O W N
¡Conéctate y ven a divertirte con nosotr@s! :)
Si no estás registrado, hazlo y forma parte de nuestra gran comunidad.
¡La administración ha modificado otra vez el foro, y los Invitados ya pueden ver todas las secciones! Aún así, para comentar y crear temas debes tener una cuenta.

Cualquier duda, queja o sugerencia que quieras darle al staff, éste es nuestro facebook: https://www.facebook.com/onlywebnovels

¡IMPORTANTE!, los Mensajes Privados de los Invitados no serán respondidos por la administración. Te esperamos en nuestro facebook (:

Atte: Staff OnlyWns.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
novedades

00 . 01 Anuncios del mes febrero.
00 . 02 Actualización del PROTOCOLO, nueva medida obligatoria de avatares.
00 . 03 Remodelación del foro febrero del 2017.
00 . 00 Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit.
administradora
Rumplestiltskin. ϟ Jenn.
miembros del staff
Beta readers
ϟ hypatia.
aka Kate.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ dépayser
aka Lea.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ youngjae
aka .
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Stark.
aka Cande.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Baneo
ϟ Ariel.
aka Dani.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ ceonella.
aka Cami.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Ayuda
ϟ Ritza.
aka Ems.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Charlie.
aka idk.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Limpieza
ϟ Legendary.
aka Steph.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ chihiro
aka Zoe.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Kurisu
aka Teph.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Calore
aka idk.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Eventos
ϟ ego.
aka Kalgh/Charlie.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Asclepio.
aka Gina.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ mieczyslaw
aka Alec.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Tutoriales
ϟ Kida.
aka Ally.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Spencer.
aka Angy.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Diseño
ϟ insxne.
aka Mile.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ yoongi.
aka Valu.
MP ϟ Ver perfil.
créditos.
Skin hecho por Hardrock de Captain Knows Best. Personalización del skin por Insxne.

Gráficos por y codes hechos por Kaffei e Insxne.

Mentiras en la red /Audiciones Cerradas/ ¡Resultados Publicados!

Página 3 de 10. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Mentiras en la red /Audiciones Cerradas/ ¡Resultados Publicados!

Mensaje por fylain el Miér 09 Oct 2013, 11:52 pm

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] escribió:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] escribió:
Alba Castillo Pérez

   
No soy un angel, pero si me ves como a tal, no olvides dibujarme las alas negras...

   

    
Datos del Personaje
apodos:
Mimi  
   
Edad:
17 años
 



   
  
Chico:
 Louis Tomlinson


   
Rol:
  La chica del auntoestima bajo


   
Estilo:
  Creo que acabaré antes si te dejo el link de todos mis conjuntos en polyvore. Dete una vuelta por mis sets, tengo muchos ^^  [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


   
   
   

   
Gustos

   Cantar
   Actuar
   Leer
   Escribir
   Tocar la guitarra
   Jugar con mi perrita

   
   
   
   
Disgustos

   Maltrato animal
   Racismo
   Homofobia
   Groseros
   Maleducados
   Los momentos incomodos
   
   

   

   
Descripción Física

Tiene la piel bronceada, su cabello es originalmente negro azabache, pero se hizo mechas y ahora le queda como un castaño oscuro. Sus ojos son marron chocolate, muy brillantes y grandes, complementados con unas largas y rizadas pestañas. Tiene miopia, pero lleva lentillas en vez de gafas. Sus pomulos resaltan mucho, y tiene mucha frente. Sus labios son rosados, ligeramente gruesos, que se convierten en una enorme sonrisa que dejan ver unos tiernos oyuelos. Sus dientes estan perfectamente alineados. Mide 1'65 así que no es muy alta. Sus piernas son largas. Siempre lleva las uñas de los pies pintadas de un azul electrico. Tiene unas pocas curvas y un gran trasero.
   
   

   
Descripción Psicológica

    La palabra que mas bien la definiría es tímida. Le cuesta mucho socializar con la gente por el que pensarían de ella, por ello, apenas tiene amigos. Su habitación está irreconocible desde que cumplió los catorce. Los espejos de su baño y armario estan tapados por papeles de diarios. No se agrada a si misma, por eso nunca quiere ver su propio reflejo. Nunca se saca fotos, la ultima y única que conserva es una de cuando tenia once años, estaba junto a sus padres y su hermano de vacaciones en Málaga. Esa fotografía le traía muy buenos recuerdos.
Su día a día es simple. Casi motorizado. Se levanta todas las mañanas a las siete a.m, sabados y domingos incuidos. Los dias escolares desayuna rápidamente y entra al instituto a las ocho. Toda su vida está volcada en los estudios, al menos para ella, es una forma de distracción. A las dos y media p.m sale de la institución y se va a su casa para estudiar, hacer deberes y leer. Nunca sale de casa. Y cuando lo hace siempre va con sus gafas gruesas negras que impiden que la gente se fije en los ojazos que tiene.
De amistades tenia pocas, casi inexistentes. Una de ellas, y creo que la única, era Harry Styles, el nerd del instituto. Pero Alba lo conocía bien y sabía que si el quisiera podría estar con los populares. Pero para él los estudios eran lo primero y creía que escondiendose debajo de ese traje de nerd coseguiría alejar todo tipo de distracción de su camino a una profesión. A ella eso lee resultaba lógico y razonable pero, luego pensaba; Harry era muy buena persona, muy buen partido, y se estaba perdiendo toda su adolescencia por conseguir un buen trabajo. A veces le resultaba ridículo. Si ella tubiera un físico más decente lo aprovecharía para hacerse notar, pero ni en un millón de años lo conseguiría. Por mas que hiciese ejercicio en un pasado nunca aconseguió llegar a la talla que quería. Así que...¿Qué más da? Ella pensaba que no era guapa, no tenía buen cuerpo ni una personalidad atractiva. Nunca le gustaría a nadie. Su futuro sería estar soltera a los ochenta años con centenares de gatos a su alrrededor.


   
   

   
Historia:

    Yo era feliz. Tenía un padre que me quería, una madre que me amaba y un hermano que me protegía. No podía pedir más. Pero un dia un accidente trágico estropeó nuestra felicidad. George, mi hermano, murió cuando un coche lo atropelló. Yo estaba con el y mis padres me hecharon la culpa. Y todo lo que decían es verdad. Soy una torpe, una egoísta que solo pensó en si misma en el momento del accidente. Podría haberlo salvado, o al menos haber ido yo en su lugar. Pero no...tube que ser tan estupida que evité aquel coche dejando ir a mi hermano.
A partir de ese momento todo fueron desgrácias. Jack, un chico de mi curso, se mostró muy comprensivo y compasivo conmigo al respecto de la pérdida de mi hermano. Poco a poco nos fuimos conociendo más y acabe completamente enamorada de su personalidad, de su belleza, de todo él. Un día me propuso ser su novia y yo, estupidamente, acepté. Poco después cortó conmigo diciendome que solo era parte de una puta apuesta en la que debía seducir a la chica solitaria y fria, enamorarla, robarle la virginidad y dejarla lo más cruelmente posible. Y lo consiguió. Yo me abrí a el y acabé horrendamente destrozada. A partir de ese día me construí mi propia fortaleza prohibiendo la entrada en mi vida a cualquiera que se atreviera ha acercarse a mi. Mi única via de escape era internet. El chat. Donde personas como yo nos desahogabamos contandonos nuestras penas y apoyandonos los unos a los otros.
Un dia, un chico me habló. Ese nombre y esa cara me sonaban muchisimo. ¡Claro! Era el popular futbolista del instituto Louis Tomlinson. Estube a punto de cortar la conversación pero dos palabras, dos simples palabras, hicieron que prestase atención en el. Así es como comenzó mi complicada aventura virtual.


Louis Tomlinson                                          Conectado

- Hola
- ¿Puedo hablar contigo?

- ...                                              
- Te necessito...
   
   

   

   
hecho por [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] para [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

   
   
   
   
   



Capitulo :

La noche se hacía presente en Barcelona. Las farolas se encendían y las tiendas cerraban. Almas muertas vagabundeaban por las oscuras y frias calles buscando algún refugio en donde pasar la noche. Alba se encontraba caminando rápidamente por un callejon. Iba cubierta con una gabardina negra y larga hasta las rodillas. En su hombro colgaba el maletín que llevaba a la universidad. Ese dia había salido tarde ya que había reunión escolar y ella fué convocada.
La chica miraba el reloj nerviosamente. Ya era muy tarde como para ir por esas calles sin ningún tipo de protección. Cuando cruzó la esquina suspiró aliviada al ver el departamento en el cual tenía rentado una habitación. Mientras introducía la llave en la cerradura una fria brisa de viento hizo que su cabello orscuro se desordenase. Con un mal presentimiento se giró, esperando encontrarse con algún loco nocturno. Pero al no ver a nadie esa sensación de intranquilidad se hizo presente. Con un mal sabor de boca acabó de abrir la puerta y entró al edifício.
Suspiró mientras dejaba el maletín sobre la mesa de la cocina. Se quitó la gabardina y la tiró encima de la cama. Mientras se dirigia de nuevo hacia la cocina para hacerse un té se refregaba las manos. Últimamente estaba haciendo demasiado frio como para ser octubre. Cogió el herbidor y lo colocó en el lava-manos mientras abría el grifo. Cuando estubo casi lleno bajó la manija, cerrando el corriente de agua. Cogió entre sus manos el herbidor y lo colocó sobre el fuego. Cogió un mechero y abrió el gas, logrando así que las chispas empezasen a crearse. Mientras el agua se calentaba Alba, cansada, se dejó caer en el sofá y miró el reloj que había encima del televisór. ¿Ya era tan tarde? Tan solo podría dormir cinco horas ya que al dia siguiente se tenia que levantar a las seis de la mañana. Cuando el pitido del herbidor sonó Alba se levantó del sofá apresurada. Entró a la cocina y apagó el fuego. Cogió un vaso del estante y vació el contenido del herbidor en él. Se aproximó a un armario, lo abrió y se elevó en puntas para lograr alcanzar la cajita que contenía las manzanillas. Cuando la pudo agarrar la abrió dejando ver un montón de sobres totalmente desordenados. Había de diferentes sabores: té verde, té negro, té rojo, manzanilla normal, piña colada, menta, anís, ect. Esa vez se decantó por la piña colada. No era fanática del té, pero se podría decir que si le diesen a elegir, escojeria el té antes que el café.
Cuando por fin el agua del vaso se tornó de un color amarillento retiró el sobre de este y lo tiró a la basura.
Alba tenia pensado pasar la noche estudiando y tomando té, pero una llamada le provocó un cambio de planes.



  • Si la luna se vuelve roja, escucharéis trece campanadas – dijo una voz, digna de película de terror, desde el otro lado del auricular.


Alba temblaba cual hoja de papel. Sus piernas le fallaron y tubo que dejarse caer al suelo de rodillas.



  • ¿Qui-quien eres? - tartamudeó la chica con pánico en sus ojos. Pero tal cual acabó la pregunta, la misteriosa voz fué substituida por el contestador automático.


La oji-marrón, queriendo creer que solo fué una broma telefónica, se sentó de nuevo en el sofá y bebió un gran sorbo del té ya frio.
Al pasar una media hora de estudio un sonido invadió el salón. La morena levantó la cabeza casi de inmediato, asustada. Dudosa volvió ha esconder la cabeza entre los libros, para intentar aprenderse algo más del exámen que habría el dia siguiente a primera hora, pero otro sonido idéntico al anterior volvió a retumbar por la sala. La chica, harta de tanta interrumpción se asomó por la ventana, intentando identificar al listillo que hacía sonar ese espeluznante timbror. Pero al instante de haberse asomado, se arrepintió. Nada más subir la cabeza pudo contemplar como la luna cogía un color rojizo. Y la extraña llamada le vino a la mente. Eso no podia estar pasando. No ha ella. Lentamente fué retrocediendo hasta el centro de la sala, con los ojos llorosos. Y otra vez el sonido, una campanada. La tercera campanada. Sollozos escapaban de su boca, impidiendole pensar en algo práctico. En cualquier idea que le pudiese ayudar. De repente una cuarta campanada se hizo notar.



  • ¡No! - gritó la chica atemorizada.


La quinta campanada sonó.



  • ¡¿Quien eres?! - volvió ha gritar mirando por todos lados.


La sexta campanada.



  • ¡¿Qué quieres de mi?! - preguntó la chica dando vueltas por la habitación.


La septima.



  • ¡¿James?! ¡¿Eres tu?! - preguntó esperanzada.


La octaba.



  • ¡Para James! ¡No tiene grácia! - dijo la morena tirandose de los pelos.


La novena.



  • ¡¡Porfavor!! - gritó aún más fuerte.


La décima.



  • ¡¡Que alguien me ayude!! - rogó corriendo por toda la sala.


La décima-primera.



  • ¡¡Ayuda porfavor!! - gritó intentado abrir la puerta, pero esta estaba atrancada.


La décima-segunda.



  • ¡¡No!! - se lamentó desesperada dejandose caer por la pared – No...


La décima-tercera.


. . .


Alba se levantó. Tenía frio, muchisimo frio. Se miró y vió que llevaba puesta la gabardina, los guantes y la bufanda. Pero aún y así seguia teniendo frio. Observó a su alrrededor. Todo lleno de vegetación. Arboles altísimos en los cuales no se podia diferenciar la copa. Caminó sin rumbo por todo el lugar, esperando encontrar algún río o carretera que le indicase el camino a la ciudad más próxima. Mientras caminaba pensaba en las posibles opciones. Tal vez se durmió estudiando. O en el suelo en el que estaba sentada. Tal vez ni siquiera fué ese dia a la universidad. O no acabó nunca la preparatoria. Lo único que tenia claro era que se estaba montando un cacao tremendo. Tan solo queria volver a casa. Ver a sus padres y a su hermano. Y tal vez reconciliarse con su mejor amiga. Nunca tubo la oportunidad. Nunca supo si perdonarla por lo que le hizo. Y después de meses de súplica, Dafne nunca más le volvió a dirijir la palabra. Y en ese momento, en ese preciso momento, en el que no tenia a nadie a su lado, en el que la necessitaba como nunca antes, justo en ese momento se dió cuenta de lo tanto que la queria. De todo lo que le hacia falta en su vida. Fué en ese momento en el que se dió cuenta de que nunca fué feliz. Que estudiar medicina porqué querían sus padres no era la mejor opción. Que desde un principio tubo que haber hecho lo que ella quería. Lo que siempre quiso pero nunca fué capáz de admitirlo por el qué diría la gente si lo supiera. Siempre tubo que haber seguido su sueño. Siempre tubo que haber sido cantante.




Ficha Aceptada

Alba ¿Como puedes hacer fichas tan violables?
La ame,sobre todo la historia,es hermosa *-*
Bueno,gracias por dejar tu ficha.
Bye
Es algo que me viene de nacimiento jaja :')
La verdad es que me volqué en la descripción psicológica y me dije ¿Que puedo poner yo ahora en la historia para que tenga chispa? Y me vino el poner la conversación con Louis xD

Por cierto espero que no te importe que haya añadido a Harry, como es el nerd pensé que quedaria bien.
avatar


Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/pages/Directioner-no-desde-siempre-pero

Volver arriba Ir abajo

Re: Mentiras en la red /Audiciones Cerradas/ ¡Resultados Publicados!

Mensaje por Slender el Jue 10 Oct 2013, 7:44 am

¡Audicionen! ¿Ves Charlie?,te ayudo a que la gente audicione AJJAJAJ
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mentiras en la red /Audiciones Cerradas/ ¡Resultados Publicados!

Mensaje por Ledger. el Jue 10 Oct 2013, 7:51 am

Vengo a participar Ire por el Louis creepygusta Ya sabes, quería estar en una novela tuya
Gif plz.
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
avatar


Ver perfil de usuario http://www.wattpad.com/user/greenmonster-

Volver arriba Ir abajo

Re: Mentiras en la red /Audiciones Cerradas/ ¡Resultados Publicados!

Mensaje por Slender el Jue 10 Oct 2013, 7:53 am

Ves Charlie,gracias a mi Joker quiere audicionar,si esque... JAJAJA
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mentiras en la red /Audiciones Cerradas/ ¡Resultados Publicados!

Mensaje por happy drug. el Jue 10 Oct 2013, 8:08 am

Jellou, vengo a audicionar  
Soy Effy, pero me puedes llamar Effy, idk como quieras (?). Ahque.
Me encanto la idea, me enamore, además de que amo el programa catfish :(L): 

Espera más tarde mi ficha para hazza, besos.


*inserta gif de Alicia* lo siento estoy en el celu pero cuando este en el computador te pongo el gif (? Besos<3.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mentiras en la red /Audiciones Cerradas/ ¡Resultados Publicados!

Mensaje por Ledger. el Jue 10 Oct 2013, 8:10 am

¿Erroes? Cortes en mis muñecas, lágrimas en mis mejillas.
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen] [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Effy Bürk-stazk(c)

Nombre completo: Perrie Elizabeth Bürk-stazk
Apodo: Effy.
Años: decisiete años de edad.
D.Fisica: Alta, con piernas largas y una tez pálida. En sus mejillas, nariz y parte de sus ojeras tiene unas pecas "invisibles". ¿por qué con comillas? porque nadie sabe que las tiene ya que es dificil de precibirlas. Sus ojos son grandes y azules con cristales brillante comparados con los diamantes. Labios rosados y finos, con una sonrisa de dentadura perfectamente afilada. Es flaca, pero sin compararla con las chicas que sufren de una leve anorexia. Cejas finas, cabello castaño con reflejos rubios. Es liso, largo, a veces ondulado, siempre despeinado.
D.Psicologica: Suele estar siempre seria, solo sonrie para coquetear con los chicos. pero eso paso hace tiempo, cuando sufrió de ciberbullying e inteto suicidarse. Cometio miles de veces los cortes de sus muñecas, y los de prender un cigarro y fumárselo sin creer en las consecuencias. effy es una chica despreocupada, triste y para nada risueña. De pequeña cortaba su cabello poco a poco hasta qu un día descubrio que la llegaban los las orejas, y sus padres le quitaron todo objeto que ueda utilizar para cortarse el cabello. A los catorce años admitio su bulimia, es una chica fuerte y madura, per cuando alguien se enfreta a su forma de vivir...una bestia salvaje y feroz sale de sus más frías entrañas y ataca sin pensar. esa es effy, una payasa de instituto con un futuro horrible. Según ella fea, aunque hermosa para los demás. Enamorada de Louis Tomlinson, un jugador de futbol del instituto, pero a la vez, una de las tantas chicas a las que igora y cree conocer. Effy: la chica de autoestima bajo, según todos.
Chico: Louis Tomlinson.
Historia: Su madre recuerda ese día como si fuese ayer. Era un frío 31 de Octubre. Algunas brisas gélida volaban entre los árboles de Londres, la ciudad inglesa. Una niña acababa de nacer, la llamaron perie Elizabeth, quien en tres años despues descubriría su mote: Effy. Creció en una familia leal y grande, pero cuando ella cumplió ocho años, su abuelo murió. Diciéndolo de esta manera, parece un fallecimiento sin más. pero su madre calló en deperesion, dos de las hermanas de su madre se mudaron a españa, y sus primos mayores de edad se mudaron a italia, Mexico, Alemania uy New York. Ella quedó sola, con una madre enferma, con ocho años, sin nadie que la ayudara. Ese mes, Effy descubrió que su padre murió en un accidente de tráfico. A penas pasados tres meses, comenzo a sufrir de ciberbullying. Con ocho años, ella no sabía que hacer, era su primer ordenador propio. respondía a los insultos de manera educada, pero ellos la decían gorda o estúpida, fea, puta, la aterrorizaba pensar ir a clase de nuevo, no sabía como reacciono. Entre cortes y bulimia maduro. Trece años cumplio cuando la llevaron al psicologo, y la convencio para dejar de vomitar, pero no para dejar de cortarse. Cicatrices profundas y rojas en su piel blanca.
Pero al pasar al instituto y conocer a Luis Tomlinson, jugador de futbol, decidió convencerle de que era el amor de su vida, cambiando su personalidad totalmente: por una risueña, sin un pasado horrible, o unos cortes en sus muñecas. Ambos no sabían en que se habían metido hasta que se conocieron cara a cara.
Rol: La chica de autoestima bajo.
Gustos: Las películas de thriller, o terror. | Los libros, son lo más preciado para ella | AMA el café, y a su madre. | Tiene un erizo que se llama "Niall Watson", le adora.
Disgustos: Desde que sufrió de ciberbullying ya nunca fue la misma, ¿adivinas que es lo que odia?
Estilo: Viste manera en la que gran parte de su carne se ve; mucho escote, mangas cortas, medias de rejilla, faldas florales y cortas. Con maquillaje corrido, haciendola "macarra".
Capitulo o SO echo por ti: Si no te gusta no hay
me cuesta sonreir:
10 de Diciembre | 19:40 p.m. | Australia.



Pasó levemente los dedos por sus muñecas enrojecidas y descubiertas. Los ardores que habitaban en su piel la asesinaban lentamente, tratando de hacerla caer.
Sus ojos se cerraron, dando pasos a pequeñas gotas trasparentes pertenecientes a sus lagrimales.
Era tan débil, tan estúpida.
Seguía pensando en ese día en el que la empujaron contra las taquillas, y la tiraron del pelo. La arañaron, la pegaron. La hicieron sollozar y suplicar piedad. Quedó como una niña inservible más en el instituto.
Cuando la hablaban solía ser para reírse de ella, o de su aspecto descuidado: maquillaje corrido, pelo mal peinado, labios secos, tez pálida.
Aquella chica se estaba muriendo lentamente, sin que nadie lo impidiera.

Abrazo con presión sus piernas.
Los oscuros jeans con los que vestían estaban rotos, al igual que sus la piel de sus rodillas; ahora llenas de sangre.
El rímel comenzó a salir de sus pestañas; aterrizando sobre sus mejillas y labios, o sobre el fantasma de su sonrisa.

No sabía las razones de sus acosadoras, ni la de sus risas al verla sufrir. ¿Acaso era divertido ver como esa chica se cortaba o vomitaba por su culpa? ¿Cómo lloraba por las noches, o gritaba a su hermano que estaba harta de todo aquello, y que se iba a suicidar?

La acera estaba tan fría, y ella tenía tan rota el alma.

Sus brazos blancos comenzaban a temblar al pasar los segundos; a continuacion echó la cabeza hacia atrás y miro al cielo. "¿Este es mi destino?" susurró tartamudeando levemente, "¿esto es lo que espera dios para mi?". Sus piernas se apoyaron en el suelo, y su boca quedo abierta, como sus ojos admirando a los pájaros volar a su alrededor.

Las personas que pasaban a su lado solo susurraban, reían o comentaban su estado repugnante.
La muchacha pudo sentir una presencia a su lado.
Al volver su vista se encontró con un chico moreno y con una sonrisa agradable en su boca. Traía con el una manta de tonos oscuros, como el violeta, el gris o el negro.
Solo sentir la preocupación de un desconocido por ella, hizo que parara de llorar por unos momentos para analizar el rostro del sujeto: barba de varios días, sonrisa dulce, mirada miel, tez morena, pelo negro. Parecía tener algunos tatuajes ocultos, al contrario que los cortes o parte de la piel de sus piernas de la chica.



— Toma —habló, con una voz amable y tierna.



La muchacha se dejó tapar por el chico. Aquel sujeto la ayudo a levantar del suelo, y pidiendo repetidas veces a la gente que les miraba que no ocurría nada, consiguieron hacerse paso entre la multitud.

Los pensamientos de la chica permanecían oscuros, sin vida, sin amor ni compañía. En cambio físicamente, podía sentir los calientes y musculosos brazos del chico presionando los suyos.

Pronto llegaron a un vecindario lleno de flores, casas coloridas y echas de madera, y algunas tiendas en as esquinas.
El moreno se dirigió hacia una casa grisácea. Con una puerta de madera y un banco tapizado en el pequeño porche.
Sacó con rapidez unas llaves de su bolsillo delantero, y abrió la casa en cuestión de segundos.

Aun confusa la chica, entro en aquel hogar sin rechistar, ni tampoco cuestionar la identidad del muchacho.
Allí hacía calor, y olía a comida recién echa —o al menos, aun caliente—.

Se giró, y se encontró con un salón espacioso y lleno de muebles. A su lado derecho había un zapatero con cinco cajones en el centro, y dos puertas a los lados. Las cuales abrió y curioseo el interior: zapatillas, zapatos u otros tipos de calzados, junto a un calzador negro.

La manta resbaló por sus brazos, y ella ni se percato. Aquella casa era hermosa. Mucho además.




— ¿Estas cómoda? —dijo el chico por detrás, descalzándose y colocando el calzado en uno de los dos estantes que tenía el mueble—, Perdón. Yo soy Zayn Malik, 20 años —le ofreció su mano, pero la chica no la acepto, al contrario, le miró confusa y espero a que siguiera hablándola o dándola respuestas—, ¿Cómo te llamas?
— Yo...y...yo... —ella se quedó pensativa, mientras que Zayn solo la miraba divertido—, Soy Mónica.
— ¿Así que Mónica, eh? —sonrío el moreno—, Me gusta tu nombre.
— Gracias.
— No lo agradezcas —pidió el muchacho serio—, Quiero que estés cómoda. Cuando te vi en la calle vine corriendo, deje puesta la comida y agarre la primera cosa que diera calor que encontré —ambos rieron, él siguió preguntándola—: ¿Qué te pasó?



La muchacha de nuevo pensó que sería mala idea contar sus experiencias, pero ese chico, con su sonrisa y sus rasgos musulmanes, le hacían tener valor para hacer cualquier locura.
Respiro hondo, confiada de si misma por primera vez. Y le respondió:

— Verás, yo... —se paró, y se calló nerviosa.
— Puedes confiar en mi, solo quiero ayudarte.
— Hace aproximadamente un mes y medio que sufro de bullying —dijo—, Y me corto sanando mis dolores, aumentándolos sin darme cuenta.
— Madre mía...eso es...horrible.
— Lo sé —bajó su mirada, y sonrío como si hubiese ganado algo—: Pero al menos, tú me ayudaste en el peor momento de mi vida. Gracias.

The end


Última edición por Joker. el Lun 21 Oct 2013, 8:37 am, editado 1 vez
avatar


Ver perfil de usuario http://www.wattpad.com/user/greenmonster-

Volver arriba Ir abajo

Re: Mentiras en la red /Audiciones Cerradas/ ¡Resultados Publicados!

Mensaje por Ledger. el Jue 10 Oct 2013, 8:11 am

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] escribió:Ves Charlie,gracias a mi Joker quiere audicionar,si esque... JAJAJA
Todo gracias a slender, eh, que conste :meh:
avatar


Ver perfil de usuario http://www.wattpad.com/user/greenmonster-

Volver arriba Ir abajo

Ficha fichuda.

Mensaje por happy drug. el Jue 10 Oct 2013, 10:23 am

|Gif de la Representante|
Harry  Styles. || Emily Rudd.

Nombre completo:Melanie George.
Apodo:Mel.
Años,(de 16 a 18):17 años.
D.Fisica:-EDITO-
D.Psicologica:-EDITO-
Chico:Harry Styles.
Historia,(Que concorde con la del chico):-EDITO-
Rol:La popular.
Gustos:-EDITO-
Disgustos:-EDITO-
Estilo:-EDITO-
Capitulo o SO hecho por ti: -EDITO-
Alice in wonderland:

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen][Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mentiras en la red /Audiciones Cerradas/ ¡Resultados Publicados!

Mensaje por Muffin_chocolate el Jue 10 Oct 2013, 1:59 pm

Savannah Bennett
Nombre Completo:
Savannah Rain Bennett
Apodo:
Sawila o Rainy
Edad:
17
Rol:
La de la baja autoestima
Chico:
Louis Tomlinson
Descripción Física
Savannah siempre resaltaba más por su estatura pues era más alta que todas las otras mujeres de su edad esto sumado a su complexión delgada hacen que en ocasiones parezca una muñequita, poseedora de un largo cabello castaño con tirabuzones el cual suele dejar suelto y teñir las puntas de diversos colores desde rojo y rubio hasta rosa y azul, unos grandes ojos marrones enmarcan sus delicadas facciones de niña pequeña, labios suaves, carnosos y de un rosa pálido y algo opaco, cuenta con unas pestañas delgadas y bastante largas, cejas pobladas del mismo color que su cabello.
Descripción Psicológica:
Su nombre no tiene nada que ver con su personalidad; Savannah es callada, tímida, distraída, no es muy sociable; casi no tiene amigos, las únicas personas en la que puede confiar son su familia y ya. Ella esta apegada a ese concepto creado por otras personas llamado: "Las reglas de la vida" ; No confíes en nadie, no esperes nada de nadie. Claro que ella tomo el concepto equivocado. A ella ya no le importa lo que pase con su vida, después de la ida de su madre ya no le importa nada, o casi nada, tal vez quiere ser perfecta para encajar con la sociedad elitista de hoy, cosa que tal vez ya no le importa tanto como antes. Desde la muerte de su madre le gustaría a verla superado y volver a su vida de antes pero simplemente no puede seguir adelante, en lo único que se considera buena esta chica es en mentir. Ser la cinta negra de la mentira; siempre le creerás, nunca sabrás de donde saca escusas tan buenas. Y aunque no lo crea es buena actriz, si ella fuera más pertinente podría tener a mundo en la palma de su mano. Sabe soltar las lagrimas cuando es necesario. Es bastante inteligente; sabe cuando cerrar la boca y cuando abrirla, sabe exactamente que quiere una persona de ella, sabe bastante pero prefiere hacerse la tonta.
Historia:
 Nacida en el seno de una familia con buena posición económica y social acomodada en Yorkshire, Inglaterra, en su infancia pocas cosas hay dignas de recodar, cuando Savannah tenía 14 años su madre murió a causa de cáncer de pulmones. Su padre, un gran empresario con montones de dinero al no tener suficiente tiempo para sus hijos los mando a un psicológico, sin saber que no les serviría de nada. Los hermanos de la chica superaron rápido la muerte de su madre pero la castaña se sometió a una depresión masiva. Su personalidad cambio totalmente, ya no era la misma chica de antes; era más callada, ya no se movía inquieta de un lado a otro y esa gran sonrisa que siempre fue su mejor accesorio se desvaneció. Comenzó a apartarse de toda la sociedad, también se cortaba muy frecuentemente. Dejo de poner atención en la escuela; soñaba despierta prácticamente. Siempre estaba sobre la luna. Descubrió el asombroso mundo de los libros; Los juegos del hambre, Hermosas Criaturas, Crewel, Las tejedoras de destinos. Títulos maravillosos, que leyó miles de veces. Al ser apartada todo el mundo la acosaba. "Inútil, torpe, estúpida, costal de huesos", Si "Costal de huesos" ella era demasiado delgada; aunque seguía con el autoestima por los suelos. Siempre estaba triste y aburrida. Cuando tenia 16 años un día su prima, Andrómeda Darling fue a su casa y no soporto ver a la chica ese estado así que le creo un perfil en internet y la hiso que buscara amigos, claro con una personalidad falsa y fotos de una modelo no muy conocida de su misma edad, lo que la llevo a la mentira a la que ahora esta enredada.
Gustos:
El frio, la lluvia, la oscuridad, los converse, Avril Lavinge, Paramore, leer, dormir, los colores; blanco, negro, gris y azul marino, subir a los arboles muy altos, el invierno y el otoño.
Disgustos:
El deporte, el calor, que haya mucha luz, ver la televisión, usar tacones, la primavera y el verano, hablar en publico, ser el centro de atención, los colores vivos, que la miren mucho tiempo y usar blusas de manga corta, shorts o vestidos.
Estilo:
Siempre suele vestir informal con pantalones vaqueros o mallones  y sudaderas anchas o leggins y camisetas de manga larga o algún suéter de lana, los zapatos más usuales en ella son converse o botas sin tacón, toda la ropa que porta es de color azul marino, blanco, gris o negro.
Capitulo:

Capitulo de mi autoria:
Capitulo Uno



Every time i close my eyes it's like a dark paradise




Podría contar los días que faltan para que se acabe el verano y el otoño se filtre en las hojas, pintándolas de amarillo y rojo. Sin embargo, en ese instante la luz moteada de media tarde ofrecía un espléndido color esmeralda y podía sentir calor en la cara. Mientras el sol me empapara todo era posible. A un lado de la escuela de mi hermana todo se encontraba completamente tranquilo. Como cualquier otro día en Colourblind. Como mi vida. Yo era la única persona en espera de la salida de los niños, claro aún faltaba media hora para que fueran liberados de esa prisión llamada “Escuela primaria”, por la que todas la personas tenemos que pasar. Salí antes de la universidad porque le prometí a Amy que vendría hoy por ella. Me asegure de que nadie me viera y saque el libro que me encontraba leyendo desde hace unos días; Orgullo y Prejuicio. Ese libro me recordaba a mi profesora de francés en la preparatoria. Feminista en extremo. De hecho ahora que lo recuerdo creo que este libro fue el inicio de la revolución feminista, en efecto. Tal vez esa fue la razón de que este libro fuera prohibido por la iglesia, si en este aburrido pueblo la iglesia prohibió varios libros ¿Por qué?, no lo sé y tal vez nunca lo hare.


El timbre de la escuela que marcaba la salida se escuchó estruendosamente en toda la zona. Rápidamente escondí mi libro y me pare de puntillas para ver si mi hermana se encontraba por ahí, así fue, ella estaba ahí; francamente se veía adorable sus ojos verde claro que irradiaban felicidad, su cabello dorado se veía aún más hermoso a la luz del sol, su vestido de flores hacia conjunto con sus zapatos color rosa, añadiendo que sus trencitas y su listón la hacían ver especial, mientras que mis ojos igualmente verde claro probablemente irradiaban cansancio y aburrimiento, tal vez tendría una ojeras gigantes y mi piel parecía descolorida con mi pelo rubio rojizo. Me vería mejor si al menos hubiera tenido el cabello rojo intenso como mi madre, o de un suave tono dorado como mi hermana, pero el mío era tan apagado como el de las monedas sucias.


-Hola, ___-Saludo una voz entrecortada, dando saltos delante de mí.


-Hola, ¿Qué tal tu día?


-Aburrido.


-Lo imagine-Dije con una gran sonrisa en mi rostro-¿Nos vamos?-Amy asintió y la tome de la mano para irnos a casa.





El estruendoso sonido del despertador inundo mis oídos. Me levante de mala gana, la noche anterior termine de leer el increíble libro, era interesante, bastante podría decirse.


-¡Ya levántate ____!-Se escuchó el grito de mi madre desde la cocina.


-¡Ya voy!-Grite de vuelta


Solo quedaban pocos días de verano, pronto comenzaría el otoño y la idea no era muy satisfactoria, por lo menos no para mí. En Colourblind la llegada del otoño solo significaba una cosa; comenzaría a nevar, cosa que mis dos mejores amigas disfrutarían a todo dar. No me quedaba más que conformarme pero disfrutaría al máximo lo que me quedara de este. Así que me vestí con unos shorts negros que quedaban un poco arriba de mi rodilla, una remera blanca de manga corta, sandalias a juego y me deje el cabello suelto. Un leve olor a comida invadió mis fosas nasales, mi estómago dejo soltar un rugido, tenía hambre  “Tal vez porque no cenaste anoche, ___.” Me recordó mi cerebro. Mientras terminaba de arreglarme se me ocurrió pasar mi vista hacia el reloj de mi habitación. ¡7:53!, tenía apurarme o perdería la primera clase de la universidad. Tome mi bolso y baje corriendo las escaleras.


-Se me hace tarde, mamá-Avise a mi madre-Desayunare en la universidad, ¡Adiós, los quiero!


Cerré la puerta y salí corriendo hacia la escuela sin esperar respuesta alguna. El viento hacia que mi cabello volara y mis parpados se abrieran un poco más de lo que debían, me detuve a tropezones cuando vi algo poco usual en este pueblo, una mudanza. Era bastante raro ahí puesto a que todas las personas vivían ahí desde hace varios años y ya nunca se cambiaron de casa o más personas se mudaron aquí en diez años, solo las personas con suerte salían de ahí, ese pueblo tenía tan reducida la comunicación que no tenían Starbucks, las películas que estaban al cine llegaban tan atrasadas que ya estaban en DVD, el internet era más que lento y había escasos centros comerciales que siempre estaban abarrotados de gente. Sacudí la cabeza alejando mis pensamientos y seguí corriendo antes de que se me hiciera más tarde de lo ya era.





Llegue a la universidad en tiempo record, bueno no tan así en el camino sufrí varios inconvenientes; entre ellos: Se me salió una sandalia mientras corría y tuve que regresar por ella, me equivoque de calle porque me seguí y me dolían las tripas porque no había comido absolutamente nada. Toque la puerta del salón de dibujo técnico.


-Pase-Se escuchó desde atrás de la puerta


Empuje la puerta de madera un poco, suficiente para que mi pequeño cuerpo pudiera pasar por ahí. Todas las miradas de la sala se dirigieron a mí, estoy segura de que me he de haber puesto roja de vergüenza. Camine hasta el único asiento disponible, a la esquina y al fondo, Genial.





3 horas en las que estuve a punto de morir, ahora salía a comer. Fui a la cafetería y compre una pizza, un sándwich, una manzana, un panquecito y una soda, no debías ser tan inteligente para saber que tenía hambre. Fui a sentarme en una mesa.


-A que no adivinas lo que paso-Conocía esa voz casi tanto como a la poseedora de esta. Savannah Bennett, mi mejor amiga. Ella era una chica más alta que todas las otras mujeres de su edad esto sumado a su complexión delgada hacían que pareciera una muñequita, tenía un cabello negro y lacio con ojos grises, traía puesto un lindo vestido color celeste con un cinturón azul marino a juego y converse a juego.


-Hola, ¿Cómo estás bien?, yo bien ¿Tu?, Igualmente gracias


-Sáltate esa parte, ____ ¿quieres saber o no?-Cuestiono la chica sentándose en una silla ubicada a un lado de la mía.


-Ya dime, Savannah.


-Ok, fue épico, yo estaba ahí y tú debiste estarlo, nunca imagine que pudiera pasar era como imposible…


-Ve al grano-La interrumpí.


-Que amargada-Continuo hablando-Así cuando llegue me encontré con Perrie y como todos los días, nos sentamos en la banca de siempre y entonces llego Zayn Mailk-Abrí la boca-Si lo sé y le dijo que si quería salir-Mis ojos se abrieron como platos esta vez y pegue un grito ahogado-Ella le dijo que si y fue épico porque debiste ver a Pezza, parecía un tomate.


-Oh mi dios, llegas tarde y de todo lo que te pierdes-Comente, ella rio-No adivinaras lo que vi esta mañana.


-Creo que ese término ya lo use yo.


-Sí, sí, sí. Cállate, vi…..una mudanza.-Use un efecto de emoción.


-¿Enserio?


-Sí, lo juro.-Levante mi mano en señas de juramento


-Wow, no ha habido una aquí desde hace 10 años.


-Lo mismo pensé yo en la mañana.


-¿Qué pensaste esta mañana?-Una persona se unió a la conversación. Harry Styles, mi mejor amigo. Un chico alto, con rulos, ojos verdes, linda sonrisa y un conquistador profesional de mujeres. Vestía una camisa negra y pantalones de jean.


-Que no ha habido aquí una mudanza en 10 años, Harry-Explique


-Aah, eso es cierto. ¿Traerán chicas lindas?


-¿Solo piensas en mujeres, Hazza?-Cuestiono Savannah


-Y tú solo en hombres, Sawila.


-Toche. ¿Traerán chicos lindos?


Me pegue en la frente con la palma de mi mano, en señal de frustración, esos dos son un caso perdido y lo peor de todo, son hermanastros pero se llevan bastante bien.


-Se ve que tenías hambre, ___.


-Si no desayune…iba algo tarde.


-Tu cuando no-Afirmo otra voz uniéndose a la conversación. Perrie Edwards, mi otra mejor amiga. Ella era una chica de cabello rubio claro, ojos azules hermosos, finas facciones y cuerpo envidiable. Vestía un pantalón de jean, una remera morada y sandalias a juego.


-Es que nadie dice “Hola”, ¿Qué hise yo para merecer esto?


-Hola-Dijeron mis 3 acompañantes al unísono


-Así está mejor.


-Me duele el trasero-Exclamo la pelinegra.


-¡Savannah esas cosas no se dicen!-La reprendió Perrie


-Pero son ustedes, ¿Qué podría pasar?


-Nunca conseguirás un novio-Bromeo Harry


-Por lo menos yo no seré un viejo gordo, calvo y ermitaño que se rasca la panza mientras ve infomerciales en la televisión y que tiene doce gatos-Se defendió de la broma, pero el tono jocoso se hacía notar en su voz.


-Me ofendes, niña. Yo no perderé mis rizos sexys.


-Soy mayor que tú, Hazz y tus rizos no son sexys pareces un algodón de azúcar café.


Perrie y yo intercambiamos miradas, esos dos iniciaban peleas estúpidas que duraban horas, ambas nos paramos y nos fuimos a caminar.


-Esos dos algún día terminaran matándose-Perrie negó con la cabeza, yo puse una sonrisa pícara en mi rostro, ella lo noto-¿Qué?


-Así que ¿Mailk, eh?


Las mejillas de la chica se pusieron rojas a más no poder.


-Recuérdame matar a Savannah cuando la vuelva a ver.


-Lo hare.


-Matare a esa mujer y a su dolido trasero.-Reí por sus ocurrencias


-En la mañana vi una mudanza.


-Eso es bastante raro, será el tema principal de los chismes toda la semana.


-Eso puedo asegurarlo. Oye pero ya enserio ¿Mailk?


-Bueno, me tomo desprevenida nunca me imaginé que yo le gustara o algo así.


-¿Cuándo vas a salir con él?


-El viernes, no sé dónde planea llevarme, no hay nada interesante en este pueblo.


-Y nunca lo habrá.


-Logre alcanzarlas, mi condición física está mejorando-Savannah se metió en medio de nosotras dos.


-Pezza, creo que tienes algo pendiente-Le recordé a la rubia, si soy mala.


-¿Qué?-Le señale a la chica en medio de nosotras con mi cabeza-Ah, Savannah Rain Bennett, te matare sádicamente mañana.


-Esperaba algo mejor de ti, Pezza-La verdad, si me decepciono.


-Es que tengo flojera.


-Tú siempre tienes flojera-Dijo la pelinegra.


-Y a ti siempre te duele el trasero, tienes hambre o sueño; así que no te quejes-Contraataco Perrie.


-Oye Sawila, no es por nada pero ¿Qué hace unos minutos no estabas cómodamente peleándote con tu hermano?


-Sí…


-Y entonces ¿tus peleas con Harry suelen durar un poco más, no?-Volví a preguntar


-Si pero llego esa cosa que hace llamar “Boobear”-Hizo comillas aéreas.


-Eres un caso perdido-Dijo la rubia con un gesto decidido.


-Lo sé perfectamente-Afirmo.





Llegue a mi casa y lo primero que hise fue: aventar mi bolso y tirarme en el sillón principal de la sala. No había nadie en casa, normal un martes. Amy estaba en sus clases de ballet, Papá trabajado. Como siempre. Y Mamá en el supermercado comprando todo lo que se necesita para la semana- ya que el día anterior no lo había hecho-, o fue a esperar a que mi hermana saliera de su clase.


Encendí la televisión, no tenía tarea. Busque algo interesante pero no había absolutamente nada bueno. Me levante a la cocina y fui por una manzana, subí escaleras arriba con dirección a mi cuarto. Entre a mi pieza que consistía de una cama individual, una mesita de noche con dos cajones y una lámpara encima, un closet color caoba, un estante blanco con varios libros; prohibidos y permitidos, cuatro paredes color rosa claro con varios cuadros y dibujos -hechos por mí- puestos en ellas, en la esquina de la habitación junto a la ventana se encontraba mi escritorio con todos mis lápices, pinturas, colores, gises y más materiales de arte. Cabe mencionar que estudio una carrera de arte en la universidad. En otro rincón de la habitación se localizaba mi tocador, poseedor de un gran espejo. Por mi amplia ventana se podía apreciar el bosque, mi casa estaba a la entrada del gran bosque de Colourblind, la entrada no estaba permitida pero cuando Savannah, Perrie y yo éramos pequeñas íbamos todo el tiempo en busca de una aventura pero ya no lo hacíamos más desde que el padre de Savannah se casó con la mamá de Harry. No había tenido una aventura desde entonces y eso fue hace nueve años, ahora tengo veinte y no pasa nada interesante en mi vida. Recuerdo que en el bosque había un lago, un lago cristalino que dejaba que los peces se vieran, había bastantes flores; entre ellas orquídeas, rosas, violetas, claveles y tulipanes. El aire puro podía respirarse con facilidad, era tan relajante. Suspire recordando esos preciosos momentos, que no volverán.


Sentí ganas de llorar, como extrañaba esos tiempos, no sé porque ya no lo hacíamos más. Me levante aun con las lágrimas amenazando a salir de mis ojos y tome mi libro favorito; “Como matar a un ruiseñor”, adoraba ese libro, claro que no se trataba de como matar al pájaro si no de…otras cosas.





Dormía plácidamente en mi cama pero una idea en mi mente me obligo a despertarme. Tome una hoja blanca y el primer lápiz que encontré y comencé a dibujar, sin saber lo que hacía. No podía detenerme, mi mano ya no respondía a mis órdenes, era como si tuviera vida propia. Deslice mi vista hacia el reloj de mi habitación que marcaba la media noche. Mi mano se detuvo, mire el dibujo, era un chico. Por primera vez en mi vida sentí miedo, miedo de verdad. Nunca había visto a esa persona. Guarde el dibujo lo más rápido que pude en el interior del cajón principal de mi mesita de noche. Con la respiración agitada pregunte en un susurro:


-¿Qué demonios me paso?





-Me estoy volviendo loca-Comente mientras comíamos


-¿Por qué?-Pregunto mi rubia amiga.


-No le digan a nadie, esto va para ti, Savannah-La mencionada bajo la cabeza-.Ayer me desperté a medianoche y me puse a dibujar como desquiciada, no sabía que era lo que estaba dibujando, cuando deje de dibujar me di cuenta de que era una persona.


Mis acompañantes cruzaron miradas con los ojos como platos.


-¿Qué?-Cuestione


-Nada-Dijeron ambas al unísono con un cierto tono de nerviosismo en su voz.


-Ams. Oye Perrie recuerdas lo que te dije esta mañana que teníamos que hacer.


-¿Qué me dijist…-La chica le lanzo una mirada furiosa-.Aah, si eso. ____, tenemos que hacer algo, te vemos luego.-Cuando termino esa frase Savannah la jalo del brazo a la rubia y se fue, que raras. Pero ahora que lo pienso ¿Por qué ellas deberían saber algo?





-Hola __-Me saludo Harry, se veía cansado y somnoliento.


-Hola, Hazz ¿Por qué tan cansado?


-Es que estuve haciendo…cosas-Dijo de repente.


-¿Cosas?-Levante una ceja.


-Sí, cosas.


-Dimeee-Alargue la palabra


-No.


-Es una de tus cosas pervertidas, es lo más seguro.


-No, pero cuéntame…Que ha sido de tu vida en estas últimas horas.


-No evites el tema.


-¿Qué tema?


-¡No hagas eso!


-¿Hacer qué?


-Ash.-Harry comenzó a reírse como loco y yo lo mire con cara de pocos amigos.


-Creo que vivir en la misma casa que Savannah te ha hecho daño.


-¿Por qué?


-Porque así es ella. Y deja de hacer preguntas.


-Si…Oye Savannah me dijo que…-Lo interrumpí


-¿Te lo dijo?...Oh la matare, yo le dije que no dijera nada, esa mujer tiene alma de reportera, le dice todo a todos.


-Ella solo me dijo que te dijera que la acompañaras a la biblioteca un libro… ¿Hay algo de lo que no debía enterarme?


-Si bueno no ¿Quiere que la acompañe?


-¿De que no debo enterarme?...Anda dime soy tu mejor amigo.-Hiso un puchero


-Ok, te lo diré…
Gif:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mentiras en la red /Audiciones Cerradas/ ¡Resultados Publicados!

Mensaje por carlota malik el Jue 10 Oct 2013, 8:28 pm

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] escribió:
Savannah Bennett
Nombre Completo:
Savannah Rain Bennett
Apodo:
Sawila o Rainy
Edad:
17
Rol:
La de la baja autoestima
Chico:
Louis Tomlinson
Descripción Física
Savannah siempre resaltaba más por su estatura pues era más alta que todas las otras mujeres de su edad esto sumado a su complexión delgada hacen que en ocasiones parezca una muñequita, poseedora de un largo cabello castaño con tirabuzones el cual suele dejar suelto y teñir las puntas de diversos colores desde rojo y rubio hasta rosa y azul, unos grandes ojos marrones enmarcan sus delicadas facciones de niña pequeña, labios suaves, carnosos y de un rosa pálido y algo opaco, cuenta con unas pestañas delgadas y bastante largas, cejas pobladas del mismo color que su cabello.
Descripción Psicológica:
Su nombre no tiene nada que ver con su personalidad; Savannah es callada, tímida, distraída, no es muy sociable; casi no tiene amigos, las únicas personas en la que puede confiar son su familia y ya. Ella esta apegada a ese concepto creado por otras personas llamado: "Las reglas de la vida" ; No confíes en nadie, no esperes nada de nadie. Claro que ella tomo el concepto equivocado. A ella ya no le importa lo que pase con su vida, después de la ida de su madre ya no le importa nada, o casi nada, tal vez quiere ser perfecta para encajar con la sociedad elitista de hoy, cosa que tal vez ya no le importa tanto como antes. Desde la muerte de su madre le gustaría a verla superado y volver a su vida de antes pero simplemente no puede seguir adelante, en lo único que se considera buena esta chica es en mentir. Ser la cinta negra de la mentira; siempre le creerás, nunca sabrás de donde saca escusas tan buenas. Y aunque no lo crea es buena actriz, si ella fuera más pertinente podría tener a mundo en la palma de su mano. Sabe soltar las lagrimas cuando es necesario. Es bastante inteligente; sabe cuando cerrar la boca y cuando abrirla, sabe exactamente que quiere una persona de ella, sabe bastante pero prefiere hacerse la tonta.
Historia:
 Nacida en el seno de una familia con buena posición económica y social acomodada en Yorkshire, Inglaterra, en su infancia pocas cosas hay dignas de recodar, cuando Savannah tenía 14 años su madre murió a causa de cáncer de pulmones. Su padre, un gran empresario con montones de dinero al no tener suficiente tiempo para sus hijos los mando a un psicológico, sin saber que no les serviría de nada. Los hermanos de la chica superaron rápido la muerte de su madre pero la castaña se sometió a una depresión masiva. Su personalidad cambio totalmente, ya no era la misma chica de antes; era más callada, ya no se movía inquieta de un lado a otro y esa gran sonrisa que siempre fue su mejor accesorio se desvaneció. Comenzó a apartarse de toda la sociedad, también se cortaba muy frecuentemente. Dejo de poner atención en la escuela; soñaba despierta prácticamente. Siempre estaba sobre la luna. Descubrió el asombroso mundo de los libros; Los juegos del hambre, Hermosas Criaturas, Crewel, Las tejedoras de destinos. Títulos maravillosos, que leyó miles de veces. Al ser apartada todo el mundo la acosaba. "Inútil, torpe, estúpida, costal de huesos", Si "Costal de huesos" ella era demasiado delgada; aunque seguía con el autoestima por los suelos. Siempre estaba triste y aburrida. Cuando tenia 16 años un día su prima, Andrómeda Darling fue a su casa y no soporto ver a la chica ese estado así que le creo un perfil en internet y la hiso que buscara amigos, claro con una personalidad falsa y fotos de una modelo no muy conocida de su misma edad, lo que la llevo a la mentira a la que ahora esta enredada.
Gustos:
El frio, la lluvia, la oscuridad, los converse, Avril Lavinge, Paramore, leer, dormir, los colores; blanco, negro, gris y azul marino, subir a los arboles muy altos, el invierno y el otoño.
Disgustos:
El deporte, el calor, que haya mucha luz, ver la televisión, usar tacones, la primavera y el verano, hablar en publico, ser el centro de atención, los colores vivos, que la miren mucho tiempo y usar blusas de manga corta, shorts o vestidos.
Estilo:
Siempre suele vestir informal con pantalones vaqueros o mallones  y sudaderas anchas o leggins y camisetas de manga larga o algún suéter de lana, los zapatos más usuales en ella son converse o botas sin tacón, toda la ropa que porta es de color azul marino, blanco, gris o negro.
Capitulo:

Capitulo de mi autoria:
Capitulo Uno



Every time i close my eyes it's like a dark paradise




Podría contar los días que faltan para que se acabe el verano y el otoño se filtre en las hojas, pintándolas de amarillo y rojo. Sin embargo, en ese instante la luz moteada de media tarde ofrecía un espléndido color esmeralda y podía sentir calor en la cara. Mientras el sol me empapara todo era posible. A un lado de la escuela de mi hermana todo se encontraba completamente tranquilo. Como cualquier otro día en Colourblind. Como mi vida. Yo era la única persona en espera de la salida de los niños, claro aún faltaba media hora para que fueran liberados de esa prisión llamada “Escuela primaria”, por la que todas la personas tenemos que pasar. Salí antes de la universidad porque le prometí a Amy que vendría hoy por ella. Me asegure de que nadie me viera y saque el libro que me encontraba leyendo desde hace unos días; Orgullo y Prejuicio. Ese libro me recordaba a mi profesora de francés en la preparatoria. Feminista en extremo. De hecho ahora que lo recuerdo creo que este libro fue el inicio de la revolución feminista, en efecto. Tal vez esa fue la razón de que este libro fuera prohibido por la iglesia, si en este aburrido pueblo la iglesia prohibió varios libros ¿Por qué?, no lo sé y tal vez nunca lo hare.


El timbre de la escuela que marcaba la salida se escuchó estruendosamente en toda la zona. Rápidamente escondí mi libro y me pare de puntillas para ver si mi hermana se encontraba por ahí, así fue, ella estaba ahí; francamente se veía adorable sus ojos verde claro que irradiaban felicidad, su cabello dorado se veía aún más hermoso a la luz del sol, su vestido de flores hacia conjunto con sus zapatos color rosa, añadiendo que sus trencitas y su listón la hacían ver especial, mientras que mis ojos igualmente verde claro probablemente irradiaban cansancio y aburrimiento, tal vez tendría una ojeras gigantes y mi piel parecía descolorida con mi pelo rubio rojizo. Me vería mejor si al menos hubiera tenido el cabello rojo intenso como mi madre, o de un suave tono dorado como mi hermana, pero el mío era tan apagado como el de las monedas sucias.


-Hola, ___-Saludo una voz entrecortada, dando saltos delante de mí.


-Hola, ¿Qué tal tu día?


-Aburrido.


-Lo imagine-Dije con una gran sonrisa en mi rostro-¿Nos vamos?-Amy asintió y la tome de la mano para irnos a casa.





El estruendoso sonido del despertador inundo mis oídos. Me levante de mala gana, la noche anterior termine de leer el increíble libro, era interesante, bastante podría decirse.


-¡Ya levántate ____!-Se escuchó el grito de mi madre desde la cocina.


-¡Ya voy!-Grite de vuelta


Solo quedaban pocos días de verano, pronto comenzaría el otoño y la idea no era muy satisfactoria, por lo menos no para mí. En Colourblind la llegada del otoño solo significaba una cosa; comenzaría a nevar, cosa que mis dos mejores amigas disfrutarían a todo dar. No me quedaba más que conformarme pero disfrutaría al máximo lo que me quedara de este. Así que me vestí con unos shorts negros que quedaban un poco arriba de mi rodilla, una remera blanca de manga corta, sandalias a juego y me deje el cabello suelto. Un leve olor a comida invadió mis fosas nasales, mi estómago dejo soltar un rugido, tenía hambre  “Tal vez porque no cenaste anoche, ___.” Me recordó mi cerebro. Mientras terminaba de arreglarme se me ocurrió pasar mi vista hacia el reloj de mi habitación. ¡7:53!, tenía apurarme o perdería la primera clase de la universidad. Tome mi bolso y baje corriendo las escaleras.


-Se me hace tarde, mamá-Avise a mi madre-Desayunare en la universidad, ¡Adiós, los quiero!


Cerré la puerta y salí corriendo hacia la escuela sin esperar respuesta alguna. El viento hacia que mi cabello volara y mis parpados se abrieran un poco más de lo que debían, me detuve a tropezones cuando vi algo poco usual en este pueblo, una mudanza. Era bastante raro ahí puesto a que todas las personas vivían ahí desde hace varios años y ya nunca se cambiaron de casa o más personas se mudaron aquí en diez años, solo las personas con suerte salían de ahí, ese pueblo tenía tan reducida la comunicación que no tenían Starbucks, las películas que estaban al cine llegaban tan atrasadas que ya estaban en DVD, el internet era más que lento y había escasos centros comerciales que siempre estaban abarrotados de gente. Sacudí la cabeza alejando mis pensamientos y seguí corriendo antes de que se me hiciera más tarde de lo ya era.





Llegue a la universidad en tiempo record, bueno no tan así en el camino sufrí varios inconvenientes; entre ellos: Se me salió una sandalia mientras corría y tuve que regresar por ella, me equivoque de calle porque me seguí y me dolían las tripas porque no había comido absolutamente nada. Toque la puerta del salón de dibujo técnico.


-Pase-Se escuchó desde atrás de la puerta


Empuje la puerta de madera un poco, suficiente para que mi pequeño cuerpo pudiera pasar por ahí. Todas las miradas de la sala se dirigieron a mí, estoy segura de que me he de haber puesto roja de vergüenza. Camine hasta el único asiento disponible, a la esquina y al fondo, Genial.





3 horas en las que estuve a punto de morir, ahora salía a comer. Fui a la cafetería y compre una pizza, un sándwich, una manzana, un panquecito y una soda, no debías ser tan inteligente para saber que tenía hambre. Fui a sentarme en una mesa.


-A que no adivinas lo que paso-Conocía esa voz casi tanto como a la poseedora de esta. Savannah Bennett, mi mejor amiga. Ella era una chica más alta que todas las otras mujeres de su edad esto sumado a su complexión delgada hacían que pareciera una muñequita, tenía un cabello negro y lacio con ojos grises, traía puesto un lindo vestido color celeste con un cinturón azul marino a juego y converse a juego.


-Hola, ¿Cómo estás bien?, yo bien ¿Tu?, Igualmente gracias


-Sáltate esa parte, ____ ¿quieres saber o no?-Cuestiono la chica sentándose en una silla ubicada a un lado de la mía.


-Ya dime, Savannah.


-Ok, fue épico, yo estaba ahí y tú debiste estarlo, nunca imagine que pudiera pasar era como imposible…


-Ve al grano-La interrumpí.


-Que amargada-Continuo hablando-Así cuando llegue me encontré con Perrie y como todos los días, nos sentamos en la banca de siempre y entonces llego Zayn Mailk-Abrí la boca-Si lo sé y le dijo que si quería salir-Mis ojos se abrieron como platos esta vez y pegue un grito ahogado-Ella le dijo que si y fue épico porque debiste ver a Pezza, parecía un tomate.


-Oh mi dios, llegas tarde y de todo lo que te pierdes-Comente, ella rio-No adivinaras lo que vi esta mañana.


-Creo que ese término ya lo use yo.


-Sí, sí, sí. Cállate, vi…..una mudanza.-Use un efecto de emoción.


-¿Enserio?


-Sí, lo juro.-Levante mi mano en señas de juramento


-Wow, no ha habido una aquí desde hace 10 años.


-Lo mismo pensé yo en la mañana.


-¿Qué pensaste esta mañana?-Una persona se unió a la conversación. Harry Styles, mi mejor amigo. Un chico alto, con rulos, ojos verdes, linda sonrisa y un conquistador profesional de mujeres. Vestía una camisa negra y pantalones de jean.


-Que no ha habido aquí una mudanza en 10 años, Harry-Explique


-Aah, eso es cierto. ¿Traerán chicas lindas?


-¿Solo piensas en mujeres, Hazza?-Cuestiono Savannah


-Y tú solo en hombres, Sawila.


-Toche. ¿Traerán chicos lindos?


Me pegue en la frente con la palma de mi mano, en señal de frustración, esos dos son un caso perdido y lo peor de todo, son hermanastros pero se llevan bastante bien.


-Se ve que tenías hambre, ___.


-Si no desayune…iba algo tarde.


-Tu cuando no-Afirmo otra voz uniéndose a la conversación. Perrie Edwards, mi otra mejor amiga. Ella era una chica de cabello rubio claro, ojos azules hermosos, finas facciones y cuerpo envidiable. Vestía un pantalón de jean, una remera morada y sandalias a juego.


-Es que nadie dice “Hola”, ¿Qué hise yo para merecer esto?


-Hola-Dijeron mis 3 acompañantes al unísono


-Así está mejor.


-Me duele el trasero-Exclamo la pelinegra.


-¡Savannah esas cosas no se dicen!-La reprendió Perrie


-Pero son ustedes, ¿Qué podría pasar?


-Nunca conseguirás un novio-Bromeo Harry


-Por lo menos yo no seré un viejo gordo, calvo y ermitaño que se rasca la panza mientras ve infomerciales en la televisión y que tiene doce gatos-Se defendió de la broma, pero el tono jocoso se hacía notar en su voz.


-Me ofendes, niña. Yo no perderé mis rizos sexys.


-Soy mayor que tú, Hazz y tus rizos no son sexys pareces un algodón de azúcar café.


Perrie y yo intercambiamos miradas, esos dos iniciaban peleas estúpidas que duraban horas, ambas nos paramos y nos fuimos a caminar.


-Esos dos algún día terminaran matándose-Perrie negó con la cabeza, yo puse una sonrisa pícara en mi rostro, ella lo noto-¿Qué?


-Así que ¿Mailk, eh?


Las mejillas de la chica se pusieron rojas a más no poder.


-Recuérdame matar a Savannah cuando la vuelva a ver.


-Lo hare.


-Matare a esa mujer y a su dolido trasero.-Reí por sus ocurrencias


-En la mañana vi una mudanza.


-Eso es bastante raro, será el tema principal de los chismes toda la semana.


-Eso puedo asegurarlo. Oye pero ya enserio ¿Mailk?


-Bueno, me tomo desprevenida nunca me imaginé que yo le gustara o algo así.


-¿Cuándo vas a salir con él?


-El viernes, no sé dónde planea llevarme, no hay nada interesante en este pueblo.


-Y nunca lo habrá.


-Logre alcanzarlas, mi condición física está mejorando-Savannah se metió en medio de nosotras dos.


-Pezza, creo que tienes algo pendiente-Le recordé a la rubia, si soy mala.


-¿Qué?-Le señale a la chica en medio de nosotras con mi cabeza-Ah, Savannah Rain Bennett, te matare sádicamente mañana.


-Esperaba algo mejor de ti, Pezza-La verdad, si me decepciono.


-Es que tengo flojera.


-Tú siempre tienes flojera-Dijo la pelinegra.


-Y a ti siempre te duele el trasero, tienes hambre o sueño; así que no te quejes-Contraataco Perrie.


-Oye Sawila, no es por nada pero ¿Qué hace unos minutos no estabas cómodamente peleándote con tu hermano?


-Sí…


-Y entonces ¿tus peleas con Harry suelen durar un poco más, no?-Volví a preguntar


-Si pero llego esa cosa que hace llamar “Boobear”-Hizo comillas aéreas.


-Eres un caso perdido-Dijo la rubia con un gesto decidido.


-Lo sé perfectamente-Afirmo.





Llegue a mi casa y lo primero que hise fue: aventar mi bolso y tirarme en el sillón principal de la sala. No había nadie en casa, normal un martes. Amy estaba en sus clases de ballet, Papá trabajado. Como siempre. Y Mamá en el supermercado comprando todo lo que se necesita para la semana- ya que el día anterior no lo había hecho-, o fue a esperar a que mi hermana saliera de su clase.


Encendí la televisión, no tenía tarea. Busque algo interesante pero no había absolutamente nada bueno. Me levante a la cocina y fui por una manzana, subí escaleras arriba con dirección a mi cuarto. Entre a mi pieza que consistía de una cama individual, una mesita de noche con dos cajones y una lámpara encima, un closet color caoba, un estante blanco con varios libros; prohibidos y permitidos, cuatro paredes color rosa claro con varios cuadros y dibujos -hechos por mí- puestos en ellas, en la esquina de la habitación junto a la ventana se encontraba mi escritorio con todos mis lápices, pinturas, colores, gises y más materiales de arte. Cabe mencionar que estudio una carrera de arte en la universidad. En otro rincón de la habitación se localizaba mi tocador, poseedor de un gran espejo. Por mi amplia ventana se podía apreciar el bosque, mi casa estaba a la entrada del gran bosque de Colourblind, la entrada no estaba permitida pero cuando Savannah, Perrie y yo éramos pequeñas íbamos todo el tiempo en busca de una aventura pero ya no lo hacíamos más desde que el padre de Savannah se casó con la mamá de Harry. No había tenido una aventura desde entonces y eso fue hace nueve años, ahora tengo veinte y no pasa nada interesante en mi vida. Recuerdo que en el bosque había un lago, un lago cristalino que dejaba que los peces se vieran, había bastantes flores; entre ellas orquídeas, rosas, violetas, claveles y tulipanes. El aire puro podía respirarse con facilidad, era tan relajante. Suspire recordando esos preciosos momentos, que no volverán.


Sentí ganas de llorar, como extrañaba esos tiempos, no sé porque ya no lo hacíamos más. Me levante aun con las lágrimas amenazando a salir de mis ojos y tome mi libro favorito; “Como matar a un ruiseñor”, adoraba ese libro, claro que no se trataba de como matar al pájaro si no de…otras cosas.





Dormía plácidamente en mi cama pero una idea en mi mente me obligo a despertarme. Tome una hoja blanca y el primer lápiz que encontré y comencé a dibujar, sin saber lo que hacía. No podía detenerme, mi mano ya no respondía a mis órdenes, era como si tuviera vida propia. Deslice mi vista hacia el reloj de mi habitación que marcaba la media noche. Mi mano se detuvo, mire el dibujo, era un chico. Por primera vez en mi vida sentí miedo, miedo de verdad. Nunca había visto a esa persona. Guarde el dibujo lo más rápido que pude en el interior del cajón principal de mi mesita de noche. Con la respiración agitada pregunte en un susurro:


-¿Qué demonios me paso?





-Me estoy volviendo loca-Comente mientras comíamos


-¿Por qué?-Pregunto mi rubia amiga.


-No le digan a nadie, esto va para ti, Savannah-La mencionada bajo la cabeza-.Ayer me desperté a medianoche y me puse a dibujar como desquiciada, no sabía que era lo que estaba dibujando, cuando deje de dibujar me di cuenta de que era una persona.


Mis acompañantes cruzaron miradas con los ojos como platos.


-¿Qué?-Cuestione


-Nada-Dijeron ambas al unísono con un cierto tono de nerviosismo en su voz.


-Ams. Oye Perrie recuerdas lo que te dije esta mañana que teníamos que hacer.


-¿Qué me dijist…-La chica le lanzo una mirada furiosa-.Aah, si eso. ____, tenemos que hacer algo, te vemos luego.-Cuando termino esa frase Savannah la jalo del brazo a la rubia y se fue, que raras. Pero ahora que lo pienso ¿Por qué ellas deberían saber algo?





-Hola __-Me saludo Harry, se veía cansado y somnoliento.


-Hola, Hazz ¿Por qué tan cansado?


-Es que estuve haciendo…cosas-Dijo de repente.


-¿Cosas?-Levante una ceja.


-Sí, cosas.


-Dimeee-Alargue la palabra


-No.


-Es una de tus cosas pervertidas, es lo más seguro.


-No, pero cuéntame…Que ha sido de tu vida en estas últimas horas.


-No evites el tema.


-¿Qué tema?


-¡No hagas eso!


-¿Hacer qué?


-Ash.-Harry comenzó a reírse como loco y yo lo mire con cara de pocos amigos.


-Creo que vivir en la misma casa que Savannah te ha hecho daño.


-¿Por qué?


-Porque así es ella. Y deja de hacer preguntas.


-Si…Oye Savannah me dijo que…-Lo interrumpí


-¿Te lo dijo?...Oh la matare, yo le dije que no dijera nada, esa mujer tiene alma de reportera, le dice todo a todos.


-Ella solo me dijo que te dijera que la acompañaras a la biblioteca un libro… ¿Hay algo de lo que no debía enterarme?


-Si bueno no ¿Quiere que la acompañe?


-¿De que no debo enterarme?...Anda dime soy tu mejor amigo.-Hiso un puchero


-Ok, te lo diré…
Gif:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
Ficha Aceptada

Oh Gosh,que cosa tan perfecta.
Si te soy sincera no se que are,tengo ya 3 fichas de Louis y las 3 son geniales,va a ser dificil...
Bueno,estuvo muy violable tu ficha :D
Gracias por participar,Bye
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mentiras en la red /Audiciones Cerradas/ ¡Resultados Publicados!

Mensaje por carlota malik el Jue 10 Oct 2013, 9:54 pm

Okay chicas,si audicionan les regalo una cita con el follable Slender JAJAJAAJ
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mentiras en la red /Audiciones Cerradas/ ¡Resultados Publicados!

Mensaje por Slender el Jue 10 Oct 2013, 9:55 pm

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] escribió:Okay chicas,si audicionan les regalo una cita con el follable Slender JAJAJAAJ

¡¿Oye?!
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mentiras en la red /Audiciones Cerradas/ ¡Resultados Publicados!

Mensaje por carlota malik el Jue 10 Oct 2013, 9:57 pm

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] escribió:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] escribió:Okay chicas,si audicionan les regalo una cita con el follable Slender JAJAJAAJ

¡¿Oye?!

JAAJJAJ ¿Que? Venga ya Slender,lo estas deseando ;)
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mentiras en la red /Audiciones Cerradas/ ¡Resultados Publicados!

Mensaje por Slender el Jue 10 Oct 2013, 10:09 pm

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] escribió:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] escribió:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] escribió:Okay chicas,si audicionan les regalo una cita con el follable Slender JAJAJAAJ

¡¿Oye?!

JAAJJAJ ¿Que? Venga ya Slender,lo estas deseando ;)
¡Callate Charls! Eso era un secreto JAJAJA
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mentiras en la red /Audiciones Cerradas/ ¡Resultados Publicados!

Mensaje por Ledger. el Vie 11 Oct 2013, 7:44 am

Slendi esta desesperado.
avatar


Ver perfil de usuario http://www.wattpad.com/user/greenmonster-

Volver arriba Ir abajo

Re: Mentiras en la red /Audiciones Cerradas/ ¡Resultados Publicados!

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado



Volver arriba Ir abajo

Página 3 de 10. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.