo y odio eso, quisiera por una vez encontrar a una persona que me trate como quiere hacerlo y no como sienta que deba hacerlo. En fin, les sigo contando. Trabajo en un restaurante muy famoso en mi ciudad. En realidad no tenia muchas opciones, a demás la paga no es tan mala. Exceptuando al ogro de mi jefe, no se como he tenido tan buen control para no terminar matándolo, es el diablo en persona. Lo odio demasiado pero debo soportarlo porque la verdad, no se me fue tan fácil conseguir trabajo aquí. No se como pero algún día, le daré su merecido a ese ogro, algún día.


Otros Datos

► Chico: Zayn Malik.


Creado por Frozen •




Capitulo:
El cap es de una de mis noves de Ziam. Espero no te moleste.

Cuando llegue a casa, Niall estaba esperando sentado en el escalón de la puerta. Me sentí mal automáticamente pues no le avise que saldría, aunque esa no era mi idea después de todo.
-¿Dónde estabas? –Me dijo... ¿sollozando? ¿Por qué Niall estaba sollozando? ¿Qué le había pasado?
-Niall… ¿estás bien? ¿Ocurre algo? –Me acerco a él pero extrañamente se aparta. No pude evitar fruncir el ceño ¿Qué hice ahora?- Niall ¿que sucede? ¿Qué hice?
-Dime la verdad Liam… ¿tu sientes algo por Zayn? -… ¡¿Qué?! ¡¿A QUE SALE ESA ESTUPIDA PREGUNTA?! ¡CLARO QUE NO!...o ¿sí? ¡Ahs cállate ya Liam!
-No…-susurre. ¿Enserio Liam? ¿No?, explícale algo más coherente y deja de ser tan gillipolas, me dije a mi mismo -¿A qué viene eso, Niall? Es ridículo.
-Harry dijo que ustedes…-lo interrumpí.
-Ah Claro, Harry dijo, y tú tienes que creerle a Harry todo lo que te dice ¿no? –Entro a la casa furioso. No sé por qué estoy furioso, el furioso debería ser Niall.
-Liam…bebe, no te enojes –Niall fue tras de mi –Perdón ¿sí? No volveré a escuchar a Harry. Me sentí mal de nuevo, en realidad Harry tenía razones para pensar eso y yo... ¡NO! ¡NO! ¡Me rehusó a sentir algo por Zayn Malik! Cállate Liam, sabes que te gusta. Cállate tú. Genial Liam, ahora estás loco.
-Está bien…-susurro cansado – Niall voy a dormir ya.
- ¿Qué? ¿Sin cenar?
-Tu siempre pensando en comida Niall. Si, sin cenar.
-Pero…-baja la mirada rápidamente. Suspire, sabía que quería algo que ahora se rehusaba a pedir.
-¿Qué Niall? –pregunto cansado. Jamás había tratado así a Niall, por más cansado o molesto que estuviera; siempre era dulce y cordial con él, pero ahora por culpa de Zayn ¡Ahs! ¡Zayn aquí, Zayn haya! Muérete Liam.
-Es que…no quiero cenar sin ti –Mi gesto se ablanda inmediatamente. Como he tratado de mal a mi rubio últimamente, no es justo –Te extraño bebe…-Mi sentimiento de culpabilidad creció mas al presenciar esa escena. No puedo quedarme aquí viendo como Niall me extraña sin haberme ido. Decidí que lo mejor era irme a mi casa, sentía que lastimaría más a Niall si me quedaba.
-Niall, debo irme a casa. No le dije a mamá que me quedaría y mañana tengo escuela.
-Está bien…-“está bien” fue lo único que dijo “está bien”. Me siento vacío con esa respuesta, pero no puedo esperar nada más. Salgo, tomo un taxi y mientras estoy en camino a casa; pienso en cómo le explicare a mi madre todo esto de no haber llegado a casa en todo el día. Le he dicho que volvería esta mañana pero no lo hice.

-¡Mamá! ¡Mamá! ¡¿Estas en casa? – supongo que no. Rapidamente subo a mi habitación, me doy un relajante baño y me preparo para dormir. Estuve esperando el mensaje de las 9:30 de Niall pero no llego, eso me hace sentir peor, pero me resigno mejor a que todo esto es mi culpa. Mientras pensaba y pensaba, me di cuenta de que; Estoy jugando con juego, y me voy a quemar.  

Despierto y me siento muy cansado. ¿Estaba soñando con Zayn Malik?, sí, pero esta vez no trato de regañar a mi mente, ya estoy cansado de eso. Cuando miro mi teléfono me doy cuenta de que tengo dos llamadas perdidas y un mensaje de Niall.
“Liam, ¿Dónde está Loki?, No llegaste con el anoche.” Mierda, Mierda y más mierda.  Me olvide por completo de nuestro bebe.  Hoy no tengo  tiempo para ir a recogerlo a la casa de Zayn, debo ir a la escuela.  Ahs, odio ir a la escuela. Siempre es lo mismo, chicos populares molestándome y cascándome por ser yo. Todos los días es lo mismo.
Tomare mejor la decisión de ir por Loki cuando salga de la escuela y se lo llevo a Niall. No sé qué explicación le daré pero no pensare en eso ahora. Cuando estoy listo para ir a la escuela, bajo a tomar mi desayuno, luego recuerdo que en todo el día de ayer no vine a casa y decido seguir de largo hacia la salida.
-¡LIAM JAMES PAYNE! ¡¿A dónde crees que vas?!- Mierda.
-A la escuela, ma.
-No, ahora mismo vienes acá y me explicas porque no llegaste a casa anoche y no me avisaste.
-Es que…tu sabes…yo…entonces….si eso –ella me miro con cara de “¿Qué carajos?” y yo solo sonreí inocentemente –Mamá ya es tarde, debo irme ya.
-Está bien pero cuando llegues hablaremos seriamente sobre tu toque de queda.
-Esta bi… ¿Qué? ¿Toque de queda? Nooo mamá, por favor.
-Sin peros, ve a la escuela que llegaras tarde –solté un bufido, ¿Qué cree? ¿Qué tengo 14 años? ¡Bah!
El autobús llega y me subo al último asiento como siempre, me pongo mis auriculares y me absorbo en mi libro. Según todos; soy bastante aburrido. No se cómo Niall se pudo fijar en mí. Niall, cielos no sé qué estoy haciendo, pero sé que estoy lastimando a mi rubio.
 
Narra Zayn:

No puedo creer que el pequeño Liam no se haya dado cuenta de que dejo a esta cosita tirada. Es tan mono este perro. Tal vez se le olvide que es suyo y me lo pueda quedar, no me molestaría. Le dejare preparado comida y agua para que le alcance hasta que vuelva de la escuela. Ahs, es un asco tener 20 y aun ir a la escuela, pero no es mi culpa que mis padres hayan decidido irse justo ahora. Debieron haber esperado hasta que terminara la preparatoria. Mejor me apresuro, llegare tarde mi primer día aunque que importa.
Cuando llego todas las miradas se posan en mí, como lo esperaba. Soy irresistible, lo sé. Muchas chicas me lanzan miradas coquetas a las cuales les respondo alegremente. Entre al salón y lo mismo de siempre, muchas chicas murmurando y chicos con miradas recelosas. Sonreí para mis adentros.
-¿Usted es el alumno nuevo?
-¿Acaso me había visto antes por aquí? –el profesor hace una cara de fastidio, y yo solo sonreí.
-Como sea... ¿usted es?
-Zayn Malik.
-Chicos hagan silencio. Les presento a su nuevo compañero: Zayn Malik. Sonrió y de repente escucho  un pequeño grito al final, me fijo a ver quién es y mi sorpresa no duro en atraparme.
Gracias por tu ficha, me gustó demasiado. Suerte
Gracias. Xx
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Mensaje por totoro. el Lun 14 Oct 2013, 5:42 pm

¿alguien más?
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Mensaje por Ninaa.forever.young el Lun 14 Oct 2013, 6:05 pm

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

• Pack:
La fotografa.

• Nombre completo:
Maddison Lucile Peris.

• Edad:
23 años.

• Descripción física:
Su estatura es de 1.70, es de tez blanca, pero no pálida; su cuerpo es curvilíneo y sensual, sus piernas son largas y muy bien ejercitadas. Su cabello es castaño y cae liso hasta unos centímetros mas arriba de su cintura; sus ojos son de color negro intenso que son adornados por unas largas y espesas pestañas, lo que hace que su mirada sea profunda he intensa, lo cual causa que cuando te ve directamente a los ojos da la sensación de que lee tu mente y revuelve todo tu interior buscando tu mas mínimo secreto; sus labios son de un rosa intenso, provocativos y sensuales.

• Descripción psicológica:
Maddy, es una chica muy extravagante. Es muy alegre y despreocupada, vive la vida con una sonrisa en la cara y no le importa lo que la gente diga de ella. Tiene el autoestima bajo, aunque no lo demuestre y lo quiera superar se ve fea. Siempre logra ver el baso medio lleno y no medio vació, aunque se este rompiendo por dentro. Adora dar abrazos y que las gente se ria y se sienta querida con ella. Tiene una risa muy picara y contagiosa. Maddy en muchas ocasiones puede leer tus ojos y como estas atravez de los mismos.

• Historia:Toda su vida, vivió en apartamentos, nunca tuvo un perrito ni un hermano o amigo por eso estaba sola. Claro, que la mente de los niños es creativa e infantil por eso invento a Jack, su pequeño e imaginario mejor amigo. Cuando pudo empezar el jardín, ella y Jack ya tenían un laso especial que nadie se lo iba a quitar. Cuando su maestra del salón azul, vio que siempre hablaba sola o jugaba, decidió tomar un papel en el juego de la niña y hablo con ella. Hablo muchas veces, trataba de convencerla de que Jack no existía y que podía tener amigos, claro que ella no quería amigos, quería a su Jack y no lo iba a dejar ir. Y no lo hizo por años, sufrió de Bulliyng y acosos por los demás pequeños niños, pero nunca se dio por vencida con Jack, el era el ubico que la entendía. Cuando tenia 7 años, su madre decidió que ya era demasiado grande como para tener amiguitos imaginarios y la envió a con una psicóloga, después de 9 meses, acepto la cruel realidad de que Jack no existe  y lo dejo ir, aunque el quedo en lo mas profundo de su corazón. Desde ahi, se camio de colegio y vivió una buena vida con amigos verdaderos y gente que la quería. Aunque nunca supero que sus primeros nueve años de vida, fueron que un amigo de mentira. Después de todo, su vida es normal y tranquila.
•Capítulo de una novela o Shot de tu autoría:
Rww:

Querido Dylan,



Toda mi vida, había tratado que las personas pensaran que mi
vida era perfecta. Familia, amigos, mente, todo perfecto. Pero nada era perfecto,
ni siquiera se acercaba. Pero supongo que eso vos ya lo sabias. Todo era
mentira, mi familia me despreciaba, por ser una inútil en deportes y no poder ni correr dos metros que ya sentía
que se oprimían los pulmones, dejándome sin aire. Quería que todos pensaran que
era la preferida de todos, pero no lo era. Había veces, en realidad la mayoría
del tiempo huían de mí, dando me plata y llevándome a los locales, del shopping,
dejándome que me valla por horas para poder descansar de mí. Siempre supe que
me odiaban, que no tenían ni un poquito de amor por mi y eso dolía. Y dolía
mucho. Era como que querían que me valla y no vuelva nunca más, pero
desgraciadamente para ellos siempre volvía. Y que se puede decir de los amigos,
todos hablando mal de todos, todos queriendo a todos. Sabia que me odiaban
porque enserio creían que mi familia me quería y que por eso me consentían pero
ellos no eran como vos, ellos nose daban cuenta de que sufría, sentía que me
podía romper en cualquier momento, que no le iba a importar a nadie. Pero en
ese momento llegaste vos. Rompiendo todas mis ideas, convirtiéndome en alguien
que nunca había creído poder ser, en alguien feliz. Me había sentido tan
contenta, feliz de que alguien al fin no me juzgue por ser como era, por hacer
lo que hacia, por sentirme tan sola. Había creído que con vos podía dejar de
tener esos sentimientos, gran error. Había creído ser feliz con vos, pero que
puedo saber yo de felicidad, si nuca los fui. Habías llegado como la
calculadora que quiere resolver problemas matemáticos, pero solo eras un
problemas, un problema muchísimo más grande.



¿Sabias que siempre quise cantar? Ese era uno de mis mayores secretos, uno
escondido en el fondo de mi corazón y de mi garganta, mi padre desde chica se
había encargado personalmente de destruir ese loco sueño que tenia de chica, de
poder cantar. En cualquier lado lo hacía, en el auto, en la calle, en la ducha,
en mi cuarto, en cada momento de mi vida. Pero siempre estaba el. Para decirme
que lo hacia mal, que dejara de hacerlo, que la gente me miraba mal y no podían
siquiera mirarme de lo mal que yo lo hacía. Nunca supe si era verdad pero ¿Tan
mal lo hacía como que para que me despreciaran tanto, Para que llegara a
odiarme hasta el punto, de pegarme, de dejándome gritando horas con la
esperanza de que después no pueda hablar por un largo tiempo? Claro que nunca
funciono y siempre volvía a hablar con normalidad con la ayuda de un vaso de
agua.



¿Sabías que la primera vez que me corte, fue con la
maquinita de afeitar de mi papá? Había estado leyendo un libro sobre una chica
que se cortaba, lo describía como una sensación única, inexplicable y la verdad
es que lo es. Había estado llorando mucho esa noche, Peggy, la protagonista de
la historia, se había cortado una vena muy importante y estaba muriendo,
dolorosamente y lentamente. Pero ella no lloraba, se lo había buscado, había
sido su única salida. Lo describía como en sentimiento más placentero del
mundo, entonces lo quise probar. Nose en que momento deje mi cuarto para dirigirme
al baño, me vi a mi mismo en el espejo y me sonreí, pensando que al fin iba a
hacer algo bien, agarre la maquinita y sin pensarlo dos veces me la pase por la
muñeca no una vez, ni dos, recuerdo perfectamente que habían sido cinco rojos,
grandes y sangrientos cortes, todos cercas, juntos para que parezca uno solo.
Recuerdo que ese día no había nadie en la casa, todos habían salido a festejar
el cumpleaños de mi abuelo mientras yo dormía. Salí del baño y limpie el
artefacto con el que me había dejado esas dolorosas pero para mí, preciadas
marcas, que me iban a acompañar por siempre y por una extraña razón eso hiso
que tuviera un extraño cosquilleo en la muñeca. No fue dolor, fue más bien un
sentimiento de alegría. Algo alfin no me hiba a abandonar y hiba a estar ahí
por siempre, yo misma me encargaría de eso. Después de esa primera vez, le robe
a mi hermano mayor su navaja, para hacerlo más fácil.



¿Sabías que la primera vez que te odie fue en el colegio?
Estábamos en matemática, con el profesor Smith. Eso dice mucho, ya que vos
sabias que él me quería, me acosaba, me desaprobaba en las pruebas, para poder
verme en diciembre, febrero y después me aprobaba. Sé que vos lo sabias ya que
gracias a vos yo lo sé.
Estabas con tus amigos en el salón, yo había salido con Emma al recreo y
nos quedamos en la ventana para hablar con los demás chicos, pero yo realmente
no los escuchaba. Estabas hablando de mí. Recuerdo que les contaste a tus
amigos que deje que me tocaras en trasero, pero vos nunca contas la historia
completa, ya que yo te había pegado en el pecho y gritado que nunca más lo
vuelvas a hacer. Pero en ese momento el
profesor Smith te pregunto si hoy me ibas a acompañar a mi casa, vos le dijiste
que no. También el dijiste que dejara de mirarme el trasero, porque solo vos lo
podías ver y tocar. Smith se enojó y te dijo que no digas tonterías, en ese
momento ya están solos, tu amigos habían desparecido demasiado rápido que ni
siquiera me di cuenta cuando habían pasado alado mio. Me sentí feliz de que me
defendieras, pero lo que después salió de tu boca, destruyo mi corazón. Le
habías dicho que si quería tocarme o hacer algo conmigo te ibas a tener que
pagar. Con plata, efectivo. Aclaraste, el timbre sono y no dejo a Smith
responder, pero recuerdo perfectamente ver como el deslizaba una hoja en tu
escritorio mientras camina, vos sonreíste y el siguió caminando hasta mi
escritorio que estaba a dos escritorios más atrás que el tuyo. El me dio una repugnante y perversa sonrisa,
me dijo que hoy estaba medio distraída y que si seguía haci me iba a tener que
dar clases privadas, yo solo asentí y mire hacia adelante sintiéndome sucia.
Sono el timbre y todos salieron apurados, no tanto como yo pero apurados.
Corriste para tirarme de la muñeca
aplastando las heridas contra la pulsera de Emma me había regalado por tres
años de ser “Mejores Amigas”, solté un gemido de dolor pero vos lo único que
hiciste fue apretar más los dedos. Me dijiste que me amabas y que en la noche
te pasabas por mi casa, yo solo asentí no quería hablar con nadie ni menos con
vos. Sali del colegio yendo a casa sintiendo que alguien me seguía, me angustie
y seguí caminando más rápido, hasta que todo se volvió negro.



¿Sabías que la primera vez que Smith me violo, no fue la
primera ver que alguien me violaba? Cuando tenía 10 años, se empezaba a desarrollarme, lo que mas se notaba era el trasero y los pechos,
no mucho pero si más que a las demás chicas de mi edad, mi mama junto a mi
hermano mayor Lucas habían salido a la casa de mi abuela, a tres cuadras de mi
casa, yo me quede esperando a que llegue mi papa para ir con él, no habrán
pasado ni 10 minutos que él estaba tratando de abrir la puerta, cuando al fin
logro dejar de batallar con la puerta me miro, sonrió y me pidió que me acerque
y yo claro lo hice, mala idea. Me also y yo me reí, pensando que era solamente
un juego. Me tire en la cama y rompió mi ropa, ya no me divertía, me asustaba y
se lo dije, el solo se rio me mordió y siguió tocándome. En ese momento solo
quería que me pegara y me dejara inconsciente como lo hacía cuando se irritaba
porque cantaba. Pero no lo hiso, cuando empecé a gritar me mordió en labio
sangrando y me dijo que me callara, volví a gritar cuando empezó a tocar mi
parte intima, es ese momento se enojó tanto que agarro la lámpara de la mesita
de luz y me golpeó con ella en la cabeza, al instante todo se volvió negro.
Cuando me desperté mi padre se está vistiendo y Lucas miraba mi cuerpo desnudo.
Mi padre nos dijo que no le digamos nada a nadie y todo se volvió negro otra
vez. Esa fue la primera y última vez que lo hiso mi padre. Pero no fue la
última de Lucas.



¿Sabías que no fuiste el primero en ver mis cortadas? La
primera vez que Emma fue a comer a casa, mis padres la amaron al instante. En
ese tiempo teníamos 14 años y recién nos habíamos hecho “Mejores Amigas” Se sentó
alado mio y me apretó la mano cuando Lucas bajo a comer, supongo que fue amor a
primera vista, tomo mi mano, apretó mi pulsera. En eso se parecen, aman apretar
mis heridas. En ese tiempo solo tenía una pulsera y era muy fina. Ese día me
había cortado antes de comer haci que tenía las heridas abiertas y sangrantes, me
apretó tan fuerte cuando Lucas le toco el hombro, que sangro. Cuando Lucas dejo
de tocarlo, sintió mi sangre en su dedo.
Trate de sacar mi muñeca de su agarre desesperadamente, pero a la vez
disimulando mi terror, pero no funciono. Cuando me empezó a clavar las uñas,
miro hacia abajo y vio la sangre, se soltó del agarre y pidió se fue al baño.
Cuando salio, se iba secando las manos con su pantalón, me miro y pregunto que
había de postre. Me sentía destrozada, nunca quise que se enterara de esa
manera, ni que nadie se enterara, nunca. En toda la noche sentí su mirada en mi
muñeca pero nunca dijo nada ni hizo nada. Ella fue la primera de muchos en
enterarse que me cortaba casi tan frecuente que no dejaba sanar una herida que
ya tenía la otra. Cuando se enojaba me agarraba las muñeca y me apretaba tan
fuerte que me haci sangrar. Después de ese dia me empecé a poner más
pulseras gruesas, para que eso no vuelva a suceder.



¿Sabías que no fuiste el primero en romperme el corazón?
Cuando tenía 15 años, me había hecho amigo de uno chicos más grandes que yo.
Nadie sabía de ellos, eran otros de mis secretos. Siempre me pasaban a buscar a
la noche, tipo 3 o 4 de la noche, nunca antes. Siempre íbamos a caminar por las
calles más oscuras, ya que a ellos los conocían todos, nunca tuve que
preocuparme por nada, con ellos. Mi padre siempre que los veía los llamaba
pandilleros, ya que siempre estaban en la calle, tenían tatuajes, rastas y el
pelo teñido. A mí no me molestaba en realidad me fascinaba todos tenían una
historia que contar, pero no eran malos, supongo que eran rebeldes pero a su
manera. Entre ellos estaba, Niall. Tenía
un poco menos de la mitad de la cabeza rapada y tenía muchos tatuajes, teníamos
casi la misma edad y nos gustaban las mismas cosas, siempre estábamos juntos,
en realidad después de un tiempo era el, el que me iba a buscar a mi casa a la
noche. Creo que de a poco me iba enamorando de él. Después de un tiempo, una
noche me paso a buscar, como era de costumbre. Yo en ese tiempo ya había
aceptado que lo amaba. Pero esa noche había algo diferente en él, tenía un
brillo muy especial en la mirada, recuerdo la sensación de miles de mariposas
volando en mi estómago, cuando me agarro
la mano y entrelazo mis dedos con los suyos. No fuimos a la esquina en donde
nos encontrábamos con los demás, fuimos por un camino completamente diferente. Era
una autopista y estaba llena de autos. Nos subimos a, el que creo era su auto y
nos fuimos a una tienda de tatuajes. Me volvió a tomar de la mano y me dijo que
esta noche iba a ser muy especial, ya que nos íbamos a hacer un tatuaje. Tuve
mucho miedo, lo admito, pero por el habría hecho cualquier cosa, porque
realmente lo quería. Lo quería tanto que dolía. Me dijo que se iba a hacer un
trébol de 4 hojas ya que le penaba que tenía suerte por mi vida “perfecta”, si
solo supiera. Él se lo hiso debajo de la oreja derecha y yo en el meñique de mi
mano derecha, pero el mio era de 3 hojas. Después de eso fuimos a la peluquería
de la hermana de uno de los chicos, él se cortó el pelo y yo me teñí el pelo de
azul, sabía que mi familia y Emma iban a ponerse locos, pero quería ser cómo
Niall en algún momento, rebelde, fuerte, de esas personas a las que no les
importa lo que los demás piensen. Después de dos horas y media, por fin habían
terminado con mi cabello, que de un azul eléctrico, que a mí me enamoro,
simplemente me encanto. Ya empezaba a
amanecer asi que corrimos hasta la casita del árbol de la plaza en la que
estábamos. Nos subimos y nos acostamos
en el piso para hablar, me contó la historia de cada uno de sus tatuajes y cada
vez me enamoraba de el. En un momento se calló me miro a los ojos y me beso.
Fue lento y muy romántico, sentí su arito de la lengua, me sentí feliz de que
el tambien me quisiera, sentí que tiro de mi cuerpo a el suyo, quedando yo
arriba del suyo, empezo a besarme el cuello, me sentía nerviosa, sería la
primera vez que lo haría porque yo quise, no me presiono, me acariciaba con
tanto cariño que sentí que me quería tanto como yo lo quería a él. Cuando
desperté, seguía en la casita, esta desnuda y sola. Había una nota, de él. Recuerdo
perfectamente lo que decía. “Lo nuestro es demasiado hermoso como para ser
verdad. Peggy vos tenes un futuro por vivir pero yo no tengo nada para darte,
solo mi amor. Me quede toda la noche admirándote, sé que suena como un poco de
acosador pero simplemente las horas se pasaron como segundos. Vi tus muñecas
detrás de tus pulseras, nose porque lo haces, me encantaría poder quedarme con
vos para poder curar esas heridas, ese corazón roto, pero no puedo. Porque sé
que lo único que yo pudiera ser es lastimarte más y no quiero eso para vos, sos
demasiado perfecto para mí. Por favor nunca te rindas, se fuerte. Te amo con
locura pero por esa razón me voy. Se feliz, lucha por vivir y olvidame. Sé que
algún día solo voy a ser un recuerdo borroso en tu vida. Pero vos para mí, sos
la chica perfecta, siempre te voy a recordar con amor, voy a recordar tu
sonrisa, tu voz, a vos. Si es que nunca
nos volvemos a ver, por favor perdóname por esta triste despedida pero es lo
mejor, Niall”. Nunca más Salí de noche con los chicos, nunca más lo volví a
ver, nunca más me enamore, hasta que llegaste vos, claro.



¿Sabías que hay un montón de cosas que te podría contar?
Como cuando me vieron el pelo azul, a mi madre casi le da un infarto, mi padre
me obligo a teñírmelo a mí castaño oscuro natural y bueno Lucas solo me dio una
mirada de deprecio. O la primera vez descubrí que te acostabas con Emma. Cuando
hice que echaran a Smith. Las veces que me negaba a creer que no me querías,
noches enteras llorando y pidiendo ayuda a dios. Creo que le pedía más bien un
motivo para queres vivir, pero nunca llego nada. La primera vez que casi me
suicido, pero no tuve las fueras necesarias para hacerlo haci que espere un
poco, solo un poco más. Las veces que me miraba el tatuaje que nadie más sabía
que estaba, solo Niall. Y recordaba los momentos que viví con él. Las veces que quería cantar pero no me salía
nada de la boca, por miedo a que llegue mi padre y me pegue como lo hacía antes.
La vez que le pegaron a Lucas, después de un tiempo supe que fueron mis
pandilleros y muy secretamente se los agradezco. Las veces que me reía sola,
leyendo libros y deseaba tener un amigo de verdad, que de verdad me quiera que
se preocupe. Cuando sentí que Peggy, la chica del libro era mi única amiga, ella
en el libro muere y el chico se da cuenta que de verdad la amaba, no creo que
esto pase con nosotros. Las veces que quise hacer esta carta y nunca pude. Las
veces que me repetía “Alguien te va a querer, solo espera”.



Lo peor de todo es que no los odio, ni a vos ni a Emma,
Lucas o el resto de mi familia. Ya no siento nada por nadie, no siento miedo,
frió, calor, amor, asco, nada. La vida me quito todo, mis sentimientos, mis
ganas de vivir. No podía soportar vivir rota o vivir esperando a que alguien me
quiera. Espero que nadie se culpe, porque realmente no es la culpa de nadie.
Solo mía por esperar cosas de la gente, hacerme ilusiones y terminar como
siempre, rota. Te voy a contar algo más, al final de todo recién me di cuenta
que realmente nunca te amé. Solo creía que vos si lo hacías, realmente pensaba
que eras una buena persona y no quería romperte, no quería verte roto, roto
como estaba yo, así que me refugie en vos. Así que creo que debo agradecerte
por el tiempo que soporte vivir, pensando que vos sufrirías si yo me suicidaba.
Pero todo fue una cruel mentira. Chau es lo único que me queda decir. Mi paso
en la tierra fue en vano, no hice nada por nadie y nadie hiso nada por mí.
Bueno nada bueno. Te puedo pedir un último favor antes de irme? No juegues con
las personas. Hay gente que sufre por las palabras o actos de las personas y sé
que vos sos una persona hiriente. Me gustaría poder decir que nadie llore por
mi muerte, pero sé que nadie lo hará. Nadie nunca me quiso y ahora me doy
cuenta. Nose si vas a leer esto o si ya lo abras tirado al tacho de la basura.
Realmente nunca lo podre saber, aunque capas ahora mismo estoy a lado tuyo.
Chiste malo? Si fue malo. Lo lamento, por todo. Realmente espero que puedas ser
feliz. Sabes que me gustaría mucho? Ver quién va a mi funeral, quien pone cara
de sufrido, sorprendido, triste o feliz. Hace me otro favor, si es que vas a mi
funeral y fíjate las caras. No me sorprendería que no hallaras caras triste y
si hay pone atención, son fingidas. Realmente me gustaría saber. También fíjate
que dice en mi lapida, creo que solo va a decir mi nombre nada de “hija,
hermana, amiga o novia amada” estoy segura que no va a ver nada de amor. Y
dentro de unos años solo va a ver flores marchitadas. Ya que nadie me va a
extrañar. Pero no te sientas mal, yo tampoco voy a extrañarlos. Creo que lo
único que voy a extrañas es a mi pelo Azul Eléctrico, junto a mi tatuaje.
Realmente me gustaban.



Bueno, creo que esta carta se alargó mucho. Y yo solo quería
decir adiós e irme en paz. Ahora lo puedo decir y no sentirme mal por nadie.



Adiós, Dylan.
Quiero que la gente llor, por eso lo mando (?
No me bullinees por es asco que es sad 
La historia es media kk, pero es lo que me salio(?
So, espero que te guste :P
Como me insististe mucho porque valla por el rubio, lo hice akjslkja
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Mensaje por totoro. el Lun 14 Oct 2013, 6:47 pm

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] escribió:
Spoiler:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

• Pack:
La fotografa.

• Nombre completo:
Maddison Lucile Peris.

• Edad:
23 años.

• Descripción física:
Su estatura es de 1.70, es de tez blanca, pero no pálida; su cuerpo es curvilíneo y sensual, sus piernas son largas y muy bien ejercitadas. Su cabello es castaño y cae liso hasta unos centímetros mas arriba de su cintura; sus ojos son de color negro intenso que son adornados por unas largas y espesas pestañas, lo que hace que su mirada sea profunda he intensa, lo cual causa que cuando te ve directamente a los ojos da la sensación de que lee tu mente y revuelve todo tu interior buscando tu mas mínimo secreto; sus labios son de un rosa intenso, provocativos y sensuales.

• Descripción psicológica:
Maddy, es una chica muy extravagante. Es muy alegre y despreocupada, vive la vida con una sonrisa en la cara y no le importa lo que la gente diga de ella. Tiene el autoestima bajo, aunque no lo demuestre y lo quiera superar se ve fea. Siempre logra ver el baso medio lleno y no medio vació, aunque se este rompiendo por dentro. Adora dar abrazos y que las gente se ria y se sienta querida con ella. Tiene una risa muy picara y contagiosa. Maddy en muchas ocasiones puede leer tus ojos y como estas atravez de los mismos.

• Historia:Toda su vida, vivió en apartamentos, nunca tuvo un perrito ni un hermano o amigo por eso estaba sola. Claro, que la mente de los niños es creativa e infantil por eso invento a Jack, su pequeño e imaginario mejor amigo. Cuando pudo empezar el jardín, ella y Jack ya tenían un laso especial que nadie se lo iba a quitar. Cuando su maestra del salón azul, vio que siempre hablaba sola o jugaba, decidió tomar un papel en el juego de la niña y hablo con ella. Hablo muchas veces, trataba de convencerla de que Jack no existía y que podía tener amigos, claro que ella no quería amigos, quería a su Jack y no lo iba a dejar ir. Y no lo hizo por años, sufrió de Bulliyng y acosos por los demás pequeños niños, pero nunca se dio por vencida con Jack, el era el ubico que la entendía. Cuando tenia 7 años, su madre decidió que ya era demasiado grande como para tener amiguitos imaginarios y la envió a con una psicóloga, después de 9 meses, acepto la cruel realidad de que Jack no existe  y lo dejo ir, aunque el quedo en lo mas profundo de su corazón. Desde ahi, se camio de colegio y vivió una buena vida con amigos verdaderos y gente que la quería. Aunque nunca supero que sus primeros nueve años de vida, fueron que un amigo de mentira. Después de todo, su vida es normal y tranquila.
•Capítulo de una novela o Shot de tu autoría:
Rww:

Querido Dylan,



Toda mi vida, había tratado que las personas pensaran que mi
vida era perfecta. Familia, amigos, mente, todo perfecto. Pero nada era perfecto,
ni siquiera se acercaba. Pero supongo que eso vos ya lo sabias. Todo era
mentira, mi familia me despreciaba, por ser una inútil en deportes y no poder ni correr dos metros que ya sentía
que se oprimían los pulmones, dejándome sin aire. Quería que todos pensaran que
era la preferida de todos, pero no lo era. Había veces, en realidad la mayoría
del tiempo huían de mí, dando me plata y llevándome a los locales, del shopping,
dejándome que me valla por horas para poder descansar de mí. Siempre supe que
me odiaban, que no tenían ni un poquito de amor por mi y eso dolía. Y dolía
mucho. Era como que querían que me valla y no vuelva nunca más, pero
desgraciadamente para ellos siempre volvía. Y que se puede decir de los amigos,
todos hablando mal de todos, todos queriendo a todos. Sabia que me odiaban
porque enserio creían que mi familia me quería y que por eso me consentían pero
ellos no eran como vos, ellos nose daban cuenta de que sufría, sentía que me
podía romper en cualquier momento, que no le iba a importar a nadie. Pero en
ese momento llegaste vos. Rompiendo todas mis ideas, convirtiéndome en alguien
que nunca había creído poder ser, en alguien feliz. Me había sentido tan
contenta, feliz de que alguien al fin no me juzgue por ser como era, por hacer
lo que hacia, por sentirme tan sola. Había creído que con vos podía dejar de
tener esos sentimientos, gran error. Había creído ser feliz con vos, pero que
puedo saber yo de felicidad, si nuca los fui. Habías llegado como la
calculadora que quiere resolver problemas matemáticos, pero solo eras un
problemas, un problema muchísimo más grande.



¿Sabias que siempre quise cantar? Ese era uno de mis mayores secretos, uno
escondido en el fondo de mi corazón y de mi garganta, mi padre desde chica se
había encargado personalmente de destruir ese loco sueño que tenia de chica, de
poder cantar. En cualquier lado lo hacía, en el auto, en la calle, en la ducha,
en mi cuarto, en cada momento de mi vida. Pero siempre estaba el. Para decirme
que lo hacia mal, que dejara de hacerlo, que la gente me miraba mal y no podían
siquiera mirarme de lo mal que yo lo hacía. Nunca supe si era verdad pero ¿Tan
mal lo hacía como que para que me despreciaran tanto, Para que llegara a
odiarme hasta el punto, de pegarme, de dejándome gritando horas con la
esperanza de que después no pueda hablar por un largo tiempo? Claro que nunca
funciono y siempre volvía a hablar con normalidad con la ayuda de un vaso de
agua.



¿Sabías que la primera vez que me corte, fue con la
maquinita de afeitar de mi papá? Había estado leyendo un libro sobre una chica
que se cortaba, lo describía como una sensación única, inexplicable y la verdad
es que lo es. Había estado llorando mucho esa noche, Peggy, la protagonista de
la historia, se había cortado una vena muy importante y estaba muriendo,
dolorosamente y lentamente. Pero ella no lloraba, se lo había buscado, había
sido su única salida. Lo describía como en sentimiento más placentero del
mundo, entonces lo quise probar. Nose en que momento deje mi cuarto para dirigirme
al baño, me vi a mi mismo en el espejo y me sonreí, pensando que al fin iba a
hacer algo bien, agarre la maquinita y sin pensarlo dos veces me la pase por la
muñeca no una vez, ni dos, recuerdo perfectamente que habían sido cinco rojos,
grandes y sangrientos cortes, todos cercas, juntos para que parezca uno solo.
Recuerdo que ese día no había nadie en la casa, todos habían salido a festejar
el cumpleaños de mi abuelo mientras yo dormía. Salí del baño y limpie el
artefacto con el que me había dejado esas dolorosas pero para mí, preciadas
marcas, que me iban a acompañar por siempre y por una extraña razón eso hiso
que tuviera un extraño cosquilleo en la muñeca. No fue dolor, fue más bien un
sentimiento de alegría. Algo alfin no me hiba a abandonar y hiba a estar ahí
por siempre, yo misma me encargaría de eso. Después de esa primera vez, le robe
a mi hermano mayor su navaja, para hacerlo más fácil.



¿Sabías que la primera vez que te odie fue en el colegio?
Estábamos en matemática, con el profesor Smith. Eso dice mucho, ya que vos
sabias que él me quería, me acosaba, me desaprobaba en las pruebas, para poder
verme en diciembre, febrero y después me aprobaba. Sé que vos lo sabias ya que
gracias a vos yo lo sé.
Estabas con tus amigos en el salón, yo había salido con Emma al recreo y
nos quedamos en la ventana para hablar con los demás chicos, pero yo realmente
no los escuchaba. Estabas hablando de mí. Recuerdo que les contaste a tus
amigos que deje que me tocaras en trasero, pero vos nunca contas la historia
completa, ya que yo te había pegado en el pecho y gritado que nunca más lo
vuelvas a hacer. Pero en ese momento el
profesor Smith te pregunto si hoy me ibas a acompañar a mi casa, vos le dijiste
que no. También el dijiste que dejara de mirarme el trasero, porque solo vos lo
podías ver y tocar. Smith se enojó y te dijo que no digas tonterías, en ese
momento ya están solos, tu amigos habían desparecido demasiado rápido que ni
siquiera me di cuenta cuando habían pasado alado mio. Me sentí feliz de que me
defendieras, pero lo que después salió de tu boca, destruyo mi corazón. Le
habías dicho que si quería tocarme o hacer algo conmigo te ibas a tener que
pagar. Con plata, efectivo. Aclaraste, el timbre sono y no dejo a Smith
responder, pero recuerdo perfectamente ver como el deslizaba una hoja en tu
escritorio mientras camina, vos sonreíste y el siguió caminando hasta mi
escritorio que estaba a dos escritorios más atrás que el tuyo. El me dio una repugnante y perversa sonrisa,
me dijo que hoy estaba medio distraída y que si seguía haci me iba a tener que
dar clases privadas, yo solo asentí y mire hacia adelante sintiéndome sucia.
Sono el timbre y todos salieron apurados, no tanto como yo pero apurados.
Corriste para tirarme de la muñeca
aplastando las heridas contra la pulsera de Emma me había regalado por tres
años de ser “Mejores Amigas”, solté un gemido de dolor pero vos lo único que
hiciste fue apretar más los dedos. Me dijiste que me amabas y que en la noche
te pasabas por mi casa, yo solo asentí no quería hablar con nadie ni menos con
vos. Sali del colegio yendo a casa sintiendo que alguien me seguía, me angustie
y seguí caminando más rápido, hasta que todo se volvió negro.



¿Sabías que la primera vez que Smith me violo, no fue la
primera ver que alguien me violaba? Cuando tenía 10 años, se empezaba a desarrollarme, lo que mas se notaba era el trasero y los pechos,
no mucho pero si más que a las demás chicas de mi edad, mi mama junto a mi
hermano mayor Lucas habían salido a la casa de mi abuela, a tres cuadras de mi
casa, yo me quede esperando a que llegue mi papa para ir con él, no habrán
pasado ni 10 minutos que él estaba tratando de abrir la puerta, cuando al fin
logro dejar de batallar con la puerta me miro, sonrió y me pidió que me acerque
y yo claro lo hice, mala idea. Me also y yo me reí, pensando que era solamente
un juego. Me tire en la cama y rompió mi ropa, ya no me divertía, me asustaba y
se lo dije, el solo se rio me mordió y siguió tocándome. En ese momento solo
quería que me pegara y me dejara inconsciente como lo hacía cuando se irritaba
porque cantaba. Pero no lo hiso, cuando empecé a gritar me mordió en labio
sangrando y me dijo que me callara, volví a gritar cuando empezó a tocar mi
parte intima, es ese momento se enojó tanto que agarro la lámpara de la mesita
de luz y me golpeó con ella en la cabeza, al instante todo se volvió negro.
Cuando me desperté mi padre se está vistiendo y Lucas miraba mi cuerpo desnudo.
Mi padre nos dijo que no le digamos nada a nadie y todo se volvió negro otra
vez. Esa fue la primera y última vez que lo hiso mi padre. Pero no fue la
última de Lucas.



¿Sabías que no fuiste el primero en ver mis cortadas? La
primera vez que Emma fue a comer a casa, mis padres la amaron al instante. En
ese tiempo teníamos 14 años y recién nos habíamos hecho “Mejores Amigas” Se sentó
alado mio y me apretó la mano cuando Lucas bajo a comer, supongo que fue amor a
primera vista, tomo mi mano, apretó mi pulsera. En eso se parecen, aman apretar
mis heridas. En ese tiempo solo tenía una pulsera y era muy fina. Ese día me
había cortado antes de comer haci que tenía las heridas abiertas y sangrantes, me
apretó tan fuerte cuando Lucas le toco el hombro, que sangro. Cuando Lucas dejo
de tocarlo, sintió mi sangre en su dedo.
Trate de sacar mi muñeca de su agarre desesperadamente, pero a la vez
disimulando mi terror, pero no funciono. Cuando me empezó a clavar las uñas,
miro hacia abajo y vio la sangre, se soltó del agarre y pidió se fue al baño.
Cuando salio, se iba secando las manos con su pantalón, me miro y pregunto que
había de postre. Me sentía destrozada, nunca quise que se enterara de esa
manera, ni que nadie se enterara, nunca. En toda la noche sentí su mirada en mi
muñeca pero nunca dijo nada ni hizo nada. Ella fue la primera de muchos en
enterarse que me cortaba casi tan frecuente que no dejaba sanar una herida que
ya tenía la otra. Cuando se enojaba me agarraba las muñeca y me apretaba tan
fuerte que me haci sangrar. Después de ese dia me empecé a poner más
pulseras gruesas, para que eso no vuelva a suceder.



¿Sabías que no fuiste el primero en romperme el corazón?
Cuando tenía 15 años, me había hecho amigo de uno chicos más grandes que yo.
Nadie sabía de ellos, eran otros de mis secretos. Siempre me pasaban a buscar a
la noche, tipo 3 o 4 de la noche, nunca antes. Siempre íbamos a caminar por las
calles más oscuras, ya que a ellos los conocían todos, nunca tuve que
preocuparme por nada, con ellos. Mi padre siempre que los veía los llamaba
pandilleros, ya que siempre estaban en la calle, tenían tatuajes, rastas y el
pelo teñido. A mí no me molestaba en realidad me fascinaba todos tenían una
historia que contar, pero no eran malos, supongo que eran rebeldes pero a su
manera. Entre ellos estaba, Niall. Tenía
un poco menos de la mitad de la cabeza rapada y tenía muchos tatuajes, teníamos
casi la misma edad y nos gustaban las mismas cosas, siempre estábamos juntos,
en realidad después de un tiempo era el, el que me iba a buscar a mi casa a la
noche. Creo que de a poco me iba enamorando de él. Después de un tiempo, una
noche me paso a buscar, como era de costumbre. Yo en ese tiempo ya había
aceptado que lo amaba. Pero esa noche había algo diferente en él, tenía un
brillo muy especial en la mirada, recuerdo la sensación de miles de mariposas
volando en mi estómago, cuando me agarro
la mano y entrelazo mis dedos con los suyos. No fuimos a la esquina en donde
nos encontrábamos con los demás, fuimos por un camino completamente diferente. Era
una autopista y estaba llena de autos. Nos subimos a, el que creo era su auto y
nos fuimos a una tienda de tatuajes. Me volvió a tomar de la mano y me dijo que
esta noche iba a ser muy especial, ya que nos íbamos a hacer un tatuaje. Tuve
mucho miedo, lo admito, pero por el habría hecho cualquier cosa, porque
realmente lo quería. Lo quería tanto que dolía. Me dijo que se iba a hacer un
trébol de 4 hojas ya que le penaba que tenía suerte por mi vida “perfecta”, si
solo supiera. Él se lo hiso debajo de la oreja derecha y yo en el meñique de mi
mano derecha, pero el mio era de 3 hojas. Después de eso fuimos a la peluquería
de la hermana de uno de los chicos, él se cortó el pelo y yo me teñí el pelo de
azul, sabía que mi familia y Emma iban a ponerse locos, pero quería ser cómo
Niall en algún momento, rebelde, fuerte, de esas personas a las que no les
importa lo que los demás piensen. Después de dos horas y media, por fin habían
terminado con mi cabello, que de un azul eléctrico, que a mí me enamoro,
simplemente me encanto. Ya empezaba a
amanecer asi que corrimos hasta la casita del árbol de la plaza en la que
estábamos. Nos subimos y nos acostamos
en el piso para hablar, me contó la historia de cada uno de sus tatuajes y cada
vez me enamoraba de el. En un momento se calló me miro a los ojos y me beso.
Fue lento y muy romántico, sentí su arito de la lengua, me sentí feliz de que
el tambien me quisiera, sentí que tiro de mi cuerpo a el suyo, quedando yo
arriba del suyo, empezo a besarme el cuello, me sentía nerviosa, sería la
primera vez que lo haría porque yo quise, no me presiono, me acariciaba con
tanto cariño que sentí que me quería tanto como yo lo quería a él. Cuando
desperté, seguía en la casita, esta desnuda y sola. Había una nota, de él. Recuerdo
perfectamente lo que decía. “Lo nuestro es demasiado hermoso como para ser
verdad. Peggy vos tenes un futuro por vivir pero yo no tengo nada para darte,
solo mi amor. Me quede toda la noche admirándote, sé que suena como un poco de
acosador pero simplemente las horas se pasaron como segundos. Vi tus muñecas
detrás de tus pulseras, nose porque lo haces, me encantaría poder quedarme con
vos para poder curar esas heridas, ese corazón roto, pero no puedo. Porque sé
que lo único que yo pudiera ser es lastimarte más y no quiero eso para vos, sos
demasiado perfecto para mí. Por favor nunca te rindas, se fuerte. Te amo con
locura pero por esa razón me voy. Se feliz, lucha por vivir y olvidame. Sé que
algún día solo voy a ser un recuerdo borroso en tu vida. Pero vos para mí, sos
la chica perfecta, siempre te voy a recordar con amor, voy a recordar tu
sonrisa, tu voz, a vos. Si es que nunca
nos volvemos a ver, por favor perdóname por esta triste despedida pero es lo
mejor, Niall”. Nunca más Salí de noche con los chicos, nunca más lo volví a
ver, nunca más me enamore, hasta que llegaste vos, claro.



¿Sabías que hay un montón de cosas que te podría contar?
Como cuando me vieron el pelo azul, a mi madre casi le da un infarto, mi padre
me obligo a teñírmelo a mí castaño oscuro natural y bueno Lucas solo me dio una
mirada de deprecio. O la primera vez descubrí que te acostabas con Emma. Cuando
hice que echaran a Smith. Las veces que me negaba a creer que no me querías,
noches enteras llorando y pidiendo ayuda a dios. Creo que le pedía más bien un
motivo para queres vivir, pero nunca llego nada. La primera vez que casi me
suicido, pero no tuve las fueras necesarias para hacerlo haci que espere un
poco, solo un poco más. Las veces que me miraba el tatuaje que nadie más sabía
que estaba, solo Niall. Y recordaba los momentos que viví con él. Las veces que quería cantar pero no me salía
nada de la boca, por miedo a que llegue mi padre y me pegue como lo hacía antes.
La vez que le pegaron a Lucas, después de un tiempo supe que fueron mis
pandilleros y muy secretamente se los agradezco. Las veces que me reía sola,
leyendo libros y deseaba tener un amigo de verdad, que de verdad me quiera que
se preocupe. Cuando sentí que Peggy, la chica del libro era mi única amiga, ella
en el libro muere y el chico se da cuenta que de verdad la amaba, no creo que
esto pase con nosotros. Las veces que quise hacer esta carta y nunca pude. Las
veces que me repetía “Alguien te va a querer, solo espera”.



Lo peor de todo es que no los odio, ni a vos ni a Emma,
Lucas o el resto de mi familia. Ya no siento nada por nadie, no siento miedo,
frió, calor, amor, asco, nada. La vida me quito todo, mis sentimientos, mis
ganas de vivir. No podía soportar vivir rota o vivir esperando a que alguien me
quiera. Espero que nadie se culpe, porque realmente no es la culpa de nadie.
Solo mía por esperar cosas de la gente, hacerme ilusiones y terminar como
siempre, rota. Te voy a contar algo más, al final de todo recién me di cuenta
que realmente nunca te amé. Solo creía que vos si lo hacías, realmente pensaba
que eras una buena persona y no quería romperte, no quería verte roto, roto
como estaba yo, así que me refugie en vos. Así que creo que debo agradecerte
por el tiempo que soporte vivir, pensando que vos sufrirías si yo me suicidaba.
Pero todo fue una cruel mentira. Chau es lo único que me queda decir. Mi paso
en la tierra fue en vano, no hice nada por nadie y nadie hiso nada por mí.
Bueno nada bueno. Te puedo pedir un último favor antes de irme? No juegues con
las personas. Hay gente que sufre por las palabras o actos de las personas y sé
que vos sos una persona hiriente. Me gustaría poder decir que nadie llore por
mi muerte, pero sé que nadie lo hará. Nadie nunca me quiso y ahora me doy
cuenta. Nose si vas a leer esto o si ya lo abras tirado al tacho de la basura.
Realmente nunca lo podre saber, aunque capas ahora mismo estoy a lado tuyo.
Chiste malo? Si fue malo. Lo lamento, por todo. Realmente espero que puedas ser
feliz. Sabes que me gustaría mucho? Ver quién va a mi funeral, quien pone cara
de sufrido, sorprendido, triste o feliz. Hace me otro favor, si es que vas a mi
funeral y fíjate las caras. No me sorprendería que no hallaras caras triste y
si hay pone atención, son fingidas. Realmente me gustaría saber. También fíjate
que dice en mi lapida, creo que solo va a decir mi nombre nada de “hija,
hermana, amiga o novia amada” estoy segura que no va a ver nada de amor. Y
dentro de unos años solo va a ver flores marchitadas. Ya que nadie me va a
extrañar. Pero no te sientas mal, yo tampoco voy a extrañarlos. Creo que lo
único que voy a extrañas es a mi pelo Azul Eléctrico, junto a mi tatuaje.
Realmente me gustaban.



Bueno, creo que esta carta se alargó mucho. Y yo solo quería
decir adiós e irme en paz. Ahora lo puedo decir y no sentirme mal por nadie.



Adiós, Dylan.
Quiero que la gente llor, por eso lo mando (?
No me bullinees por es asco que es sad 
La historia es media kk, pero es lo que me salio(?
So, espero que te guste :P
Como me insististe mucho porque valla por el rubio, lo hice akjslkja
Me gustó tu ficha, que bien que te convencí de ir por el Nialler, es que sus ojos sensuales asdksjdkj.
Suerte
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Mensaje por Invitado el Lun 14 Oct 2013, 7:54 pm



• Pack:  La secretaria || Leighton Meester || Louis Tomlinson.


• Nombre completo: Claire Williams Morris


• Edad: 25 años.


• Descripción física: Tiene una belleza única. Sus rasgos faciales son suaves y delicados.
Posee labios gruesos en su justa medida y una sonrisa blanca, brillante. Tez blanca, ojos color chocolate, cabello castaño, ondulado y largo por la mitad de su espalda.
Mide alrededor de 1,65 teniendo una altura promedio. Tiene un cuerpo de modelo. Con curvas suaves y naturales las cuales acentúa usando sus faldas y camisas de trabajo.


• Descripción psicológica: Claire es una joven ambiciosa y responsable, odia obtener un no por respuesta y pocas veces lo ha conseguido. Es encantadoramente inteligente y capaz de lograr lo que se proponga. Es consciente de su belleza y por eso la utiliza a su favor. Es muy impaciente y ansiosa, todo tiene que ser en su justo momento cuando ella lo diga. Toma mucho café, es lo único que la relaja durante sus largas horas de trabajo soportando a su inconforme jefe. Es detallista y perfeccionista, no tolera el desorden y es bastante mañosa con eso al igual que con la limpieza. No tolera que nada este fuera de su lugar. 


• Historia: Claire nació en Texas, es la tercera y última de las hermanas de la familia Williams. Lexie y Ambar, sus hermanas mayores, siempre la protegieron y fué criada como la mimada de la familia. Durante su infancia y adolescencia vivió en su ciudad natal haciendo la vida normal de cualquier joven. Pero Claire aspiraba a más. Por eso luego de terminar el secundario, cansada de vivir en ese pueblo que no le daba demasiadas opciones a futuro a menos que quisiera ser granjera, cosa que no estaba en sus planes, comenzó a trabajar de niñera y en una tienda importante de la ciudad. A sus 20 años se sintió segura y con sus ahorros viajó a New York para por fin independizarse de sus padres. Alquiló un pequeño departamento en Manhattan y trabajaba mas  de 12 horas al día para conseguir mas dinero. Comenzó a estudiar secretariado y a sus 22 años, cuando terminó su corta pero importante carrera fue llamada de Inglaterra, Londres por una increíble oferta laboral. No lo dudó y se estableció en Londres poco tiempo después. Todo lo que vino en su vida fue bueno, tenía el trabajo soñado, era independiente  su sueldo era muy bueno y había cruzado el Atlántico. ¿Lo malo? Su jefe, Louis Tomlinson, por más que intentara no le caía bien. Era arrogante y desconsiderado con el personal, pero así le había tocado y no pensaba irse de allí si no era por algo mejor.   
•Capítulo de una novela o Shot de tu autoría:

cap de nove:

Desde que tengo memoria, he visto incontable cantidad de amaneceres en Colonia, pero siempre me pregunté si en todos los lados serían iguales.
Mamá me dice que sí, ella sí ha ido a la ciudad, ha viajado a Argentina, pero yo siempre he estado acá. Amo donde vivo, pero amaría un día verme obligada a volver. Siempre soñé con conocer el mundo, siempre quise ser independiente y ver más allá de las simples cosas, y es día a día lo que intento. No hay muchos jóvenes en el pueblo, solo turistas y en verano. El invierno es un poco triste, tengo que pedalear kilómetros para llegar al liceo
y eso es de las cosas que más me gustan. Más de una vez he visto mochileros en las rutas y siempre soñé con serlo. Por eso, el deseo que pedí cuando soplé mis diecinueve velas fué salir de mi pueblo en busca de amaneceres.
El despertador sonó a las seis treinta a.m era sábado y no tenía porque estar puesto, pero lo estaba, si hay algo que me gusta es sentirlo y saber que puedo volver a dormir.
 
-Apagá esa porquería nena-
 
-Shh, seguí durmiendo Nikki-
 
Apagué el despertador y me levanté al baño, sentí un almohadón pegar en mi espalda pero lo ignoré, Nicole era así.
Estaba por volver a la cama cuando empezó a entrar luz por mi ventana. No lo dudé, me abrigué, calcé y salí de la casa en total silencio a ver el amanecer. La luz era cada vez más fuerte, mi película favorita desde chica es ‘’El rey león’’ comienza con un amanecer, para mí, una inteligente metáfora que indica el comienzo de algo nuevo. En un amanecer todo cambia, algo empieza y siempre hay oportunidades. El sol ya había salido, encandilaban sus fuertes rayos que hacían ver el pasto del jardín con un brillo único. Ya era suficiente, volví a la cama llena de paz y armonía.
 
-Señorita peace and love ¿Podrías dejar de despertarme a las seis de la mañana? Dormí pésimo por tu culpa-
 
Se sentó a la mesa junto a nosotros para desayunar.
 
-Sí claro, por eso roncabas cuando volví-
 
Reí probando mi café con leche.
 
-No te banco hoy, no me hables-
 
Cuando Nicole se levantaba así era insoportable, ignorarla sería lo mejor.
 
-Mar, hoy con tu papá vamos a salir ¿Venís?-
 
-Me encantaría, pero tengo mucho que estudiar y tengo ganas de caminar un rato sola-
 
-Está bien-
 
Se levantaron ambos de la mesa. Papá me dio un beso en la frente y mamá solo alborotó mi pelo.
 
-Dejen limpia la cocina-
 
-Sí má-
 
Respondimos al unísono y miré a Nikki.
 
-¿Qué?-
 
Preguntó de mala gana.
 
-Que no te soporto cuando te levantás así, pero no me vas a arruinar el día-
 
Respiré profundo y me levanté a lavar mi taza.
 
-Tendrías que haber nacido en los sesenta, me estresás-
 
Se levantó y se fue, dejando todas sus migas y su taza sobre la mesa, que fastidio me daba cuando hacía eso, como si fuese su esclava.
 
-No soy tu sirvienta nena-
 
No ganaba nada con quejarme, no iba a darme bolilla, opté por lavar y limpiar antes de buscar mi mochila y salir de la casa.
El frío me abrazó, pero el sol estaba radiante, a lo lejos divisé un carro tirado por caballos que venía muy rápido hacia mí.
 
-Buen día-
 
Saludé a Pepe, el veterano de la zona, abuelo, le decimos. Es un señor que sabe y conoce mucho acerca de todo, puede responderte una pregunta de la primera guerra mundial tanto como el último cd de Rihanna. Es querido por todos por acá, por supuesto incluyéndome.
 
-Buen día señorita ¿A dónde va tan temprano?-
 
-A caminar don Pepe, voy a buscar algún lugar donde haya solcito para leer y tal vez, si la inspiración llega, escribir algo-
 
-Me parece bien ¿Te arrimo a algún lado?-
 
-No no es necesario muchas gracias-
 
-Entonces adiós señorita, que tenga un buen día-
 
-Gracias igualmente-
 
Sonreí y lo ví irse con su carro y sus hermosos caballos. Yo soy la primera en defender a los animales, y me encanta don Pepe porque tiene a sus caballos en perfecto estado.
Empecé a caminar por la Avenida Artigas para llegar directo a la rambla costanera, por donde paso cada mañana para ir a trabajar. Se lo hermoso que es el paisaje pero nunca me cansaría de verlo.
De repente, sin saber el porqué, me puse a pensar que pasaría si yo me fuese de casa. Nose porque me lo cuestioné, pero viendo las hermosas costas de mi querida Colonia se me ocurrió que tal vez sería una buena idea conocer más de mi hermoso país.
Caminando, despacio me enamoré de la idea de poder salir de mi casa a conocer nuevos lugares ¿Porqué no? Soy grande, tengo trabajo, ahorros y ganas, muchas ganas de sentirme libre.
Ví una moto pasar con quien supuse era un hombre que llevaba un gran mochila y sobre de dormir. Indudablemente iba al camping por eso pensé
¿Porqué no empezar por algo cerca? Si podía sobrevivir sola en un camping, que se que lo haría ¿Porqué no? Podría ser el comienzo de un largo viaje por quien sabe donde.
 
-¿¡Qué!? Decime ¿En que estabas pensando Martina?-
 
-Mamá no es para tanto, soy mayor de edad, quiero ser independiente y vivir en un camping-
 
-Hija, eso es anormal, a los camping se va de paseo, te vas a agarrar una pulmonía ahora en invierno-
 
-Mamá te estoy avisando acerca de la desición que tomé, no es una pregunta-
 
Jamás le había gritado ni faltado el respeto a mamá por lo que no iba a empezar a hacerlo ahora, por eso me contuve de cualquier loco impulso y me encerré en mi cuarto-
 
-¿Qué hacés nena?-
 
Preguntó Nikki tirada desde la cama.
 
-Te voy a hacer feliz, me voy de casa-
 
Abrí mi sector del ropero para seleccionar la mejor ropa, lo más útil, necesario y abrigado.
 
-No sos graciosa, sabelo-
 
Rió irónica por lo que preferí ignorarla y seguir con lo mío. Eso hasta que mamá abrió la puerta sin previo aviso volviendo a querer frenarme.
 
-Martina no te podés ir de tu casa a un camping ¿Estás loca? Mirame cuando te hablo- 
 
Pidió al ver que la ignoraba.
 
-¿Entonces es enserio?-
 
Preguntó Nikki quedando sentada en la cama con cara de preocupación. Al parecer hasta me tiene cariño.
 
-Claro que es enserio, solo que mamá no quiere creerlo-
 
Crucé frente a ella hacia el baño en busca de mi cepillo de dientes y peine.
 
-Es una locura Martu-
 
Acotó mi hermana.
 
-Lo sé-
 
Dije con tranquilidad y terminé de guardar cosas por lo que cerré la valija y miré a Nicole.
 
-Pero como nunca salí a hacer locuras con mi familia voy a empezar a hacerlas sola-
 
Nicole se quedó callada al ver la cara de enojo de mamá.
 
-¿Es un reclamo?-
 
Preguntó mi madre.
 
-No, para nada, estoy diciendo lo que siento y pienso-
 
Salí del cuarto con la valija.
 
-Martina vos cruzás esa puerta y no volves a entrar ¿Escuchaste?-
 
-Que conste que vos lo dijiste-
 
Me encogí de hombros y salí al frente para subir a mi bicicleta.
 
-Martina no estoy jugando-
 
El tono de voz de mamá iba en aumento.
 
-Yo tampoco má, cuando llegue te hago saber-
 
Empecé a pedalear dejando mi casa atrás y a mi familia anonadada.
Pensaba una despedida diferente, pero no me dejó opción de que fuera así.
Por eso, dejé caer una lágrima por mi mejilla, pero ya no iba a dar marcha atrás solo pedalearía hacia adelante, en busca de mi vida.
La gente dentro del camping era contada con los dedos de una mano. Tal como dijo mamá, es anormal venir a un camping en invierno, no para mí.
Entré a la recepción siendo atendida por un señor mayor.
 
-¿En que puedo ayudarla señorita?-
 
-¿Tiene cabañas disponibles?-
 
-Sí ¿Con cuantas camas?-
 
-Solo una-
 
¿Es para usted?-
 
-Si-
 
-Que jovencita-
 
Exclamó mientras bajo el mostrador buscaba la llave.
 
-No hay mucha gente ¿No?-
 
-Alojado no hay nadie, vienen en carpas a pasar el día ¿Que la trae sola por acá? Si se puede saber, claro-
 
Me entregó la llave, la cabaña número siete, mi favorito.
 
-Vengo en busca de mi independencia- 
 
Sonreí.
Todavía me sentía un poco mal por como me fuí de casa, mis ojos vidriosos lo dejaban en evidencia.
 
-¿Puedo hacer algo por usted?-
 
-Con cobrarme es suficiente-
 
Pedí sin perder mi amabilidad.
 
-Por supuesto ¿Cuántos días?-
 
-Anóteme una semana por ahora-
 
Me dijo el costo entregué el dinero y me despedí.
 
-Muchas gracias, hasta luego-
 
-Adiós señorita, estamos a sus ordenes-
 
-Gracias-
 
Dije ya desde afuera y con mi llave en mano subí a la bicicleta en busca de la cabaña siete.
Para mi suerte se encontraba cerca del río, era un lugar alejado y tranquilo solo para mí.
Por fuera parecía una casita de muñecas. Era un quincho con paredes blancas, la puerta y marco de las ventanas en madera oscura. También tenía un pequeño sendero de piedra rodeado por pasto descuidado y quemado por el frío.
Por dentro era más pequeña todavía, al entrar a los lados había dos puertas.
Un el mini baño, con solo inodoro y pileta más las canillas del duchero sin cortina, ni mampara ni nada.
En frente, una cocina y heladera pequeña con un mueble colgante como lacena. Luego, era todo habitación, cama de una plaza contra la pared una mesa con dos sillas y un mantel lleno de polvo al igual que el ropero que era bastante espacioso. Una lámpara en la mesita de luz y a los pies de la cama una televisión radio de esas antiquísimas. Lo primero que hice fue abrir las ventanas. No había pensado en la tierra que podría haber, por lo que no llevé nada para limpiar, no había opción más que pedirle al conserje algo para higienizar mi nuevo hogar.
La valija quedó sobre la cama y decidí esta vez caminar para conocer bien el camino.
Abrí la puerta y sonaron las campanitas que advertían la presencia de alguien.
 
-Señorita ¿En que la puedo ayudar?-
 
Era el mismo señor que hace un rato, amable como la primera vez.
 
-Quería pedirle si no podría prestarme algún producto de limpieza y un trapo. Yo mañana trabajo y voy a comprar todo lo necesario. Pero hoy vine sin nada-
 
-Pero por supuesto, discúlpeme que no le ofrecí-
 
-No hay problema-
 
Sonreí y el señor se perdió tras la cortina de tela. Sentí las campanas nuevamente y voltee a ver.
 
-Buenas tardes-
 
-Buenas-
 
Respondió el muchacho, llevaba una chaqueta de cuero, pantalones con flecos a los lados y un casco en mano. Ojos verdes, pelo castaño y una sonrisa blanca y perfecta.
 
-¿Sos de por acá?-
 
Preguntó.
 
-Si ¿Puedo ayudarte en algo?-
 
-Tengo que llegar a la iglesia y no tengo idea como-
 
-Es re fácil, seguís todo por la rambla hasta la avenida General Flores y enseguida te vas a dar cuenta-
 
-Muchas gracias ¿Hace mucho que vivís acá? Me parece que sabés mucho-
 
Reí.
 
-Nací acá y sí, te puedo guiar a cualquier parte de la ciudad. Mi bicicleta y yo la conocemos de memoria-
 
-Woow, podrías ser mi guía turística-
 
-Imposible, acabo de llegar al camping y tengo todo desordenado, pero si querés mañana después de las seis podemos vernos-
 
-Me encantaría-
 
Justo cuando estábamos cruzando miradas en el mejor momento de la charla aparece el señor con un balde, trapo y productos de limpieza.
 
-Le agradezco mucho señor-
 
Agarré las cosas.
 
-Podés llamarme Cacho, todos por acá me dicen así-
 
-Soy Martina-
 
Estiré mi mano con una sonrisa para estrecharla con la de él.
 
-Y me voy, nos vemos-
 
Saludé a ambos y salí con el balde hacia mi cabaña nuevamente.
 
-¡Martina!-
 
Sentí mi nombre y voltee a ver.
 
-Rambla costanera, General Flores, es fácil-
 
Sonreí ya que pensé que se había olvidado.
 
-No, no es eso-
 
-¿Entonces?-
 
-Quería preguntarte si aceptas ir conmigo mañana a la iglesia. Es el casamiento de un amigo, hoy es el último ensayo-
 
Lo pensé, era raro que un chico me invitase a salir y ni siquiera sabía su nombre.
 
-Podría aceptar si primero me decís tu nombre-
 
-Enzo, soy de capital y ando paseando un poco por el país-
 
-¿Enserio? Yo me fuí de casa porque quiero hacer lo mismo-
 
-Te llevo a donde quieras-
 
-No te ofendas pero preferiría conocerte mejor-
 
-Entiendo ¿Nos vemos mañana? Es a las siete-
 
-No te prometo nada, si voy te busco-
 
-Está bien. Ojalá nos veamos denuevo-
 
Sonrió.
 
-Sí-
 
Mordí mi labio inferior demostrando cierta vergüenza que me provocaba estar frente a un chico tan directo como Enzo.
 
-Adiós-
 
Saludé y seguí mi rumbo, por supuesto con la cabeza puesta en el hombre que acababa de conocer.
 
Estaba dejando todo impecable, empecé por lo alto y terminé por el piso que quedó brillante al igual que cada mueble. Cerré las ventanas luego de que todo el polvo salió y admiré mi nuevo hogar.
 
-Soy independiente-
 
Sonreí hasta con un poco de emoción. Sentía que al fin comenzaba a vivir mi vida. Pese a eso iba a ser raro no dormir en casa.
Prendí la vieja televisión para sentirme un poco acompañada y decidí llamar a mamá.
 
-Martina al fin ¿Dónde estás?-
 
-Hola mamá, estoy bien, quería avisarte eso y que no voy a dormir a casa de hoy en más-
 
-Hija tu padre también te pide que vuelvas-
 
-Por favor, no dramaticen estoy bien, alquilé un lugarcito y estoy calentita bajo techo-
 
-Hasta tu hermana está preocupada, volvé-
 
-Mamá solo quería avisarte que estoy genial, los quiero mucho, adiós-
 
No quería ser así de grosera con mi mamá, pero apagué el celular y me metí a la ducha, pese al frío gracias a la limpieza había entrado en calor.
Bajo la ducha pensaba en mi futuro pero solo veía una nube blanca, nose que quiero para mi vida. Creo que viajar y vivir el presente me hará darme cuenta para que soy buena.
Solo demoré unos cinco minutos, me sequé mi largo pelo envolviéndolo en una toalla al igual que mi cuerpo. Comencé a vestirme sin apuro y pensé en que no había comido nada. No tenía secador, por lo que escurrí mi pelo lo más que pude y lo dejé suelto para que se secase.
 
Salí, cerré con llave y subí a mi bici solo con plata en el bolsillo en busca de algún lugar donde comer.
Pedalee hasta el Hipódromo donde hay un restaurante y que yo supiera era el lugar más cercano. Igual esto sería una excepción, no todos los días viviría a comida de restaurante, fideos, arroz y sopas sería lo más variado de mi menú.
Me puse a pensar en que mi imagen no era la mejor para ir a un lugar así, ví entrar a señoras de vestido y hombres de traje, mientras yo parecía una pordiosera con jeans y championes.
 
-¿La puedo ayudar en algo señorita?-
 
-Sí, quería comer algo-
 
-Ya le traigo-
 
Dijo dándose la vuelta pero lo frené.
 
-Espere señor, no vengo a pedir comida, vengo a pagar por cenar-
 
-Discúlpeme si la ofendí
 
Se sintió culpable, su voz y mirada lo dejaron en evidencia.
 
-No se preocupe, no debe ver gente como yo todos los días-
 
Sonreí para dejarle en claro que todo estaba bien.
 
-Lo siento pero no la puedo dejar pasar con ese atuendo-
 
Se lamentó.
 
-Pero yo estoy por relevar, podemos pasar por la cocina-
 
-¿Enserio?-
 
-Si claro. Augusto, mucho gusto-
 
Estiró su mano.
 
-Martina-
 
Sonreí respondiendo al saludo.
Rato después nos encontrábamos en la cocina del enorme Hipódromo.
Hasta la cocina era de lujo. Los pisos y azulejos brillaban, al igual que todas las hoyas y cubiertos.
 
-La verdad esta cocina no tiene nada que envidiarle el restaurante del hipódromo-
 
Dije mientras comía una pata de pollo, estaba tentada a agarrarla con la mano pero no quería que Augusto pensase que soy una salvaje. Eso hasta que él lo hizo.
 
-Si es verdad y podés comer como quieras sin que nadie te mirare raro-
 
-Exacto-
 
Sonreí y ahora sin miedo agarré la pata con la mano para terminar de comerla.
 
-¿Donde vivís?-
 
Le pregunté.
 
-Soy de acá, vivo cerca de la iglesia de San Benito ¿Vos?-
 
-En este momento estoy viviendo en el camping de acá-
 
-Woow que valiente ¿Y eso porqué? Si se puede saber-
 
-Por nada en especial, simplemente tenía hambre de independencia y me fuí de casa-
 
Estaba cenando con un extraño, era el segundo que cruzaba el día de hoy, pero me sentía tan bien que parecía que los conociera de toda la vida.
Terminamos de comer y ya se hacía tarde.
 
-Llevate esto-
 
Me dió más comida en una bandeja la cual acepté.
 
-Gracias te debo una-
 
-No hay de que-
 
Sonrió.
 
-¿Te llevo?-
 
-No gracias, vine en bici-
 
-Cierto, bueno te acompaño-
 
-Dale-
 
Salimos por la puerta de atrás hasta que nos frenó un señor con mala cara.
 
-¿Este quien es?-
 
Le pregunté por lo bajo.
 
-¿Usted quien es?-
 
Preguntó el hombre de traje y peinado con gomina hacia atrás.
 
-Soy...-
 
-Vino a buscar a trabajo-
 
Acotó enseguida a Augusto.
 
-Está bien, venga mañana después de la una-
 
No me dejó ni responder que ya se había ido.
 
-Es el jefe-
 
-Si lo noté ¿Pero porqué le dijiste eso?-
 
-Porque sino me echaba por entrar con alguien a la cocina-
 
-¿Pusiste en riesgo tu trabajo por una desconocida?-
 
Pregunté sorprendida.
 
-Una desconocida que me cayó muy bien-
 
-Vos también-
 
Lo saludé con un beso en la mejilla y monté mi bicicleta.
 
-Gracias por todo-
 
-¿Nos vemos mañana?-
 
Preguntó.
 
-Sí, después de la una-
 
Sonreí y comencé a pedalear rumbo al camping.
 
Por las noches se volvía más frío y el viento soplaba fuerte por la rambla.
Siempre a lo lejos se veía alguna luz de barcos o boyas que hacían reflejo en el agua volviéndolo un paisaje mágico.
Llegué a “casa” lavé mis manos, dientes y me acosté sobre el colchón.

Tapé mi cuerpo con ropa porque no había llevado sábanas. Entre pensamientos y reflexiones nose a que hora pero me quedé dormida.


Última edición por vicstyles el Mar 15 Oct 2013, 3:35 pm, editado 3 veces
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Mensaje por Invitado el Lun 14 Oct 2013, 10:39 pm

puedo participar?(soy un chico)
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Mensaje por Zarry HorTomPay :) el Mar 15 Oct 2013, 9:15 am

¡Beeeea! Todas tus historias me encantan, y lo sabes
Audicionaré por Zayn, afhsk, y ya sé con qué chica Espera mi ficha  
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Mensaje por ¡Mica! el Mar 15 Oct 2013, 10:00 am

-Imagen de tu representante:

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

-Pack: La fotógrafa || Olivia Holt ||Niall Horan.

-Nombre completo:Dylan Brown

-Edad:20 años.

-Descripción física:Dylan es la mas bajita de todas sus hermanas, mide alrededor de 1,55, esta muy conforme con su cuerpo, es una chica curvilínea, con bastante pecho y trasero. Su cabello largo y ondulado, tiene un flequillo al costado. El color de este es rubio y es bastante sedoso. Tiene tez blanca con un ligero toque de bronceado el cual se nota mas en sus brazos y piernas. Este color logra un toque angelical en su rostro el que lo completa con sus ojos. Estos son grandes y adornados con largas y ligeramente rizadas pestañas. Su color es especial, un marrón algo claro pero no llega al café y siempre tienen un brillo especial que transmite ternura. Tiene labios carnosos y rosados los cuales llaman la atención. Su cara es curva con costados redondeados gracias a sus mejillas las cuales están pequeñamente coloreadas ya que vive sonrojada. Tiene una nariz pequeña y refinada. Piernas algo largas y delgadas, por lo general están sedosas y brillantes.

-Descripción psicológica:Se puede decir que Dylan es una chica especial. Es muy extrovertida e impulsiva, actúa de modo muy natural en todos los momentos y siempre dice algo en el momento menos indicado. Desde pequeña trata de llamar la atención, según su nana tenia el complejo de hija del medio. Vengativa, desconfiada y un poco malévola podrían ser palabras para describirla. Es perseverante. No socializa mucho. La gente siempre la juzga, pero ella hace caso omiso a sus criticas. Nunca ha tenido novio. Dylan muestra una fachada de chica mala, aunque para las pocas personas que verdaderamente la conocen, es un pan de Dios. Tiene un modo muy especial de ver la vida, su lema es "Para mi, el miedo no existe". También es muy directa y si ella cree en algo nada ni nadie la va a hacer cambiar de opinión.

-Historia:Dylan creció como la tercer de cinco hijas del desastroso matrimonio Brown. Ella no tiene muchos recuerdos de su infancia, según la psicóloga a la que fue hace algún tiempo, esta bloqueando recuerdos dolorosos. Para ella su vida comienza desde que salio de Gatilin, su pueblo. Comenzó el instituto, junto a sus hermanas luego de haberse mudado. En la clase era la chica rara que siempre estaba perdida en sus pensamientos. Su vida cambio un poco una navidad cuando recibió su primera cámara. Desde ese momento nadie la puede despegar de ella, la llamo Sam, fue su vida y todavía la conserva y utiliza para ocasiones especiales. Al semestre siguiente entro al periódico escolar. Desde entonces tuvo muy claro lo que quería, amaba la fotografía, amaba como un aparato podía capturar un hermoso momento, como podía volver a ver ese momento cuantas veces quisiera. A partir de ahí asistió a mucho cursos de fotografía, con los cuales se fue perfeccionando. Pero no cabía duda, ella había nacido con el don. Su manera de sostener la cámara, la posición en la que se ponía al tomar una foto, era increíble.

-Capítulo de una novela o Shot de tu autoría:
Capitulo:

Capitulo 005
Donna Sky.
No vine al mundo para complacer a nadie.
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


Eran las 6:00 am cuando Lila, mi mamá, comenzó a tocar mi puerta para que me levantara. ¿Cuándo va a entender que me importa un bledo la escuela y que quiero dejar de ir a ese asqueroso y horrible lugar?

Al quinto llamado me levante regañadientes de la cama y me dirigí al baño. Me observe lo fea que era por unos minutos para luego entrar en la ducha. El agua estaba hirviendo, tanto que probablemente me haya quemado. Me envolví en mi toalla negra y salí al afuera.

En el pasillo me encontré con Marcus, el novio de Lila. Lo aborrecía, era un tipo alto y con pinta de galán. Odiaba como me miraba, siempre lo hacia de la misma forma, empezaba por los pies e iba subiendo lentamente a la cabeza y cuando nos mirábamos a los ojos se relamía los labios. Esta vez no fue la excepción. Fastidiada y avergonzada acelere el paso a mi recamara.

Busque en mi guardarropa hasta que encontré mi largo y viejo vestido gris, lo amaba. Me coloque la ropa interior y luego el vestido. A continuación busque una campera deportiva blanca y mis Converse del mismo color.

Estudie mi aspecto en el espejo de cuerpo completo que estaba ubicado en la parte derecha de la habitación. Fea, gorda.

-¡Que gorda estas!-dijo esa voz en mi cabeza-Estas echa una chancha-ya no lo soportaba, tome un marcador de mi escritorio y comencé escribir en el espejo. Al terminar todos mis defectos estaba allí. Todo lo que yo sentía estaba allí. Las lágrimas amenazaban con salir de mis ojos, no las deje.

No me preocupe en peinarme, tome un par de libros y mi ejemplar de Romeo y Julieta, antes de bajar las escaleras hacia la cocina. Lila estaba junto con Marcus desayunando tostadas con jugo de naranja, me ofreció pero rápidamente negué con la cabeza, ya llevaba tres días sin comer y no iba a romper mi régimen justo ahora. Ella insistió así que para complacerla tome una manzana de la canasta y rápidamente me encamine hacia el instituto. A los pocos metros tire la manzana, me iba a tentar y no iba poder parar.

Ya en instituto fui a mi casillero, intercambie un par de libros y me dirigí a mi primer clase. Como siempre era la primera en el salón, me senté en un banco del fondo y comencé a leer.

Romeo y Julieta es una de mis obras favoritas desde siempre, esa apasionada historia hace que este fuera de este mundo. Pero eso solamente dura unos momentos antes de que, por ejemplo, te tiren una malteada en la cabeza.

Cuando vi a ese chico entrar con la malteada estaba casi segura de que me la iba a arrojar encima. Pero extrañamente no fue así, él solamente se sentó en asiento enfrente de mí. No lo había visto nunca en esta clase.

-A de ser nuevo- pensé.

Las siguientes clases fueron rápidas y extrañamente no paso nada. No hubo bebidas en mi pelo, ni insultos.

A la hora del almuerzo no fui a la cafetería. Seria raro verme leer sin nada en mi bandeja, sin contar que la comida en estos momentos me atraía más que antes. Mi estomago rugía y me sentía mareada, pero no hice caso.

Comencé a pasear por los pasillos esperando la llamada de Lila. No tengo muy buena relación con mi madre, esto comenzó cuando me negué a seguir participando en concursos de belleza. Ella se alejo de mi, hizo su vida y ya casi no me habla. Somos dos desconocidas que vivimos en la misma casa, pero todos los días a la hora del almuerzo me llama para saber como estoy, después de todo todavía sigo siendo su hija.

Estaba en el último piso del instituto cuando el pequeño aparato tecnológico comenzó a vibrar. Atendí.

-Hola Lila-salude.
-Hola Donna, ¿Cómo esta yendo tu día?-pregunto.
-Bien, ahora tengo una clase a la tarde y luego voy a la librería, llego como a las nueve-informe. Hace seis meses que trabajo en una librería del centro, es un trabajo de medio tiempo para tener mi propio dinero ya que Lila no se ocupaba de darme ni un centavo para mis cosas, y no gana poco, ella es administrativa en una clínica privada su sueldo tendría que mantenernos a ambas y también podría dejarnos darnos algunos gustos, como el colegio al que voy.
-Esta bien, yo no creo que llegue temprano, tuve un percance con unos papeles y los tengo que volver a hacer-suspiro-quiero que comas antes de irte a dormir, por favor-suplico.
-Okay, voy a comer. Si estoy dormida no me despiertes.-aclare. No me molestaba que entrara a mi dormitorio, pero todavía no había borrado las palabras del espejo y prefería que no las viera.
-Bueno, chau-se despidió.
-Chao-la imite. Así eran nuestras conversaciones. Triste, pero ella lo prefirió así.

El molesto sonido del timbre hizo eco en los pasillos vacios para anunciar el comienzo de una nueva hora. Comencé a bajar rápido las escaleras, hoy no había pasado nada pero no iba a tentar mi suerte. Busque en mi casillero mi carpeta de arte y me dirigí al salón de donde se impartía esta materia.

El profesor comenzó su clase como siempre, esta vez teníamos que hacer un retrato de cómo nos veíamos a nosotros mismos. Difícil.

Tome una hoja y un lápiz. Comencé.

Habían pasado alrededor de 15 minutos cuando el mismo chico de mi primera clase entro. Esta vez lo estudie mejor. Alto, delgado, de cabello castaño y ojos hermosos. El fue hasta el escritorio del profesor e intercambiaron algunas palabras. Me limite a bajar la cabeza cuando dirigió su mirada al salón en busca de un asiento libre. Se sentó en la otra punta y abrió su carpeta.

La hora paso rápido, el profesor nos encargo terminar el dibujo para la próxima clase cuando sonó el timbre. Rápidamente deje la carpeta en mi casillero y salí corriendo hacia mi trabajo.

Eran las 14:50 cuando llegue a la librería. Deje mis cosas en un estante vacio y me dispuse a atender.
La tarde paso rápido y sin ningún acontecimiento digno de su mención. Ya casi había terminado un nuevo libro y me estaba por retirar cuando entro un chico alto y castaño. El chico de la clase de arte. Este se puso a ver algunos libros, tardo varios minutos y ya había pasado la hora de cierre cuando me dirigí a él.

-Señor, por favor no se demore, tengo que cerrar-dijo en tono respetuoso. El muchacho se dio vuelta, me miro y hablo.
-Si, perdón.-se disculpo-Es que, no se cual llevar. Tal vez vuelva mañana.-se dio vuelta y emprendió camino hacia la puerta cuando se volvió a dirigir a mi-Tu eres la chica de la clase de arte... ¿Cierto?-pregunto sonriendo.
-Si, soy yo-dije, tratando de no ser tan cortante como lo hago con el resto de las personas.
-Eres callada ¿Verdad? Bueno, no te culpo. Por cierto, soy Liam ¿Y tú?
-Donna.
-Okay, nos vemos Donna-se despidió.
-Adiós-dije cuando ya se había marchado.

Holaa!!:
Holaa!Linda me encanto tu idea!Aqui te dejo mi sexy ficha. Espero que te guste.
PD: Cuando das los resultados.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Mensaje por happy drug. el Mar 15 Oct 2013, 10:04 am

 Alguien me nombro (?). Ahque, no Nina no tomes a lucho, is mine   
Esposa mía cccc: hoy término la ficha fichuda, la hice con mucho amor solo para ti<333.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Mensaje por happy drug. el Mar 15 Oct 2013, 10:07 am

La vic fue por el lucho :meh:  Además fue por uno de mis ships favoritos.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Cómo atrapar a un millonario |Resultados puestos|

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado



Volver arriba Ir abajo

Página 3 de 11. Precedente  1, 2, 3, 4 ... 9, 10, 11  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.