O W N
¡Conéctate y ven a divertirte con nosotr@s! :)
Si no estás registrado, hazlo y forma parte de nuestra gran comunidad.
¡La administración ha modificado otra vez el foro, y los Invitados ya pueden ver todas las secciones! Aún así, para comentar y crear temas debes tener una cuenta.

Cualquier duda, queja o sugerencia que quieras darle al staff, éste es nuestro facebook: https://www.facebook.com/onlywebnovels

¡IMPORTANTE!, los Mensajes Privados de los Invitados no serán respondidos por la administración. Te esperamos en nuestro facebook (:

Atte: Staff OnlyWns.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» «Go back to Uk» [Harry S.]
Hoy a las 4:18 am por Butterfly199225

» fallen angels [muro]
Ayer a las 11:41 pm por jackson.

» The Selection
Ayer a las 10:37 pm por Asclepio.

» bitter battlefield.{muro interactivo.
Ayer a las 7:53 pm por blackstairs

» Coffee at morning
Ayer a las 7:52 pm por peraulata

» bitter battlefield.{fichas/expedientes.
Ayer a las 7:51 pm por blackstairs

» Heroes. (Muro Interactivo)
Ayer a las 5:51 pm por yagmur.

» The Breakfast Club - Novela colectiva - Inscripciones abiertas.
Ayer a las 4:08 pm por Carstairs

» o p h e l i a
Ayer a las 3:09 pm por wylan

novedades

00 . 01 Anuncios del mes febrero.
00 . 02 Actualización del PROTOCOLO, nueva medida obligatoria de avatares.
00 . 03 Remodelación del foro febrero del 2017.
00 . 00 Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit.
administradora
Rumplestiltskin. ϟ Jenn.
miembros del staff
Beta readers
ϟ hypatia.
aka Kate.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ dépayser
aka Lea.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ youngjae
aka .
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Stark.
aka Cande.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Baneo
ϟ Ariel.
aka Dani.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ ceonella.
aka Cami.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Ayuda
ϟ Ritza.
aka Ems.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Charlie.
aka idk.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Limpieza
ϟ Legendary.
aka Steph.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ chihiro
aka Zoe.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Kurisu
aka Teph.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Calore
aka idk.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Eventos
ϟ ego.
aka Kalgh/Charlie.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Asclepio.
aka Gina.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ mieczyslaw
aka Alec.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Tutoriales
ϟ Kida.
aka Ally.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Spencer.
aka Angy.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Diseño
ϟ insxne.
aka Mile.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ yoongi.
aka Valu.
MP ϟ Ver perfil.
créditos.
Skin hecho por Hardrock de Captain Knows Best. Personalización del skin por Insxne.

Gráficos por y codes hechos por Kaffei e Insxne.

Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Página 2 de 6. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Mensaje por Invitado el Dom 13 Oct 2013, 5:45 pm

@itsnileybtw escribió:

Sky Taylor
Only ever in dreams I have my arms around you, and I can tell you what I wanna tell you, and hope it's not just a sad dream.



Nombre: Sky Taylor
Edad: 21
Representante: Sky Ferreira

Descripción física: Ojos pardo profundos, cejas delgadas, labios rosa pálido, es rubia, tiene tendencia a dejar el cabello desordenado o simplemente recogerlo en una coleta.
  Descripción psicológica: Es fría, y si le haces daño, sufrirás las consecuencias, normalmente no es cariñosa con nadie, ya que nadie lo fue con ella.
  Historia: Solía tener muchos amigos en la primaria, pero en la secundaria, cuando todo esto de la "popularidad" llegó, todos tomaron su camino al ver que su "reputación" se iba por los suelos al estar con ella, desde entonces, a pesar de que ya no está en la secundaria, no quiere a nadie, y nadie a ella, simple. ¿amigos? ya no tiene, como antes se dijo, no quiere a nadie, porque "Amar es destruir, y ser amado es ser destruido"
  Chico: Harry Styles
  Rol: Chica fría.
  ¿Por que tengo que escogerte? Porque soy muy linda y te daré una banana, ah no, eso no, no le leas. Bueno, me dijeron que escribo muy bien, y quiero probar con este proyecto, me emociona demasiado, me encantan este tipo de historias, y amo a Sky y es mi oportunidad de que la chica sea mi representante, ah, ya me emocioné.
  Capitulo tuyo: 
Spoiler:
Ya había pasado un mes desde el inicio de toda esta catástrofe, me dolía demasiado la cabeza, en cualquier momento podría explotar, me hartaba todo esto, el no poder ir a la farmacia por esos bastardos. Quedaban muy pocas medicinas, y no podía gastarlas de esa manera, así que sólo quedaba tirarme a la cama, y esperar a que me maten.
Decidí revisar las afueras de la casa, Lucy y Jack aún dormían, debían de ser las seis o siete, par de vagos. Tomé un arma y salí, estaba todo muy callado.
Más de lo acostumbrado.
Entonces, sentí que alguien me agarraba el tobillo, vi una mano humana - no se veía como las de esas cosas, se veía sin rastros de esa infección o lo que sea. Le apunté con el arma, vi que se levantaba, era un chico moreno, un tanto alto, con unos ojos marrones claro profundos, venía acompañado de una chica, y dos chicos más, uno rubio y el otro castaño, con ojos azules.
- Al suelo - les dije, lo que me recordó a como conocí a Lucy, nos habíamos vuelto muy cercanas, la quería demasiado, como a una hermana - ¿no me escuchan? al suelo. - volví a repetir. Ellos obedecieron. - Eh, tú, el de los ojos bonitos - dije refiriéndome al de los ojos azules - ¿estás mordido? - negó con la cabeza - entra y siéntate en el sofá - tú, la castaña - le dije a la única chica del grupo - ¿estás mordida? 
- Niña loca, claro que no - me respondió de mala gana.
- Bueno, pasa, y al sofá - traté de sonar lo más amable posible - ustedes, el rubio y el moreno - les dije a los dos últimos - ¿me prometen que no están mordidos? - parecía una niña pequeña.
- Lo prometemos - ahora ellos eran los pequeños, sonreí ante eso y los dejé pasar. 
Llamé a los dos vagos y les dije que se presenten, por último me presenté yo, les dije lo que tenían que hacer: cada mañana alguien saldrá a verificar que todo esté bien afuera - esta mañana lo hice yo, mañana le tocaría a Lucy, y luego a Jack, los nuevos tendrían que decidirse entre ellos. Al parecer, "Zayn" - el moreno - y "Sophie" - la chica castaña - eran novios, y bueno, Lucy y Louis habían congeniado bien.
"Los nuevos" esto ya se había convertido en algo parecido al ejército, con la diferencia de que nosotros hacemos algo mientras que Dios sabe dónde están ellos ahora, seguro queriendo salvar sus culos.
 - Marie, ¿me podrías decir dónde está el baño? - dijo una voz detrás de mí - estamos algo... sucios - reí.
- Dile a Jack que te guíe, está arriba - le dije.
- Gracias.
Algo en él me agradaba, mucho, pero bueno, tenía novia, y era muy bonita, aunque una tanto ¿malcriada?, bueno, es su novia y punto.
Y yo no.



Denegada


Linda narras bien, solo que necesito que alargues más las descripciones física y psicológica, y hay con gusto te acepto.
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Mensaje por itsnileybtw el Dom 13 Oct 2013, 5:46 pm

Claro. ¿Tengo que volver a poner todo o sólo pongo las descripciones esta vez?
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Mensaje por Invitado el Dom 13 Oct 2013, 5:47 pm

@itsnileybtw escribió:Claro. ¿Tengo que volver a poner todo o sólo pongo las descripciones esta vez?
Edita tu ficha, Hay te aceptaria C:
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Mensaje por Invitado el Dom 13 Oct 2013, 5:48 pm

Audicionen, Creo que cancelare la ene cé ._.'
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Mensaje por Invitado el Dom 13 Oct 2013, 5:55 pm

:meh:  como va la cosa...
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Mensaje por itsnileybtw el Dom 13 Oct 2013, 5:57 pm

ya la edité.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Mensaje por Invitado el Dom 13 Oct 2013, 6:01 pm

@itsnileybtw escribió:
Spoiler:

Sky Taylor
Only ever in dreams I have my arms around you, and I can tell you what I wanna tell you, and hope it's not just a sad dream.



Nombre: Sky Taylor
Edad: 21
Representante: Sky Ferreira
Descripción física: Ojos color pardo profundo, antes, todo el mundo decía que amaban esos ojos, bueno, seguro aún lo hacen, pero nadie se le acerca o tiene el valor suficiente para decírselo, facciones muy bien dibujadas - al igual que sus labios, rosa pálido, si alguien se le quedaba viendo, luego de los ojos, lo segundo que verían sería los labios, definitivamente. Cabello rubio, con tendencia a dejarlo desordenado o recogerlo en una coleta al igual de desordenada.
  Descripción psicológica: Fría, normalmente, aunque tiene un lado amable, muy pocas veces lo saca. Tiene tendencia a explotar del enojo si le provocas, y cuando está feliz, lo máximo que puede hacer es sonreír, de pequeña siempre amó la música, aún lo hace, pero no canta tan a menudo. Muchos podrían decir que está loca, ya que hay veces en las cuales llora de la nada, ella lo llama "pasado", cuando recuerda el pasado, es como si lo volviera a vivir, nadie la puede sacar de ese trance, todo lo que le ocurrió viene a su mente, y no sale hasta que le saca la última lágrima.
  Historia: Solía tener muchos amigos en la primaria, pero en la secundaria, cuando todo esto de la "popularidad" llegó, todos tomaron su camino al ver que su "reputación" se iba por los suelos al estar con ella, desde entonces, a pesar de que ya no está en la secundaria, no quiere a nadie, y nadie a ella, simple. ¿amigos? ya no tiene, como antes se dijo, no quiere a nadie, porque "Amar es destruir, y ser amado es ser destruido"
  Chico: Harry Styles
  Rol: Chica fría.
  ¿Por que tengo que escogerte? Porque soy muy linda y te daré una banana, ah no, eso no, no le leas. Bueno, me dijeron que escribo muy bien, y quiero probar con este proyecto, me emociona demasiado, me encantan este tipo de historias, y amo a Sky y es mi oportunidad de que la chica sea mi representante, ah, ya me emocioné.
  Capitulo tuyo: 
Ya había pasado un mes desde el inicio de toda esta catástrofe, me dolía demasiado la cabeza, en cualquier momento podría explotar, me hartaba todo esto, el no poder ir a la farmacia por esos bastardos. Quedaban muy pocas medicinas, y no podía gastarlas de esa manera, así que sólo quedaba tirarme a la cama, y esperar a que me maten.
Decidí revisar las afueras de la casa, Lucy y Jack aún dormían, debían de ser las seis o siete, par de vagos. Tomé un arma y salí, estaba todo muy callado.
Más de lo acostumbrado.
Entonces, sentí que alguien me agarraba el tobillo, vi una mano humana - no se veía como las de esas cosas, se veía sin rastros de esa infección o lo que sea. Le apunté con el arma, vi que se levantaba, era un chico moreno, un tanto alto, con unos ojos marrones claro profundos, venía acompañado de una chica, y dos chicos más, uno rubio y el otro castaño, con ojos azules.
- Al suelo - les dije, lo que me recordó a como conocí a Lucy, nos habíamos vuelto muy cercanas, la quería demasiado, como a una hermana - ¿no me escuchan? al suelo. - volví a repetir. Ellos obedecieron. - Eh, tú, el de los ojos bonitos - dije refiriéndome al de los ojos azules - ¿estás mordido? - negó con la cabeza - entra y siéntate en el sofá - tú, la castaña - le dije a la única chica del grupo - ¿estás mordida? 
- Niña loca, claro que no - me respondió de mala gana.
- Bueno, pasa, y al sofá - traté de sonar lo más amable posible - ustedes, el rubio y el moreno - les dije a los dos últimos - ¿me prometen que no están mordidos? - parecía una niña pequeña.
- Lo prometemos - ahora ellos eran los pequeños, sonreí ante eso y los dejé pasar. 
Llamé a los dos vagos y les dije que se presenten, por último me presenté yo, les dije lo que tenían que hacer: cada mañana alguien saldrá a verificar que todo esté bien afuera - esta mañana lo hice yo, mañana le tocaría a Lucy, y luego a Jack, los nuevos tendrían que decidirse entre ellos. Al parecer, "Zayn" - el moreno - y "Sophie" - la chica castaña - eran novios, y bueno, Lucy y Louis habían congeniado bien.
"Los nuevos" esto ya se había convertido en algo parecido al ejército, con la diferencia de que nosotros hacemos algo mientras que Dios sabe dónde están ellos ahora, seguro queriendo salvar sus culos.
 - Marie, ¿me podrías decir dónde está el baño? - dijo una voz detrás de mí - estamos algo... sucios - reí.
- Dile a Jack que te guíe, está arriba - le dije.
- Gracias.
Algo en él me agradaba, mucho, pero bueno, tenía novia, y era muy bonita, aunque una tanto ¿malcriada?, bueno, es su novia y punto.
Y yo no.



Aceptada.
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Mensaje por Invitado el Dom 13 Oct 2013, 6:02 pm

Up!   
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Mensaje por Invitado el Dom 13 Oct 2013, 6:02 pm

lei todo!:



Amanda Dufort
Arriésgate, nunca te quedes con la duda




Nombre: Amanda Dufort.


Edad: 24 años.


Representante:: Ashley Tisdale.

Descripción física: Es alta y delgada, su pelo es rubio y suele usarlo con ondas. Sus curvas son suaves, no tiene demasiado busto ni cola pero aún así es muy atractiva y posee un hermoso cuerpo. Sus ojos son oscuros, de un color almendra al igual que sus finas cejas y largas pestañas. Desde niña hizo deporte por lo que tiene una figura tonificada. Es dueña de una sonrisa contagiosa y le gustan los tatuajes por lo que lleva algunos en partes de su cuerpo.  
   
  Descripción psicológica: Amanda siente que nació para el periodismo, pues siempre quiere saber más de lo que sabe e investigar sobre lo que sea es su pasatiempo favorito. Se demuestra fría y meticulosa ante los demás pero la verdad ella solo es un alma carente de afecto por lo que el periodismo es su único aliado. Ha tenido parejas pero no las conserva demasiado porque no sabe dar amor, es algo que siempre le faltó y por más que intente no consigue reparar ese daño que la carcome por dentro, tanto que hasta llegó a alejarla de lo poco que tenía. 


  Historia: Amanda nació un 2 de julio del año 1989 en Privett, Reino Unido. Su madre, Candice apenas tenía 18 años al igual que George, su padre. Todo era color de rosa en los primeros años de la niña, pero con el tiempo comenzaron los conflictos. Cuando solo tenía 5 años se fueron a Londres en busca de una mejor vida pero no resultó nada bueno. Estaban solos, ellos dos en esa enorme ciudad con una niña a su cuidado. Candice no trabajaba, pero George pasaba 8 horas fuera de casa diariamente, lo que lo dejaba cansado y cuando llegaba solo quería comer, darse una ducha y descansar. Esa vida monótona no era lo que la madre de la niña quería y por eso cuando la pareja compartía tiempo juntos en la casa solo peleaban y Amanda era testigo de todo eso. Las 8 horas se extendieron a más de 12 pero no era solo trabajo, George se veía con otras a espaldas de su pareja. La ingenua Candice no quería creer que era verdad, pero encontró evidencia en el celular de George, desde ese día nada era lo mismo. Amanda fué creciendo en ese hogar sombrío carente de afecto y comprensión para ella, que se convirtió en una adolescente llena de conflictos internos. Ya en su casa se sabía que George mantenía relaciones paralelas con otras mujeres pero Candice estaba ciegamente enamorada y no tenía a donde ir por lo que seguía a su lado. Una joven indomable, rebelde, eso era Amanda, no hacía caso ¿Porqué lo haría? Si sus padres nunca le habían dado nada bueno, lo único que soñaba era crecer e irse de ese infierno que tenía por casa. Comenzó a identificarse con el periodismo, era algo que mantenía su mente en otras cosas y dejaba de pensar en su ''hogar''. Comenzó a trabajar a cuadras de su casa en un café como mesera a los 17 años y poco después de cumplir los 18 se fue de su casa. Su madre rogó que no lo hiciera pero los sentimientos de Amanda hacia Candice no eran más fuerte que el dolor que habían cosechado sus padres durante toda su vida.  


  Chico: Logan Henderson.


  Rol: La aventurera.


  ¿Por que tengo que escojerte? Emm, realmente me gustó la idea, es diferente e interesante por lo cual me gustaría participar, pero todo queda en tus manos yo solo haré la mejor audición posible.
  Capitulo tuyo: 
cap de nove:
Desde que tengo memoria, he visto incontable cantidad de amaneceres en Colonia, pero siempre me pregunté si en todos los lados serían iguales.
Mamá me dice que sí, ella sí ha ido a la ciudad, ha viajado a Argentina, pero yo siempre he estado acá. Amo donde vivo, pero amaría un día verme obligada a volver. Siempre soñé con conocer el mundo, siempre quise ser independiente y ver más allá de las simples cosas, y es día a día lo que intento. No hay muchos jóvenes en el pueblo, solo turistas y en verano. El invierno es un poco triste, tengo que pedalear kilómetros para llegar al liceo
y eso es de las cosas que más me gustan. Más de una vez he visto mochileros en las rutas y siempre soñé con serlo. Por eso, el deseo que pedí cuando soplé mis diecinueve velas fué salir de mi pueblo en busca de amaneceres.
El despertador sonó a las seis treinta a.m era sábado y no tenía porque estar puesto, pero lo estaba, si hay algo que me gusta es sentirlo y saber que puedo volver a dormir.
 
-Apagá esa porquería nena-
 
-Shh, seguí durmiendo Nikki-
 
Apagué el despertador y me levanté al baño, sentí un almohadón pegar en mi espalda pero lo ignoré, Nicole era así.
Estaba por volver a la cama cuando empezó a entrar luz por mi ventana. No lo dudé, me abrigué, calcé y salí de la casa en total silencio a ver el amanecer. La luz era cada vez más fuerte, mi película favorita desde chica es ‘’El rey león’’ comienza con un amanecer, para mí, una inteligente metáfora que indica el comienzo de algo nuevo. En un amanecer todo cambia, algo empieza y siempre hay oportunidades. El sol ya había salido, encandilaban sus fuertes rayos que hacían ver el pasto del jardín con un brillo único. Ya era suficiente, volví a la cama llena de paz y armonía.
 
-Señorita peace and love ¿Podrías dejar de despertarme a las seis de la mañana? Dormí pésimo por tu culpa-
 
Se sentó a la mesa junto a nosotros para desayunar.
 
-Sí claro, por eso roncabas cuando volví-
 
Reí probando mi café con leche.
 
-No te banco hoy, no me hables-
 
Cuando Nicole se levantaba así era insoportable, ignorarla sería lo mejor.
 
-Mar, hoy con tu papá vamos a salir ¿Venís?-
 
-Me encantaría, pero tengo mucho que estudiar y tengo ganas de caminar un rato sola-
 
-Está bien-
 
Se levantaron ambos de la mesa. Papá me dio un beso en la frente y mamá solo alborotó mi pelo.
 
-Dejen limpia la cocina-
 
-Sí má-
 
Respondimos al unísono y miré a Nikki.
 
-¿Qué?-
 
Preguntó de mala gana.
 
-Que no te soporto cuando te levantás así, pero no me vas a arruinar el día-
 
Respiré profundo y me levanté a lavar mi taza.
 
-Tendrías que haber nacido en los sesenta, me estresás-
 
Se levantó y se fue, dejando todas sus migas y su taza sobre la mesa, que fastidio me daba cuando hacía eso, como si fuese su esclava.
 
-No soy tu sirvienta nena-
 
No ganaba nada con quejarme, no iba a darme bolilla, opté por lavar y limpiar antes de buscar mi mochila y salir de la casa.
El frío me abrazó, pero el sol estaba radiante, a lo lejos divisé un carro tirado por caballos que venía muy rápido hacia mí.
 
-Buen día-
 
Saludé a Pepe, el veterano de la zona, abuelo, le decimos. Es un señor que sabe y conoce mucho acerca de todo, puede responderte una pregunta de la primera guerra mundial tanto como el último cd de Rihanna. Es querido por todos por acá, por supuesto incluyéndome.
 
-Buen día señorita ¿A dónde va tan temprano?-
 
-A caminar don Pepe, voy a buscar algún lugar donde haya solcito para leer y tal vez, si la inspiración llega, escribir algo-
 
-Me parece bien ¿Te arrimo a algún lado?-
 
-No no es necesario muchas gracias-
 
-Entonces adiós señorita, que tenga un buen día-
 
-Gracias igualmente-
 
Sonreí y lo ví irse con su carro y sus hermosos caballos. Yo soy la primera en defender a los animales, y me encanta don Pepe porque tiene a sus caballos en perfecto estado.
Empecé a caminar por la Avenida Artigas para llegar directo a la rambla costanera, por donde paso cada mañana para ir a trabajar. Se lo hermoso que es el paisaje pero nunca me cansaría de verlo.
De repente, sin saber el porqué, me puse a pensar que pasaría si yo me fuese de casa. Nose porque me lo cuestioné, pero viendo las hermosas costas de mi querida Colonia se me ocurrió que tal vez sería una buena idea conocer más de mi hermoso país.
Caminando, despacio me enamoré de la idea de poder salir de mi casa a conocer nuevos lugares ¿Porqué no? Soy grande, tengo trabajo, ahorros y ganas, muchas ganas de sentirme libre.
Ví una moto pasar con quien supuse era un hombre que llevaba un gran mochila y sobre de dormir. Indudablemente iba al camping por eso pensé
¿Porqué no empezar por algo cerca? Si podía sobrevivir sola en un camping, que se que lo haría ¿Porqué no? Podría ser el comienzo de un largo viaje por quien sabe donde.
 
-¿¡Qué!? Decime ¿En que estabas pensando Martina?-
 
-Mamá no es para tanto, soy mayor de edad, quiero ser independiente y vivir en un camping-
 
-Hija, eso es anormal, a los camping se va de paseo, te vas a agarrar una pulmonía ahora en invierno-
 
-Mamá te estoy avisando acerca de la desición que tomé, no es una pregunta-
 
Jamás le había gritado ni faltado el respeto a mamá por lo que no iba a empezar a hacerlo ahora, por eso me contuve de cualquier loco impulso y me encerré en mi cuarto-
 
-¿Qué hacés nena?-
 
Preguntó Nikki tirada desde la cama.
 
-Te voy a hacer feliz, me voy de casa-
 
Abrí mi sector del ropero para seleccionar la mejor ropa, lo más útil, necesario y abrigado.
 
-No sos graciosa, sabelo-
 
Rió irónica por lo que preferí ignorarla y seguir con lo mío. Eso hasta que mamá abrió la puerta sin previo aviso volviendo a querer frenarme.
 
-Martina no te podés ir de tu casa a un camping ¿Estás loca? Mirame cuando te hablo- 
 
Pidió al ver que la ignoraba.
 
-¿Entonces es enserio?-
 
Preguntó Nikki quedando sentada en la cama con cara de preocupación. Al parecer hasta me tiene cariño.
 
-Claro que es enserio, solo que mamá no quiere creerlo-
 
Crucé frente a ella hacia el baño en busca de mi cepillo de dientes y peine.
 
-Es una locura Martu-
 
Acotó mi hermana.
 
-Lo sé-
 
Dije con tranquilidad y terminé de guardar cosas por lo que cerré la valija y miré a Nicole.
 
-Pero como nunca salí a hacer locuras con mi familia voy a empezar a hacerlas sola-
 
Nicole se quedó callada al ver la cara de enojo de mamá.
 
-¿Es un reclamo?-
 
Preguntó mi madre.
 
-No, para nada, estoy diciendo lo que siento y pienso-
 
Salí del cuarto con la valija.
 
-Martina vos cruzás esa puerta y no volves a entrar ¿Escuchaste?-
 
-Que conste que vos lo dijiste-
 
Me encogí de hombros y salí al frente para subir a mi bicicleta.
 
-Martina no estoy jugando-
 
El tono de voz de mamá iba en aumento.
 
-Yo tampoco má, cuando llegue te hago saber-
 
Empecé a pedalear dejando mi casa atrás y a mi familia anonadada.
Pensaba una despedida diferente, pero no me dejó opción de que fuera así.
Por eso, dejé caer una lágrima por mi mejilla, pero ya no iba a dar marcha atrás solo pedalearía hacia adelante, en busca de mi vida.
La gente dentro del camping era contada con los dedos de una mano. Tal como dijo mamá, es anormal venir a un camping en invierno, no para mí.
Entré a la recepción siendo atendida por un señor mayor.
 
-¿En que puedo ayudarla señorita?-
 
-¿Tiene cabañas disponibles?-
 
-Sí ¿Con cuantas camas?-
 
-Solo una-
 
¿Es para usted?-
 
-Si-
 
-Que jovencita-
 
Exclamó mientras bajo el mostrador buscaba la llave.
 
-No hay mucha gente ¿No?-
 
-Alojado no hay nadie, vienen en carpas a pasar el día ¿Que la trae sola por acá? Si se puede saber, claro-
 
Me entregó la llave, la cabaña número siete, mi favorito.
 
-Vengo en busca de mi independencia- 
 
Sonreí.
Todavía me sentía un poco mal por como me fuí de casa, mis ojos vidriosos lo dejaban en evidencia.
 
-¿Puedo hacer algo por usted?-
 
-Con cobrarme es suficiente-
 
Pedí sin perder mi amabilidad.
 
-Por supuesto ¿Cuántos días?-
 
-Anóteme una semana por ahora-
 
Me dijo el costo entregué el dinero y me despedí.
 
-Muchas gracias, hasta luego-
 
-Adiós señorita, estamos a sus ordenes-
 
-Gracias-
 
Dije ya desde afuera y con mi llave en mano subí a la bicicleta en busca de la cabaña siete.
Para mi suerte se encontraba cerca del río, era un lugar alejado y tranquilo solo para mí.
Por fuera parecía una casita de muñecas. Era un quincho con paredes blancas, la puerta y marco de las ventanas en madera oscura. También tenía un pequeño sendero de piedra rodeado por pasto descuidado y quemado por el frío.
Por dentro era más pequeña todavía, al entrar a los lados había dos puertas.
Un el mini baño, con solo inodoro y pileta más las canillas del duchero sin cortina, ni mampara ni nada.
En frente, una cocina y heladera pequeña con un mueble colgante como lacena. Luego, era todo habitación, cama de una plaza contra la pared una mesa con dos sillas y un mantel lleno de polvo al igual que el ropero que era bastante espacioso. Una lámpara en la mesita de luz y a los pies de la cama una televisión radio de esas antiquísimas. Lo primero que hice fue abrir las ventanas. No había pensado en la tierra que podría haber, por lo que no llevé nada para limpiar, no había opción más que pedirle al conserje algo para higienizar mi nuevo hogar.
La valija quedó sobre la cama y decidí esta vez caminar para conocer bien el camino.
Abrí la puerta y sonaron las campanitas que advertían la presencia de alguien.
 
-Señorita ¿En que la puedo ayudar?-
 
Era el mismo señor que hace un rato, amable como la primera vez.
 
-Quería pedirle si no podría prestarme algún producto de limpieza y un trapo. Yo mañana trabajo y voy a comprar todo lo necesario. Pero hoy vine sin nada-
 
-Pero por supuesto, discúlpeme que no le ofrecí-
 
-No hay problema-
 
Sonreí y el señor se perdió tras la cortina de tela. Sentí las campanas nuevamente y voltee a ver.
 
-Buenas tardes-
 
-Buenas-
 
Respondió el muchacho, llevaba una chaqueta de cuero, pantalones con flecos a los lados y un casco en mano. Ojos verdes, pelo castaño y una sonrisa blanca y perfecta.
 
-¿Sos de por acá?-
 
Preguntó.
 
-Si ¿Puedo ayudarte en algo?-
 
-Tengo que llegar a la iglesia y no tengo idea como-
 
-Es re fácil, seguís todo por la rambla hasta la avenida General Flores y enseguida te vas a dar cuenta-
 
-Muchas gracias ¿Hace mucho que vivís acá? Me parece que sabés mucho-
 
Reí.
 
-Nací acá y sí, te puedo guiar a cualquier parte de la ciudad. Mi bicicleta y yo la conocemos de memoria-
 
-Woow, podrías ser mi guía turística-
 
-Imposible, acabo de llegar al camping y tengo todo desordenado, pero si querés mañana después de las seis podemos vernos-
 
-Me encantaría-
 
Justo cuando estábamos cruzando miradas en el mejor momento de la charla aparece el señor con un balde, trapo y productos de limpieza.
 
-Le agradezco mucho señor-
 
Agarré las cosas.
 
-Podés llamarme Cacho, todos por acá me dicen así-
 
-Soy Martina-
 
Estiré mi mano con una sonrisa para estrecharla con la de él.
 
-Y me voy, nos vemos-
 
Saludé a ambos y salí con el balde hacia mi cabaña nuevamente.
 
-¡Martina!-
 
Sentí mi nombre y voltee a ver.
 
-Rambla costanera, General Flores, es fácil-
 
Sonreí ya que pensé que se había olvidado.
 
-No, no es eso-
 
-¿Entonces?-
 
-Quería preguntarte si aceptas ir conmigo mañana a la iglesia. Es el casamiento de un amigo, hoy es el último ensayo-
 
Lo pensé, era raro que un chico me invitase a salir y ni siquiera sabía su nombre.
 
-Podría aceptar si primero me decís tu nombre-
 
-Enzo, soy de capital y ando paseando un poco por el país-
 
-¿Enserio? Yo me fuí de casa porque quiero hacer lo mismo-
 
-Te llevo a donde quieras-
 
-No te ofendas pero preferiría conocerte mejor-
 
-Entiendo ¿Nos vemos mañana? Es a las siete-
 
-No te prometo nada, si voy te busco-
 
-Está bien. Ojalá nos veamos denuevo-
 
Sonrió.
 
-Sí-
 
Mordí mi labio inferior demostrando cierta vergüenza que me provocaba estar frente a un chico tan directo como Enzo.
 
-Adiós-
 
Saludé y seguí mi rumbo, por supuesto con la cabeza puesta en el hombre que acababa de conocer.
 
Estaba dejando todo impecable, empecé por lo alto y terminé por el piso que quedó brillante al igual que cada mueble. Cerré las ventanas luego de que todo el polvo salió y admiré mi nuevo hogar.
 
-Soy independiente-
 
Sonreí hasta con un poco de emoción. Sentía que al fin comenzaba a vivir mi vida. Pese a eso iba a ser raro no dormir en casa.
Prendí la vieja televisión para sentirme un poco acompañada y decidí llamar a mamá.
 
-Martina al fin ¿Dónde estás?-
 
-Hola mamá, estoy bien, quería avisarte eso y que no voy a dormir a casa de hoy en más-
 
-Hija tu padre también te pide que vuelvas-
 
-Por favor, no dramaticen estoy bien, alquilé un lugarcito y estoy calentita bajo techo-
 
-Hasta tu hermana está preocupada, volvé-
 
-Mamá solo quería avisarte que estoy genial, los quiero mucho, adiós-
 
No quería ser así de grosera con mi mamá, pero apagué el celular y me metí a la ducha, pese al frío gracias a la limpieza había entrado en calor.
Bajo la ducha pensaba en mi futuro pero solo veía una nube blanca, nose que quiero para mi vida. Creo que viajar y vivir el presente me hará darme cuenta para que soy buena.
Solo demoré unos cinco minutos, me sequé mi largo pelo envolviéndolo en una toalla al igual que mi cuerpo. Comencé a vestirme sin apuro y pensé en que no había comido nada. No tenía secador, por lo que escurrí mi pelo lo más que pude y lo dejé suelto para que se secase.
 
Salí, cerré con llave y subí a mi bici solo con plata en el bolsillo en busca de algún lugar donde comer.
Pedalee hasta el Hipódromo donde hay un restaurante y que yo supiera era el lugar más cercano. Igual esto sería una excepción, no todos los días viviría a comida de restaurante, fideos, arroz y sopas sería lo más variado de mi menú.
Me puse a pensar en que mi imagen no era la mejor para ir a un lugar así, ví entrar a señoras de vestido y hombres de traje, mientras yo parecía una pordiosera con jeans y championes.
 
-¿La puedo ayudar en algo señorita?-
 
-Sí, quería comer algo-
 
-Ya le traigo-
 
Dijo dándose la vuelta pero lo frené.
 
-Espere señor, no vengo a pedir comida, vengo a pagar por cenar-
 
-Discúlpeme si la ofendí
 
Se sintió culpable, su voz y mirada lo dejaron en evidencia.
 
-No se preocupe, no debe ver gente como yo todos los días-
 
Sonreí para dejarle en claro que todo estaba bien.
 
-Lo siento pero no la puedo dejar pasar con ese atuendo-
 
Se lamentó.
 
-Pero yo estoy por relevar, podemos pasar por la cocina-
 
-¿Enserio?-
 
-Si claro. Augusto, mucho gusto-
 
Estiró su mano.
 
-Martina-
 
Sonreí respondiendo al saludo.
Rato después nos encontrábamos en la cocina del enorme Hipódromo.
Hasta la cocina era de lujo. Los pisos y azulejos brillaban, al igual que todas las hoyas y cubiertos.
 
-La verdad esta cocina no tiene nada que envidiarle el restaurante del hipódromo-
 
Dije mientras comía una pata de pollo, estaba tentada a agarrarla con la mano pero no quería que Augusto pensase que soy una salvaje. Eso hasta que él lo hizo.
 
-Si es verdad y podés comer como quieras sin que nadie te mirare raro-
 
-Exacto-
 
Sonreí y ahora sin miedo agarré la pata con la mano para terminar de comerla.
 
-¿Donde vivís?-
 
Le pregunté.
 
-Soy de acá, vivo cerca de la iglesia de San Benito ¿Vos?-
 
-En este momento estoy viviendo en el camping de acá-
 
-Woow que valiente ¿Y eso porqué? Si se puede saber-
 
-Por nada en especial, simplemente tenía hambre de independencia y me fuí de casa-
 
Estaba cenando con un extraño, era el segundo que cruzaba el día de hoy, pero me sentía tan bien que parecía que los conociera de toda la vida.
Terminamos de comer y ya se hacía tarde.
 
-Llevate esto-
 
Me dió más comida en una bandeja la cual acepté.
 
-Gracias te debo una-
 
-No hay de que-
 
Sonrió.
 
-¿Te llevo?-
 
-No gracias, vine en bici-
 
-Cierto, bueno te acompaño-
 
-Dale-
 
Salimos por la puerta de atrás hasta que nos frenó un señor con mala cara.
 
-¿Este quien es?-
 
Le pregunté por lo bajo.
 
-¿Usted quien es?-
 
Preguntó el hombre de traje y peinado con gomina hacia atrás.
 
-Soy...-
 
-Vino a buscar a trabajo-
 
Acotó enseguida a Augusto.
 
-Está bien, venga mañana después de la una-
 
No me dejó ni responder que ya se había ido.
 
-Es el jefe-
 
-Si lo noté ¿Pero porqué le dijiste eso?-
 
-Porque sino me echaba por entrar con alguien a la cocina-
 
-¿Pusiste en riesgo tu trabajo por una desconocida?-
 
Pregunté sorprendida.
 
-Una desconocida que me cayó muy bien-
 
-Vos también-
 
Lo saludé con un beso en la mejilla y monté mi bicicleta.
 
-Gracias por todo-
 
-¿Nos vemos mañana?-
 
Preguntó.
 
-Sí, después de la una-
 
Sonreí y comencé a pedalear rumbo al camping.
 
Por las noches se volvía más frío y el viento soplaba fuerte por la rambla.
Siempre a lo lejos se veía alguna luz de barcos o boyas que hacían reflejo en el agua volviéndolo un paisaje mágico.
Llegué a “casa” lavé mis manos, dientes y me acosté sobre el colchón.
Tapé mi cuerpo con ropa porque no había llevado sábanas. Entre pensamientos y reflexiones nose a que hora pero me quedé dormida.


Perdón, no entiendo las fichas, si la pongo de otra manera se deforma toda, nose que hago mal.


Última edición por vicstyles el Mar 15 Oct 2013, 5:06 pm, editado 6 veces
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Mensaje por Paulinacortes13 el Dom 13 Oct 2013, 6:05 pm

En un rato más dejo mi ficha   Ame la idea 
avatar


Ver perfil de usuario http://weheartit.com/FelipeCortes31?page=1

Volver arriba Ir abajo

Re: Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Mensaje por Invitado el Dom 13 Oct 2013, 6:06 pm

¿Nadie?
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Mensaje por Invitado el Dom 13 Oct 2013, 6:14 pm

:KQ:  shit...
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Mensaje por Paulinacortes13 el Dom 13 Oct 2013, 6:19 pm


Alex Belleti
Deje de vivir tus miedos y empieza a vivir tus sueños




Nombre: Alex Belleti
Edad: 16 Años
Representante: Lily Collins

Descripción física: Es de cabello castaño-rojizo ondulado, aunque muchas veces la an confundido de pelirroja, y  aun que muchas veces sule nunca cepillarselo, pues cree que es una perdida de tiempo. Tiene ojos entre amarillos y cafes los cuales con una mirada te hace sentir bien. Nariz respingada, labios gruesos y rosas. Su cara es redonda, lo que le hace ver mas joven de lo normal, es de estatura baja, delgada y tiene un buen cuerpo. Lindo trasero y pechos. Es de tez no tan blanca, tiene pies finos, como una bailarina de ballet y sus manos son delgadas. Tiene una pequeña frente y sus orejas son...Normales. Al sonreír, se le forman hoyuelos, lo que la hace tierna. Sus dientes, son blancos como la nieve. Sus pestañas son algo largas a lo que a ella le molesta un poco.
 Descripción psicológica:  Es algo dificil describirla pero lo dire en pocas palabras.Es una chica alegre, apesar del trauma que paso en su infancia, no le importa meterse en problemas por sus amigos o por familia,carácter fuerte cuando se enoja, es dulce con las personas que la conocen, niños y personas de mayor edad. No teme decir lo que piensa, pero lo dice de la mejor manera para que no te sientas mal. Es demasiada cortante cuando una persona le cae mal,le hizo algún daño o simplemente por gusto. Es directa con las personas y honesta, ella no se da con rodeos. Mientras la trates bien, ella te tratara bien, sin embargo, tratarla mal y cava tu propia tumba. Le gusta sacar sonrisas a los demás, no importa si los conoce o no. Mientras vea a esa persona triste, ella ahora lo imposible para verte sonreír, incluso si le caes mal. Es inteligente y un poco maniaca. Es reservada con sus emociones pero al momento de estar enamorada, es lo más dulce que puedas encontrar. En la amistad, es muy fiel, ella no te da la espalda.No le mientas, por qué si no, perderás su confianza. Siempre pilla a un mentiroso. No teme meterse en problemas, esa es una de sus habilidades al igual que fingir estados de animo. Es comprensiva, le puedes confiar cualquier cosa. Le gusta dar consejos, pero ella no los toma, algo raro de ella. Tambien, odia los golpes pero si un dia se llega a ocupar, no es nadie para que se detenga. Tiende a ser un poco infantil, pero ella es así, rara, alegre,divertida, inteligente y infantil.
 Historia: Su historia podria paracer a una pelicula, pero aunque no lo creas hay personas que tiene una historia así.
    Todo empezo un 5 de Octubre del 1982. Era Otoño, la epoca favorita de Davide Belleti, estando un dia como cualquiera en la Universidad, obvservo a una chica castaña de baja estatura buscando algo. Como un gran hombre que era, fue a ayudaar a la damisela en peligro. Al estar cerca de ella supo que algo cambiaria en su destino. 
    Y efectivamente, pasaron algunos años, Davide termino la Universidad y se caso con aquella chica llamada Lucy Cortés, orgullosa de ser Latina, todo muy bien, Davide termino su licenciatura de medicina y ahora era un medico. 
    Sin darse cuenta de que el tiempo pasaba rapido, Lucy esperaba un bebé, lo cual iban a llamar Luca y lo amaban tanto. Pero hubo problemas financieros y quedaron en quiebra, Davide fue despedido del hospital el cual trabajaba. Pasaron varios meses y nada, sin trabajo y ahora mantener ahora a una boca más,era dificil. Lucy desesperada,sin conseguir un centavo, abandono un día a Davide, sin saber a donde iba con una pequeña critatura en su vientre. Cuando alfin tuvo la felicidad de tener a Luca en sus brazos, tuvo la sorpresa que no era solamente Luca, si no que tambien otra pequeña bebé. Confusa ahora con dos bebes, busco trabajo y donde vivir. Ahora con cuatro años Luca y Alex, tenian una vida feliz. Un lugar donde vivir, comida y sobretodo a su madre. 
    
    Un día como cualquiera, el pequeño curioso Luca y la traviesa Alex, fueron al bosque que se encontraba por su casa en New York, entre risas, juegos y tonteos, se encontraron con un lago. Luca decidido se lanzo al lago refrescandose. Alex un poco timida de lanzarse, prefirio esperar en el muelle viendo como su gemelo Luca jugaba en el agua. Despues todo fue algo confuso, al parecer a Luca se le atoro un pie en una planta acuatica, haciendo que Luca se desesperada y se empezara ahogarse. Alex devil con tan solo seis años y sin saber nadar. Decidia se lanzo al lago tratando de ayudar a su hermano. Pero era tarde... Luca no reaccionaba.
    
    La pequeña castaña asustada salio lo más rapido de ahí a avisarle a su madre lo de Luca. Cuando Lucy se entero de lo sucedido, aborrecio y desprecio a Paulina, acusandola de asesinar a su gemelo. Lucy renuncio a su trabajo, se metio en el alchol y con las drogas, haciendo que Paulina a los siete años se fuera a trabajar para al menos tener un pedazo de pan que comer. Se salio de la escuela y se iba a las estaciones de tren o a algun lugar publico a tocar la guitarra, al principio no sabia, pero con la practica se enseño, aparte de que tenia la necesidad, la guitarra que casualmente la encontro entre las cosas de su madre... Y para su mayor orgullo era de su padre. 
    
    Con nueve años cumplidos, Alex sabia como actuar en la calle, como conseguir al publico y poder comer un pedazo de pan. Pero para su tortura, cada vez que llegaba a su casa. Tenia que toparse con el apestoso y drogadicto novio de su madre. Así que pasaba la mayor parte en la calle tratando de conseguir dinero practicamente todo para su madre y las drogas. Pero aunque no lo creas, la suerte existe apesar de llevar una vida para suicidarse. Pues James, así se llamaba el novio de su madre. Trato varias veces de abusar de ella, gracias a dios que no lo ha conseguido, tambien la a golpeado, incluso una vez quedo inconsiente tres dias, pero tuvieron que hacer algo por qué el dinero se acabo.
    
    Con una madre drogadicta que vive con un bueno para nada... Creo que es algo depresivo, incluso si tu los mantienes con tan solo nueve años.
    
    Paso el tiempo, Alex con trece años, sabia demasiadas cosas de la calle, pero pocas de categoria. Un día se encontro con un señor sonriente con traje sentado en el lugar donde tocaba. Confusa fue a saber quien era ese hombre. Justo cuando llego a lado de el sintio que lo conocia...Empezaron una conversación y poco a poco fueron amigos.. Parecera raro pero con el paso del tiempo, el señor  o más bien... Davide Belleti tenia la idea de que era su hija.. Es algo que nunca olvidara:
    
 Flash Black:
 
-Cuentame Alex, ¿Conoces a tu padre?-Dijo Davide
-Um..No, lo que a dicho mamá es que nos abandono cuando ella estaba embarazada-Dijo la castaña
-¿Nosotros?-Pregunto extrañado
-Si, tuve un gemelo...Pero murio hace poco-Dijo mientras se le aguadaban los ojos
-¿Como murio?-Pregunto. La pequeña bajo la cabeza y empezo a llorar en silencio, a ella le molestaba que la vieran llorar, se sentia tonta y debil-Esta bien, el esta en un lugar mejor... Dime ¿Tu mamá en que trabaja?-Siguio Davide
 Alex seco sus lagrimas y hablo lo más bajo que pudo.
-En realidad no lo hace, yo trabajo para al menos tener que comer, ya que ella y su novio me quitan la mayoria de dinero y se lo gastan en drogas-Dijo insegura de lo que decia
El al escuchar eso, su corazón se hizo pedazos ¿Como era posible que una niña de trece años mantuviera a su madre y a su novio? ¡Con tan solo trece años! Davide no se iba a quedar en brazos cruzados así que fue sacando de poco a poco la información a Alex. Cuando al fin supo que en verdad era su hija. Llamo a la policia, fue al departamento en donde vivia y Alex abrio, se veia cansada y decepcionada. Tenia un moreton en el ojo izquierdo. Davide al verla la saco lo antes posible pero algo lo detuvo, fue un gran golpe en la cara que hizo que se cayera al suelo. Alex asustada grito y esta recibio un golpe en la cabeza dejandola inconciente. Davide al ver a su propia hija en el suelo emepzo a golpear a James, que tan solo verlo de reojo sabes que esta bastante drogado.Justamente le iba a dar otro gran golpe cuando llego la policia y se llevo a Lucy y a James. Davide dejando a esos dos infelices por un lado, recordo que Alex estaba inconciente, así que la tomo entre sus brazos y se fue directo al hospital. 
    Fin Flash Black
Paso el tiempo... Alex tenia dieciseis, feliz de estar con su padre y llevar una vida normal, todo iba perfecto... Hasta que se comprometio con su maestra de Literatura.Bien, el tenia derecho a casarse de nuevo, pero ella no estaba lista para eso...No aun, el seguia siendo de ella y nada más que ella. Sobre todo por lo que paso en su niñez, ya no ha vuelto a saber nada de ellos más que su mamá fue a reabilitación y James preso.Pero todo gira cuando tiene que mudarse a Londres, ella personalmente amaba New York, apesar que de más pequeña sufrio,a ella le gustaba estar ahí y no en Londres.
 Chico: Logan Lerman
 Rol: La ruda y sarcastica
 ¿Por que tengo que escojerte? Por qué soy bien cool, naa mentira.Por que ame la idea, y pues me gustaria estar en la nove 
 Capitulo tuyo: 
Cap:
Capitulo 3



Me encontraba sentada en la orilla del mar pensando de nuevo en mi madre, ¿Acaso nunca me quiso?
-No, nunca te quiso Paulina- Susurre para mi misma. Joder esto era... Increíblemente patético.
-Todo estará bien ¿Sí?- Dijo una voz de tras de mi.
Voltee y me encontré con los ojos azules más hermosos que puedan existir. Sonreí de lado, creo que después de todo si estará bien- Princesa -Se sentó junto a mi. Empece a respirar rápido, joder esto es tan... Irreal.


ÉL tomo delicadamente mi mano, después me beso la frente. Me miro y me iba a decir algo. Me estaba desesperando.


¡Pum! 


Desperté agitada. Mierda, otro sueño más. Mire el techo, una sonrisa se me escapo, se encontraba ahí un póster de cinco chicos jodidamente perfectos.


-Linda, se hace tarde para la escuela-Dijo mi padre de tras de la puerta. Suspire, joder no quiero y a la escuela.
-¡Voy!-Grite levantándome. Me dirige al baño, tome mi ¡Pod, lo coloque en las bocinas y no tardo en sonar She's Not Afraid.




Yeah!
One, two, three, four!



She sneaks out in the middle of the night, yeah
Tight drees with the top cut low
She's addicted to feeling never letting go, woah
Let it go



She walks in and the room just lights up
But she don't want anyone to know
That I'm the only one who get's to take her home
Woah, take her home



But everytime I tell that I want more
She closes the door 


Cante, esa canción era una de mis favoritas, retire la cortina y gire la llave y espera a que saliera el agua caliente.



She's not afraid of all the attention
She's not afraid of running wild
How come she's so afraid of falling in love
She's not afraid of scary movies
She likes the way we kiss in the dark
But she's so afraid of-of-of falling in lo-ooo-ove
O-ooo-oh


Maybe she's just trying to test me
Wanna see how hard I'm gonna work
Wanna see if I can really tell
How much she's worth
What do you worth



Maybe all her friends have told her
Don't get closer, he'll just break your heart



But either way she sees in me
And it's just so hard, so hard

Me despoje de toda mi ropa y metí a la ducha. El agua cayo encima de mi, me agache y tome el shampoo y lo coloque en mi cabello mientras cantaba.


'Cuz everytime I tell her how I feel
She says it's not real


She's not afraid of all the attention
She's not afraid of running wild
How come she's so afraid of falling in love
She's not afraid of scary movies
She likes the way we kiss in the dark
But she's so afraid of-of-of falling in lo-ooo-ove
O-ooo-oh


What about all the things we said
Talking on the phone so late
I can't let her get away from here
Oh...


Whe I say I can't do it no more
She's back in my door


She's not afraid of all the attention
She's not afraid of running wild
How come she's so afraid of falling in love
She's not afraid of scary movies
She likes the way we kiss in the dark
But she's so afraid of-of-of falling in love
She's not afraid, she's not afraid

O-ooo-oh, o-ooo-oh

Termine, cerré la llave. Tome la toalla y la enrede alrededor de mi cuerpo. Salí, me vi en el espejo. Hice una mueca, jamás me gustaba verme en un espejo. Creo que algún día se ropera de tanta fealdad. Salí del baño, sin darme cuenta, ahora sonaba Best Song Ever.

Debía admitir que la canción era perfecta, y más con las notas de Zayn. Me cambie rápidamente. Unos jeans desgastados, una blusa con un sensual gato y unos vans rojos. Rápido eche un vistazo a mi atuendo. Bien. Tome mi mochila y salí de mi habitación. 

Camine por el pasillo y me encontré a papá.

-Hola- Beso me mejilla
-Hola- Dije sonriendo- ¿Papá?- Pregunte
-¿Dime?- Pregunto
- No sé si sabias pero... Necesito una nueva sudadera-Sonreí.
-Pau, hemos hablado de estos. Tienes muchas- Dijo serio
-Claro, cuando tenia once y tenia frenos- Dije sarcástica
-Pídele una a tu hermano- Dijo mientras me esquivaba y se iba a su habitación.

Joder, ¿Acaso uno tiene que morir de frío? 
Resople, gire y me fui directo a la habitación de Max. Toque dos veces y abrió, se notaba que se acaba de levantar. 


-Oye, necesito una sudadera ¿Me prestas una?- Pregunte
-Adivino. ¿Papá?-Dijo. Asentí, me dejo pasar. Si mirabas atentamente mi habitación y la de Max... Estaban echa un basurero los dos.
Abrí la puerta de su closet y tome una con estampado de Mikey y su signo de ''Fuck You''  Me la puse encima y voltee a ver a mi hermano que observaba atento.


-¿Sabias que si el Director Robert te ve eso te expulsa?- Dijo riendo
-Ahora me da igual- Reí
-Si claro, y yo salgo con Megan Fox- Dijo sarcástico
-¿En serio? ¿Me la presentas?- Dije mientras brincaba






(...)





-¡Pero papá!- Dijimos Max y yo al mismo tiempo
-Es medio año, no puedo irme así por qué si- Me excuse 
-Si lo lamento- Se disculpo 
- Genial, ahora no podre ir al concierto de Linkin Park- Se cruzo de brazos
- Y yo..Yo no perdere el año-Dije rodando los ojos
- Esto es más importante que eso-Dijo
-¿Es más importante casarte que nosotros?- Dijo Max ofendido. Un punto para el soquete de mi hermano, era verdad ¿Qué carajos con los adultos y sus compromisos? 
- No, yo hablo de..
-¡Ay por favor! Si es importante, llevaste a su hija al concierto de Justin Bieber- Dije interrumpiéndolo
-Te lleve- Se defendió
- Si, me llevaste a que cuidara el auto, no al concierto- Dije mientras tomaba mis cosas y salia de casa.


Me jodía eso, me jodía su estúpida prometida y su hija, me jodía papá. Camine lo más rápido que podía  estaba cabreada, así que nadie podía hablarme. No al menos que quiera morir. Después de un rato escuche unos pasos atrás de mi, mire de reojo y era Max. Pare en seco, cuando llego a mi lado lo abrace. Estuvimos así un rato, lo solté y tomo mi mano, entrelazo sus dedos con los míos y caminamos a la escuela.


Muchas personas piensan que somos novios, pero no. Es mi hermano, solo que el es... Guapo y yo.. Bueno yo soy un saco de popo. Max tiene el cabello castaño, ojos verdes amarillentos, mide 1.75 m, linda sonrisa y sobre todo y lo más importante. Es dulce con las chicas.


Llegamos a la escuela, beso mi frente, me miro y depues de decirme que me amaba se fue con sus amigos a clases. Yo espere con las chicas a Jess, al parecer esa chica iba a llegar tarde. Y así lo hizo.


-Llegas tarde- La voz de Anny le reclamo
-Solo son dos minutos, me entretuve en casa-Se defendio Jess
-Que es más importante que la escuela –reclamo Nea-
-Pues evitar que me lleven de viaje quien sabe por cuánto tiempo-
-Ok, captado el mensaje-hizo pausa- tendremos casa sola-grito-
-He escuchado bien, significa que es noche de fiesta –eso si sonó gracioso, pero nosotras sabíamos cómo divertirnos, algo raro, pero lo hacíamos
-Ya entiendo por qué mi madre me dijo no hagas nada malo –Se burlo un poco-
-Eres una exagera Jess, sabes que somos santas palomas –dije con una gran sonrisa
-Lo serás tú, porque yo si me divierto –contesto Esmeralda-
-Jaja, y vaya manera, mejor entremos- Dijo tomándonos de las manos llevándonos a aquella cárcel llamada escuela.


Entramos, todo era normal. Nos odiaban por las buenas calificaciones y casi no salir de fiesta. Obvio que si salimos, que ellos no sepan es otra cosa. Salimos al receso riendo, dios estas chicas si que un día me van a matar de tanta risa. Y como siempre, hicimos nuestra guerra de canto.


-Esa nota no va así- refunfuño Nea-
-Claro que si- admitió Esmeralda-
-Han perdido, ahora nos toca a nosotras tres-Dijo Jess y empezamos a cantar. Debo admitir que somos muy buenas en esto.
-Ganamos, ustedes pagaran el resto de la semana los cafés- dije divertida. Amaba la cara de Esme, era graciosa.
-Tramposas-Dijo enojada y dicho eso comenzaron hacernos cosquillas
-Par……para…….jajaja-Dije suplicando.




Termino receso, no me puedo quejar, la escuela es un asco total y el horario ni se diga. Matemáticas, química  física, literatura. ¿Algo peor que esto? Si, que One Dirction se separara, de ahí en más no creo. Lo que si tenia muy en claro, es que la jodida maestra de Biología nos odiaba, por su culpa nos quedamos un rato más en la biblioteca.


-Esto no es posible-Grito Anny frustrada al salir de la bibloteca
-¿Qué pasa?- Dijimos las demás, incluyéndome claro.
- Ellos, ellos estarán aquí en una semana- Dijo angustiada. Joder... Ellos vendrían y yo. Yo no podía hacer nada. Una oleada de depresión y angustia se apodero de mi. Joder, no era una broma.


¿Qué iba hacer ahora?





LOL:

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


Amo a este tipo xd no sé es raro lol




Última edición por Paulinacortes13 el Dom 13 Oct 2013, 6:30 pm, editado 1 vez
avatar


Ver perfil de usuario http://weheartit.com/FelipeCortes31?page=1

Volver arriba Ir abajo

Re: Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Mensaje por Erik. el Dom 13 Oct 2013, 6:22 pm


Jaylé Colucci
"No importa los demás, sólo se tu"




Nombre: Jaylé Janeth Colucci.
Edad: 20 años.
Representante:: Perrie Edwards.

Descripción física: Cabello rubio ceniza, ojos celestes claros cautivantes. Nariz repinada y pequeña. Carita de muñeca. Piel blanca como la nieve. Piernas tornadas y largas. Sus pechos y trasero es normal, ni nada exagerada ni tampoco nada. No es gorda ni tampoco delgada, es normal. Gran voz, grave y hermosa. Labios rosas un poco carnosos.
 Descripción psicológica: Divertida, alocada, extrovertida y, amable son unas de las características que describen a Jay. Aunque tenga estas características no es una plástica menos una "POPULAR" ni nada por el estilo. Ella es solo ella y con eso está conforme, protege lo que ama, y quiere. Es celosa, no para exagerar pero es celosa. Su sonrisa nunca desaparece. Sabe parkour, lo ha practicado desde que es pequeña (no tanto) es una de las cosas que ama y sabe hacer. Es curiosa cuando se lo permite también es media miedosa de vez en cuando, pero lo que tienen que saber es que es demasiado "FUERTE" a lo que sabe luchar sin ningún problema. Es media despistada algunas veces.
 Historia: Una periodista de New York es mandada a un nuevo trabajo para ir y investigar un Hospital Psiquiátrico, junto otros periodistas de distintos lugares del mundo. 
Su madre "Leticia" y su padre "Cameron" son unos padres asombrosos sin ningún problema algunos. Ellos viven en Londres (lugar de nacimiento de Jay). Ella se fue a vivir a New York a los 17 por estudio de periodismo, que es su gran talento. El amor para ella se fue hace tiempo, no quiere saber nada de novios, solo vivir la vida, con su trabajo y amigos. En su familia está todo bien, color de rosa; en parte de amor todo está dado vuelta. Su novio la engañó por lo que juró nunca enamorarse otra vez. Ella siempre quiso ser cantante, ama cantar es su mayor fuerte, pero nunca llegaría eso pensaba ella, por eso tomó la segunda opción de ser periodista y eso no le fue nada mal. Cuando le dijeron que iría a "investigar" un hospital psiquiátrico, pensó que estaba todo bien, no pensaba que era uno abandonado. Eso le puso los nervios de punta, pero al saber que iría con otros más se relajó. Aunque sabía hacer de todo en parte de "Defensa" era miedosa. Pensaba lo peor, nunca fue de su agrado las películas o historias de terror pero todo esto sería un reto.Ella no se iba a ir de ahí hasta no llevarle a su jefe la mejor noticia del mundo, ella era muy responsable e orgullosa, y no le importaba nada, y eso les trajo a su compañero y a ella varios problemas. Nunca pensó que podría llegar a "atraerle" su compañero, menos pensó que en ese lugar habitaban seres raros, fantasmas, tampoco pensó que dudaría salir viva de ahí.

 Chico: Harry Styles.
 Rol: La fuerte.
 ¿Por que tengo que escojerte? Porque oshea... soy agutinita(? No lo sé. Eso queda en tu criterio. No quiero sonar "EGOCENTRICA". Pero sí es una respuesta, porque tengo muchas ideas para la nove y creo que será muy lindo participar en esta setsi novela.
 Capitulo tuyo: 
Spoiler:
Capítulo 4

                          
            
Erika Greenwood




—No puedo…
—Sí, sí puedes sólo que no quieres.
—Enserio, no puedo.
—No poderse levantar de la cama es algo que le podría ocurrir por ejemplo a un paralítico, pero tú no tienes una total incapacidad física, sino desgana y apatía.
—Basta… —Susurré.
Las lágrimas aparecerían de nuevo y eso es lo que menos quería en este momento.
Las piernas no recibían su total función. Algo me decía que no me levantara y otra me decía que sí.
Corazón y cabeza.
Amor y tristeza.
Dolor y Felicidad.
Antónimos pero a la ver Sinónimos por lo menos para mí lo eran.
¿Por qué no puedo volver a ser la de antes? A ya sé; padres muertos, corazón roto, y desapoyo, soledad.
Piezas que no encuentran su lugar para armar algo.
Las gotas pegaban contra la ventana de mi habitación. Estas no paraban de caer, una detrás de la otra. Una hoja húmeda de color amarillo estaba pegada en la parte inferior izquierda de la ventana. El color gris del cielo se podía ver, pero el vidrio empeñado hacia verlo borroso. 

—Estoy sola… —Susurré nuevamente. No dijo nada luego de lo que dije yo por último. Sophie sabía que tenía una enfermedad muy crítica.
—No lo estas… —Habló finalmente. Sentí un peso en la cama, se había sentado en esta.— ¿Qué soy yo? —Un hilo de voz salió de su boca. La estaba matando.
—Siento que soy un estorbo —No la miraría a la cara, me rompería más de lo que estaba.— Te estoy pasando mis problemas, soy horrible, soy un mounstro que no merece vivir jamás. —Lo de “Vivir Jamás” lo dije en medio del principio llanto. Empecé a llorar más de lo que parecía. —Lo siento… lo siento —Repetí miles de veces.
—No te lamentes conmigo. —Me acarició la espalda. — Laméntate contigo misma. Te estás haciendo daño, sonríe, estoy aquí contigo y nunca te dejaré ir.
—Nunca digas nunca. —Empecé con mi apatía.
—Erik, sabes que yo estoy acá para ayudarte, sal a la calle, diviértete, conoce gente, Seb está en el pasado.
—Ya te pareces al Psicólogo. ¡Claro! La vez que me sacaste de esta cama me dijiste que me comprarías café. Pero ¡NO! Me llevaste a un lugar espantoso con olor a enfermos…
—¡No digáis eso! ¡Era por tu bien! ¡Por vuestro bien! ¡Te estabas por suicidar, 23 pastillas! —Explotó.
—¿¡Qué diablos sabes!? ¿Qué pasaría si te cortaría un dedo y no sanaría jamás? ¿Eh? Te retorcerías del dolor, siempre, y no aguantarías la presión. Dejadme decirte, querida amiga, que eso es lo que siento yo. ¿Para qué estoy aquí? Soy fea, inservible, un estorbo, simplemente no hago nada. Quiero irme con mi mamá y mi papá. Sé que estaría mucho mejor allá que aquí. —Al fin y al cabo la miré a los ojos, estaban rojos y cayendo gotas.
—Tu madre ni tu padre quisieran que estés así. Ellos quisieran que sigas adelante, con la frente en alto y diciendo NO al dolor.

Presioné mis dientes con mucha fuerza, mi mandíbula se puso tensa. Me levanté de la cama de un solo movimiento. La ignoré y me metí al baño.
Me puse enfrente del espejo del sanitario, miré mi cara. Ojeras, labios mordidos, pelo desastroso, ojos dilatados, si cualquiera miraría mi cara pensaría que estaría falopada.
Sentí lastima de mi misma.
Miré la taza del lava manos, una lágrima tras otra caían en esta. Levanté la mirada de nuevo al espejo. Dirigí mis ojos a la parte derecha del espejo; ahí había una foto de nosotras dos, tomando un helado la sonrisa en mi cara se veía espectacular, cómo si no hubiera nada más que importara, sólo mi felicidad.
____________________________________________________________________________________________________

—Hija, Sebastián no muerde, acércate más.
Mi mamá es tan orgullosa.
El día de la fiesta de primavera, Sebastián me invitó a la fiesta, obviamente dije que sí, sin dudarlo ni pensarlo dos veces.
Mi papá estaba a la derecha de la escalera, abajo, viéndonos a ambos con la sonrisa en su cara.
Mi mamá estaba enfrente de nosotros dos, abajo igual, con la cámara sacándonos millones de fotos.
Mi cara roja, sonreía a la cámara, luego de una foto le pedía a mi mamá que pare para que nos podamos ir, a mí me importaba, pero a Sebastián le parecía cómico.
—Ok, ok, ya se pueden ir. —Se rindió al fin. Bajamos ambos de la mano hasta dirigirnos a la puerta.
—Temprano, Sebastián. —Pidió mi papá antes de adentrarnos a su carro.
—Sí, señor, cuente con eso.
La mejor noche de mi vida.

______________________________________________________________________________

Abrí los ojos tratando de borrar el recuerdo. Algo me interrumpió.
—No hagáis nada estúpido. —Gritó Sophie detrás de la puerta.
—Cuenta con eso. —Susurré, recordando lo que dijo Sebastián. Sentí los pasos de Sophie alejarse de la puerta.



—Erika. —Murmuró Sophie.
—¿Qué? —Paré de tomar mi jugo de naranja.
Las dos sentadas frente a frete en la mini mesa de la cocina del pequeño apartamento.
Seguí tomando al ver que no hablaba.
—Te iras de aquí. —Soltó de repente.
Escupí el contenido del vaso que yacía en mi boca devuelta de dónde provino.
—¿A dónde? —Apoyé el vaso en la mesada haciendo un poco de ruido.
—A… a un Centro de Rehabilitación.
Quedamos un rato en silencio, y la que lo rompió fui yo.
—¿Qué? —Reí, una carcajada salió de mi boca. —Claro, saldré a primera hora. —Dije con Sarcasmo.
Me levanté de la mesa seguida de Sophie.
—Tienes que tener cuidado médico. No me mientas, haya dentro del baño te habrás metido pastillas a la boca.

Gemí, no podía hurgar mis cosas. Pero las necesitaba, si no ahora mismo estaría postrada en cama, nuevamente.

—No, yo no iré a un lugar dónde te meten jeringas y tranquilizantes por el… —Me interrumpió antes de que diga la última palabra.
—Sin lenguaje vulgar, por favor.
—Por el trasero. —Terminé mi oración.
—Es por tu bien, por favor. —Suplicó— Conocerás personas nuevas, recibirás tratamiento. Dime… ¿Qué prefieres? ¿Vivir así? O ¿Vivir mejor? Te cambiará.
—¿Y qué tal si no?
—¡Deja el negativismo para otro momento! Ya lo pagué, así que coge tus maletas y vámonos.
—¿Cómo que coge?
—Las armé por ti, sabía que no querrías ir. Tienes 20 minutos para darte un baño, cambiarte y, despejar la cabeza.
—¡Agh! —Bufé.

Tomó mi maleta y la metió en el baúl del carro de color carmesí. Yo estaba cruzada de brazos mientras veía cómo preparaba el carro para irnos, hubiera estado fumando o tomando algo para relajarme pero me lo impidió me quitó todo, menos mis amigas, sin ellas me agarraría un ataque y no soy esquizofrénica pero igual necesitaba mis pastillas. No podía verla a los ojos, no soy rencorosa, pero estaba molesta… ¡furiosa! Me lo hubiera dicho una semana antes o por lo menos ayer que me iba a internar en un loquero pero no, sólo unos minutos antes que partiéramos. 
Las gotas caían sin cohesión. Una cada un minuto. 
Mojaban mi campera de pana negra y mis tenis negras, que por cierto estaban muy gastadas. 
Yo salía a la calle, no era un vampiro que estaba en su casa siempre. Tal vez salía al jardín trasero del departamento para ver a los niños jugar (hay un mini parque), o tomar un poco de aire. 
Una vez alguien se me acercó. Las pocas palabras que decía ahuyentaron al chico, que por cierto agradecí mucho. 
Subía al porche carmesí de Sophie para marcharnos. Miré la ventana y no despegué ni un momento la mirada de ella, me gusta la lluvia, me gusta el frío, me gusta lo opaco, siempre fue así. Por una rara razón podía sentirme yo misma. El viento, por rara razón, lo sentía lejano, cómo que antes me encantaba que pegara en mi cara y desparramara mis cabellos, pero ahora ni la más mínima brisa me gustaba, detesto el viento. 
Sí una persona me ve y habla conmigo de corazón a corazón creo que no la asustaría tanto cómo mi apariencia. 

—No pelees.
—No podría levantarle la mano a alguien.
—Te quiero…
—Yo también, pero…
—Nada, ahora entra, te veré en unos meses.
—Pucky…
—No lo hagas difícil. —Me abrazó.
—Adiós.

¿Cedí rápido? ¿Tan rápido? O por dios, ¿Qué haces Erik?
Tomé mis dos maletas, había un mundo de personas, chicas.
Una chica pasó por mi lado, ¡NO TENÍA CARNE! Era puro hueso, ¿Dónde me metiste Eughine?
Seguí mi camino hasta una gran bola de chicas mirando a un punto fijo. Todo aquí daba miedo, era blanco, vacío.
—1, 2, 3, probando —Se escuchó en medio de las chicas, me metí entre medio de todas para llegar hasta el centro.— Bien… bienvenidos a nuestra clínica de rehabilitación en la cual todas ustedes podrán mejorar en lo que respecta a sus problemas. Bien, también me gustaría anunciar unos alumnos de intercambio que vinieron de Manchester hasta Londres para apoyarlas y ver como progresan ellos también.— Señaló hacia una dirección. Me paré de puntitas para ver a quién señalaba, eran 10 chicos, aproximadamente.— Bien, la lista de psicólogos según su problema está en el tablón al fondo. Al lado estará la sala en la que se encuentra cada psicólogo e irán a conocerlos. Deben dejar las maletas aquí ya que tenemos que inspeccionar que no lleven cosas afiladas, pastillas, vidrios o algo que se pudiese romper fácilmente.
Bien, un psicólogo, lo podría aguantar… pero lo último me cayó muy mal. ¿Sin pastillas? ¿Café? ¿Nada? Esto será todo un duelo.
Caminé hasta la lista de psicólogos, pedí por lo menos un nombre complejo. No solté mi maleta y no la soltaría.
Con mi dedo señalé todos los nombres deslizándolo hacia abajo para encontrar el mío.
Erika Greenwood à Harry Styles.
¿Harry Styles? El nombre tiene estilo. Espero que sea joven y que no sea un patán.
Seguí con mi dedo esta vez deslizándolo a la derecha.
Sala 9.
¿Tendría que ir ahora? Ni una lista de instrucciones que desubicados. Miré a mi izquierda y varias de las chicas que se fijaban en la lista, cuando se encontraban se dirigían a un pasillo. A ir a ese pasillo se ha dicho. —Sala 9, sala 9, sala 9— me repetía buscando los números de las puertas —Sala 8, y sala 9— Me paré enfrente de esta.
Tomé confianza, y toqué la puerta. Escuché un “Pase” detrás de esta. La voz, esa voz.
Giré el picaporte y entré. Hojas apiladas en el escritorio. Cuadros universitarios. Olor a sahumerios.
Pasé por completo y cerré la puerta detrás de mí. El chico de rulos detrás del escritorio miraba una tablilla y anotaba algo.
Fingí una toz para que notara que estaba ahí. Al subir su mirada me quedé totalmente perpleja, los ojos verdes, su nariz, sus labios curvados en una sonrisa y los dientes blancos en una hilera. ¡Cursilerías!
—Señorita… —Se paró de su asiento para saludarme. Espero que completara la frase.
—Greenwood. —Las palabras salieron cómo si no las pensara, con total frialdad.
¿No sabía mi nombre? ¿Qué clase de Psicólogo no sabe el nombre de la paciente? 
—Greenwood. —Aun así le hubiera contestado de mala manera la sonrisa no se iba de su cara, hizo un ademán con sus manos para que me sentara. De verdad la puerta y el escritorio estaban a una gran distancia.
Dejé mi maleta celeste en una esquina, y me senté dónde él me había indicado. Tomó asiento nuevamente, al ver mi cara su sonrisa encantadora se fue desvaneciendo.
—Tenías que dejar la maleta. —La señaló con una ceja arqueada.
—Ni loca. —Respondí otra vez con frialdad.
—Muy bien… —Susurró seguido de un suspiro para relajarse—. Nombre completo señorita Greenwood. —Preparó una hoja con muchos nombres.
—Jane Erika Greenwood, pero señor dígame Erik. —Me acomodé en la silla con rebeldía.
—Erik —Cerró los ojos para no soltar algo que no lograba saber lo que era—. No me digas señor, dime Harry. ¿Cuántos años tienes?
—17.
Frunció el ceño, yo retorcí una ceja.
—¿Qué? —Pregunté.
—Nada. —Siguió anotando—. ¿Londinense?
Asentí.
—Muy bien… —Me vio tensa y enojada— Déjame presentarme, soy Harry Styles, tengo 19 años, y seré tu amigo.
—Cualquier Psicólogo dice eso, dejadme decirte que ya pasé por muchos y no, no serás mi amigo.
Qué cruel, pero cierto. Todo los Psicólogos hablaban contigo y luego ¿Qué pasa? Fácil… Sedantes.
—Ok llámame cómo tú quieras, pero yo seré el que te… —Lo interrumpí. Típica presentación.
—“Escuche, apoye, y no te dejaré sola en esto. Quieras o no serás mi amiga” pero luego cuando te encariñarás conmigo te abandonaré, porque en algún momento saldrás de este manicomio, estarás sola en esto sin nadie, porque tu vida es una mierda, así será. —Lo último lo agregué yo, situación incómoda, no sabía cómo reaccionar sólo se movió en el asiento.
—Erika… yo no lo haré. No soy cómo otros, los otros tal vez sean muy viejos y malvados ya que están acostumbrados. Pero déjame decirte que soy joven y apenas estoy empezando con esto, yo te ayudaré a salir del hoyo negro sin salida que estás metida… —Se acercó a mí al ver cómo las lágrimas salían, se arrodilló al lado de mi—. Seré tu soga y cada día treparas y verás la luz cuando llegues a la sima. ¿Bien?
Asentí.
—¿Cómo te sientes? —Tomó una silla para sentarse a mi lado.
—No lo sé… —Bajé la mirada mientras más lágrimas salían de mis ojos.
—¿Cómo que no lo sabes?
—No estoy bien, no quería estar aquí.
—Esto es diferente… dime la verdad ¿A qué temes?
—A qué me encariñe con alguien y me abandonen cómo lo hicieron mis familiares y amigos. Yo… no soy fuerte.



Ok aquí mi ficha querida e amada Krish. ¿Sabes? Hace mucho quería que mi representante fuera la Edwards, y al fin aquí está *w* Pues... sé que mi ficha dice que es fuerte y curiosa ni tiene tanto miedo *bla bla bla* pero es que no pude poner "muy" bien mi rol sin esas características por el simple hecho de que los roles que haz puesto son unas mezclas de todos lo que puse. Por eso espero que no me "Denegues" mi ficha D:... Bueno nada eso c: Ai lov iu.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Mensaje por Invitado el Dom 13 Oct 2013, 6:26 pm

@Paulinacortes13 escribió:
Spoiler:

Alex Belleti
Deje de vivir tus miedos y empieza a vivir tus sueños




Nombre: Alex Belleti
Edad: 16 Años
Representante: Lily Collins

Descripción física: Es de cabello castaño-rojizo ondulado, aunque muchas veces la an confundido de pelirroja, y  aun que muchas veces sule nunca cepillarselo, pues cree que es una perdida de tiempo. Tiene ojos entre amarillos y cafes los cuales con una mirada te hace sentir bien. Nariz respingada, labios gruesos y rosas. Su cara es redonda, lo que le hace ver mas joven de lo normal, es de estatura baja, delgada y tiene un buen cuerpo. Lindo trasero y pechos. Es de tez no tan blanca, tiene pies finos, como una bailarina de ballet y sus manos son delgadas. Tiene una pequeña frente y sus orejas son...Normales. Al sonreír, se le forman hoyuelos, lo que la hace tierna. Sus dientes, son blancos como la nieve. Sus pestañas son algo largas a lo que a ella le molesta un poco.
 Descripción psicológica:  Es algo dificil describirla pero lo dire en pocas palabras.Es una chica alegre, apesar del trauma que paso en su infancia, no le importa meterse en problemas por sus amigos o por familia,carácter fuerte cuando se enoja, es dulce con las personas que la conocen, niños y personas de mayor edad. No teme decir lo que piensa, pero lo dice de la mejor manera para que no te sientas mal. Es demasiada cortante cuando una persona le cae mal,le hizo algún daño o simplemente por gusto. Es directa con las personas y honesta, ella no se da con rodeos. Mientras la trates bien, ella te tratara bien, sin embargo, tratarla mal y cava tu propia tumba. Le gusta sacar sonrisas a los demás, no importa si los conoce o no. Mientras vea a esa persona triste, ella ahora lo imposible para verte sonreír, incluso si le caes mal. Es inteligente y un poco maniaca. Es reservada con sus emociones pero al momento de estar enamorada, es lo más dulce que puedas encontrar. En la amistad, es muy fiel, ella no te da la espalda.No le mientas, por qué si no, perderás su confianza. Siempre pilla a un mentiroso. No teme meterse en problemas, esa es una de sus habilidades al igual que fingir estados de animo. Es comprensiva, le puedes confiar cualquier cosa. Le gusta dar consejos, pero ella no los toma, algo raro de ella. Tambien, odia los golpes pero si un dia se llega a ocupar, no es nadie para que se detenga. Tiende a ser un poco infantil, pero ella es así, rara, alegre,divertida, inteligente y infantil.
 Historia: Su historia podria paracer a una pelicula, pero aunque no lo creas hay personas que tiene una historia así.
    Todo empezo un 5 de Octubre del 1982. Era Otoño, la epoca favorita de Davide Belleti, estando un dia como cualquiera en la Universidad, obvservo a una chica castaña de baja estatura buscando algo. Como un gran hombre que era, fue a ayudaar a la damisela en peligro. Al estar cerca de ella supo que algo cambiaria en su destino. 
    Y efectivamente, pasaron algunos años, Davide termino la Universidad y se caso con aquella chica llamada Lucy Cortés, orgullosa de ser Latina, todo muy bien, Davide termino su licenciatura de medicina y ahora era un medico. 
    Sin darse cuenta de que el tiempo pasaba rapido, Lucy esperaba un bebé, lo cual iban a llamar Luca y lo amaban tanto. Pero hubo problemas financieros y quedaron en quiebra, Davide fue despedido del hospital el cual trabajaba. Pasaron varios meses y nada, sin trabajo y ahora mantener ahora a una boca más,era dificil. Lucy desesperada,sin conseguir un centavo, abandono un día a Davide, sin saber a donde iba con una pequeña critatura en su vientre. Cuando alfin tuvo la felicidad de tener a Luca en sus brazos, tuvo la sorpresa que no era solamente Luca, si no que tambien otra pequeña bebé. Confusa ahora con dos bebes, busco trabajo y donde vivir. Ahora con cuatro años Luca y Paulina, tenian una vida feliz. Un lugar donde vivir, comida y sobretodo a su madre. 
    
    Un día como cualquiera, el pequeño curioso Luca y la traviesa Paulina, fueron al bosque que se encontraba por su casa en New York, entre risas, juegos y tonteos, se encontraron con un lago. Luca decidido se lanzo al lago refrescandose. Paulina un poco timida de lanzarse, prefirio esperar en el muelle viendo como su gemelo Luca jugaba en el agua. Despues todo fue algo confuso, al parecer a Luca se le atoro un pie en una planta acuatica, haciendo que Luca se desesperada y se empezara ahogarse. Paulina devil con tan solo seis años y sin saber nadar. Decidia se lanzo al lago tratando de ayudar a su hermano. Pero era tarde... Luca no reaccionaba.
    
    La pequeña castaña asustada salio lo más rapido de ahí a avisarle a su madre lo de Luca. Cuando Lucy se entero de lo sucedido, aborrecio y desprecio a Paulina, acusandola de asesinar a su gemelo. Lucy renuncio a su trabajo, se metio en el alchol y con las drogas, haciendo que Paulina a los siete años se fuera a trabajar para al menos tener un pedazo de pan que comer. Se salio de la escuela y se iba a las estaciones de tren o a algun lugar publico a tocar la guitarra, al principio no sabia, pero con la practica se enseño, aparte de que tenia la necesidad, la guitarra que casualmente la encontro entre las cosas de su madre... Y para su mayor orgullo era de su padre. 
    
    Con nueve años cumplidos, Paulina sabia como actuar en la calle, como conseguir al publico y poder comer un pedazo de pan. Pero para su tortura, cada vez que llegaba a su casa. Tenia que toparse con el apestoso y drogadicto novio de su madre. Así que pasaba la mayor parte en la calle tratando de conseguir dinero practicamente todo para su madre y las drogas. Pero aunque no lo creas, la suerte existe apesar de llevar una vida para suicidarse. Pues James, así se llamaba el novio de su madre. Trato varias veces de abusar de ella, gracias a dios que no lo ha conseguido, tambien la a golpeado, incluso una vez quedo inconsiente tres dias, pero tuvieron que hacer algo por qué el dinero se acabo.
    
    Con una madre drogadicta que vive con un bueno para nada... Creo que es algo depresivo, incluso si tu los mantienes con tan solo nueve años.
    
    Paso el tiempo, Paulina con trece años, sabia demasiadas cosas de la calle, pero pocas de categoria. Un día se encontro con un señor sonriente con traje sentado en el lugar donde tocaba. Confusa fue a saber quien era ese hombre. Justo cuando llego a lado de el sintio que lo conocia...Empezaron una conversación y poco a poco fueron amigos.. Parecera raro pero con el paso del tiempo, el señor  o más bien... Davide Belleti tenia la idea de que era su hija.. Es algo que nunca olvidara:
    
 Flash Black:
 
-Cuentame Paulina, ¿Conoces a tu padre?-Dijo Davide
-Um..No, lo que a dicho mamá es que nos abandono cuando ella estaba embarazada-Dijo la castaña
-¿Nosotros?-Pregunto extrañado
-Si, tuve un gemelo...Pero murio hace poco-Dijo mientras se le aguadaban los ojos
-¿Como murio?-Pregunto. La pequeña bajo la cabeza y empezo a llorar en silencio, a ella le molestaba que la vieran llorar, se sentia tonta y debil-Esta bien, el esta en un lugar mejor... Dime ¿Tu mamá en que trabaja?-Siguio Davide
 Paulina seco sus lagrimas y hablo lo más bajo que pudo.
-En realidad no lo hace, yo trabajo para al menos tener que comer, ya que ella y su novio me quitan la mayoria de dinero y se lo gastan en drogas-Dijo insegura de lo que decia
El al escuchar eso, su corazón se hizo pedazos ¿Como era posible que una niña de trece años mantuviera a su madre y a su novio? ¡Con tan solo trece años! Davide no se iba a quedar en brazos cruzados así que fue sacando de poco a poco la información a Paulina. Cuando al fin supo que en verdad era su hija. Llamo a la policia, fue al departamento en donde vivia y Paulina abrio, se veia cansada y decepcionada. Tenia un moreton en el ojo izquierdo. Davide al verla la saco lo antes posible pero algo lo detuvo, fue un gran golpe en la cara que hizo que se cayera al suelo. Paulina asustada grito y esta recibio un golpe en la cabeza dejandola inconciente. Davide al ver a su propia hija en el suelo emepzo a golpear a James, que tan solo verlo de reojo sabes que esta bastante drogado.Justamente le iba a dar otro gran golpe cuando llego la policia y se llevo a Lucy y a James. Davide dejando a esos dos infelices por un lado, recordo que Paulina estaba inconciente, así que la tomo entre sus brazos y se fue directio al hospital. 
    Fin Flash Black
Paso el tiempo... Paulina tenia dieciseis, feliz de estar con su padre y llevar una vida normal, todo iba perfecto... Hasta que se comprometio con su maestra de Literatura.Bien, el tenia derecho a casarse de nuevo, pero ella no estaba lista para eso...No aun, el seguia siendo de ella y nada más que ella. Sobre todo por lo que paso en su niñez, ya no ha vuelto a saber nada de ellos más que su mamá fue a reabilitación y James preso.Pero todo gira cuando tiene que mudarse a Londres, ella personalmente amaba New York, apesar que de más pequeña sufrio,a ella le gustaba estar ahí y no en Londres.
 Chico: Logan Lerman
 Rol: La ruda y sarcastica
 ¿Por que tengo que escojerte? Por qué soy bien cool, naa mentira.Por que ame la idea, y pues me gustaria estar en la nove 
 Capitulo tuyo: 
Cap:
Capitulo 3



Me encontraba sentada en la orilla del mar pensando de nuevo en mi madre, ¿Acaso nunca me quiso?
-No, nunca te quiso Paulina- Susurre para mi misma. Joder esto era... Increíblemente patético.
-Todo estará bien ¿Sí?- Dijo una voz de tras de mi.
Voltee y me encontré con los ojos azules más hermosos que puedan existir. Sonreí de lado, creo que después de todo si estará bien- Princesa -Se sentó junto a mi. Empece a respirar rápido, joder esto es tan... Irreal.


ÉL tomo delicadamente mi mano, después me beso la frente. Me miro y me iba a decir algo. Me estaba desesperando.


¡Pum! 


Desperté agitada. Mierda, otro sueño más. Mire el techo, una sonrisa se me escapo, se encontraba ahí un póster de cinco chicos jodidamente perfectos.


-Linda, se hace tarde para la escuela-Dijo mi padre de tras de la puerta. Suspire, joder no quiero y a la escuela.
-¡Voy!-Grite levantándome. Me dirige al baño, tome mi ¡Pod, lo coloque en las bocinas y no tardo en sonar She's Not Afraid.




Yeah!
One, two, three, four!



She sneaks out in the middle of the night, yeah
Tight drees with the top cut low
She's addicted to feeling never letting go, woah
Let it go



She walks in and the room just lights up
But she don't want anyone to know
That I'm the only one who get's to take her home
Woah, take her home



But everytime I tell that I want more
She closes the door 


Cante, esa canción era una de mis favoritas, retire la cortina y gire la llave y espera a que saliera el agua caliente.



She's not afraid of all the attention
She's not afraid of running wild
How come she's so afraid of falling in love
She's not afraid of scary movies
She likes the way we kiss in the dark
But she's so afraid of-of-of falling in lo-ooo-ove
O-ooo-oh


Maybe she's just trying to test me
Wanna see how hard I'm gonna work
Wanna see if I can really tell
How much she's worth
What do you worth



Maybe all her friends have told her
Don't get closer, he'll just break your heart



But either way she sees in me
And it's just so hard, so hard

Me despoje de toda mi ropa y metí a la ducha. El agua cayo encima de mi, me agache y tome el shampoo y lo coloque en mi cabello mientras cantaba.


'Cuz everytime I tell her how I feel
She says it's not real


She's not afraid of all the attention
She's not afraid of running wild
How come she's so afraid of falling in love
She's not afraid of scary movies
She likes the way we kiss in the dark
But she's so afraid of-of-of falling in lo-ooo-ove
O-ooo-oh


What about all the things we said
Talking on the phone so late
I can't let her get away from here
Oh...


Whe I say I can't do it no more
She's back in my door


She's not afraid of all the attention
She's not afraid of running wild
How come she's so afraid of falling in love
She's not afraid of scary movies
She likes the way we kiss in the dark
But she's so afraid of-of-of falling in love
She's not afraid, she's not afraid

O-ooo-oh, o-ooo-oh

Termine, cerré la llave. Tome la toalla y la enrede alrededor de mi cuerpo. Salí, me vi en el espejo. Hice una mueca, jamás me gustaba verme en un espejo. Creo que algún día se ropera de tanta fealdad. Salí del baño, sin darme cuenta, ahora sonaba Best Song Ever.

Debía admitir que la canción era perfecta, y más con las notas de Zayn. Me cambie rápidamente. Unos jeans desgastados, una blusa con un sensual gato y unos vans rojos. Rápido eche un vistazo a mi atuendo. Bien. Tome mi mochila y salí de mi habitación. 

Camine por el pasillo y me encontré a papá.

-Hola- Beso me mejilla
-Hola- Dije sonriendo- ¿Papá?- Pregunte
-¿Dime?- Pregunto
- No sé si sabias pero... Necesito una nueva sudadera-Sonreí.
-Pau, hemos hablado de estos. Tienes muchas- Dijo serio
-Claro, cuando tenia once y tenia frenos- Dije sarcástica
-Pídele una a tu hermano- Dijo mientras me esquivaba y se iba a su habitación.

Joder, ¿Acaso uno tiene que morir de frío? 
Resople, gire y me fui directo a la habitación de Max. Toque dos veces y abrió, se notaba que se acaba de levantar. 


-Oye, necesito una sudadera ¿Me prestas una?- Pregunte
-Adivino. ¿Papá?-Dijo. Asentí, me dejo pasar. Si mirabas atentamente mi habitación y la de Max... Estaban echa un basurero los dos.
Abrí la puerta de su closet y tome una con estampado de Mikey y su signo de ''Fuck You''  Me la puse encima y voltee a ver a mi hermano que observaba atento.


-¿Sabias que si el Director Robert te ve eso te expulsa?- Dijo riendo
-Ahora me da igual- Reí
-Si claro, y yo salgo con Megan Fox- Dijo sarcástico
-¿En serio? ¿Me la presentas?- Dije mientras brincaba






(...)





-¡Pero papá!- Dijimos Max y yo al mismo tiempo
-Es medio año, no puedo irme así por qué si- Me excuse 
-Si lo lamento- Se disculpo 
- Genial, ahora no podre ir al concierto de Linkin Park- Se cruzo de brazos
- Y yo..Yo no perdere el año-Dije rodando los ojos
- Esto es más importante que eso-Dijo
-¿Es más importante casarte que nosotros?- Dijo Max ofendido. Un punto para el soquete de mi hermano, era verdad ¿Qué carajos con los adultos y sus compromisos? 
- No, yo hablo de..
-¡Ay por favor! Si es importante, llevaste a su hija al concierto de Justin Bieber- Dije interrumpiéndolo
-Te lleve- Se defendió
- Si, me llevaste a que cuidara el auto, no al concierto- Dije mientras tomaba mis cosas y salia de casa.


Me jodía eso, me jodía su estúpida prometida y su hija, me jodía papá. Camine lo más rápido que podía  estaba cabreada, así que nadie podía hablarme. No al menos que quiera morir. Después de un rato escuche unos pasos atrás de mi, mire de reojo y era Max. Pare en seco, cuando llego a mi lado lo abrace. Estuvimos así un rato, lo solté y tomo mi mano, entrelazo sus dedos con los míos y caminamos a la escuela.


Muchas personas piensan que somos novios, pero no. Es mi hermano, solo que el es... Guapo y yo.. Bueno yo soy un saco de popo. Max tiene el cabello castaño, ojos verdes amarillentos, mide 1.75 m, linda sonrisa y sobre todo y lo más importante. Es dulce con las chicas.


Llegamos a la escuela, beso mi frente, me miro y depues de decirme que me amaba se fue con sus amigos a clases. Yo espere con las chicas a Jess, al parecer esa chica iba a llegar tarde. Y así lo hizo.


-Llegas tarde- La voz de Anny le reclamo
-Solo son dos minutos, me entretuve en casa-Se defendio Jess
-Que es más importante que la escuela –reclamo Nea-
-Pues evitar que me lleven de viaje quien sabe por cuánto tiempo-
-Ok, captado el mensaje-hizo pausa- tendremos casa sola-grito-
-He escuchado bien, significa que es noche de fiesta –eso si sonó gracioso, pero nosotras sabíamos cómo divertirnos, algo raro, pero lo hacíamos
-Ya entiendo por qué mi madre me dijo no hagas nada malo –Se burlo un poco-
-Eres una exagera Jess, sabes que somos santas palomas –dije con una gran sonrisa
-Lo serás tú, porque yo si me divierto –contesto Esmeralda-
-Jaja, y vaya manera, mejor entremos- Dijo tomándonos de las manos llevándonos a aquella cárcel llamada escuela.


Entramos, todo era normal. Nos odiaban por las buenas calificaciones y casi no salir de fiesta. Obvio que si salimos, que ellos no sepan es otra cosa. Salimos al receso riendo, dios estas chicas si que un día me van a matar de tanta risa. Y como siempre, hicimos nuestra guerra de canto.


-Esa nota no va así- refunfuño Nea-
-Claro que si- admitió Esmeralda-
-Han perdido, ahora nos toca a nosotras tres-Dijo Jess y empezamos a cantar. Debo admitir que somos muy buenas en esto.
-Ganamos, ustedes pagaran el resto de la semana los cafés- dije divertida. Amaba la cara de Esme, era graciosa.
-Tramposas-Dijo enojada y dicho eso comenzaron hacernos cosquillas
-Par……para…….jajaja-Dije suplicando.




Termino receso, no me puedo quejar, la escuela es un asco total y el horario ni se diga. Matemáticas, química  física, literatura. ¿Algo peor que esto? Si, que One Dirction se separara, de ahí en más no creo. Lo que si tenia muy en claro, es que la jodida maestra de Biología nos odiaba, por su culpa nos quedamos un rato más en la biblioteca.


-Esto no es posible-Grito Anny frustrada al salir de la bibloteca
-¿Qué pasa?- Dijimos las demás, incluyéndome claro.
- Ellos, ellos estarán aquí en una semana- Dijo angustiada. Joder... Ellos vendrían y yo. Yo no podía hacer nada. Una oleada de depresión y angustia se apodero de mi. Joder, no era una broma.


¿Qué iba hacer ahora?




LOL:




Amo a este tipo xd no sé es raro lol


Aceptada!


Escribes Bien! ya estas participando, ¡Suerte!
Invitado



Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Outlast || N.C || Audiciones abiertas.

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado



Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 6. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.