O W N
¡Conéctate y ven a divertirte con nosotr@s! :)
Si no estás registrado, hazlo y forma parte de nuestra gran comunidad.
¡La administración ha modificado otra vez el foro, y los Invitados ya pueden ver todas las secciones! Aún así, para comentar y crear temas debes tener una cuenta.

Cualquier duda, queja o sugerencia que quieras darle al staff, éste es nuestro facebook: https://www.facebook.com/onlywebnovels

¡IMPORTANTE!, los Mensajes Privados de los Invitados no serán respondidos por la administración. Te esperamos en nuestro facebook (:

Atte: Staff OnlyWns.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Me, myself and I.
Hoy a las 5:27 pm por CNCOwner.

» Heroes. (Muro Interactivo)
Hoy a las 4:51 pm por Jones.

» The Selection
Hoy a las 4:47 pm por Kurisu

» Just, I´m Crazy {Pvt
Hoy a las 12:01 pm por Rebel

» ¿Es posible el amor? Draco y tú
Hoy a las 9:47 am por Butterfly199225

» «Go back to Uk» [Harry S.]
Hoy a las 4:18 am por Butterfly199225

» fallen angels [muro]
Ayer a las 11:41 pm por jackson.

» bitter battlefield.{muro interactivo.
Ayer a las 7:53 pm por blackstairs

» Coffee at morning
Ayer a las 7:52 pm por peraulata

novedades

00 . 01 Anuncios del mes febrero.
00 . 02 Actualización del PROTOCOLO, nueva medida obligatoria de avatares.
00 . 03 Remodelación del foro febrero del 2017.
00 . 00 Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit.
administradora
Rumplestiltskin. ϟ Jenn.
miembros del staff
Beta readers
ϟ hypatia.
aka Kate.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ dépayser
aka Lea.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ youngjae
aka .
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Stark.
aka Cande.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Baneo
ϟ Ariel.
aka Dani.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ ceonella.
aka Cami.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Ayuda
ϟ Ritza.
aka Ems.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Charlie.
aka idk.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Limpieza
ϟ Legendary.
aka Steph.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ chihiro
aka Zoe.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Kurisu
aka Teph.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Calore
aka idk.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Eventos
ϟ ego.
aka Kalgh/Charlie.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Asclepio.
aka Gina.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ mieczyslaw
aka Alec.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Tutoriales
ϟ Kida.
aka Ally.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ Spencer.
aka Angy.
MP ϟ Ver perfil.
Equipo de Diseño
ϟ insxne.
aka Mile.
MP ϟ Ver perfil.
ϟ yoongi.
aka Valu.
MP ϟ Ver perfil.
créditos.
Skin hecho por Hardrock de Captain Knows Best. Personalización del skin por Insxne.

Gráficos por y codes hechos por Kaffei e Insxne.

Por el placer de estar contigo •Mega нoт• [Adap] Justin Bieber y tu- CAPITULO 23! LISTO!

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Por el placer de estar contigo •Mega нoт• [Adap] Justin Bieber y tu- CAPITULO 23! LISTO!

Mensaje por Sweet_Bread el Jue 01 Ago 2013, 8:57 pm

Aclaro: Esta novela no es mia!




 Sinopsis

El principio de cualquier relación entre dos personas suele comenzar con un "Hola, encantado de conocerte" y una amistad que crece hasta que aparece el amor y con ello llega el sexo. Pero ¿Y si ocurre de manera diferente? ¿Y si el sexo es el conductor de dos personas a que se enamoren? 
El compartir horas de cama podría suponer el placer de Justin y __, pero también puede suponer la pérdida de libertad emocional de ambos. __ comienza teniendo un odio relativo hacia él y él, una indiferencia absoluta al tema "Amor" y aparentemente hacia __ también. Para ella, su adolescencia no fue muy fácil, y ahora está dispuesta a aprovecharse de sus virtudes y de su aspecto para conseguir lo que quiera, aunque siempre sin perder la dignidad. Él la subestimó en su momento, pero va a comprobar que no se debe prejuzgar a una persona sin haberla conocido. Justin va a poder ser testigo de primera mano de que la imagen que tenía de ella era una distorsión de la realidad que está a punto de venirle encima. Literalmente.







  


 Bueno esta es una novela que me encanto y por eso la publicare xd es ADAPTADA y MEGA HOT:crepygusta: 
Espero que les gusten :333


Última edición por Sweet_Bread el Sáb 21 Dic 2013, 10:10 am, editado 3 veces
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Por el placer de estar contigo •Mega нoт• [Adap] Justin Bieber y _____

Mensaje por Sweet_Bread el Vie 06 Sep 2013, 4:07 pm

Capitulo 1



Hecha una furia. Así entraba __ a la casa de Justin Bieber. Ella era su estilista , y diariamente se llamaban para concretar el vestuario que ella le enviaría con su ayudante, pero esta vez, ella misma se presentó allí.



- ¿Qué es esto? -preguntó en cuanto Justin le abrió la puerta, mostrando un papel- ¡Eres un desagradecido!¡Imbécil!¡*******!



- No insultes -dijo él serio, tanto que __ se calló- Pasa



- ¡Está claro que voy a pasar! -le dio un empujón y piso al fin el suelo de tarima flotante- No pienso volver a vestirte más. ¿Me oyes?



- No me hables así __ -pidió Justin a la vez que caminaba tranquilo por el pasillo, hasta llegar a una mesa con varias galletas- ¿Quieres una? -ofreció-



- Te la metes por donde te quepa.



- ¿Qué pone en el papel? No recuerdo haber puesto nada que no se corresponda con la realidad



Ella, echando fuego por los ojos, los entrecerró y extendió la mano para entregarle el papel. Justin empezó a leer.



"__, la próxima vez que le des ropa a tu ayudante, por favor, antes revisa que sea de mi talla. Si no sabes hacer tu trabajo, búscate otro que se ciña a tus facultades. El siguiente error no te lo perdonaré, por ser la tercera y espero que última vez que te pasa, haré la vista gorda y no te diré nada"



- ¿He dicho algo que no sea correcto? Porque creo que todo está bien.



- Tu talla es la mediana ¿Verdad? Y ... ¿Qué talla tenían los pantalones? ¿La mediana, cierto? Si tú has engordado no es mi culpa. ¡Estás echando tripa!/



- Yo no he engordado -soltó contundente



- ¿Ah no? Pues como he perdido facultades, ¡Que te vista quien yo sé! Desagradecido, te odio. Y encima dices que es la tercera vez que me pasa. ¿Por qué no me has echado antes? ¿Te gusto quizá? Porque lo he llegado a pensar ¿Sabes? Tal estupidez la podrías haber escrito para verme..



Justin comenzó a reír divertido, aunque en el fondo, él sabía que detrás de todo aquel mal genio se escondía una sorpresa que algún día pensaba descubrir.



- Oh , sí. Claro que me gustas -dijo amable y acercándose a ella- Pero solo cuando tienes el pico cerrado. Estás jodi*damente sexy cuando no hablas y solo observas.



- Eres patético.



- ¿Realmente crees que me puedes llegar a gustar? -sonreía- Tus tetas son ... -puso los ojos en blanco- maravillosas. Pero lo demás lo desecharía -se produjo un incómodo silencio entre ambos- En realidad ... no. Eres aceptable para pasar por mi cama.Pero no pasarás, demasiado carácter.



- Joder eres asqueroso.



- El problema se va a volver personal como sigas insultándome.



- Asqueroso, cínico, hipócrita, necio ¿Sigo?



- Estás jugando con fuego... -se dio la vuelta y caminó hasta el equipo de música, sacó un cd y lo puso- ¿Has acabado ya de ladrar , perrito? -rió-



- No creas que todos somos perritos nene, que tu chica sea una perra... no quiere decir que todo el mundo lo sea.



Él volteó y la miró más que enfadado.



- No es mi chica. La uso para echar un polvo de vez en cuando. No podría estar con una mujer sin cerebro ni inteligencia. Alice es ... ¿Cómo decirlo? Como una muñeca hinchable. Me sirvo y después... la guardo debajo de la cama.



- Prepotente.



- Sigue nena, me estás poniendo cachondo



- ¿Y encima te ríes? No volveré a trabajar contigo mientras tengas esa actitud.



- Chaz se va a poner muy triste si no vuelves.



__ ya estaba cansada de pelear con él. En menos de un mes habían discutido más de cuatro veces, y todas superaban los 100 decibelios



- Justin, ya, por favor. Para.



Se giró de nuevo para mirarla y pareció aceptar la petición de __.



- Okey. Ya, paramos los dos. Yo retiro lo dicho en el papel y tú retiras eso de que he engordado.



- Pero si has engordado...



- __...



- Okey, vale.Lo retiro. No podemos estar peleando diariamente.



- Tú tienes la culpa. Desde que te fuiste a no sé donde, nos falta comunicación. Esto no pasaba cuando estabas en NY



- O sea, el problema está en que ... ¿Me echas de menos?



- ¿Ah? ¡Yo no dije eso! No inventes tonterías. Lo que dije es que no hablamos apenas. Y malinterpretamos lo poco que decimos.



- Eres bastante estúpido , reconócelo.



- Puede que un poco, pero lo suficiente para sacarte de quicio. Ya, nena... no más peleas.



- ¿Nena? A mí no me trates como a la muñeca esa eh.



- No te estoy tratando como a nadie. Y menos como a esa. Además, no me juzgues, solo estoy consiguiendo satisfacción sexual hasta que encuentre a la mujer que me lo haga todas las noches. No sexo por sexo. Sino por el placer de estar conmigo.Y no quiere decir que yo me enamore, sino ella de mí.



__ miró hacia el suelo sin saber qué decir. La había dejado impactada al escuchar eso.



- Eso está mal.



- ¿Por qué?



- Porque la muñeca puede estar enamorada de ti realmente.



- ¿Crees que me importa? -rió-



- No deberías tratar así a las mujeres.



- A tí no te trataría así -le apartó el pelo de la cara y lo colocó detrás de la oreja- Así que no generalices.



- ¿Y ... a mí por qué me tratarías diferente?



- Porque tienes cerebro.



- No creo que sea la única mujer que tenga cerebro.



- Es cierto, pero sí la única mujer que conozco que tiene cerebro. No podría manejarte a mi antojo, mi plan no funcionaría contigo, simplemente es eso. Eres guapa e inteligente -acarició su barbilla- quien sabe si algún día tengamos un affair.



- No te comprendo.





- No tienes por qué hacerlo. Todo es cuestión de físico. Tu físico me gusta, eres ... explosiva a tu manera. Solo que vas demasiado tapada. A ver, déjame -le bajó la cremallera de la chaqueta y descubrió un enorme escote- mejor. Aún así no te veo cualificada para un revolcón. No eres el tipo de mujer...eres demasiado reservada y cohibida



- No me conoces de nada, únicamente de las giras, nisiquiera has tenido el atrevimiento de tomarte un café conmigo y tomar tiempo en conocerme.



- Si quieres que nos conozcamos, allá vamos. Yo siempre estoy dispuesto si la chica es de mi gusto. Repito que tu físico puede llegar a ser bastante imponente, te sobra carácter, pero te falta carisma.



- Quieres decir que te van las mujeres sin caracter, con carisma y tetonas.



- No, tetonas no. Con lo justo, a ver ... déjame -acercó su mano a uno de sus pechos pero ella se apartó-



- Estás siendo un poco lanzado ¿No crees? El que juega con fuego termina quemándose



- Juguemos con fuego.



Ella sonrió , aquello comenzaba a tomar caminos más alejados de lo que pensaba.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Por el placer de estar contigo •Mega нoт• [Adap] Justin Bieber y tu

Mensaje por Sweet_Bread el Vie 06 Sep 2013, 6:12 pm

Capitulo 2

- ¿Estás coqueteando conmigo? Si es así, tengo que decir que no funcionas



- ¿Ah no? -dejó la caja del cd sobre la mesa y empezó a caminar despacio hacia ella, haciéndola retroceder- Si te pido que vuelvas al estudio ¿Qué me dices?



- Tengo otro trabajo que no puedo dejar.



- Te pago el doble



- No...



- El triple...



- No me compro con dinero -sonrió y él también.



- Mmm, pues ..



- Sólo vuelvo si ...



- Pídeme lo que quieras.



- Si dejas de acostarte con esa chica y...



- ¿Y...? No me lo digas -rió- y me acuesto contigo...



- ¡No! ¡No! No iba a decirte eso, te iba a decir que adelgazaras.



- No te creo. Eres traviesa ¿No? Te gusta llevar las conversaciones a tu terreno, por lo que veo.



- Justin, siempre me has subestimado. Yo doy una imagen muy distorsionada. Parezco una cosa y luego soy otra... no quiero que te sorprendas.



- Sí. Tengo que decir que el día que te presentaste al estudio con aquel corte de pelo y esos vaqueros tan ajustados creí que te pediría salir. Pero no lo hice porque al día siguiente volviste como siempre, con tu chándal. Tan santa ...



- ¿Puedes apartarte? Me estás agobiando -apoyó sus manos en su pecho y le empujó apartándole- Gracias.



- ¿Has visto el giro que ha dado esta visita? Has venido para matarme y...



- Puedo matarte aún.



- De qué manera, me gustaría saber.



- ¿Todo lo desvías al sexo?



- ¿Alguien ha mencionado sexo aquí? Eres tú la que piensas todo el rato en él. ¿No será que en realidad quieres que te enseñe cómo se hace el amor nenita? Es gratis, por lo menos a ti no te cobro nada -__ rió-



- No sabía que te anunciabas como gigoló -rió- Me voy ... mañana nos vemos.



- ¿No vienes al estudio esta tarde? He oído que no tienes que trabajar en el otro sitio. No pienses que me interesa lo que haces. A todo esto, ¿Qué haces en el otro estudio?



- Menos mal que no te interesaba eh -sonrió- No voy ni iré al estudio. No tengo planes próximos ni lejanos de volver a donde tú estás. No quiero verte la cara. Me produces picores. Me repeles. No quiero verte , solo lo necesario.



- ¿En la vida? -sonrió yendo tras ella- Eso será muy duro.



- Más duro es tener que verte y no poder darte tu merecido por tratar así a las pobres mujeres. Un día alguna te dará lo que te mereces -él la seguía- ¿Podrías dejar de seguirme? Por favor. Me siento acosada.



- ¿Acosada? Es lo último que ocurriría en nuestra relación de amistad. Puedo jurar que si yo quiero, tú ... te arrodillarías ante mi. En el sentido literal ... de rodillas ...



__ se sintió ahogada. Necesitaba aire. Su cara ardía y su entrepierna latía a la vez que notaba que sus bragas se mojaban.



- Estás colorada ... -dijo dulcemente, acariciándole la cara con el dorso de la mano- ¿Quieres algo frío para contrarrestar lo caliente que te he puesto en cinco segundos? Imaginate como te pondré cuando te abra las piernas y me ...



- Cállate ya -ordenó- No dices más que tonterías.



- Shh -posó su dedo índice en sus labios- y me corra en ti



__ sacó fuerzas para contestarle. ¿Quería jugar? Jugarían.



- ¿Lo das por hecho? Porque que yo sepa, yo debo estar de acuerdo. De lo contrario, sería un delito sexual.



- ¿Tú crees que yo he cometido alguna vez un delito sexual?



- Aquella chica de dieciséis años ... ¿Recuerdas? Tú tenías 22. Ella era menor de edad.



- Eso fue otro tipo de delito, era mi fan y ... los dos queríamos. A lo que yo me refiero es a forzar a alguien. __, como me proponga desnudarte, lo haré. Y no me costará mucho. Tú terminarías pidiéndomelo.



- ¿Eso crees Justin? -siguió su juego. Le agarró por la camiseta y se la subió, tocando su vientre- ¿Y si es al revés? Porque tú no sabes quién soy yo,. No escupas muy alto, ya que puede que te caiga en la cara, y al final, el que pida sexo, más bien lo ruegue, seas tú.



Los dos permanecieron mirándose con un aire de arrogancia y de deseo. Estaba claro que algún día terminarían liados, pero la cuestión era cuándo. __ bajó la mirada y se encontró con la reacción de Justin. Soltó una risita.



- Si llego a saber que vamos a tener esta conversación hubiera escrito otra nota peor -confesó él- ¿Podemos adelantar trabajo? No hay nadie en mi habitación, ayer compré dos cajitas de preservativos, también compré chocolate, nata, fresas, cerezas ... Tengo que estar preparado para lo que pueda surgir



- No .. -sonrió seduciéndole- aunque hubiera alguien , si me apeteciera lo haríamos sobre esta mesa. O en el suelo. Y sin necesidad de comernos nada más que a nosotros mismos



- Dios... -mordió su labio inferior- nunca volveré a subestimar a una persona. Eres tan jodidamente caliente...y sexy.



- ¿Has visto cómo te he puesto en cinco segundos? -dijo devolviéndole lo de antes- Me marcho .



- Espera -la agarró por el cinturón- ¿Quieres venir conmigo esta noche a una obra de teatro? -ella negó- ¿Cine? -volvió a negar- ¿Aquí?



- No. No quiero salir contigo. Ni al cine, ni al teatro, ni a ninguna parte.



- ¿Eres difícil eh? -rió , cruzándose de brazos-



- Hasta cierto punto. Cuando llegas al sitio exacto, la dificultad deja de impedirte el acercarte a mí y ... me vuelvo bastante accesible.



- ¿Y ese sitio cuál es?



- Debes adivinarlo tú solito. Me voy, no me líes más -acercó su cuerpo al de Justin, poniéndose en contacto y le habló a menos de un cm, tanto que sus labios se rozaban y el miembro de él presionaba su vientre- No me líes más por ahora



- Ven esta tarde al estudio, por favor.



- Llámame a las dos. Si estoy disponible lo cogeré. A veces mis manos están ocupadas.



- No debo confesarlo, pero me gustaría que fueran mis manos las que estuvieran ocupadas contigo.



- ¿Quién ha dicho que mis manos estén ocupadas en eso...? Puedo estar pintándome las uñas -le pasó la lengua por sus labios y se alejó de él, saliendo por la puerta y dejándole solo



- Me he corrido. Sí, lo he hecho - hablaba solo, subiendo las escaleras - Oh dios... esto hay que acabarlo como sea. Bien, la llamo a las dos, y si no quiere venir pues... voy a buscarla.

avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Por el placer de estar contigo •Mega нoт• [Adap] Justin Bieber y tu

Mensaje por Sweet_Bread el Vie 06 Sep 2013, 6:16 pm

Capitulo 3

Puntual como si se tratara de algo vital, Justin buscó el número de teléfono de __ en su agenda personal y le marcó. Tuvo que llamarla varias veces dado a que no le contestaba.



- ¿Si? -dijo __ al teléfono- Hey Hola Justin.



- ¿Estás ocupada? -rió mientras se miraba al espejo-



- No, no lo estoy. ¿Qué querías?



- ¿Vienes?



- Justin... ya te he dicho lo que pienso. No te soporto. Y no creo que pueda pasar la tarde contigo.



- ¡Eso no me lo habías dicho! -bromeó- Haz un esfuerzo. Eres una mujer inteligente, sabrás cómo tratarme.



- ¿Poniendote una mordaza y atándote a la silla? Porque no hay otra forma de pararte.



- Hay una.



- Oh no,no. ¿Ya vamos con lo de antes? , ¿Qué vas a comer? Así cambiamos de conversación.



- Me gustaría comerte a ti, pero no te dejas. ¿O sí?



- Sabes la opinión que tengo. Te he comentado que si quieres algo tendrás que currártelo. Además, no me podrías manejar ... como tengo carácter...



- Haría una excepción. Nunca me han dominado, siempre hay una primera vez para todo. Paso yo a buscarte ¿Si?



- No sé por qué tienes tanto empeño en que vaya contigo al estudio. ¿Tantas cosas tienes que hacer que requieran ayuda femenina?



- Sí, tengo que hacer muchas cosas.



- Ya sabes que no conseguirás nada.



- ¿Qué estás haciendo?



- ¿Para qué quieres saber tanto ah? ¿No te interesaré un poco no?



- Para nada cariño, no te hagas ilusiones conmigo.



- ¿Cariño? __, eso se llama tontear. Si no quieres nada, no vayas por esos caminos porque si me buscas me encuentras.



- Y ... ¿si quiero buscarte y después encontrarte qué?



Justin rió. Una risa grave y sexy que hizo suspirar a __.



- Pues entonces, sigue así



- ¿Estás muy necesitado de cariño verdad?



- Estoy necesitado de una mujer como dios manda. Y esta mañana, dios mandó a una echa una furia a la que calmé con un par de palabras.



- Si me invitas a comer, acepto. Sólo a comer. Comida cocinada. No lo que se te acaba de pasar por la cabeza



- ¡Ya estamos! Yo no he dicho nada, has sido tú. ¿Qué ha hecho que cambies de opinión? -preguntó sorprendido- ¿Entonces voy a buscarte?



- Sí. Pero que sepas que no va a pasar nada de lo que quieres que pase.



- Yo no quiero que pase. Eres tú.



- No quiero.



- Oh, cierto. Lo anhelas.



- Anhelo un caballero, no un polvo con Justin Bieber, el peor indicado para tener asuntos de cama.



- El polvo con Justin Bieber puede acabar en un caballero Justin Bieber. ¿Qué dices?



- No te creo. Eres un picaflor. Te gusta mojar en todas.



- Ninguna es como tú ¿A que no tienes las tetas operadas? ¿A que no llevas extensiones? ¿A que no estás teñida?



- Mm.. no.



- ¿Ves? Cariño, estás hecha para mí. Tú, yo, cama, esta noche. Y cuando tú quieras.



- Después de comer me gusta más, de todas formas, no hay quién te entienda. Dices que nunca estarías conmigo y ahora me lo pides.



- ¡Pues ya está, si te gusta después de comer, lo hacemos!/



- Que me guste no quiere decir que vaya a hacerlo.Y no ignores lo que te he dicho después



- Jo*der __... ¡Piensatelo!



- No me metas prisa idio*ta. Sigues cayendome muy muy mal.



- ¿Entonces por qué me has dicho esta mañana esas cosas?



- Que me caigas mal no quita que estés de buen ver. Y que me den ganas de ... -paró de repente- No debo decir nada más.



- De qué. Sí, dilo. Dilo.



- De hacerlo contigo. Sin compromisos. Sin nada...



- En quince minutos paso a recogerte. ¿Me has oído?



- Sí -dijo exasperada- no tardes. Me canso y me pongo de mal humor.



- Me gusta verte de mal humor cielo. Así te bajo los humos. ¿O te los encendería?



Él rió de nuevo.




- Hasta ahora. Piensa en ti. Y en lo que te gustaría hacer en mi cama , o en la mesa, o sobre la alfombra ...



- O en las escaleras -añadió __ por último con un tono sarcástico



- No te maquilles. Ya que eres natural, no dejes de serlo -colgó



Quince minutos después, ni uno más ni uno menos. Justin llamó al timbre de __. Ella salió de su habitación echándose perfume, que dejó sobre el recibidor antes de abrir. Respiró hondo y abrió la puerta.



- Hola -dijo él parado, mirándola intensamente- ¿No me vas a saludar?



- Hola -contestó ella con una voz que parecía no ser la suya- Me esperas un segundo , voy a por las llaves y el bolso.



- No tardes, tengo hambre.



Ella lo miró a él y supo a qué tipo de hambre se refería. Se encontraba en una extraña situación. Sin comerlo ni beberlo, de repente se había visto envuelta en un bucle vicioso que no la permitía dejar de coquetear con él. Lo conocía desde hacía algunos años y nunca había pensando nada con él, pero desde aquella mañana, las cosas habían cambiado.



- Estás muy bien -piropeó con gran facilidad- Me gusta tu ropa.



- Es la misma que llevaba esta mañana.



- ¿Si? No me había fijado. Tus ojos quitaron protagonismo a la ropa.



¿Qué estaba oyendo __? No iba a caer en su trampa de don juan. O sexo. O nada. Sin cursilerías. Justin le abrió la puerta del coche y lo rodeó para subirse después en él. Al cerrar la puerta, la miró y sonrió. Ella le devolvió una sonrisa atractiva.



- ¿Dónde vamos?-dijo sonriente



- Donde quieras, tú eliges. Yo solo quiero comer. Me muero de hambre. No me apetecía cocinar. Y he aprovechado para engatusarte para que me lleves a algún sitio.



Cambió las marchas y paró frente a un semáforo. Se veía tan sexy. Sus brazos parecían fuertes, o al menos es lo que la camiseta de manga corta daba a entender. Un moreno natural, de ese que sale simplemente cuando pasas horas bajo el sol, sin quererlo. Los pantalones vaqueros se le ajustaban a los muslos como a nadie ... __ empezaba a sentir mucho deseo hacia él.



- ¿Te acuerdas de cuando nos presentaron? -rió ella, tocándose el pelo- Tú estabas como un palillo.



- Y tú eras más simpática que ahora. Y menos suelta.



- Vaya, si antes me has dicho que era muy tontita



- Nunca ha salido de mi boca tal palabra.



- Lo has insinuado.



- No, únicamente he dicho ... -ella lo interrumpió



- Sí, sé lo que has dicho , no hace falta que me lo repitas más. Solo tengo que decirte que te equivocas en todo.



- No lo creo. Tengo intuición y buen ojo



- Pues tu intuición y buen ojo se confunden conmigo. Será porque no soy el tipo de chica al que están acostumbrados a analizar ¿No? -rió para sí misma- Los hombres sois tremendamente inútiles e ignorantes. Creéis que lo sabéis todo y no tenéis ni idea de nada.






Capítulo 4

Cuando llegaron al restaurante, Justin tuvo que pedir una mesa y por no haber reservado, tuvieron que esperar un poco a que alguna quedara libre. __ se impacientaba y él intentaba calmarla, aunque siempre se llevaba alguna broma de ella.



- Mira, el que siempre hace su trabajo bien -dijo ella para picarle



- No seas mala , tienes una cara demasiado bonita como para desperdiciarla con esas malas intenciones.



- ¿Me lo vas a prohibir?



- Tal vez tenga que castigarte... -le dijo al oído, mientras le pellizcaba el trasero- Y no me hagas volver a pellizcarte en ese culi*to. La siguiente vez no te lo pellizcaré...



- Nadie te ha obligado -dijo ella sin poder creer lo que decía- Eres libre de hacer lo que te nazca -vio maldad en su mirada, maldad traviesa- siempre y cuando no sobrepases los límites entre la libertad y el libertinaje.



Se sentaron y pidieron lo que iban a comer y comenzaron a hablar de muchas cosas, aunque como no, el tema iba a ser el mismo.



- ¿Has tenido muchos novios? -inició él la conversación



- ¿Te importa? -contestó cogiendo la carta de menús- No quiero seguir hablando de lo mismo. ¿O es que acaso me ves como un simple objeto con el que jugar?



- Está bien -dijo Justin acomodándose en la silla- Te diré que me atraes. Haré una excepción con tu personalidad. Me gustaría tener algo contigo. Algo pasajero. Sin más. Somos mayorcitos como para andar teniendo miedo.



- Yo no tengo miedo de nada. Al contrario



- Por eso mismo. Yo no soy cualquiera __, nos gustamos. ¿Por qué no?



- Yo nunca he dicho que me gustes. No entiendo por qué estás tan empeñado en esto. La situación surgió esta mañana de repente.



- Quiero aprovechar esto. Tú me conoces bien por mi hermano Chaz. Sé que tú y él ... bueno, ya me entiendes. Tuvisteis algo más que un par de besos y que él te contó casi toda nuestra vida. Sabes como soy, no me ando con tonterías. Reconozco que me gustan las mujeres. No estoy más de dos semanas con la misma. Todo eso tú lo sabes. Y te veo lo suficientemente fuerte como para tener un lío de una noche conmigo. Sexo, solamente sexo. Estamos en el siglo XXI, las cosas se dan así



- Chaz y yo únicamente salimos una semana, sin nada de por medio. Por el gusto de hacerlo. Nos caemos bien. Nada más. Eso por una parte y aclarando el tema Chaz y yo. Y en segundo lugar, si yo acepto, ¿Qué me ofreces a cambio?



- La mejor noche de tu vida -posó su mano sobre la de __- Podríamos repetir si me gusta. A veces lo hago.



- ¿Y si me gusta a mí pero a ti no? Si yo quisiera repetir qué. Me mandarías a coser botones ¿No?



- Básicamente



- No sé qué puedo esperar de ti. Eso es ser egoísta. ¿Qué pasaría después de todo?



- Nada



- Somos amigos. O compañeros,mas bien. Nuestra relación no sería la misma



- ¿Cómo que no? Un par de polvos no pueden cambiar todos estos años. Son insignificantes, un mete-saca en toda regla. No hay sentimientos __, no hay posibilidad de herirse mutuamente. Es más, diría que podría ser hasta bueno para nosotros. Más confianza, más seguridad...



Olvídalo. Yo no soy así



Justin suspiró y cogió la carta. Leyó por encima y volvió con __.



- __, sexo.



- Si. Pero te dije que no soy fácil. Demuéstrame algo más. Nunca me he acostado con nadie por el simple hecho de hacerlo.



- ¿Algo como qué __? ¿Qué te demuestro? ¿Cuánto me mide? Para tocarte no se necesita un máster. Ni para que tú me toques tampoco jo*der.



- No me entiendes. Tratas a las mujeres como objetos. Y eso no me gusta. Algún día esa porquería que colapsa tu cerebro las vas a tener que eliminar.



El chico sonrió por no llorar. __ le iba a salir complicada.



- Mejor dejemos el tema. Contigo no se puede.



- ¿Te estás oyendo? Sigo diciendo que eres patético. ¿No soy fácil verdad? Y eso te puede. Necesitas a una que se baje las bragas nada más verte... -rió irónica- Justin, olvidamos este tema y punto.



- Eres una negada. ¿Qué te cuesta?



- ¡No soy ninguna negada! Me gusta jugar, pero tengo dignidad.



- Negada.



- Está bien, no pienso discutir contigo. Tú eres el más listo y el que siempre tiene la razón.



La comida transcurrió tensa. El ambiente se podía cortar con tijeras. Justin no dejaba de compararla y ella,enfadada, entró en su juego. Discutieron y __ terminó por irse a casa con un enfado descomunal. Por si fuera poco, Chaz, la llamó un par de horas más tarde. Tuvo que acudir al Beatlab para verle. Parecía algo afectado y no había querido decirle por qué. Al llegar, se lo encontró en la puerta.



- ¿Qué te ha pasado? -preguntó ella preocupada- ¿Es algo relacionado con Aly?



- Sí, es que verás ... mejor entramos.



- No espera, por casualidad ... no estará ahí tu hermano ¿Verdad?



- Cuál de ellos



- El ... insolente. O sea, Justin.



- Acaba de entrar. ¿Por qué? No me digas que habéis vuelto a tiraros los trastos a la cabeza



- La próxima vez que me lleve a comer, encárgate de que sea en el Burguer King ya que allí no hay cuchillos ni tenedores y no corres el riesgo de perder a un hermano. Casi lo asesino, me han entrado unas ganas de descabezarlo como a una gamba. Es insoportable.



- Respira __. ¿Qué ha ocurrido?



- Me ha forzado a que tengamos relaciones.



- Eh pero .. ¿Te ha ...?



- ¡No! Digo, me ha forzado pero que no ha pasado nada. Me ha forzado de palabra, no físicamente. Porque si me llega a tocar, es que le arranco los ... -Chaz la detuvo



- Vale, vale. Lo he entendido. ¿Pasamos ya?



- Pero agárrame si le veo, porque lo mato. ¡Lo mato!.



Pasaron al edificio donde tenían el estudio de grabación y algunos locales más y trató de buscar a Justin con la mirada. ¿Por qué le buscaba? Para matarle, sí, era eso. Sin esperarselo, al girar la cara, __ se encontró con el rostro que buscaba. Sonriente,desafiante, burlón ...













Capitulo 5




- Hola __. Cuánto tiempo



- Chaz, quítame a esta basura del medio sino quieres ver un asesinato en directo -lo dijo con los ojos cerrados, esperando abrirlos y no verle



- __, ¿Pero qué te pasa conmigo? ¿Tan amargada estás que quieres pero no puedes?



Enfurecida soltó el bolso en el suelo y se fue sobre él. Desequilibró el cuerpo de Justin y terminó en el suelo con cara de pánico. Chaz agarró a __ por las brazos y Justin retrocedió con las manos.



- ¡Suéltame que lo dejo tieso! -gritó __- ¡Me tienes harta!



- __ ya -dijo Justin asustado- Estás como un cencerro. Para que te encierren. Olvídame.



- ¿Cómo?¿Encima? ¡Pero si eres tú el que viene babeandome! Te odio, estúpido.



Cuando se hubo calmado y se hubieron quedado solos Chaz y __, esta le contó todos los motivos por los que estaba tan enfadada con Justin.



- ¡Empezó a compararme con sus ... "nenas" según él. Me da asco. Y me dijo que no tenía sangre en las venas. ¿Tú te crees? El subnormal.



- Te estaría picando.



- Claro que no, lo decía completamente convencido. Veía en sus ojos la sombra de la burla -Chaz rió- ¿Qué tiene tanta gracia?



- Eres muy melodramática.



- Y tú no me comprendes



- Estás sacando las cosas de su sitio __. Sabes como es Justin... no deberías tomártelo todo tan a la tremenda.



- ¡Pero es que no le aguanto!



- ¿Y por qué has quedado para comer con él? ¿No será que lo que te desespera es que tú quieres que se muestre más caballeroso para que tú tengas un motivo por el que acostarte con él, y ese momento no llega? Si quieres hacerlo, hazlo.



- Me sentiría como una golfa



- ¿Por qué? Todas las chicas hacen eso ... Aly por ejemplo lo hizo.



- ¿Cómo?¿Por qué no me has contado nada?



- Te llamé para decírtelo pero se dio esta situación y tenías que desahogarte.



- Oh lo siento -le abrazó- Soy una egoísta, perdóname. A ver, cuenta. Aquí está __ para ayudarte



- No hay mucho que contar. Realmente yo ya lo sabía de hacía algún tiempo, pero hoy me dio por mirar los mensajes de su móvil mientras dormía y ... sorpresa.



- Entonces ... ¿Cómo te encuentras?



- Ahora mismo bien. Temo la hora de ir a dormir.



- ¿Quieres pasarte por casa y vemos algunas películas? Preparo la cena y te quedas, así te distraigo.



- Es una opción.



- ¿Entonces qué dices?/



- ¿Mañana no tengo que hacer nada muy importante verdad?



- Que yo sepa no, nadie me ha dicho que elija vestuario.



- Pues esta noche quedada en tu casa. ¿Llevo algo?



- No hace falta. ¡Te invito yo!



Aquella noche __ recibió a Chaz en casa y pasaron horas y horas jugando al Trivial junto con dos vecinas de __. Ambas eran hermanas y no pasaban los quince años. Habían visto a __ en la entrada y entablaron una divertida conversación entre las tres. Una cosa llevó a la otra y __ terminó invitandolas a cenar en casa. Chaz no se había sentido molesto en ningún momento, al contrario, se alegró de que hubiera más gente, así sería más amena la velada. Sobre las dos de la mañana Lia y Debby, se marcharon para ir a dormir a casa ya que su madre había aparecido en la puerta para buscarlas. Chaz, se vio presionado por __ para que se quedara a dormir allí y finalmente se quedó.



A la mañana siguiente nada más levantarse Chaz , despertó a __ y se despidió de ella con un tierno beso de amigos en la mejilla. __ , ya desvelada completamente, se duchó y recogió algo el salón. Las cajas de varias pizzas fueron al cubo de la basura y los vasos y platos sucios directamente al lavavajillas. Cuando se disponía a salir para ir a su trabajo como cada mañana, un improvisto le chafó los planes de un mes.



- Pero... me es imposible ahora. Tengo varios proyectos en la otra empresa -suspiró- Bueno, está bien. Como usted diga. Iré a recoger el book y lo llevaré a sastrería. Perfecto. De nada - finalizó con una sonrisa fingida y pulsó el botón rojo del móvil- Lo que me faltaba. este me va a fastidiar mi mes sabático.



Cogió la chaqueta y algo resignada fue bajando las escaleras no sin antes comprobar que todo en casa estaba en perfecto orden. No pudo replicarle al manager de Justin, lo más fácil hubiera sido despedirse ella misma de estar con él pero en el fondo quería seguir allí. Llamó sin esperar más a su otro trabajo y enseguida comprendieron todo, ella había entrado allí poniendo aquellas condiciones y se las habían aceptado.



Condujo con su coche con mucha tranquilidad, aunque cuando miró el reloj y vio la hora que era, aceleró. Pronto estaría recogiendo aquel book para que se lo prepararan. Tras esto de nuevo cogió el coche y llegó a la sastrería. Allí se llevó una sorpresa, ya lo tenían preparado y ... ella solita pudo adivinar que la siguiente parada sería ver a Justin. Fuese en el lugar que fuese. Lo más probable es que fuera su casa. Lo llamó de mala gana para decirle que iba para darle alguna ropa nueva. Él no lo cogía y se presentó en su puerta. __ comenzó a llamar al timbre pero allí nadie le abría. No podría estar en otro sitio a esas horas. Siguió pulsando el botón, hasta que llegó un momento en el que no apartó el dedo y el timbre permaneció más de treinta segundos sonando. Finalmente Justin le abrió, con los ojos casi cerrados, semidesnudo y despeinado.



- ¿Qué , qué haces a estas horas aquí?



- Trabajar. Apártate -le dio un empujón y entró- ¿Qué estabas haciendo eh?



- Dormir como cualquier persona a estas horas -cerró la puerta- ¿Tú no duermes? ¿O es que eres vampira?



- Si fuera vampira te habría hecho desaparecer de la faz de la tierra. Vamos, tengo que medirte esta ropa.



- ¿Tiene que ser ahora?



- Si quieres la dejo aquí, lo que te sirva te lo pones y lo que no también. Necesito hacer mi trabajo y tú no quieres dejarme.



- Bueno ... -dijo frotándose los ojos- deja que me de una ducha al menos...



- Que sea rapidito. Mi vida no gira a tu alrededor. Tengo cosas más importantes que hacer que quedarme aquí, invadiendo tu estúpido espacio vital.



- No toques nada, sé lo que tengo. Como me falte algo sabré que has sido tú -desaparecía por el pasillo



- Si quisiera robar no vendría aquí. No tienes más que mier*da.



Capitulo 6



Diez minutos de espera hicieron que __ se crispara. Pero cuando lo vio aparecer creyó que se empezaba a derretir empezando por el cerebro por pensar aquello.



- ¿Ya? -dijo tratando de hacerse la dura- Venga, te lo vas probando y si algo te queda grande me avisas, entro y le tomo las medidas.



- ¿Y por qué no te quedas? ¿No acabaremos antes si no tienes que estar entrando y saliendo?



- No -dijo ella sin mucho convencimiento- bueno, vale.



- ¿Estás más relajada hoy? -preguntó desabrochándose el cinturón- Me dan miedo las agujas sabes... bueno, más bien tú con las agujas.



- Por eso pórtate en condiciones, hoy no hay Chaz que te salve.



Justin sonrió. ¿Qué le costaría ser así siempre? Tan callado, tan simpático, tan agradable... en vez de ser tan bocazas, apático con ella y desagradable. Se bajó los pantalones y __ no pudo resistir la tentación de mirar a dónde llamó más la atención. Su paquete. Se puso colorada o al menos ella creyó eso, ya que una inevitable calidez subió a sus mejillas. Deseó que todo lo que se probara le estuviera bien, pero cuanto más fuerte deseas, menos se cumple.



- ¿Que te están grandes? ¡Eso es imposible! -dijo excéptica- No...



- __ , señala lo que me está grande y listo -dijo incrédulo negando con la cabeza- Hoy estás espesita eh. ¿No has tomado café?



- Déjame, no es asunto tuyo si tomo café o dejo de tomarlo.



Se puso en cuclillas y con varios alfileres sujetos en su boca, comenzó a agarrar la tela que sobraba. __ podía sentir la risa apenas audible de Justin.



- ¿De qué te ríes? ¿Quieres que te lo clave? -dijo señalando el alfiler..



- Estás muy graciosa cuando te pones histérica.



- ¿Ah si? -se puso de pie- Pues yo no soy ningún mono de feria para que te rías de mí eh -advirtió con el alfiler apuntando hacia él



- Perdón, perdón -dijo apartándose un poco- baja esa arma destructiva. No quiero terminar como un colador.



- Pues cierra el pico.



__ de nuevo se agachó y siguió ajustándole el pantalón hasta que le quedara bien. En ese momento, cuando menos se lo esperaba y cuando más tranquila estaba, una voz aguda y más bien alta, la sacó de su efímera tranquilidad.



- Amor ¿Por qué no me has avisado de que te levantabas? -sintió que Justin se movía



- Quieto -ordenó __ con voz seca y cortante, evitando alzar la cabeza para encontrarse con aquella tipa, pero Justin no hizo caso- te digo que quieto -repitió amenazante



Justin le dio un beso en los labios a Alice y __ lo pudo ver por el rabillo del ojo. Ella aprovechó y le pinchó con el alfiler en la pierna.



- ¡Ahhh! Serás... -dijo él llevándose la mano a la pierna



- ¡Te dije que te estuvieras quieto! No te quejes tanto que no duele.



- ¿No duele? Déjame uno que te lo clave yo a ti a ver si no te duele.



- Bueno, esto ya está. Quítatelos.



- ¿Aquí delante de ti? - preguntó Alice atónita-



- No, se sale al balcón si te parece -contestó __ irónica y con tono hiriente- es broma Alice -dijo fingiendo una sonrisa- si yo a Justin le he visto muchas veces desnudo. ¿A que sí?



Justin la miró raro y __ se ofuscó de nuevo. ¿Por qué tenía la inmensa necesidad de hacer creer a Alice que le había visto desnudo muchas veces? La chica se sentó en el sillón y callada, observaba cómo __ hacía su trabajo.



- ¿Es difícil hacer eso? -preguntó Alice recostada sobre el brazo del sillón



- ¿El qué? -preguntó __, apartando la mirada de la chaqueta a la que estaba arreglando , y provocando un nuevo pinchazo en Justin - Uh perdón -le enseñó los dientes como si de una sonrisa se tratara, una sonrisa sin ganas- ¿Pincharle? ¿Que si es fácil? Sí, y más cuando le tienes ganas.



- No -rió Alice- poner esas agujitas.



- Es... simple



A __ le dio pena aquella chica. Parecía más joven que Justin y él se estaba aprovechando de ella. Tanto por su juventud como por su falta de neuronas. Se veía en las preguntas que hacía. Quiso ayudarla para que lo dejara, así también jodería a Justin. Mataba dos pájaros de un tiro.





Capitulo 7




- Y bueno, Justin y tú .. ¿Son pareja oficial? -preguntó __ para pillar a Alice



- Claro que sí -respondió ella con seguridad



- ¿Si? Pues yo quiero tener una relación como la vuestra, tan liberal...



Justin le daba pequeños golpecitos a __ con la rodilla para que se callara.



- ¿Liberal? -preguntó Alice confundida



- Sí , ¿No te lo ha dicho Justin? Él el otro día me dijo que si quería acostarme con él. Pero yo dije, "¿Cómo voy a acostarme contigo, si tienes pareja?".



- Eso es mentira - intervino Justin tenso



- ¿Cómo que es mentira? Sí que dije que tenías pareja



- Eso no, lo primero.



- Justy, eres muy gracioso -fingió una carcajada de risa- Si me contaste que no aguantas con la misma más de dos semanas. Tú llevas ya con él ...



- Dos semanas -dijo Alice afectada- ¿Justin eso es verdad?



- Te prometo que no..



- Oh mira, ¿Ves? No jura. Lo promete ... yo creo que deberías buscarte otro amigo eh. Pienso que él te engaña.



- ¿Ibas a cortar conmigo? -preguntó ella con lágrimas en los ojos



- Yo nunca he dicho eso.



- Sí que lo dijo, créeme -siguió metiendo cizaña __



Dos minutos más tarde Justin y __ se quedaron solos. Alice se marchó desolada de su casa y Justin hecho un basilisco increpó a __.



- ¿Tú quien eres para decir eso?



- ¿Yo? -dijo burlona- __ __. ¿Acaso es mentira? Es igual que lo que tú pusiste en la carta.



- ¡No es igual! Tú le has roto el corazón a una persona.



__ se tiró al sillón y comenzó a reír sin parar hasta el punto de que no podía articular palabra.



- Yo no he sido la que solo quería a esa pobre chica para follar. Para aliviarte. Para correrte. Para que tus huevos descansaran ¡eh! Si quieres correrte hazte una paja y acabas antes. ¡No hieres a nadie!



- Házmela tú.



- ¡Qué asco! ¡Pero qué asco!



- Ahora estoy libre. Vamos, me pones a mil cuando te enfadas, ya lo sabes.



- Es como si le pides a un muerto que resucite. Imposible.



- Mm pues mi chica -miró hacia su bragueta- resucita cuando ve chicas guapas como tú...



__ empezaba a sentirse bien con Justin. Tal vez quisiera. Sí, estaba claro que quería. Pero aún no...



- Tu "chica" resucita hasta con la vieja que presenta el telediario. Ah ¡Qué asco!



- Quiero saber cómo lo harás con esa boquita tan ... tan mal hablada. Eres capaz de dejarme en evidencia delante de todo el mundo. Y yo quiero darte un castigo. ¿O sería un regalo?



- Pero vamos a ver, ¿Eres bipolar o qué? Hace unos minutos eras encantador y ahora eres un gamusino sin cerebro.



- ¿Gamusino sin cerebro? Hace unos minutos era encantador porque aún no me habías dejado como un completo putero.



- Te he dejado como lo que eres, ahora ... ¿Seguimos trabajando? Por favor.



- Como quieras



__ reanudó su tarea pero esta vez con un Justin insoportable, como de costumbre. Ella estaba agachada, tomándole el bajo a otros pantalones cuando Justin le acercó su paquete a la cara.



- ¿Pero es que no me entiendes cuando hablo? -gritó ella



- Oh si, qué mal genio ... -dijo riendo



- Te vas a reir de tu abuela -cogió su bolso dispuesta a irse pero el la agarró por el brazo y la atrajo hacia sí- Déjame.



- Ehh sh, no te vas hasta que no termines de arreglarme esa ropa.



- Contrata a otra persona porque yo contigo no me quedo.



Se soltó de él y cuando abrió la puerta, Justin se la cerró de golpe. Quedando ella entre esta y él.



- Qué soberbia tienes niña. No puedes ir así por la vida -llevó su mano hasta las nalgas de __-



- No me toques -cerró los ojos



- ¿Y si quiero qué? -le dio la vuelta y quedaron cara a cara- Eres jodidamente guapa. Con esas pestañas tan largas...



- Y tú eres feo. Muy feo.



- ¿Es lo más fuerte que se te ocurre para insultarme?-rió



- Retrógrado



Justin le levantó una pierna y se acercó más a ella, dejándola casi sin respiración.



- Ahora vas a volver conmigo y vas a terminar de hacer tu trabajo. Sin rechistar.



- No voy a hacer lo que tú me digas eh. Podré acabar mi trabajo, pero yo hablaré lo que a mí me de la gana. Besugo, que eres un besugo.



Justin sin pensárselo dirigió su boca a su cuello y le dejó la marca de un chupetón.



- ¿Por qué lo has hecho? -dijo mientras se limpiaba los restos de saliva



- Porque quería probarte. Y sabes a gel de frutas ¿No es cierto? Es el preferido de las chicas con las que me acuesto, no sé que tendrá que les gusta a todas



- ¿No insinuarás que soy la siguiente en tu lista verdad?



- No lo insinuo, podría apostar cualquier cosa a que en menos de un mes tú y yo hemos follado más de dos veces.
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Por el placer de estar contigo •Mega нoт• [Adap] Justin Bieber y tu-Capitulo14

Mensaje por Sweet_Bread el Vie 06 Sep 2013, 6:22 pm

Capitulo 8




Viaje a Londres. Dos semanas despues



__ subía cargada a su habitación. No había tenido elección y había tenido que aceptar el acompañar a Justin y a su trupe a Londres. Después de una fatua discursión con sus superiores, __ no había podido hacer otra cosa más que aceptarlo



Durante el vuelo, Justin y ella habían podido entablar una conversación como personas civilizadas y eso, había hecho que __ cambiara algo la imagen que tenía de Justin. Le había parecido un tipo interesante a la vez que encantador.



- ¿Me podría ayudar alguien no? -dijo dejando todas las bolsas y maletas en el suelo, buscando su tarjeta para entrar- Gracias por la ayuda.



Se cambió de ropa a toda velocidad y en una hora fue hacia dónde Justin daba una entrevista hablando del concierto. Él cada día estaba más guapo, o eso le parecía a __ desde que habían permanecido casi todo el vuelo hablando. Sus fuerzas iban disminuyendo y ... no tenía mucho futuro negándole. No encontraba el motivo por el que lo rechazaba todo el tiempo si siempre había esperado a tener a un hombre como él. Seguramente fuera magnífico.



- Date la vuelta -dijo __ peinandole- ¿Por qué no te traes a tu peluquera? -preguntó simpática por primera vez con él



- Ya estás tú -la miró con una mirada limpia, por primera vez, también



- Me pagarás algo más ¿No? Yo esto no lo hago en valde.



- Lo que tú quieras -dijo ahora cambiando la luz de su mirada, desafiante



- De verdad... -se mordió el labio inferior- no creo que lo que yo quiera.



- Lo que tú quieras siempre y cuando no afecte mi estado de salud físico.



__ rió y le dio en la cara jugando.



- No tenía pensado pedirte que me dejaras arrancarte la piel a tiras eh...



Había experimentado un gran cambio su relación con él. Ya no la atosigaba, no le decía nada salido de tono, ya no la tocaba. Y __ lo necesitaba. ¿Cómo era posible? Ni ella lo sabía. Sólo era consciente de que el cuello de Justin la ponía muy caliente, al igual que sus manos. Unas manos grandes y fuertes. Y su espalda ancha. Y sus piernas musculosas. Y su trasero .... y él al completo. Además, la ropa que ella le daba, le hacía verse aún mucho mejor. Un vestuario clásico que la volvía loca.



La entrevista duró media hora y tras esa media hora, __ se vio perdida. Pero resistió. No por mucho tiempo más.



- Ya está todo hasta dentro de media hora -dijo él colocándose el cuello de la camiseta, sonriéndole-



- Si ... -dijo ella con la boca entreabierta, estaba ardiendo por él, pero aguantaría



- ¿Qué pasa __? ¿Te encuentras bien?



- Sí, bueno ... solo me sentí un poco mareada, eso es todo.



- ¿Te acompaño a tu habitación?



- Te lo agradecería. No me gustaría escalabrarme...



- ¿Quieres alguna pastilla o ... lo que sea?



- No, gracias. Solo necesito ir a mi habitación y descansar.



Justin le cedió su brazo para que ella se agarrara a él y enseguida llegaron al ascensor.



- No, no... prefiero escaleras -dijo __ temerosa



- ¿Tienes claustrofobia?



- No es eso..



- Venga vamos, no pretenderás que subamos hasta la última planta por las escaleras.



Justin la arrastró hacia dentro en cuanto las puertas se abrieron y una señora mayor salió del elevador. Las puertas se cerraron. Al contrario que __, que se abrió.



- Te sienta muy bien esa camiseta -dijo __ apoyada en un lateral, frente a él



- Vaya, gracias. Nunca habías tenido un detalle así conmigo.



- Te lo digo de corazón, hoy te veo ... diferente.



- ¿Vas a pulsar ya el botón? -preguntó Justin y __ extendió la mano para darle



- No desvíes mi atención Jus-Tin.



- ¿Qué te pasa? -preguntó algo divertido



- Eres sexy.



Justin extrañado se paró a pensar unos segundos.



- Tú también.



- No tanto como tú -confesó ella acercándose



- No me tientes -rió



- No te estoy tentanto cielo -llevó su mano derecha al nacimiento de sus pechos, haciendo que el primer botón de su camisa ajustada se desabrochara



- Ese cielo no es usual en ti. Ni esa ... -tragó saliva- mano ahí.



- Me voy a sincerar contigo. Te lo mereces únicamente por tener la boca más deseable del mundo.



- Empieza -Justin comenzó a entrar en el juego viendo que __ no frenaba



- Me pongo caliente cuando pienso en ti, cuando te veo, cuando te hablo y me contestas.



- Es recíproco bonita -apartó el pelo de su cara- podemos darle a stop y que este ascensor se pare durante lo que dures a dos palmos del suelo -__ pulsó el botón sin pensarlo- Bájate los pantalones.



- No. Escúchame bien. Quiero que juguemos. Limpio o sucio. Como te guste. Pero ... quiero que te corras al verme.



- Oh dios eres más de lo que me pensaba ... -dijo excitado- yo también quiero que te corras al verme.



- ¿Crees que no lo hago?



- ¿Crees que yo tampoco?









Capitulo 9 




- Está bien, vayamos al límite. Cuando llegue el momento , quiero que sea porque lo necesitemos. Asunto de vida o muerte.



- Quieres decir, seducción, juego, erotismo... Te gusta jugar ¿Verdad? Nunca ninguna chica antes me había propuesto algo así, y me parece una idea que no puedo deshechar. Aunque realmente parezca una prueba, me da igual. Es como si quisieras sentirte deseada hasta el extremo. Como si quisieras tenerme detrás tuya... pero a te digo que no me importa ir detrás de ti. Reconoce que tú también te mueres por ...



- Sí. Ya te lo he dicho.



- ¿Por qué me has estado evitando?



- ¿Quieres saberlo? -él asintió- No lo sé.



- Mmm es algo ... lógico, dentro de tu cordura ... puedo comprenderlo.



__ rió y unió su cuerpo con el de él. Abrió su boca y su cálida lengua buscó la de Justin que salió al encuentro en milésimas de segundo. Ese momento duró poco.



- Bueno cielo, que empiece nuestro juego -dijo __ separándose de él y apretando otra vez el botón



- No aguantamos más de un día.



- No aguantarás tú...



- ¿Tú no estabas enferma? ¿Cómo que ahora andas provocando a todo el mundo?



- Resulta que quien me pone enferma eres tú. Y no provoco a todo el mundo, a no ser que seas tan egocéntrico que te creas el mundo.



- Creo que contigo no me voy a aburrir, tendré que enseñarte a mantener los modales -dijo acariciándole el trasero



- Que graciosito eres Justy.



- Dime cielo. Con ese tonito que pones tan dulce.



Las puertas se abrieron y __ salió delante de él.



- Wow __, esos pantalones te hacen un cu/lo apretadito -rió- ¿Podré indagar ahí?



- Cállate Justin, mantén la compostura. Eres un personaje público. ¿No querrás que tus fans de 13 años se escandalicen no?



- ¿Te acompaño a tu habitación? Podrías caerte , escurrirte...



- No, vuélvete, en poco tienes que atender a los periodistas.



Justin la miraba con las manos metidas en los bolsillos, parado en mitad del pasillo.



- Tienes que maquillarme babe.



- ¿No te dura lo de antes?



- Resulta que me has hecho sudar y se me ha ido todo.



- Pasa ... -permitió __ haciendo un gesto con la mano



Antes de cerrar la puerta Justin se aseguró de que nadie le veía entrar allí. Después, cerró y abrazó a __ por la espalda haciéndola temblar.



- Nuestra primera vez en todo -dijo él en su oído- la primera vez que te abrazo así.



- La primera vez que te siento tan cerca...



- Son las doce del mediodía, ¿Crees que llegaremos a las seis de la tarde?



- Sí, tengo fuerza de voluntad.



- Cuando empieces a pensar con la entrepierna quiero que me digas lo mismo. Hueles tan bien...



- Mi sabor es mejor ¿Lo sabías? -se dio la vuelta y besó su boca- ¿Te gusto?



- Sí..



- Pero aún no me tendrás al completo. Lo siento... -dijo __ jugando con él



- ¿Te gusta ser cruel?- preguntó Justin sin dejarla escapar- Las tornas van a cambiar después. No sé qué harás. Mmm...



- ¿Me crees capaz de atarte y de dejarte solo? Me refiero en la cama.



Justin caminó hasta una pared para apoyarse y atrajo a __ hacia sí.



- Te veo capaz de cualquier cosa para serte sincero. Me muero por saber qué hay debajo de esa ropa -deslizó su dedo índice por el escote



- Quiero comer -comentó ella ladeando la cabeza levemente- ¿Podemos ir a picar algo?



- ¿Aquí no hay fruta? En todas las habitaciones hay.



- ¿Me sueltas? -quitó las manos de Justin de su cintura- ¿Vienes conmigo? Ya deberíamos estar abajo.



Cuando se reunieron con los demás y __ sacó una chocolatina de la máquina de la cafetería, continuó con su trabajo. Justin estaba sentado en una silla mientras ella, delante de él pasaba la brocha por su nariz. Justin agarró una de sus piernas y la pellizco, haciendo que __ diera un respingo. Le echó una mirada asesina y él le devolvió una sonrisa divertida.



Ya pasadas las cuatro de la tarde, __ fue a pedir algo para comer al restaurante que había dentro del hotel y buscó a Justin con la mirada. Lo había perdido hacía un par de horas y ya no podía pasar sin esos coqueteos. Se sentó en una mesa bastante retirada y esperó a que le sirvieran y cuando hubo acabado subió de nuevo a su habitación pero no sin antes visitar la de Justin. Llamó a la puerta y recordó que ella tenía la copia de su tarjeta. Todos los de staff tenían una.



- ¿Justin? ¿Estás ahí? -preguntó con curiosidad- Justy, cielo... vengo a verte -rió- ¿No estás? No estás pues -metió la mano en su bolsillo y sacó la blackberry, marcó y esperó contestación- Justin ... adivina dónde estoy.



- ¿Dónde guapa?



- En tu habitación.



- ¿Y qué haces ahí? ¿No estarás esperándome no?



- Claro que sí, quiero que vengas ya -se sentó en la cama- la cama es blandita.



- Estoy en la puerta del hotel. ¿Voy?



- Sí ... ven ya.



- ¿Y para qué me necesitas?



- Me apetece besarte. Y tal vez no sea solo en la boca.



Justin sin colgar entró de nuevo en el edificio y buscó el elevador más cercano. Tendría que darse prisa porque en media hora un coche estaría esperándole para llevarle al teatro donde actuaría esa noche.



- Desvístete.



- Ya lo he hecho -mintió ella- te espero sentada



- Ahora nos vemos -colgó sin más











Capitulo 10 



__ se levantó de la cama y a toda prisa guardó su móvil en el bolsillo. Haría que Justin se volviera loco buscándola. Planeó todo en unos segundos. Ahora ella se iría y dejaría a Justin plantado. Cogió la tarjeta que estaba sobre la mesa y cuando salió por la puerta buscó las escaleras. El ascensor seguramente iría ocupado por él. Para su sorpresa, cuando ya había bajado un par de escalones , se encontró a Justin subiendolos de dos en dos.



- ¿Qué haces aquí? -preguntó él- ¿No estabas desnuda? -ella negó- ¿Querías engañarme? Vamos dentro -la agarró por la mano



- ¿Y ahora qué? Solo quería hacerte una broma



- Yo quiero hacerte otra.



- No -dijo ella esquiva



- Desde que Alice se fue estoy sin follar. Voy a reventar. Me pones cachondo. Necesito follar como sea. Nisiquiera me he tocado yo mismo. Vamos a dejarnos de juegos y de *******.



- O sea, que ... quieres que tengamos sexo ahora mismo.



- Ahora mismo. Estamos a dos pasos de la habitación. Me has llamado y aquí estoy , ahora no pienso irme sin nada



- Yo quiero ver que realmente lo necesitas. Quiero saber cuánto quieres que te deje un hueco de mi cuerpo -rió-



Justin terminó de subir y arrastró a __ hacia la habitación.



- Tú necesitas muchas pruebas para asegurarte de una simple cosa.



- Justin, fóllame ahora -dijo __ en tono burlón, aunque con parte de verdad



Justin suspiró y la miró sin paciencia.



- Vamos nene ... ven aquí ... te estoy esperando ¿No querías? Pues aquí me tienes - extendió los brazos- Átame si quieres.



Fue hacia ella y le apartó el pelo del cuello para morderle. Después, llevó su mano hasta la entrepierna de __ y presionó fuerte.



- Si Justin ... -soltó ella con los ojos cerrados- desabrocha los pantalones y quítame todo.



- No tengo más que media hora, será corto pero intenso -se quitó la camiseta y los pantalones a la velocidad de la luz



- Déjame que te los quite... -bajó sus boxers y lo dejó desnudo- Ahora desnúdame a mi.



En menos de diez segundos toda la ropa estaba desperdigada por el suelo.



- Jo*der que cuerpazo -dijo él mientras la tocaba y la llevaba hacia la cocina, el sitio más cercano con apoyo- recuerda que es únicamente sexo.



- Sí Justy, lo sé.. solo sexo.



- Dime si te gustan estas cosas. Espera, te estás clavando el pico de la mesa..



- No me importa nada. Me gusta el dolor en el sexo.



- Nena no me digas eso que me corro con nada.



Justin la agarró por la cintura y la sentó en una mesa , ella se tumbó y colocó los brazos por encima de su cabeza.


HoT 




- Oh si... tócame -pidió retorciéndose mientras él la acariciaba- te quiero dentro.



Sin avisar Justin la penetró tan fuerte que __ pareció romperse en dos.



- Más adentro.



Justin volvió a salir de su cuerpo para coger fuerza y volver a penetrarla. Podía notar las contracciones de la vagina de ella alrededor pero no le importó en absoluto. Como si nada existiera __ alargó su brazo hasta su clítoris y empezó a estimularlo con suaves masajes que acabaron con un primer orgasmo escandaloso.



- Espero que tengas más de un orgasmo en menos de un minuto porque no pienso parar hasta que me corra en ti.



- Tú sigue.



- Ayúdame ¿No? -sonrió él lujurioso- Oh si, así... -movía sus caderas adelante y atrás sin parar- Tócate otra vez, me gusta que te acaricies tú misma.



Ella obedeció y mientras que con una mano volvía a tocar su centro con la otra invitaba a Justin a que masajeara sus pechos. Los gemidos de ella se podían escuchar por toda la habitación y para tratar callarla, Justin llevó una mano a su boca pero ella en vez de parar lo que hizo fue lamerla.



- Virgen santa ...



Justin se corrió al sentir la saliva de __ en su mano. Permaneció varios segundos dentro de ella hasta que todo se hubo calmado un poco. Al salir de ella , el silencio fue roto por el sonido de la fricción de sus pieles.



- Tienes unas vistas magníficas desde aquí -confesó Justin observando a __, que aún estaba con las piernas abiertas. Agachó su cabeza y le dio un beso en los labios que la dejó con menos respiración de la que tenía- Tenemos que irnos al Estadio fiera.../



- Ayúdame, no tengo fuerzas./



Justin se rió y le tendió la mano para levantarla.



- Esta noche si te portas bien, recibirás mi invitación para pasar una noche en mi cama. En unos cuantos minutos no me da tiempo de nada. Necesito al menos seis horas.



- Ven acércate, un último roce



Él volvió a colocarse entre las piernas de ella y esta vez solamente dejó que ella lo tocara por detrás.



- Si me porto mal ¿No me invitas?



- Si te portas mal únicamente recibirás una hora de placer. Y no las seis reglamentarias -rió-



- No puedo mirarte como antes



- ¿Cómo que no?



- Ahora cada vez que te vea querré hacer esto que acabamos de hacer.



- No tienes ni que pedírmelo.





Capitulo 11 




Los dos ya habían bajado de aquella calurosa habitación y estaban subidos cada uno en un coche diferente. __ , con la cabeza apoyada en el cristal de la ventanilla, recordaba los minutos previos a estar allí y no pudo contener una sonrisa. Lo había hecho. Había dejado el camino libre a Justin para que hiciera con ella lo que le diera la gana , y eso era lo que más temía. Pero por lo pronto, se limitaría a portarse bien, ya que si Justin era cumplidor, las seis horas que le esperaban iban a ser mortales



Unos diez minutos de trayecto fueron suficientes para que cuando Justin pusiera un pie en el suelo, esperara a __ impaciente. Aún la deseaba. Y cada segundo que recordaba lo vivido más.



- ¿Me has echado de menos? -le dijo él al oído a la vez que su mano bajaba por su espalda hasta su cintura- Yo sí.



- ¿No vas a atender a tus fans? -se hizo la dura- Te espero dentro.



Ignoró cualquier reproche después de sus palabras y continuó sin mirar atrás hasta que un hombre le indicó dónde debía ir. Justin estuvo unos cinco minutos firmando y haciendose fotos con las fans. Después, entró al Estadio y como no, buscando a __. La encontró en el camerino como siempre. 



Tan guapa, tan bien parecida , tan ... Justin detuvo esos pensamientos. 



No puedo pensar que una chica es bien parecida. Nunca has sido cursi Justin.



- Bueno , deberías empezar a cambiarte y esas cosas - interrumpió __ sus pensamientos-



- ¿Va a venir alguien más aparte de nosotros?



- Pues , es lógico que haya más estilistas como yo Justin.



- Okey.



Sin decir ni media salió del camerino y dio un par de voces.



- ¿Qué haces? -preguntó __ mirándolo como si estuviera loco



- Ya no entrará nadie más. A mi me gusta que me vistas tú. Y que también me desvistas -cerró la puerta con la pierna y dio dos pasos hasta llegar a ella- Uno rápido y ya.



- Oh no no Justin. Debes estar ya preparado. No da tiempo.



- Te voy a descontar una hora de las seis horas establecidas



- ¿Qué quieres, dominarme? Pues lo llevas claro conmigo... no pienso ser tu súbdita.



- ¿Así que no haces lo que yo digo?



- No pienso bailarte el agua si eso es lo que quieres saber.



Justin clavó sus ojos en ella.



- Maldita seas -sonrió- eres preciosa.



__ sintió ganas de vomitar. Un intenso cosquilleo subió por su estómago hasta su garganta. Todo el cuerpo se le revolvió. La forma en la que lo había dicho la había dejado fría.



- ¿A qué viene eso ahora? -fue lo único que pudo decir



- ¿No puedo decir que estás buena?



De preciosa a estar buena había una gran diferencia de significado. Pero __ prefirió no saber más.



Después de algún que otro beso que Justin había robado , éste salió del camerino y acompañado por algunas otras personas del staff se dirigió al escenario donde en breves Cantaria. Primer show sold out.



***********



"¿Quieres venir conmigo a comer una hamburguesa? Si quieres, te espero a las once en el hall. No te arregles demasiado, no saldremos del coche y tampoco tardaré mucho en despeinarte. Tu cielo"



Ella sonrió al leer el mensaje y fue a darse un baño relajante. Había estado todo el día de aquí para allá con Justin y estaba cansada. Tras un tiempo de relax sumergida en el agua caliente salió y se vistió para ir con él. Ya no tenía pensamientos homicidas. Ya no quería acuchillarlo. Ahora solo quería follárselo.



- Sexy, sexy - dijo Justin recibiéndola apoyado en una columna de la entrada con una sonrisa de lado-



- No me arreglé demasiado.



- Pedí un coche para moverme por Londres. Tenemos que ir al parking.



- ¿No me vas a dar otra bienvenida más que ese sexy sexy? Idio.ta.



- Está bien, un placer verla señorita. Mi ***** salta dentro de mis pantalones.



- Qué fino Justin, me sorprendes cada día más.



- Y aún no lo has visto todo.



Justin parecía conocerse la ciudad como la palma de su mano, cosa que a __ le encantaba. Era inteligente, muy inteligente se podría decir. Elocuente y desenvuelto. No paraba de hablar y de sonreír. Ella comenzaba a depender de esa actitud.



- ¿Qué vas a pedir ? -dijo él con la ventanilla bajada y parado al lado de mcdonalds



- Lo que tú.



- Está bien -giró su cara y habló con el chico al otro lado del coche- Dos Chicken Supreme y una Coca Cola grande.



- Hey yo también quiero Coca Cola. ¿Todo para ti no?



- La vamos a compartir.



Recogió la pequeña bolsa de papel , pagó con un billete y esperó a que le dieran las vueltas.



- ¿Y ahora dónde vamos? -preguntó curiosa __, sin dejar de mirarlo y con una mano en la rodilla de él-



- Pararé en algún lugar y nos comeremos la hamburguesa. Me muero de hambre.



- ¿Cumplirás tu promesa no? Recuerda, seis horas.



Él la miró y mostró una enorme sonrisa. Pronto aparcaría cerca de un parque donde varias parejas paseaban. Abrió la bolsa y sacó la comida. Abrió la cajita que contenía el preciado bocado y con ganas dio un mordisco.



- Deliciosa -dijo con la boca llena, __ aún no había ni abierto la caja



__ lo miró entretenida y se dispuso a abrir su comida. Justin parecía un crío comiendo. Se estaba llenando de ketchup el jersey y cuando trataba de limpiarse, se llenaba más aún.








Capitulo 12 




- Trae ... -__ le cogió la mano y se la acercó a su labios- deja que te limpie



Introdució uno de los dedos de Justin en su boca y lo chupó hasta que éste quedó limpio. Después continuó con los demás, succionando la punta de cada uno , induciendo a Justin a la pérdida de la razón. Se inclinó hacia él después de dejar su comida sobre el salpicadero y con su dedo pulgar limpió el labio inferior de él.



- ¿Te habías dado cuenta de que tus labios tienen forma de corazón? -susurró ella a un palmo de su cara-



- Me late muy rápido el corazón.



- Eso significa que sabe que algo va a ocurrir y que está nervioso por ello. ¿Te pones nervioso amenudo?



- No.



- Me das a entender que soy un azote para tu estabilidad ¿No es cierto?



- Podría ser.



Justin embobado, le contestaba sin inmutarse, mientras sostenía con torpeza el trozo de pan y carne, que amenazaba con salirse y llenarle los pantalones.



- Se te va a caer todo y te vas a manchar. Pareces estar embobado.



Antes lo dice y antes se le cae.



- *******. Jo-der. Por tu culpa. Me has dejado con la boca abierta. ¿No sabías que para comerse una hamburguesa hay que tener libres las dos manos? Y más yo.



- Pero qué dices, con esas manos tan grandes, que hacen esas cosas tan gratificantes...



- ¿Pueden empezar las seis horas aquí? Es que me estoy aguantando, pero veo que no puedo. Limpia, anda. Limpiame la mancha de los pantalones.



- Si no te gusta, podemos meternos en el maletero. Creo que es espacioso.



- ¿Aquí? 



- *******.



- Es que preguntas unas cosas... que vaya.



- Eso ha sonado a "__ eres tonta".



- No he dicho eso.



- Claro que lo has querido decir.



- ¿Te has enfadado?



- No soy tonta, no soy como las demás. Creo que valgo mucho más de lo que crees. Quiero que sepas que no soy ningún polvo fácil.



- ¿__? Yo sé que no eres como las demás. Quiero decir ... que eres distinta.



- Sabes repetir como un loro. Pero realmente no lo sientes.



- No te veo como un polvo fácil. Nisiquiera te veo como una chica más con la que puedo tener relaciones.



- Pero las has tenido. Y ahora me llamas fea.



Justin rió. __ sacaba las cosas de contexto.



- Eres preciosa __. Y no te veo como una chica más porque me ayudas mucho con mi trabajo. Ya sabes, soy una imagen. Me vendo con la imagen. Sin ti ... pues nada de lo que hago tendría valor. Eres mi amiga.



- No me vas a convencer con esas cosas. Y los amigos no tienen sexo.



- __, me sacas de quicio, pero no me importa porque ¿Sabes qué? Te veo como una amiga, o como algo más, no lo sé. Aunque me hayas querido matar alguna vez, me hayas pegado... -ella sonrió- ¿Ves ? Ahora, limpia.



- Limpiaré si yo quiero ¿No?



- Acércate a mí , quiero decirte algo.



- No.



Justin suspiró y se movió en el asiento. Se giró y fue hacie donde ella estaba. Apartó su pelo y al oído , le habló.



- Tu boca me conmueve.


- No lo creo -contestó ella algo indignada



- Eres muy insegura. Y necesito que sepas que eres tan válida como cualquier otra. Déjame que te enseñe todo lo bueno que tienes , empezando por la boca -pasó su dedo índice por ella- siguiendo con tu pecho -levantó su camiseta- tienes abdominales.. -sonrió y acarició su vientre- ¿No vas a terminarte tu comida?



- Se me acaba de quitar el hambre.



- ¿Y eso? -dijo juguetón- Mmm -apoyó su espalda sobre el asiento de cuero y cerró los ojos- qué noche tan larga. Y yo sin hamburguesa.



- ¿Quieres la mía?



Alzó una ceja y la miró por el rabillo del ojo.



- ¿Tu hamburguesa?¿En qué sentido? Ah, por cierto, eso de chuparme los dedos me ha gustado. ¿Podrías volver a hacerlo?



- ¿Con los dedos?



- Con lo que tú quieras.



- ¿Por qué no pasamos al asiento de atrás? Sería mucho más cómodo para ambos.



- Pero con una condición.. no podemos quitarnos la ropa. Solo se permite tocar.



- Trato hecho.



- Es que si lo hacemos rápido y sin divertirnos un poco, nada de esto tiene gracia. La clave está en aguantar lo máximo.



Justin salió del coche y fue directo al asiento trasero. __ al contrario, pasó entre los asientos delanteros. Al ser más delgada y pequeña que Justin le fue sencillo. No estaban seguros de nada de lo que estaban haciendo. Pero correrían el riesgo, fuera cual fuera.



Justin la cogió desprevenida y la tumbó llenándola de besos y de mordiscos en un principio inofensivos respecto a dejar señales. Ella únicamente se reía bajo él. Mientras tanto Justin se divertía haciéndole cosquillas en el cuello y besándola. Nunca antes había disfrutado tanto con una chica. Y eso que sólo se limitaban a besuquearse.



- Ya vale, abusón. No puedo ni moverme -dijo ella zafándose de su cuerpo- me tienes aplastada



- Perdóname la vida.



- Ey no te rías de mí.



- ¿Por qué ves cosas dónde no las hay? Si necesitas un psiquiatra estoy dispuesto a pagarte uno.



- No veo cosas donde no las hay, solo interpreto tus palabras y la entonación.



- Aparte de guapa ,inteligente y bien entendida. ¡Madre mía!



- ¿Sorprendido o qué?





Capitulo 13 




- Sí .. pero ¿Por dónde íbamos? Si no empiezas tú , sigo yo eh.



- No déjame a mí.



- ¿Te vas a sentar en mis piernas? Me parece una postura de lo más excitante. Pero como no podemos desvestirnos..



__ se sentó sobre Justin y rodeó su cuello con los brazos. Besó su boca una vez más en la noche y Justin hizo que echara la cabeza hacia atrás para poder regresar a la blanca piel de su cuello



- ¿Has cambiado tu gel de ducha? -preguntó él a la vez que besaba



- Sí.



- ¿Es porque te dije que olías como todas? -rió



- Sí, eso me dolió.



- Estás de un sensible... ¿Por qué no quieres ser como ellas?



__ paró de repente.



- ¿Otra vez empezamos con lo mismo?



- Shh,sh, ya ... no te enfades. Retiro lo dicho. Eres única -rió- y no le busques ningún doble sentido porque no lo tiene.



- ¡No lo iba a buscar



- Enséñame cómo tratarte , no sé por dónde me vas a salir y eso me atemoriza. Solo de imaginarme lo que pudiste haberme hecho aquel día en el beat ... vi tus ojos inyectados en sangre y me cag*ué -volvió a reír-



- Dale gracias a tu hermano, sino hoy estarías criando malvas



- Gracias Chaz -hizo como que miraba al cielo- sin ti este momento no hubiera sido posible.



- A veces eres como un oso de peluche, pero otras veces eres como..



Justin la interrumpió.



- Como un muñeco hinchable, así que trátame como tal.



- ¿Muñeco hinchable?



Comenzó a reírse sin parar y Justin quedó embobado con aquella cara. Su risa era maravillosa, y el sonido de esta le encantaba.



- Esto parece más una reunión de amigos en vez de un todo o nada



- ¿Todo o nada? ¿Qué es eso? O hablas claro o no me entero.



- O me lo das todo, o ... no me des nada.



- Mmm ¿Lo quieres todo? -él asintió- ¿De veras que no quieres que me quite la ropa?



- Hicimos un trato.



- ¿Seguro? -hizo un movimiento bastante erótico sobre él



- Mm..



- ¿Seguro que no quieres? -repitió ese movimiento



- Juegas con trampas.



- Solo me acomodé un poco sobre tí, aquí abajo hay algo duro que me molesta.



Justin echó la cabeza hacia atrás y cerró los ojos. Lo volvía loco. No habían hecho nada del otro mundo aún y ya lo tenía abducido.



- Es que ... ah ... -de nuevo se movió sobre él como si estuvieran haciéndolo- Creo que me senté sobre tu móvil o algo así.



- Ojalá fuera el móvil..



- ¿No lo es? -preguntó inocente



- No,no. Es lo que dentro de unos minutos tú vas a estar disfrutando.



Se besaron fugazmente.



- Creo que es hora de irnos ya.



- Yo no lo creo, y me vas a hacer caso a mí. Ahora que me encuentro tan bien aquí encima no me vas a quitar el gusto.



- Se me está quedando la boca seca. ¿Puedes alcanzar la Coca Cola?



- Como no, muñeco hinchable - giró su cuerpo y se estiró hasta llegar al posavasos del coche-



- Ahora espero que no tengas la mala fe de llamarse así delante de la gente.



- Te llamaré fiera. Esta tarde me dejaste tan impresionada..



- Me estás impresionando tú a mí. No entiendo como no me fijé antes.



- Porque las tetas sin operar no son lo tuyo.



- Pero tú eres la excepción que confirma la regla -sorbió de la pajita- Tienes cara de niña, creo que por eso no te tomé en cuenta antes. Pero ahora no puedo sacarte de mi cabeza. Solo quiero hacértelo una y otra vez ...



- Después de lo de antes no puedo discutirte nada.



- Necesitamos irnos al hotel , son las doce. Llevamos una hora fuera y ya no puedo pensar más.



- Vámonos, así no te me pones pesadito. Que después no hay quien te aguante.



- ¿Puedo decirte algo?



- Claro -contestó en tono desenfadado



- Prométeme que no te vas a enfadar.



- Me voy a enfadar, porque cuando dices eso..



- Acabas de recordarme a mi abuela. Has hecho un gesto idéntico



__ se bajó enseguida de su regazo y se sentó al lado con los brazos cruzados.



- ¿Nos vamos? -preguntó él cogiéndole la rodilla



- Por mí como si te tiras de un rascacielos



- Pero no te enfades mujer. Bueno sí, enfádate. Ya te dije que las arruguitas que te salen en la frente te hacen la cara divina -esto último lo dijo con un par de tonos más altos que su voz normal y __, tuvo que retener la carcajada



- No haces gracia -soltó ella mirándole mal- das pena.



- Eres como mi abuelita -se rió Justi de ella y ella le soltó un puñetazo en en brazo- ¡Yo admiro a mi abuela!



- ¿Y no admiras al animal que te alimenta? Eres peor que el piojo de una rata.



Justin empezó a reírse para picarla y vaya que si lo consiguió



- ¡Vete ya! -comenzó a empujarlo en el asiento



Justin salió de la parte trasera y subió en la delantera. Movió algo el espejo retrovisor para verla del todo.







Capitulo 14 




Le abrió la puerta del coche y tendió su mano para que saliera. __ se negó.



- Vamos , sal. ¿Qué puedo hacer para quitarte el enfado?



- Morirte.



Apoyó una mano en la parte de arriba de la puerta y agachó la cabeza para ver a __.



- Me lo he tomado a risa, pero como sigas así me voy a enfadar yo también.



- Es tu problema.



Justin suspiró y miró a ambos lados del parking. Después subió una rodilla al asiento y se acercó a __. Le cogió la mano y tiró de ella, esta vez sin ningún problema. La fuerza de él era mucho mayor que la de ella y por mucha resistencia que opusiera no le valdría de nada.



- Vamos -dijo serio



- ¡Ahora soy yo la que no quiere acostarse contigo! Solo eres simpático cuando te interesa.



- ¡Si solo te hice una broma! ¡Eres tú la que está como una regadera!



- Suéltame, yo sola puedo salir.



Bajó y con paso decidido y muy rápido se dirigía a alguna parte que Jutin desconocía.



- ¿Dónde vas? -preguntó él mirándola como si estuviera chiflada



- A dormir.



- Por ahí no es.



- ¡Ahhhhh! -gritó



__ cambió su rumbo sin saber hacia donde caminar.



- Espera, ya te acompaño -cerró la puerta y pulsó el mando del coche para cerrarlo automáticamente- Dame la mano.



- No tengo tres años -anunció __ insoportable



- Ahora mismo sí lo parece.



Cuando llegaron a la planta en la que se encontraban sus habitaciones __ sin decir nada se separó de él y entró en su habitación. Dejó la puerta abierta ya pensaba sacar el carrito de la comida que había usado en la mañana y aún tenía dentro. Creyó que Justin se había ido, y encima sin decirle nada más, dado que al volver a salir ya no se encontraba allí.



- Imbé-cil. Se piensa que es necesidad para mí. Lo lleva claro conmigo.



Se desvistió y se lavó la cara y los dientes. Ya en ropa interior retiró las sábanas de la cama y se metió dentro. Siempre dormía boca abajo y esta vez no sería diferente. Cerró sus ojos esperando conciliar el sueño pronto pero las imágenes de Justin besándola la asaltaron y tuvo que sonreír sin remedio



Justin salió de la cocina y caminando lentamente y sin hacer ruido fue hasta la cama. Quedó frente a __ pero sin que este pudiera verlo dada su posición. Se deshizo del jersey manchado aún tirándolo al suelo. Desabrochó su cinturón y sus pantalones. Se quedó desnudo y dio tres pasos hasta el lateral de la cama. Se inclinó y le susurró al oído.



- No me voy a rendir.



___ dio un salto en la cama y se dio la vuelta. Encendió la luz de la lamparilla pero Justin la apagó.



- ¿Cómo has entrado?



- Hazme hueco. Yo lo que prometo lo cumplo. Son las doce y media y me apeteces.



- ¡Pero yo no quiero!



La destapó y empezó a empujarla para que le hiciera sitio en el colchón pero ella no cedía. Decidió subirse sobre ella.



- Tú lo has querido.



- ¡Puedo acusarte de violación!



- Pareces tonta teniendo esa actitud. Y me da igual que te enfades. Sé que nada de lo que haces te va a servir.



Como pudo quitó las sábanas y el edredón que quedaban presos entre él y __. Consiguió que sus cuerpos quedaran en completo contacto.



- No me digas eso de violación porque aún no he hecho nada y ya estás abriendo las piernas. Así que calladita -mordió el lóbulo de su oreja- que llevas toda la noche tentándome y ahora no me voy a quedar a medias. ¿Sigues enfadada? No importa, sé cómo alegrarte la noche.



Llevó su mano hasta la pierna de __ y la acarició de forma delicada. Ella dejó sitio para que encajara su cuerpo



- Así .. -sonrió él- estamos a dos prendas de ropa de hacerlo. ¿Qué te parece?



- Justin, te perdono -rió ella



- ¿Has visto cómo ya no estás enfadada? Perdóname, sólo fue una bromita de nada -lamió su boca- No te lo tomes a mal. Mi abuela no tiene estos pechotes -los dos rieron



La mano que había llegado hasta su pierna ahora buscaba la tira de las bragas. Cuando la encontró la agarró y la hizo bajar hasta sus rodillas. __ ayudó moviéndo sus piernas y terminaron cayendo al suelo.



- Eres de las pocas que llevan braguitas aún. Algunas llevan tanga y otras nisiquiera llevan...



- ¿Y eso es bueno o malo? -preguntó rodeandole el cuello y aproximándolo a su boca



- Maravilloso... siempre me ha gustado lo clásico.



__ capturó su boca y sus lenguas se unieron para dar paso a lo que vendría después. Hizo un movimiento con la cadera que Justin entendió y éste se apartó algo para tener espacio. Guió su traviesa mano hasta el centro del cuerpo de __ y la encontró mojada. Acarició por un segundo y paró. Después volvió para no detenerse.



- Si .. -dijo en la boca de ella- estás caliente...
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Por el placer de estar contigo •Mega нoт• [Adap] Justin Bieber y tu- CAPITULO 23! LISTO!

Mensaje por *littleme el Mar 10 Dic 2013, 7:14 pm

woooo si eres rapida chica primera lectora ooohhh siiii pues normalmente te diria que pues la diguieras pero na cuentame de ti
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Por el placer de estar contigo •Mega нoт• [Adap] Justin Bieber y tu- CAPITULO 23! LISTO!

Mensaje por Sweet_Bread el Sáb 14 Dic 2013, 10:57 am

@*littleme escribió:woooo si eres rapida chica primera lectora ooohhh siiii pues normalmente te diria que pues la diguieras pero na cuentame de ti


 HAHAHA TE GUSTO?:) A MI ME ENCANTA ESTA NOVELA:) ES PERFECTA! 
ES ADAPTADA! NO ES MIA!
PUEDES PASARTE POR MI NOVELA Un Hot Meet&Great Justin Bieber y tu :)

avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Por el placer de estar contigo •Mega нoт• [Adap] Justin Bieber y tu- CAPITULO 23! LISTO!

Mensaje por *littleme el Sáb 14 Dic 2013, 11:24 am

@Sweet_Bread escribió:
@*littleme escribió:woooo si eres rapida chica primera lectora ooohhh siiii pues normalmente te diria que pues la diguieras pero na cuentame de ti


 HAHAHA TE GUSTO?:) A MI ME ENCANTA ESTA NOVELA:) ES PERFECTA! 
ES ADAPTADA! NO ES MIA!
PUEDES PASARTE POR MI NOVELA Un Hot Meet&Great Justin Bieber y tu :)

siiiiii enserio me encanto ahorita me paso es una de las mejores bovelas qur eh leido ya se porque te gusta tanto esa novela en fin soy super chorera :P entonces pued si eso te veo en tu novela :D 
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Por el placer de estar contigo •Mega нoт• [Adap] Justin Bieber y tu- CAPITULO ! LISTO!

Mensaje por Sweet_Bread el Sáb 14 Dic 2013, 10:30 pm

VUELVO A ACLARAR! 
ESTA NOVELA NO ES MÍA!:)


MARATÓN 1/5


Capitulo 15 








__ hizo varias invitaciones con su cintura para que Justin siguiera tocándola allí.






- Espera.. no tengas prisa -sonrió- ¿Vamos a hablar no?






- ¿Cómo quieres que hable con lo que me estás haciendo ahí abajo?






- Las mujeres sabéis hacer dos cosas a la vez -bajó su cabeza hacia un seno y lo besó para terminar pasando su lengua por él- Qué bien hueles. Apuesto a que no hace mucho que te has dado un baño.. Oh que digo. Mañana querré hacerlo en el agua. ¿Tú no?






- Yo querría hacerlo en cualquier parte.






- Qué valiente. Aquí tenemos muchos lugares, ascensor, escaleras... aunque sea más arriesgado. Nos quedan dos días. Pero mañana solo tengo libre la noche -continuaba besándole el abdomen






En un acto involuntario __ agarró del pelo a Justin y curvó su espalda. Ya había llegado. Justin mantuvo su mano quieta y presionando más fuerte. Podía sentir cómo ella se contraía.






- Muy bien... -susurró Justin






__ un poco después de recuperarse buscó el trasero de Justin para dar con sus boxers y quitárselos.






- Déjame un poco a mí ¿O no?






- Ey espera, no tengo preservativos aquí.






- No pasa nada, tomo la píldora.






Justin boca arriba, mirándola con descaro. Y ella sobre él. Justin extendió los brazos y ella se inclinó para entrelazar sus manos con las suyas. En menos de lo que Justin esperó ya estaba dentro de ella. No dejaba de reír. Una risa tonta que la arrastraba a ella también. Por enésima vez en la noche se besaron, despacio y con pasión. No había ningún objetivo con aquello. Disfrutar por disfrutar. Eso decían ambos cerebros. Pero algo empezaba a fallar ...






- Un poquito más deprisa -dijo Justin en el oído de __, la tenía abrazada sobre su cuerpo mientras ella se movía






- ¿Te está gustando?






- Solamente me está matando.






Entre jadeos, gemidos y suspiros, Justin se corrió dentro de ella. El líquido la quemó por dentro y la agotó. Apoyó su cabeza sobre el pecho fuerte y posó sus manos sobre el mismo. Justin acariciaba uno de sus delgados brazos inconscientemente. Se movió hacia un lado y aún sin separarse, Justin cogió las riendas






- Me parece que alguien no va a durar mucho más...






- Estoy algo cansada.. -levemente le sonrió






- Una última vez y te dejo dormir ¿Si? -besó su nariz






- Soy una floja -rió






- No es eso, tuvimos un largo día.






Sin más vacilaciones otra vez volvieron a la carga. Ahora Justin se encargaba de todo. Esta vez duró algo más. Lo hizo bastante despacio y eso hizo que se intensificara más aún.






- Tus caritas son adorables. Es un placer ver como cierras tus ojos y te lo pasas bien conmigo. Estás aún más guapa cuando alcanzas el orgasmo.




__ mordió los labios de Justin para que se callara y este la torturó un poquito para hacerla enfadar. Salió de su cuerpo.






- Vuelve... -dijo seria y excitada. Justin hizo caso- Así ... -echó la cabeza hacia atrás y dejó que una vez más, y sin que sirviera de precedente, Jutin le mordiera el cuello- Me gusta eso, pero no dejes de hacérmelo cielo...






- Ayúdame un poco , estoy a punto otra vez.






Los dos soltaron un gemido gutural que anunció el final de ambos. __ no resistió y le clavó las uñas a Justin en el brazo. Este dejó una marca granate en el cuello de ella, seguramente, al despertar aquella marca estaría morada.






La chica se quedó dormida y Justin dudó entre quedarse o irse. Él quería quedarse pero... bueno, se quedaría. No pasaría nada.







El despertar de __ siempre había sido difícil, y esa vez no iba a ser menos. La aguja del reloj rozaba casi las nueve de la mañana cuando Justin abrió los ojos. 




2/5


Capitulo 16 






- __... levanta






- Quita -dijo ella dándole con la pierna






- Tenemos que ir a desayunar, a las nueve y media quiero ir de compras.






- Ve tú.






- Venga... vamos -le hizo cosquillas en la barriga






- ¡Déjame dormir joder!






- Qué estú*pida eres.






Cabreado se levantó y cogió su ropa del suelo. Fue vistiéndose y sin volver la vista atrás salió y dio un portazo. __ Se levantó arrepentida por haberlo tratado así poco después. Directamente fue a buscarlo en el buffete para pedirle disculpas después de arreglarse.






- Justy... -tocó su hombro- perdóname, es que siempre me levanto mal.






- Vale -sostenía una taza con café- no hay problema.






__ retiró la silla y se sentó con él.






- ¿Te has molestado?






- Sí.






- Perdóname -le dio un abrazo sin saber por qué- Mira lo que me has hecho -se quitó el pañuelo que llevaba puesto en el cuello- Está oculto con maquillaje, y nisiquiera se va.






- Oh dios... ¿Te duele? -le tocó con el pulgar






- No, no me duele. Pero voy a tener que llevar esto puesto un buen tiempo...






- ¿Cómo te lo pasaste anoche?






- Me aburrí -bromeó, cogiendo un trozo de napolitana de chocolate de Justin






- Lo que pasó es que estabas cansada y no diste el cien por cien.






- Si me tienes todo el día de un lado para otro es lógico que me canse. Pero... ¿Me puedes dar el día libre hoy?






- ¿Asuntos propios? -sonreía- ¿Estás enferma..?¿Por qué quieres el día libre?






- Es por ti. Podría sorprenderte.






- ¿De veras? -asintió- Bueno, mm me acompañas ahora a comprar algo y después te dejo libre.






- No te vas a arrepentir.






- Eso espero. ¿Y qué piensas hacer?






- Esta noche lo descubrirás -dijo coqueta-




__ tenía las manos apoyadas en el cristal de la gran ventana que daba a la calle. Afuera llovía y hacía bastante frío. Era más de las dos de la madrugada y Justin aún no había dado señales de vida. Se retiró un momento de la ventana y fue a comprobar si había llegado algún mensaje y estaba en lo cierto, "Estamos en un atasco". Se tranquilizó algo y volvió al cristal. Un coche negro aparcó frente a la puerta y lo vio bajarse. Respiró hondo y se colocó la falda. Una falda de tubo que mostraba todas sus curvas. De nuevo agarró el teléfono y marcó su número. Cuando lo cogió no le dio opción a réplica.






- Ve directamente a tu habitación.






Colgó y apagó las luces. La tenue luz que entraba por las ventanas con las cortinas corridas permitía , al menos caminar sin tropezar. No tuvo que esperar mucho más hasta que tres golpecitos anunciaron la llegada de Justin. Ella abrió la puerta y en cuanto él entró, le tapó los ojos con las manos.






- ¿Qué haces? -preguntó dibujando una sonrisa en su cara






- Shh, silencio Justin -dijo risueña- Ven, siéntate aquí. Pero no abras los ojos, dame un momento.






- Ok, prometo no abrir los ojos.






- Vuelvo en cinco segundos.






Los tacones de __ se escucharon por toda la habitación. Justin abrió los ojos y vio que todo estaba en completo orden y en una penunbra anaranjada que le gustaba bastante. Anunció la llegada de __ y volvió a cerrar los ojos






- Ya estoy -se colocó tras él y le puso un pañuelo en los ojos a modo de venda






- ¿Que has planeado?






- Ahora vas a ver ... ¿Estás cansado?






- Un poco, pero puedo aguantar despierto hasta que tú te duermas. Oye, ¿A qué demonios hueles?






- Me compré un nuevo perfume ¿No te gusta?






- Al revés, es mejor que el que tenías antes. Jo*der ,si con solo olerte me imagino como vas vestida y me empalmo






- Deja que te quite la chaqueta.






- ¿Me vas a tener toda la noche aquí sentado? -preguntó mientras colaboraba con __ para quitarse la chaqueta-






- No, no quiero que ese culi*to se quede como una tabla.






Dejó la chaqueta algo húmeda por la lluvia sobre una mesa y se puso delante de él. Justin enseguida notó su presencia por el calor que comenzó a percibir y por su, como no, olor. Le buscó una mano y la besó.






- ¿Quieres un masaje? Para desestresarte, relajarte algo...







- Sí por favor. Lo necesito.





3/5


Capitulo 17








- Pues ven conmigo.






- Te recuerdo que no veo, y sino me ayudas a buscar el camino ...






- ¿Jugamos? Tienes que encontrarme tú. Además, si tan bien huelo...






- Vamos, que soy la gallinita ciega -rió






- Algo así. Vamos, ven... -dio un par de pasos atrás y dejó que Justin se levantara






- Este juego siempre me ha desesperado. No soporto estar en la oscuridad






- Anoche no parecía lo mismo.






Justin comenzó a caminar cautelosamente por el espacio que encontraba libre. Tenía los brazos extendidos para poder tocar y no tropezar.






- Vamos ven aquí... -dijo __ desde una esquina y él fue hacia allá






- Pero no vale moverse del sitio.






- Entonces el juego no tiene gracia.






Cuando Justin ya iba a alcanzarla __ cambió de posición y lo mareó un poco.






- Venga cielo, aquí estoy... si me coges tendrás un premio.






- ¿Puedo elegirlo yo?






- Sí.






Justin tropezó con la pata de una mesa y terminó sobre el enorme sofá que llenaba media sala. __ se rió en voz baja y se acercó para preguntarle si estaba bien. Fue el momento que Justin aprovechó para cogerla.






- Te pillé -se quitó el pañuelo de la cara- Hoy estás más guapa que ayer. ¿Es posible?






- Estoy normal.






Los labios de __ estaban pintados de un rojo fuerte y los ojos los había enmarcado con rimmel, haciendo unas pestañas larguísimas.






- ¿Mi premio? -dijo levantándose






- Te caíste, y perdiste.






- Oh eso no estaba en las normas. No me advertiste.






- Date la vuelta... ¿Puedes quitarte la camiseta? Me gustaría hacerte un masaje..






- ¿Me tumbo aquí? -indicó al sofá






- Ey espera, mira lo que descubrí hoy -se agachó y tiró de la parte de abajo de este sofá- Ya está , ¿Has visto ahora que grande es? Ahora si puedes tumbarte.






Justin se tumbó después de desabrocharse los pantalones y de sacarse los zapatos y calcetines. Nada más entrar en contacto su cuerpo con la cálida tela soltó un gemido de placer.






- Por fin sitio blandito donde echarse. Estoy muerto.






- Me has excitado con eso -confesó ella






- ¿Sí? -la miró de reojo, sin poder voltear la cabeza- Hazme el masaje anda...






- Solo si te quitas toda la ropa. Toda.






La miró y le sonrió sin saber muy bien por qué. Comenzaba a coger esa costumbre cada vez que la tenía cerca. Se estaba volviendo algo dependiente y eso no le gustaba nada, solo aguantaría por el sexo que habían compartido en dos ocasiones. O eso creía él.






Se levantó despacio ,desafiante y algo dejado, se fue bajando los pantalones. Se los sacó primero de una pierna y luego de la otra






- Toda, es toda -añadió ella cuando él la daba por satisfecha- T, O , D, A.






- Ya sé qué significa toda ,agradezco tu ayuda.






Llevó sus dos manos a la cintura del boxer y __ contuvo la respiración. Estaba sentada en el brazo del sofá y se tuvo que agarrar a él para no caerse hacia atrás. Automáticamente una sonrisa entre malévola y traviesa se esbozó en su cara caliente. Suponía que sus mejillas iban a estallar.






- Vamos, quítatelos.






- Quítamelos tú, bueno no. Mejor no...






Se dio la vuelta y se los bajó quedando completamente desnudo ante __. Aunque lo único de lo que se quejaba era de que sólo le veía la parte trasera, también quería la delantera. Se tumbó de nuevo.






- No me vas a ver nada. Solo si me gusta lo que me hagas me daré la vuelta.






- ¿Tienes hambre?






- No, comí en el coche, mientras esperábamos






- Pues yo sí.






- Come.






- Eso mismo haré.






Fue al mueble-bar y saco un algunas tabletas de chocolate que había pedido hacía ya varias horas. Las metió dentro de un cuenco y e introdujo a este en el microondas.






-¿ Qué estás haciendo? ¿Necesitas ayuda?






- Nooo -gritó desde la lejanía- Ya mismo voy.






Cuando volvió con el bol en la mano Justin estaba haciendo círculos con el dedo en la moqueta.






- Justy.. -pasó la mano por su pelo- ¿Estás preparado?






- Más que preparado.






Se bajó la cremallera de la falda beige y quedó únicamente en bikini. Se quitó los tacones y se sentó sobre el cu*lo de Justin.






- ¿Me vas a comer bañado en chocolate?






- Ahora verás..






- Chúpalo todo.






- Pienso hacerlo.






Inclinó un poco el bol y fue derramando el chocolate caliente por la espalda blanca. El chocolate comenzó a correr por la línea que dividía su espalda en dos y llegó hasta su cu*lo.






- ¿Podré hacer lo mismo yo después?






- Me la vas a chupar por primera vez ... me estoy poniendo duro. Romperé la esponja de este sofá.




4/5


Capitulo 18 








__ sacó su camiseta y su sostén , ya le estaban estorbando. Y no tardó mucho en quitarse las braguitas. Era absurdo mancharse la ropa de esa forma. Se inclinó sobre él llenando su vientre y abdomen de dulce. Empezaron los juegos.






Su lengua advirtió el inicio cuando jugó con la oreja de él, provocándole la excitación. Siguió besando su nuca, hasta que llegó al homoplato y empezó a lamer y a comerse todo el chocolate escurridizo






- Si .. -dijo Justin, poniendo las manos a ambos lados de su cabeza- Nunca me habían hecho eso






__ no contestó y siguió a lo suyo. Fue moviéndose a lo largo de su piernas según iba chupando todo a su paso, hasta que llegó al trasero. Le dio un mordisco en uno de los glúteos y Justin se rió. Ella repitió la acción.






- Eso va a tener consecuencias __* (apelativo cariñoso).






- ¿Qué me vas a hacer? ¿Me vas a sentar y me vas a poner a escribir "No debo morderle a Justin en el cu*lo" cien veces?






- A lo mejor tienes que hacer otra cosa cien veces.






Cogió de nuevo el cuenco y vertió un poco más del contenido en aquella zona.






- Tienes el mejor culo de Hollywood. Y yo lo estoy mordiendo...






Escuchó la risa excitada y ronca del chico bajo ella. Continuó limpiando todo el chocolate y cuando creyó haber acabado, volvió al principio. Metió dos dedos en el chocolate y le dio a probar.






- Chupa eso...






Justin capturó los dedos con su boca y succionó hasta haberlos dejados rojos






- Voy a hacerte lo mismo ahí abajo.






__ sintió cómo el líquido de su interior salía de su cuerpo y dejaba toda la pierna de Justin mojada.






- Dime que lo que estoy sintiendo es chocolate.






- No






- Dios __, voy a reventar. Te juro que cuando te coja te voy a follar hasta la saciedad. Te voy a follar la boca y cada agujero húmedo que encuentre en tu cuerpo.






__ emitió un gemido de excitación al oír esas palabras. Se tumbó sobre él y besó su cuello con ganas y deseo. Estaban pegajosos, pero aquello ahora no importaba. Justin se cansó de estar en aquella posición y se dio la vuelta. Encontró el cuerpo de su chica ahora, en todo su esplendor. Llena de chocolate y excitada. Tanto que hasta él había podido comprobar cómo se corría en su pierna. Sin pensarlo __ metió la mano en aquel bol y la llenó para extenderla por todo el abdomen y pectoral. Terminó en la erección de Justin. La empapó de arriba abajo, imitando estos mismos movimientos. Él pensaba que no saldría vivo de allí. Su corazón frenético amenazaba con causarle un infarto y mucho más cuando vio que se agachaba... y no para extender precisamente. Vio cómo su pene desaparecía en la boca de __. En un acto reflejo alargó sus manos hacia la cabeza de la chica para que profundizara, lo más que pudiera. Empezaba a delirar. Justin empezaba a delirar. La lengua lo estaba torturando y los dientes tampoco ayudaban mucho. Lo iba a dejar sin una gota en su cuerpo.




- Oh si, si... -gemía mientras ella chupaba- Estoy a punto ..






Lo sacó de su boca y con la mano ayudó a que consiguiera el orgasmo más intenso de su existencia. Apretó fuerte , arriba y abajo. Unas cuantas veces más y Justin se fue en sus manos. Al segundo se inclinó sobre él y le besó los labios tiernamente, calmándole, haciéndole saber que si quería tomar revancha, podría hacerlo






- Ha sido ... fantástico -dijo aún con la respiración entrecortada- Ahora me toca a mí. Quiero venganza -sonrió y hizo amago de levantarse, se apoyó en sus codos- Pareces la típica chica de calendario... tan ... -entrecerró los ojos- tan caliente.. y tan manchada..






- Se va a enfriar -miró la taza- y no vas a poder untarme. Y yo quiero que me untes. Y que me chupes.






- Y que te folle, sé sincera -soltó de repente y se puso de pie, se veía imponente. Tendió su mano y __ la cogió-






La aproximó a su cuerpo y le susurró al oído algo que __ no resistió.






- Hueles a sexo... mi pierna huele a sexo -rió






- ¿Qué problema hay? Me gusta ...






Buscó con la mirada el chocolate y ahora él fue el que metió la mano. La plantó en uno de los pechos de ella y la tumbó en el suelo, sobre la cálida moqueta.






- ¿Y ahora qué?






- Hazme ... sentir como la única mujer en el mundo... -extendió los brazos y le esperó






Justin no tardó en atenderla. Se colocó a su lado y dibujó una linea vertical desde su garganta hasta el final de su tronco, parándose justo en el centro de __. Le sonrió.






- ¿Sigo hacia abajo? -__ abrió un poco más las piernas , dejando todo al descubierto






- Como quieras. Solo devuélveme lo que te he dado antes..






No la hizo esperar más y derramó todo lo que quedaba en ella. Lo fue esparciendo lentamente, por sus pechos, su ombligo... y se lo llevó todo en su boca. Lamió cada rincón , cada cm, cada pulgada... hasta que la zona a tratar fue la esperada por ambos. Se rieron cómplices y sin pensarlo Justin mordió suavemente abajo, __ se retorció. Siguió dedicandole tiempo a aquella parte tan deseada por él y no le daba descanso. Podía sentir cómo las piernas de la belleza que tenía debajo comenzaban a temblar. Él le apretó las nalgas con fuerza para que aguantara, se estaba en las nubes allí. Alzó la cabeza para mirarla y comprobó que estaba un segundo de llegar al clímax. Soltó una pequeña cantidad de aire por su boca a modo de soplo y __ no aguantó más. Todos los jadeos de antes culmiraron con un grito que hizo a Justin penetrarla a la vez que ésta llegaba. Sintió sus paredes contraerse alrededor






- Estás deliciosa.




Inició una serie de movimientos circulares y volvió a empezar. Esta vez se lo hizo fuerte, más que la noche anterior. __ colocó las piernas sobre los hombros de él y la penetró con ganas. Más de veinte veces hasta que ambos se vinieron a bajo. El orgasmo llegó a la vez, dejándolos agotados.






Varios segundos después él le acariciaba el pelo con suma ternura, la miraba diferente después de todo lo que compartían. __ estaba cansada, se notaba en su cara.






- ¿Te llevo a la cama? -dijo sin parar de acariciarle el pelo






- Sí..






- No se me olvida que nos queda algo por hacer -hizo un gesto con la boca y ella rió






- Mañana... cuando despertemos.






La ayudó a levantarse y dudó en ducharse o no. No, definitivamente lo dejaría para el día siguiente junto a ella. La depositó en la cama y la tapó con las sábanas. Él rodeó la cama y se tumbó a su lado, también metiendo bajo la ropa de cama. Le dio un último beso de buenas noches y... sin ser consciente la abrazó. ¿Desde cuando él abrazaba a un ... ligue? El caso es que __ no era una más. Y empezaba a asustarle.




5/5
Capitulo 19








El día posterior llegó siendo bastante particular. __ fue la primera en despertar y se sintió muy confundida. Tal vez fuera la lluvía que aún caía, o el día gris. O el hecho de haber estado pensando durante más de media hora antes de levantarse de la cama. Se había encariñado con Justin. Y Justin con ella no. Eso suponía un corazón roto si dentro de unos meses el "crush" se volvía algo más serio. No hizo ningún ruido y recogió sus cosas del suelo. Se vistió y salió de la habitación echa polvo. ¿Por qué habría tenido que ceder? Muy probablemente en unas horas aquellos pensamientos depresivos se borrarían de su cabeza, pero en ese momento no se encontraba con ánimos. Tal vez fuera porque en un par de días le vendría la regla... sería eso.






Cuando entró en su habitación se duchó y se quitó los restos pegajosos de la noche anterior. Solo de acordarse se le erizaba el pelo. Justin era buen amante. Muy buen amante. Se enjabonó y se aclaró. Buscó ropa limpia en su maleta y sacó un chándal gris y una camiseta blanca básica. Se peinó y dejó el pelo secar al aire libre. Inmediatamente después bajó a desayunar. Pidió un café cargado. Nada más. No dejaba de pensar en el tema y se estaba rayando. Quería volver a NY. En Londres no hacía ya nada. Bueno sí, follar con Justin. Es lo más trascendente que había hecho. Tan pronto como se giró vio a Justin aparecer con una gorra. Se le revolvió el estómago. Las mariposas se habían convertido en abejas que no paraban de molestar en su barriga.






- ¿Por qué no me has despertado? -dijo apoyando los brazos en la barra






- Tenía hambre






- ¿Qué te pasa? Estás borde






- Sólo he contestado "tenía hambre".






Negó un par de veces con la cabeza y pidió un café con leche y un par de bollos. Cuando se lo sirvieron se sentó aparte en una mesa redonda.






- Voy a darme una vuelta , ¿Quieres venir? -dijo Justin desde un par de metros de distancia






- No -contestó cortante






- ¿Has amanecido de malas?






- No.






- ¿Entonces? Si no te explicas no puedo entenderte - Dijo justin.







- No quiero volver a estar contigo.


























PARA VOS:) MI PRIMERA LECTORA:3 *LITTLEME
DISFRÚTALO COMO YO LO HAGO!
LA NOVELA ES PERFECTA! ME ENCANTA!
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Por el placer de estar contigo •Mega нoт• [Adap] Justin Bieber y tu- CAPITULO 23! LISTO!

Mensaje por AztridBiebs el Sáb 14 Dic 2013, 10:56 pm

Holi! Mi nombre es Aztrid & soy de México :33buee... Yo no soy perver xD termine por accidente aquí pero me obsesione con tu novela! :DD la debes de seguir mujer!! Sube muchos muchos capítulos YA!! Hejsjxuakjzhxjs 
Bueno te amito, bye :') 
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Por el placer de estar contigo •Mega нoт• [Adap] Justin Bieber y tu- CAPITULO 23! LISTO!

Mensaje por *littleme el Dom 15 Dic 2013, 11:27 am

jajajajajajaja gracias NOOOOOOOOOOOOO PORQUEEEEE?!!!?!? quiero estar contigo para siempre oye ya me pase por tu otra nove asi que espero cap tanto de esta como de el hot meet&greet
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Por el placer de estar contigo •Mega нoт• [Adap] Justin Bieber y tu- CAPITULO 25! LISTO!

Mensaje por Sweet_Bread el Sáb 21 Dic 2013, 10:00 am

Holaaaaaaa:) Nuevas lectoras añlslsñlakldsñlaak Las quiero!
Aqui les dejo 6 o 5 capitulos!:)
Comenten! Ah! Felices fiestas!


Maraton!:) 1/5








Continuacion 19








Justin la miró mientras se metía el bollo empapado de leche en la boca. Cuando masticó y tragó, no supo bien qué decirle.






- ¿Y se puede saber por qué?






- Porque ... no.






- Alguna razón ha de haber. ¿No crees?






- Sí la hay, pero no creo que seas el más indicado para contarte






- ¿__? Nos conocemos desde hace cinco años... o seis






- Y siempre hemos sido compañeros, nunca amigos. Ahora me veo de repente metida en tu cama y en pelotas, ¿Cómo crees que me siento? Yo... en fin. No quiero repetir nada de lo que hicimos anoche.






Él no reaccionó. Permaneció inmóvil durante más de dos minutos. Le había impactado aquello y se notó en su cara. Está bien, la dejaría pasar... Era sin compromiso.






- Mm... bueno, si no quieres no te puedo obligar.






__ esperó que le reprochara cualquier cosa. Lo que fuera. Pero él lo había tomado tan bien que se sorprendió.






- Bueno... y eso.






Se dio media vuelta y terminó de beberse el café. Pagó y antes de irse, Justin la retuvo durante un buen rato.






- ¿Por qué? Anoche estabas bien. Muy bien. Y me quedó algo pendiente por hacer. No me gustaría dejarlo pasar.






- No suelo despertar con muchos hombres a mi lado -dijo intentando ignorar lo que Justin acababa de decir-






- ¿Y? Sigo sin entender nada






- Es que no lo sé ni yo.






- No me voy a enamorar de ti , no te voy a pedir matrimonio, nada de eso va a ocurrir. No tienes por qué asustarte de algo que no va a pasar.






___ tragó saliva. Estaba siendo una auténtica idio.ta. Se había levantado con los cables cruzados. Justin tenía razón. Él no se enamoraría, ni ella tampoco.






- ¿Qué piensas ahora? -preguntó apartándole el pelo de la frente






- Que tienes razón.






- ¿Era eso lo que te daba miedo?






- No.






Justin sonrió.






- Me estoy volviendo un poco blando. Yo no suelo preocuparme mucho por los sentimientos de las tías con las que me acuesto. ¿Podrías ponerme duro otra vez?






___ dudó, pero si no lo hacía parecería imbé.cil. Cualquier chica en ese momento desearía una proposición como aquella por parte de Justin. Se le pegó peligrosamente y ella lo apartó con las manos.






- Aquí no.






- Uno mañanero alegra a cualquiera el día. Y más si la mujer con la que lo haces tiene esas piernas. Estoy harto de las tipas con las piernas de pollo -rió






- Solo piensas en sexo -dijo mientras Justin la invadía física y mentalmente






- ¿Cómo no quieres que piense en sexo? El chándal que te has puesto te hace el cu*lo más grande y redondo y me están dando unas ganas...






- Justin... por favor -volvió a apartarle con las manos







- No me apetece ir a las habitaciones. Así que tú decides...














MARATON 2/5


Capitulo 20








- ¿Por qué debo complacerte en todo? Si a mi no me apetece hacer nada ahora ¿Debería hacerlo?






- Tú sabrás






- Sintiéndolo mucho, ahora no me apetece -cogió su pequeña cartera y la guardó en el bolsillo del pantalón de chándal






- Llamaré a alguna persona.






__ cambió la expresión de su cara. Lo mataría si lo hacía, pero no tenía motivos para ello, si él quería eso pues ... nada , y mucho menos nadie como ella lo podían impedir.






- Corre, ya estás tardando.






- __, ¿Estás ... celosa? No me lo puedo creer. __ celosa.






- No estoy celosa. Y no quiero que vuelvas a repetirlo. Nunca podré fijarme en alguien como tú.






- ¿Cómo yo...?






- Sí, como tú. Un imbécil , que se cree el centro de universo.






- Venga , va. Dilo. Te mueres por mí






- Claro que no. ¿No será al revés?






- Es prácticamente imposible






- Muy seguro estás...






Lo dejó con la palabra en la boca. La vio marcharse con paso rápido y desaparecer por las escaleras. Aquel día no se vieron más. Justin tenía libre y era su penúltimo día allí. Salió un rato a hacer unas compras y cuando volvió solo se dedicó a hacer brazos en el gym del hotel. Parecía estar nervioso y enfadado. Hacía ya bastante rato que se había deshecho de su camiseta sudada y la había colgado en una de las barras de la máquina. Las venas de sus bíceps sobresalían y amenazaban con estallar en cualquier momento. Se sentó para descansar cuando sus ojos contemplaron a la nueva aspirante en potencia.






- ¿Justin Bieber? -dijo la chica parándose frente a él con una toalla en el hombro






- El mismo.






- No creí que te encontraría aquí.






- ¿A qué se debe tu atención?






- No sé, vi una cara bonita y ... quise acercarme para presentarme. Soy Jessica -le tendió la mano para saludarle y Justin lo aprovechó para levantarse y acercarla a él, le dio dos besos






- Justin Bieber, encantado.






Olvidó todo lo relacionado con __ y abandonó el establecimiento al lado de aquella chica alta y morena, algo más regordeta que __ pero igualmente irresistible.




- A mí también me gustan los coches, más bien los buenos conductores -confesó la nueva chica insinuante-






- ¿Quieres que te dé una vuelta en mi coche? Y así me calificas...






- No dudo que seas un muy buen conductor. Pero si por dar una vuelta es , podrías dármela en otros aspectos.






- ¿Ah si?






Estaban cenando en el buffet del hotel, y ya iban por el postre. El chocolate que se escurría por el helado le había hecho recordar la noche anterior con __ y se había puesto cachondo. Además, la voz tan sensual de su nueva amiga, comenzaba a inquitarle.






- ¿Tu baño tiene jacuzzi? Porque el mío sí. ¿Quieres verlo? -dijo ella






- Mmm... podrías haber empezado por ahí.






Sin pensarlo ni un segundo más los dos se pusieron de pie y sin más contemplamientos iban derechos a la habitación. Justin mientras caminaba tras ella iba excitándose con el contoneo de sus caderas y de su cu*lo. Jodi*do cu*lo. Ya bastante excitado la agarró por la cintura y le dio un beso en el hombro. No aguantaría...






Justo entonces un móvil empezó a sonar. Era el móvil de la chica. Lo cogió y después de disculparse un segundo, desapareció del pasillo. Justin la esperó durante más de media hora, incluso la buscó ,pero nada. Volvió indignado a su habitación y antes que otra cosa prefirió recoger sus cosas y hacer la maleta. Pero la maldita erección no le bajaba, persistía. Fue al baño y se mojó la cara con algo de agua fría. No le sirvió de mucho. Corrió la mampára de la ducha y se desvistió. Dejó la ropa colgada en un perchero y prendió el agua. Estaba más que empalmado y necesitaba bajarlo de alguna manera. No le gustaba tocarse... y no pensaba hacerlo. No sin probar su última opción. Desnudo buscó en el bolsillo de su chaqueta la Backberry y buscó a __... cuando la encontró, le envió un mensaje.






" Deberías venir a chupármela un rato. No he dejado de pensar en ti durante toda la noche. Sigo queriendo follarte la boca."






Esperó algunos minutos y obtuvo una respuesta bastante clara.






"Que te la chupe la zo*rra con la que has quedado."






Maldijo una y otra vez y se preguntó mil veces cómo se habría enterado. Había sido muy tonto por su parte haber cenado en el mismo hotel, ella los pudo haber visto. Así que sintiéndolo mucho, tuvo que hacérselo él solito. Ni con una , ni con otra. Se masturbó durante unos quince minutos, aquello era pésimo, pero le sirvió para descargarlo todo.


Cuando salió algo más tranquilo, buscó entre sus cosas, peines, champú, colonia... y encontró algo extraño. Eran unas braguitas. No le eran conocidas, pero supuso que serían de __. Se le quedarían la noche que lo untó en chocolate y se corrió en su pierna. Emitió un gemido al recordar aquello y se metió en la cama desnudo. Ya era tarde. Y a primera hora salía el vuelo hacia NY. La ropa interior de __ aún en su mano, durmió con él durante toda la noche, hasta que la mañana siguiente... __ llegó para avisarle de que llegarían tarde. Y llegarían tarde... 






MARATON 3/5


Capitulo 21








___ llamó aporreando la puerta de la habitación. La habían mandado a ello. Llevaban esperando a Justin unos veinte minutos y él no aparecía. __, por ser la más... "cercana" a él, por decirlo así, tuvo que ir con el recado. Golpeó con fuerza hasta que Justin abrió y sin ver quién era se volvió a la cama. Estaba tan dormido que nisiquiera le importó quién fuera.






___ de mala gana, aunque en el fondo empezaba a cogerle el puntito de ver a Justin metido en la cama, abrió las cortinas y dejó que el sol que había aparecido en Londres se colara por las cristaleras enormes.






- Vamos, te están esperando -destapó a Justin y descubrió el cu.lo que tan cachonda la ponía, contuvo la risa-






- Que esperen...






- Justin, cariño, si no te levantas, perderemos el vuelo por tu puta culpa -se inclinó hasta la altura de su preciosa cara- ¿Me has oído? ¿O es que la puta de anoche te dejó sordo? Eh, imbécil. ¿Qué te crees que no lo sé? Os vi juntos eh. Idio*ta. Podrías haberme llamado a mí , que no me gustes como ... pareja , no significa nada. *******. Idio.ta de mier*da.






- Pero __ si yo....






- ¡Que te calles! ¿Qué ******* tiene esa ahora que yo no tenga ahora, a ver? -puso los brazos en jarra y Justin la miró desde debajo del edredón, que había vuelto a echarse por encima






- Todo ... -dijo siguiendo un juego que si salía bien, __ acabaría picando






- Estú*pido. ¡Yo no me he matado durante años en un gimnasio para que ahora me digas eso! Quítate de ahí... -se soltó el pelo que llevaba agarrado con un coletero- ¿Me vas a decir a mí, que ... esto -puso las manos en su pecho y lo alzó- es ... peor.... Ya.






Justin rió y murmuró algo que no pudo entender. __ saltó a la cama y de rodillas ante él, y se desnudó






- Hazme hueco...






- No tenemos tiempo , según tú -quiso enervarla Justin






- Claro que tenemos tiempo.






- Haber venido anoche guapa... te lo dije claramente por mensaje.






- No estaba de ánimos.






- Esta noche tuviste un sueño húmedo conmigo y te faltó tiempo para venir a asaltar mi cama. ¿Verdad , fiera?






- Oh Dios Justin...






Se metió bajo las sábanas y besó el vientre de Justin. Mordió su barriga y subió hasta su boca. Justin le apartó las bragas hacia un lado, sin nisiquiera quitárselas, y ___ sola se encargó de hacer meter su pene en ella.






- Por fin -suspiró justin- si ... -dijo al segundo movimiento de ___.






- He echado de menos esto.






- Y yo también. Estás ardiendo por dentro...






__ agarró las manos de Justin y las puso a ambos lados de su cabeza. Ella las entrelazó y comenzaron a hacerlo como nunca antes.






- Si ___... tengo algo que decirte pequeña..






- Ahora no eh.




En medio de un sinfín de movimientos, alguien, muy inoportuno, comenzó a llamar a la puerta.






- Deja que llame. Que nos esperen -dijo ella sobre Justin- No puedo interrumpir aquí cielo...






- Amo cuando me llamas así, me haces sentir tan bien...






- Cielo -repitió sobre su boca






Repentinamente el teléfono de Justin sonó. Aquel tono era el de su padre. La conciencia le hizo detenerse.






- No, no, no por favor. Ya estamos casi... -___ se movió aún más rápido y Justin se fue.






- Si .. -dijo tembloroso, aferrándose a las piernas de ella






Media hora después todo el mundo se le echó encima a Justin por haber tardado. Casi se había vestido en el ascensor, mientras llevaba las maletas consigo. Nadie había subido a ayudarle, excepto __, que en vez de ayudarle no le había hecho ningún favor. Estuvieron a punto de perder el avión, pero gracias a la rapidez de las piernas de todos, corriendo llegaron a tiempo. Ya en el avión __ y Justin se sentaron juntos. Todos parecían haberse enfadado con ellos, aunque más con él. Estaban al final del todo, Justin siempre prefería allí.






- Has estado maravillosa -la besó- Eres lo mejor que he tenido en mucho tiempo ¿Sabías?






- Tú me tenías que decir algo ¿No? Te callé ...






- Ah sí, que Jessica y yo nunca tuvimos nada. Digo, ella se fue y me dejó plantado. Te envié el mensaje despues de todo.






- O sea ... me mandaste el mensaje para que ... te aliviara.






- Más que nada era eso, luego también para pasar un rato contigo. Creas o no, te estoy cogiendo cariño.






- Claro, como a las mascotas... 






- Ey pero no me insultes, no te trato como a ninguna mascota. Eres una mujer...






- Wow , en serio.






- A veces , en realidad el otro día, pensé en ... que si te enamoras de mí no sé qué podría hacer. Porque realmente, te tengo aprecio y no ... no sé.






- Tío que folle contigo no quiere decir nada. No se va a crear ningún lazo entre ambos.






- Yo antes te tenía indiferencia y mírame ahora, te he cogido cariño.






- ¿No será que tú eres el que te estás enamorando? Soy un encanto, reconocelo.






- Eres un encanto, pero no me estoy enamorando. Sé prefectamente cómo se siente.






- ¿Te has enamorado alguna vez?






- Realmente no.






- ¿Entonces cómo sabes qué se siente?






- Me lo imagino...






Quietos y por primera vez, hablando de amor , se miraban risueños. Él estaba más que feliz con ella allí y ella ni se diga. Ignoraban las señales. Justin se adelantó y le capturó la boca para darle un tierno beso.






- Eres la única amiga que tengo, de verdad.. y te agradezco mucho que te sientes conmigo.






- No sabía que podías ser tan dulce...






- Puedo ser dulce y salado. Como la noche del chocolate. Fue la mejor experiencia que jamás he tenido... Espero poder repetirla algún día de estos.






- Cuando quieras -le dio otro beso- Creo que voy a dormirme un ratito aquí -se apoyó en su hombro- Pero esta luz me molesta...






Justin se quitó su gorra y se la puso a ella.






- ¿Ahora estás bien?






- Mejor.







- Tú duerme, cuando lleguemos te aviso...






MARATON 4/5

Capitulo 22








Habían pasado ya dos horas desde que el avión despegó de Londres. ___ se había quedado dormida y poco a poco había ido recostándose sobre Justin hasta quedar completamente con la cabeza en sus piernas. Justin se percató de que tenía frío y buscó una de esas pequeñas mantas que siempre había bajo los asientos. Se la puso por encima. Después, Justin no pudo soportar el sueño y al igual que su compañera de viaje, cerró los ojos y se durmió.






El trayecto estaba resultando muy tranquilo hasta que pasaron por una zona turbulenta debido al mal tiempo. ___ se despertó y comprobó si Justin dormía. Estaba en lo cierto. Había pasado todo aquel tiempo con una mano en el paquete de Justin y nisiquiera se había dado cuenta. Apretó un poco en aquella parte y él enseguida abrió los ojos, ___ los cerró. Trató de apartarle la mano de ahí, pero ___ se resistió. Cuando hubieron pasado otros cinco minutos, ella volvió a actuar, esta vez más descarada. Se tapó la cabeza con la manta y le bajó la cremallera de los vaqueros.






- ¡___! -exclamó intentando no llamar la atención- ¿Qué estás haciendo dios mío?






Ella no le contestó, solamente acarició lo que comenzaba a tomar forma. Se destapó la cabeza y le sonrió.






- Oh ___ no... no aquí no. ¿No ves que se me va a poner dura?






- Eso es lo que quiero.






Jugueteó un rato con sus manos y cuando lo hubo calentado paró.






- ¿Y ahora qué? -dijo tapándose con la manta, que ya había abandonado ___






- Ahora... espera a que se baje..






- ¿Cómo? Esto a mí no se me baja sólo deseándolo. Eres peor que una serpiente...






- Las serpientes tienen sangre fría ... y yo, no tengo sangre fría...






- Me duele -dijo mordiéndose el labio de abajo- Maldita...






- Hazte una paja delante de mí






- Sí, y delante de toda esta gente...






- Están casi todos dormidos, nadie se dará cuenta. Bueno, voy a hacer pis ¿Vale? No te muevas de aquí, ya mismo vuelvo para ver tu tienda de campaña -se levantó y caminó hacia el servicio






- Y encima no te rías.






¿Sería una invitación? La cosa es que Justin no aguantó más aquello. La siguió en cuanto ella se dio la vuelta. Llamó a la puerta y escuchó su voz.






- Está ocupado.




- Soy yo, calienta-braguetas.






- Oh, no sé quién eres tú -dijo riendo






- Vamos , abre.






___ estiró su brazo para alcanzar el pestillo de seguridad y abrió. Él entró bastante urgido.






- Vamos termina, que necesito tus servicios.






- Hazte la paja aquí, ahora nadie te ve.






- Nunca me ha gustado hacerme pajas, no desde que puedo tener quien me las haga ¿Entiendes?






- Oh si. Entonces , puedo entender que cuando eras un adolescente con las hormonas en plena ebullición, sí te hacías... -tiró de la cadena y se subió las braguitas y el pantalón






- No me tortures más, mujer.






- La tienes muy grande ¿Lo sabías?






- Y a ti te cabe toda.






___ lo agarró de la cintura del pantalón y lo pegó a su cuerpo. Era excitante. Imponente. Tan jodidamente sexy.






- Vamos, estoy dispuesta aquí.






Justin le comió la boca y ella no pudo hacer más que abrir las piernas y recibirlo entero.






- No creo que mi super poll*a tenga poderes para traspasar esa puta tela. Tienes que estar mojada y me sube un calor por la columna vertebral que hace temblar mis piernas... vamos bájatelo todo.






___ le hizo casi como si estuviera abducida por él, y después él se la sacó para metérsela tan dentro como pudo. Ella le clavó las uñas en los hombros, no hacía ni cuatro horas que habían llegado a un orgasmo juntos y ya estaban otra vez. La atracción los consumía a los dos.






- Jo*der estás tan buena -susurró en su oído mientras ella ayudaba con sus caderas- y tan caliente siempre...






- Y tú qué, siempre tan duro como una piedra.






- Es por tu puta culpa cariño -mordió su oreja- te estaría follando hasta la muerte...






- Sigue diciendome eso, me excita más...






- Te puedo decir que sigo sin olvidarme de tu boquita. Me pones muy cachondo. Anoche dormí con tus bragas en la mano.. y antes de eso me masturbé en la ducha.






- Si ... y... -no podía hablar- ¿Pensaste en mí?






- Pensé en cómo tu boca me devoraba la última noche.






Justin aceleró e intensificó las embestidas, consiguiendo que su chica en aquel momento se corriera. Notó cómo se contraía a su alrededor, provocando el mismo efecto en él. Permanecieron unos minutos allí parados, hasta que pudieron caminar. Se arreglaron y pensaron en salir.






- No espera, un momento -Justin le robó un último beso- Ya podemos salir. 








MARATON 5/5


Capitulo 23








Cuando abrieron la puerta ambos se encontraron con el padre de Justin, que esperaba para entrar.






- ¿Qué....? -intentó preguntar






Justin lo miró y se rió.






- Son cosas de los humanos papá.






Jeremy hizo un gesto , como queriendo explicar algo que no le salía con las palabras de lo impresionado que estaba. Justin y __ se alejaron y se volvieron a sentar. Una azafata se acercó preguntando si necesitaban algo y la chica parecía haberse quedado encantada con Justin, al igual que él con ella. ___ lo notó y le dio un pellizco a Justin en el brazo. Cuando la tipa se retiró ___ lo miró con cara de pocos amigos.






- ¿No tienes suficiente con una? -él negó- Payaso.






- ¿No puedo mirar a nadie ahora?






- No.






-___, sigo pensando que estás celosa. Y eso solo puede significar una cosa.






- No.






- Yo también me pondría celoso si ahora mismo algún hombre se acerca a ti y te mira más de la cuenta.






- Si dices que yo estoy celosa porque ... bueno, porque ... eso. Ya sabes a lo que me refiero. Que ... me importas un poco... entonces tú ¿Qué?






- Es que tú a mí sí que me importas.






___ lo miró de una manera diferente. Siempre había odiado su asquerosa parte negativa, pero nunca se había parado a tomar tiempo para adorar su , también asquerosa parte positiva. Asquerosa parte positiva porque cada vez que la trataba bien, caía ...






- Debes bromear, claro que te importo. Pero no ese tipo de importancia ... que los dos tenemos en la cabeza.






- ¿Importar de amistad?






- Sí ... mmmm eso mismo.






- Pues ya ves que sí me importas, eres mi amiga, ya lo sabes...






- Pero Justin... unos amigos no...






- Unos amigos no tienen sexo. Ya lo sé. Pero nosotros no somos unos amigos cualquiera. Pasamos de la indiferencia más absoluta a un acercamiento bastante perverso.






- Nunca hemos parado a hablar de nosotros, de conocernos...los amigos se conocen bien...






- Tú me conoces bien.






- Pero tú a mí no.






- Claro que sí te conozco bien..






- No me refiero a conocer bien de acostarse y saber dónde está el punto débil del otro...sino a conocer bien de ... interior.






- No necesitamos eso, pequeña... Cuando estemos haciéndolo no te voy a preguntar por tu familia, yo solo me centraré en tu cuerpo.






No había manera. Justin solo buscaba sexo y ella se estaba enamorando. No lo quería reconocer pero lo sabía. Ahora entendía por qué no quería ceder tan pronto, pero ahora era bastante tarde para echarse atrás. Ya se había hecho a la idea de que Justin era el único que podría calmarla en cualquier sentido aunque a veces fuera el único capaz de sacarla de sus casillas.




- ¿Alguna vez piensas sentar cabeza? -dijo ___ algo molesta






- Realmente no lo he pensado. Supongo que el día que llegue alguien que me descoloque diré basta. Aunque no lo creas alguna que otra vez he pensado en acostarme al lado de alguien, despertarme al lado de esa misma persona.. y así todos los días. Todo el mundo necesita un apoyo...






- Realmente sí.






- ¿Y qué hay de ti? Siempre te he visto con muchos chicos, no me digas que nunca te has enamorado, como tú dices.






- No es como yo digo, es como dice toda la humanidad -sonrió- Y sí, me enamoré de un chico cuando tenía quince años, pero él de mí no. Fue algo bastante doloroso para mí. Ya sabes, la ilusión del primer amor... además, él siempre me había dado esperanzas...y yo nunca había dejado de creer en que algún día podríamos llegar a algo. Siempre creí hasta que me enteré de que tonteaba con una, y salía con ella... Fue un poco frustrante. Me sentí menos porque me preguntaba una y otra vez "¿Qué tiene ella que yo no tenga?" y siempre llegaba a la conclusión de que yo no era menos, pero él me hacía serlo...






- Oh..






- Y bueno, yo me fijaba en otros chicos, pero él siempre aparecía en mi vida de una u otra forma. Él y yo éramos muy buenos amigos, pero al final dejé de hablarle, no sé exactamente por qué. Creo que orgullo, trataba de no hacerle pensar que me seguía gustando.. le ignoraba, aunque por dentro estuviera muriendo por abrazarle...






- Es bastante... no sé. Bastante triste..






- Sí... estuve ilusionada como dos años. Una vez incluso me invitó al cine... íbamos para , bueno... liarnos -sonrió tímida- pero el supo que había sentimientos de por medio por mi parte y finalmente se rajó. Creo que debo agradecérselo, al fin y al cabo no lo hizo tan mal. Me hizo daño al rechazarme... pero más me hubiera hecho si nos hubiéramos besado y yo me hubiera montado películas en la cabeza. Él solo buscaba un poco de diversión.






- Yo soy así __. Yo solo busco diversión.






- ¿Crees que no lo sé?






- Si tú sintieras algo por mí no sé qué haría, en serio. Yo no podría hacerte daño... me caes demasiado bien.






- No se dará el caso -miró a sus ojos- ¿Verdad?






- Eso creo.. A mí también me rechazaron alguna que otra vez, no te pienses que siempre me han perseguido...






- Sé tu historia con Anna.






- Pero lo mío no era amor. Era obsesión.






- Tú no le gustabas a ella...






- No me lo recuerdes. Me sentí estú.pido.






- Te sentiste tal y como eras -rió






- Parece que le has cogido gustito a eso de insultarme..






- Dime si alguna vez antes habías podido hablar así con alguno de tus ligues.






- Creo que no, pero porque ninguno de mis ligues ha viajado conmigo en avión. Ni ha tenido que estar veinticuatro horas pegado a mí.






__ apoyó su cabeza en el hombro de él. Era un amor cuando quería.






- Hace mucho que no veo tu carácter destructor. Desde que estamos en Londres no te he visto muy agresiva -rió








Listo chicas!:) Espero que comenten! y digan que les parecio! Y que me digan si es que aman tantoesta novela como yo! :P  ñalkñalksñaksda es que la amo! ya la llevo leyendo 4 o 3 veces*-* Me encanta ñlsklsa es tan perfecta!:) 
Nuevas lectoras:33 añldkañlaklsaklalaks
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Por el placer de estar contigo •Mega нoт• [Adap] Justin Bieber y tu- CAPITULO 23! LISTO!

Mensaje por Sweet_Bread el Sáb 21 Dic 2013, 10:08 am

Holaaaaaaa:) Nuevas lectoras añlslsñlakldsñlaak Las quiero!
Aqui les dejo capitulos!:)
Comenten! Ah! Felices fiestas!


Maraton!:) 1/5








Continuacion 19








Justin la miró mientras se metía el bollo empapado de leche en la boca. Cuando masticó y tragó, no supo bien qué decirle.






- ¿Y se puede saber por qué?






- Porque ... no.






- Alguna razón ha de haber. ¿No crees?






- Sí la hay, pero no creo que seas el más indicado para contarte






- ¿__? Nos conocemos desde hace cinco años... o seis






- Y siempre hemos sido compañeros, nunca amigos. Ahora me veo de repente metida en tu cama y en pelotas, ¿Cómo crees que me siento? Yo... en fin. No quiero repetir nada de lo que hicimos anoche.






Él no reaccionó. Permaneció inmóvil durante más de dos minutos. Le había impactado aquello y se notó en su cara. Está bien, la dejaría pasar... Era sin compromiso.






- Mm... bueno, si no quieres no te puedo obligar.






__ esperó que le reprochara cualquier cosa. Lo que fuera. Pero él lo había tomado tan bien que se sorprendió.






- Bueno... y eso.






Se dio media vuelta y terminó de beberse el café. Pagó y antes de irse, Justin la retuvo durante un buen rato.






- ¿Por qué? Anoche estabas bien. Muy bien. Y me quedó algo pendiente por hacer. No me gustaría dejarlo pasar.






- No suelo despertar con muchos hombres a mi lado -dijo intentando ignorar lo que Justin acababa de decir-






- ¿Y? Sigo sin entender nada






- Es que no lo sé ni yo.






- No me voy a enamorar de ti , no te voy a pedir matrimonio, nada de eso va a ocurrir. No tienes por qué asustarte de algo que no va a pasar.






___ tragó saliva. Estaba siendo una auténtica idio.ta. Se había levantado con los cables cruzados. Justin tenía razón. Él no se enamoraría, ni ella tampoco.






- ¿Qué piensas ahora? -preguntó apartándole el pelo de la frente






- Que tienes razón.






- ¿Era eso lo que te daba miedo?






- No.






Justin sonrió.






- Me estoy volviendo un poco blando. Yo no suelo preocuparme mucho por los sentimientos de las tías con las que me acuesto. ¿Podrías ponerme duro otra vez?






___ dudó, pero si no lo hacía parecería imbé.cil. Cualquier chica en ese momento desearía una proposición como aquella por parte de Justin. Se le pegó peligrosamente y ella lo apartó con las manos.






- Aquí no.






- Uno mañanero alegra a cualquiera el día. Y más si la mujer con la que lo haces tiene esas piernas. Estoy harto de las tipas con las piernas de pollo -rió






- Solo piensas en sexo -dijo mientras Justin la invadía física y mentalmente






- ¿Cómo no quieres que piense en sexo? El chándal que te has puesto te hace el cu*lo más grande y redondo y me están dando unas ganas...






- Justin... por favor -volvió a apartarle con las manos







- No me apetece ir a las habitaciones. Así que tú decides...














MARATON 2/5


Capitulo 20








- ¿Por qué debo complacerte en todo? Si a mi no me apetece hacer nada ahora ¿Debería hacerlo?






- Tú sabrás






- Sintiéndolo mucho, ahora no me apetece -cogió su pequeña cartera y la guardó en el bolsillo del pantalón de chándal






- Llamaré a alguna persona.






__ cambió la expresión de su cara. Lo mataría si lo hacía, pero no tenía motivos para ello, si él quería eso pues ... nada , y mucho menos nadie como ella lo podían impedir.






- Corre, ya estás tardando.






- __, ¿Estás ... celosa? No me lo puedo creer. __ celosa.






- No estoy celosa. Y no quiero que vuelvas a repetirlo. Nunca podré fijarme en alguien como tú.






- ¿Cómo yo...?






- Sí, como tú. Un imbécil , que se cree el centro de universo.






- Venga , va. Dilo. Te mueres por mí






- Claro que no. ¿No será al revés?






- Es prácticamente imposible






- Muy seguro estás...






Lo dejó con la palabra en la boca. La vio marcharse con paso rápido y desaparecer por las escaleras. Aquel día no se vieron más. Justin tenía libre y era su penúltimo día allí. Salió un rato a hacer unas compras y cuando volvió solo se dedicó a hacer brazos en el gym del hotel. Parecía estar nervioso y enfadado. Hacía ya bastante rato que se había deshecho de su camiseta sudada y la había colgado en una de las barras de la máquina. Las venas de sus bíceps sobresalían y amenazaban con estallar en cualquier momento. Se sentó para descansar cuando sus ojos contemplaron a la nueva aspirante en potencia.






- ¿Justin Bieber? -dijo la chica parándose frente a él con una toalla en el hombro






- El mismo.






- No creí que te encontraría aquí.






- ¿A qué se debe tu atención?






- No sé, vi una cara bonita y ... quise acercarme para presentarme. Soy Jessica -le tendió la mano para saludarle y Justin lo aprovechó para levantarse y acercarla a él, le dio dos besos






- Justin Bieber, encantado.






Olvidó todo lo relacionado con __ y abandonó el establecimiento al lado de aquella chica alta y morena, algo más regordeta que __ pero igualmente irresistible.




- A mí también me gustan los coches, más bien los buenos conductores -confesó la nueva chica insinuante-






- ¿Quieres que te dé una vuelta en mi coche? Y así me calificas...






- No dudo que seas un muy buen conductor. Pero si por dar una vuelta es , podrías dármela en otros aspectos.






- ¿Ah si?






Estaban cenando en el buffet del hotel, y ya iban por el postre. El chocolate que se escurría por el helado le había hecho recordar la noche anterior con __ y se había puesto cachondo. Además, la voz tan sensual de su nueva amiga, comenzaba a inquitarle.






- ¿Tu baño tiene jacuzzi? Porque el mío sí. ¿Quieres verlo? -dijo ella






- Mmm... podrías haber empezado por ahí.






Sin pensarlo ni un segundo más los dos se pusieron de pie y sin más contemplamientos iban derechos a la habitación. Justin mientras caminaba tras ella iba excitándose con el contoneo de sus caderas y de su cu*lo. Jodi*do cu*lo. Ya bastante excitado la agarró por la cintura y le dio un beso en el hombro. No aguantaría...






Justo entonces un móvil empezó a sonar. Era el móvil de la chica. Lo cogió y después de disculparse un segundo, desapareció del pasillo. Justin la esperó durante más de media hora, incluso la buscó ,pero nada. Volvió indignado a su habitación y antes que otra cosa prefirió recoger sus cosas y hacer la maleta. Pero la maldita erección no le bajaba, persistía. Fue al baño y se mojó la cara con algo de agua fría. No le sirvió de mucho. Corrió la mampára de la ducha y se desvistió. Dejó la ropa colgada en un perchero y prendió el agua. Estaba más que empalmado y necesitaba bajarlo de alguna manera. No le gustaba tocarse... y no pensaba hacerlo. No sin probar su última opción. Desnudo buscó en el bolsillo de su chaqueta la Backberry y buscó a __... cuando la encontró, le envió un mensaje.






" Deberías venir a chupármela un rato. No he dejado de pensar en ti durante toda la noche. Sigo queriendo follarte la boca."






Esperó algunos minutos y obtuvo una respuesta bastante clara.






"Que te la chupe la zo*rra con la que has quedado."






Maldijo una y otra vez y se preguntó mil veces cómo se habría enterado. Había sido muy tonto por su parte haber cenado en el mismo hotel, ella los pudo haber visto. Así que sintiéndolo mucho, tuvo que hacérselo él solito. Ni con una , ni con otra. Se masturbó durante unos quince minutos, aquello era pésimo, pero le sirvió para descargarlo todo.


Cuando salió algo más tranquilo, buscó entre sus cosas, peines, champú, colonia... y encontró algo extraño. Eran unas braguitas. No le eran conocidas, pero supuso que serían de __. Se le quedarían la noche que lo untó en chocolate y se corrió en su pierna. Emitió un gemido al recordar aquello y se metió en la cama desnudo. Ya era tarde. Y a primera hora salía el vuelo hacia NY. La ropa interior de __ aún en su mano, durmió con él durante toda la noche, hasta que la mañana siguiente... __ llegó para avisarle de que llegarían tarde. Y llegarían tarde... 






MARATON 3/5


Capitulo 21








___ llamó aporreando la puerta de la habitación. La habían mandado a ello. Llevaban esperando a Justin unos veinte minutos y él no aparecía. __, por ser la más... "cercana" a él, por decirlo así, tuvo que ir con el recado. Golpeó con fuerza hasta que Justin abrió y sin ver quién era se volvió a la cama. Estaba tan dormido que nisiquiera le importó quién fuera.






___ de mala gana, aunque en el fondo empezaba a cogerle el puntito de ver a Justin metido en la cama, abrió las cortinas y dejó que el sol que había aparecido en Londres se colara por las cristaleras enormes.






- Vamos, te están esperando -destapó a Justin y descubrió el cu.lo que tan cachonda la ponía, contuvo la risa-






- Que esperen...






- Justin, cariño, si no te levantas, perderemos el vuelo por tu puta culpa -se inclinó hasta la altura de su preciosa cara- ¿Me has oído? ¿O es que la puta de anoche te dejó sordo? Eh, imbécil. ¿Qué te crees que no lo sé? Os vi juntos eh. Idio*ta. Podrías haberme llamado a mí , que no me gustes como ... pareja , no significa nada. *******. Idio.ta de mier*da.






- Pero __ si yo....






- ¡Que te calles! ¿Qué ******* tiene esa ahora que yo no tenga ahora, a ver? -puso los brazos en jarra y Justin la miró desde debajo del edredón, que había vuelto a echarse por encima






- Todo ... -dijo siguiendo un juego que si salía bien, __ acabaría picando






- Estú*pido. ¡Yo no me he matado durante años en un gimnasio para que ahora me digas eso! Quítate de ahí... -se soltó el pelo que llevaba agarrado con un coletero- ¿Me vas a decir a mí, que ... esto -puso las manos en su pecho y lo alzó- es ... peor.... Ya.






Justin rió y murmuró algo que no pudo entender. __ saltó a la cama y de rodillas ante él, y se desnudó






- Hazme hueco...






- No tenemos tiempo , según tú -quiso enervarla Justin






- Claro que tenemos tiempo.






- Haber venido anoche guapa... te lo dije claramente por mensaje.






- No estaba de ánimos.






- Esta noche tuviste un sueño húmedo conmigo y te faltó tiempo para venir a asaltar mi cama. ¿Verdad , fiera?






- Oh Dios Justin...






Se metió bajo las sábanas y besó el vientre de Justin. Mordió su barriga y subió hasta su boca. Justin le apartó las bragas hacia un lado, sin nisiquiera quitárselas, y ___ sola se encargó de hacer meter su pene en ella.






- Por fin -suspiró justin- si ... -dijo al segundo movimiento de ___.






- He echado de menos esto.






- Y yo también. Estás ardiendo por dentro...






__ agarró las manos de Justin y las puso a ambos lados de su cabeza. Ella las entrelazó y comenzaron a hacerlo como nunca antes.






- Si ___... tengo algo que decirte pequeña..






- Ahora no eh.




En medio de un sinfín de movimientos, alguien, muy inoportuno, comenzó a llamar a la puerta.






- Deja que llame. Que nos esperen -dijo ella sobre Justin- No puedo interrumpir aquí cielo...






- Amo cuando me llamas así, me haces sentir tan bien...






- Cielo -repitió sobre su boca






Repentinamente el teléfono de Justin sonó. Aquel tono era el de su padre. La conciencia le hizo detenerse.






- No, no, no por favor. Ya estamos casi... -___ se movió aún más rápido y Justin se fue.






- Si .. -dijo tembloroso, aferrándose a las piernas de ella






Media hora después todo el mundo se le echó encima a Justin por haber tardado. Casi se había vestido en el ascensor, mientras llevaba las maletas consigo. Nadie había subido a ayudarle, excepto __, que en vez de ayudarle no le había hecho ningún favor. Estuvieron a punto de perder el avión, pero gracias a la rapidez de las piernas de todos, corriendo llegaron a tiempo. Ya en el avión __ y Justin se sentaron juntos. Todos parecían haberse enfadado con ellos, aunque más con él. Estaban al final del todo, Justin siempre prefería allí.






- Has estado maravillosa -la besó- Eres lo mejor que he tenido en mucho tiempo ¿Sabías?






- Tú me tenías que decir algo ¿No? Te callé ...






- Ah sí, que Jessica y yo nunca tuvimos nada. Digo, ella se fue y me dejó plantado. Te envié el mensaje despues de todo.






- O sea ... me mandaste el mensaje para que ... te aliviara.






- Más que nada era eso, luego también para pasar un rato contigo. Creas o no, te estoy cogiendo cariño.






- Claro, como a las mascotas... 






- Ey pero no me insultes, no te trato como a ninguna mascota. Eres una mujer...






- Wow , en serio.






- A veces , en realidad el otro día, pensé en ... que si te enamoras de mí no sé qué podría hacer. Porque realmente, te tengo aprecio y no ... no sé.






- Tío que folle contigo no quiere decir nada. No se va a crear ningún lazo entre ambos.






- Yo antes te tenía indiferencia y mírame ahora, te he cogido cariño.






- ¿No será que tú eres el que te estás enamorando? Soy un encanto, reconocelo.






- Eres un encanto, pero no me estoy enamorando. Sé prefectamente cómo se siente.






- ¿Te has enamorado alguna vez?






- Realmente no.






- ¿Entonces cómo sabes qué se siente?






- Me lo imagino...






Quietos y por primera vez, hablando de amor , se miraban risueños. Él estaba más que feliz con ella allí y ella ni se diga. Ignoraban las señales. Justin se adelantó y le capturó la boca para darle un tierno beso.






- Eres la única amiga que tengo, de verdad.. y te agradezco mucho que te sientes conmigo.






- No sabía que podías ser tan dulce...






- Puedo ser dulce y salado. Como la noche del chocolate. Fue la mejor experiencia que jamás he tenido... Espero poder repetirla algún día de estos.






- Cuando quieras -le dio otro beso- Creo que voy a dormirme un ratito aquí -se apoyó en su hombro- Pero esta luz me molesta...






Justin se quitó su gorra y se la puso a ella.






- ¿Ahora estás bien?






- Mejor.







- Tú duerme, cuando lleguemos te aviso...






MARATON 4/5

Capitulo 22








Habían pasado ya dos horas desde que el avión despegó de Londres. ___ se había quedado dormida y poco a poco había ido recostándose sobre Justin hasta quedar completamente con la cabeza en sus piernas. Justin se percató de que tenía frío y buscó una de esas pequeñas mantas que siempre había bajo los asientos. Se la puso por encima. Después, Justin no pudo soportar el sueño y al igual que su compañera de viaje, cerró los ojos y se durmió.






El trayecto estaba resultando muy tranquilo hasta que pasaron por una zona turbulenta debido al mal tiempo. ___ se despertó y comprobó si Justin dormía. Estaba en lo cierto. Había pasado todo aquel tiempo con una mano en el paquete de Justin y nisiquiera se había dado cuenta. Apretó un poco en aquella parte y él enseguida abrió los ojos, ___ los cerró. Trató de apartarle la mano de ahí, pero ___ se resistió. Cuando hubieron pasado otros cinco minutos, ella volvió a actuar, esta vez más descarada. Se tapó la cabeza con la manta y le bajó la cremallera de los vaqueros.






- ¡___! -exclamó intentando no llamar la atención- ¿Qué estás haciendo dios mío?






Ella no le contestó, solamente acarició lo que comenzaba a tomar forma. Se destapó la cabeza y le sonrió.






- Oh ___ no... no aquí no. ¿No ves que se me va a poner dura?






- Eso es lo que quiero.






Jugueteó un rato con sus manos y cuando lo hubo calentado paró.






- ¿Y ahora qué? -dijo tapándose con la manta, que ya había abandonado ___






- Ahora... espera a que se baje..






- ¿Cómo? Esto a mí no se me baja sólo deseándolo. Eres peor que una serpiente...






- Las serpientes tienen sangre fría ... y yo, no tengo sangre fría...






- Me duele -dijo mordiéndose el labio de abajo- Maldita...






- Hazte una paja delante de mí






- Sí, y delante de toda esta gente...






- Están casi todos dormidos, nadie se dará cuenta. Bueno, voy a hacer pis ¿Vale? No te muevas de aquí, ya mismo vuelvo para ver tu tienda de campaña -se levantó y caminó hacia el servicio






- Y encima no te rías.






¿Sería una invitación? La cosa es que Justin no aguantó más aquello. La siguió en cuanto ella se dio la vuelta. Llamó a la puerta y escuchó su voz.






- Está ocupado.




- Soy yo, calienta-braguetas.






- Oh, no sé quién eres tú -dijo riendo






- Vamos , abre.






___ estiró su brazo para alcanzar el pestillo de seguridad y abrió. Él entró bastante urgido.






- Vamos termina, que necesito tus servicios.






- Hazte la paja aquí, ahora nadie te ve.






- Nunca me ha gustado hacerme pajas, no desde que puedo tener quien me las haga ¿Entiendes?






- Oh si. Entonces , puedo entender que cuando eras un adolescente con las hormonas en plena ebullición, sí te hacías... -tiró de la cadena y se subió las braguitas y el pantalón






- No me tortures más, mujer.






- La tienes muy grande ¿Lo sabías?






- Y a ti te cabe toda.






___ lo agarró de la cintura del pantalón y lo pegó a su cuerpo. Era excitante. Imponente. Tan jodidamente sexy.






- Vamos, estoy dispuesta aquí.






Justin le comió la boca y ella no pudo hacer más que abrir las piernas y recibirlo entero.






- No creo que mi super poll*a tenga poderes para traspasar esa puta tela. Tienes que estar mojada y me sube un calor por la columna vertebral que hace temblar mis piernas... vamos bájatelo todo.






___ le hizo casi como si estuviera abducida por él, y después él se la sacó para metérsela tan dentro como pudo. Ella le clavó las uñas en los hombros, no hacía ni cuatro horas que habían llegado a un orgasmo juntos y ya estaban otra vez. La atracción los consumía a los dos.






- Jo*der estás tan buena -susurró en su oído mientras ella ayudaba con sus caderas- y tan caliente siempre...






- Y tú qué, siempre tan duro como una piedra.






- Es por tu puta culpa cariño -mordió su oreja- te estaría follando hasta la muerte...






- Sigue diciendome eso, me excita más...






- Te puedo decir que sigo sin olvidarme de tu boquita. Me pones muy cachondo. Anoche dormí con tus bragas en la mano.. y antes de eso me masturbé en la ducha.






- Si ... y... -no podía hablar- ¿Pensaste en mí?






- Pensé en cómo tu boca me devoraba la última noche.






Justin aceleró e intensificó las embestidas, consiguiendo que su chica en aquel momento se corriera. Notó cómo se contraía a su alrededor, provocando el mismo efecto en él. Permanecieron unos minutos allí parados, hasta que pudieron caminar. Se arreglaron y pensaron en salir.






- No espera, un momento -Justin le robó un último beso- Ya podemos salir. 








MARATON 5/5


Capitulo 23








Cuando abrieron la puerta ambos se encontraron con el padre de Justin, que esperaba para entrar.






- ¿Qué....? -intentó preguntar






Justin lo miró y se rió.






- Son cosas de los humanos papá.






Jeremy hizo un gesto , como queriendo explicar algo que no le salía con las palabras de lo impresionado que estaba. Justin y __ se alejaron y se volvieron a sentar. Una azafata se acercó preguntando si necesitaban algo y la chica parecía haberse quedado encantada con Justin, al igual que él con ella. ___ lo notó y le dio un pellizco a Justin en el brazo. Cuando la tipa se retiró ___ lo miró con cara de pocos amigos.






- ¿No tienes suficiente con una? -él negó- Payaso.






- ¿No puedo mirar a nadie ahora?






- No.






-___, sigo pensando que estás celosa. Y eso solo puede significar una cosa.






- No.






- Yo también me pondría celoso si ahora mismo algún hombre se acerca a ti y te mira más de la cuenta.






- Si dices que yo estoy celosa porque ... bueno, porque ... eso. Ya sabes a lo que me refiero. Que ... me importas un poco... entonces tú ¿Qué?






- Es que tú a mí sí que me importas.






___ lo miró de una manera diferente. Siempre había odiado su asquerosa parte negativa, pero nunca se había parado a tomar tiempo para adorar su , también asquerosa parte positiva. Asquerosa parte positiva porque cada vez que la trataba bien, caía ...






- Debes bromear, claro que te importo. Pero no ese tipo de importancia ... que los dos tenemos en la cabeza.






- ¿Importar de amistad?






- Sí ... mmmm eso mismo.






- Pues ya ves que sí me importas, eres mi amiga, ya lo sabes...






- Pero Justin... unos amigos no...






- Unos amigos no tienen sexo. Ya lo sé. Pero nosotros no somos unos amigos cualquiera. Pasamos de la indiferencia más absoluta a un acercamiento bastante perverso.






- Nunca hemos parado a hablar de nosotros, de conocernos...los amigos se conocen bien...






- Tú me conoces bien.






- Pero tú a mí no.






- Claro que sí te conozco bien..






- No me refiero a conocer bien de acostarse y saber dónde está el punto débil del otro...sino a conocer bien de ... interior.






- No necesitamos eso, pequeña... Cuando estemos haciéndolo no te voy a preguntar por tu familia, yo solo me centraré en tu cuerpo.






No había manera. Justin solo buscaba sexo y ella se estaba enamorando. No lo quería reconocer pero lo sabía. Ahora entendía por qué no quería ceder tan pronto, pero ahora era bastante tarde para echarse atrás. Ya se había hecho a la idea de que Justin era el único que podría calmarla en cualquier sentido aunque a veces fuera el único capaz de sacarla de sus casillas.




- ¿Alguna vez piensas sentar cabeza? -dijo ___ algo molesta






- Realmente no lo he pensado. Supongo que el día que llegue alguien que me descoloque diré basta. Aunque no lo creas alguna que otra vez he pensado en acostarme al lado de alguien, despertarme al lado de esa misma persona.. y así todos los días. Todo el mundo necesita un apoyo...






- Realmente sí.






- ¿Y qué hay de ti? Siempre te he visto con muchos chicos, no me digas que nunca te has enamorado, como tú dices.






- No es como yo digo, es como dice toda la humanidad -sonrió- Y sí, me enamoré de un chico cuando tenía quince años, pero él de mí no. Fue algo bastante doloroso para mí. Ya sabes, la ilusión del primer amor... además, él siempre me había dado esperanzas...y yo nunca había dejado de creer en que algún día podríamos llegar a algo. Siempre creí hasta que me enteré de que tonteaba con una, y salía con ella... Fue un poco frustrante. Me sentí menos porque me preguntaba una y otra vez "¿Qué tiene ella que yo no tenga?" y siempre llegaba a la conclusión de que yo no era menos, pero él me hacía serlo...






- Oh..






- Y bueno, yo me fijaba en otros chicos, pero él siempre aparecía en mi vida de una u otra forma. Él y yo éramos muy buenos amigos, pero al final dejé de hablarle, no sé exactamente por qué. Creo que orgullo, trataba de no hacerle pensar que me seguía gustando.. le ignoraba, aunque por dentro estuviera muriendo por abrazarle...






- Es bastante... no sé. Bastante triste..






- Sí... estuve ilusionada como dos años. Una vez incluso me invitó al cine... íbamos para , bueno... liarnos -sonrió tímida- pero el supo que había sentimientos de por medio por mi parte y finalmente se rajó. Creo que debo agradecérselo, al fin y al cabo no lo hizo tan mal. Me hizo daño al rechazarme... pero más me hubiera hecho si nos hubiéramos besado y yo me hubiera montado películas en la cabeza. Él solo buscaba un poco de diversión.






- Yo soy así __. Yo solo busco diversión.






- ¿Crees que no lo sé?






- Si tú sintieras algo por mí no sé qué haría, en serio. Yo no podría hacerte daño... me caes demasiado bien.






- No se dará el caso -miró a sus ojos- ¿Verdad?






- Eso creo.. A mí también me rechazaron alguna que otra vez, no te pienses que siempre me han perseguido...






- Sé tu historia con Anna.






- Pero lo mío no era amor. Era obsesión.






- Tú no le gustabas a ella...






- No me lo recuerdes. Me sentí estú.pido.






- Te sentiste tal y como eras -rió






- Parece que le has cogido gustito a eso de insultarme..






- Dime si alguna vez antes habías podido hablar así con alguno de tus ligues.






- Creo que no, pero porque ninguno de mis ligues ha viajado conmigo en avión. Ni ha tenido que estar veinticuatro horas pegado a mí.






__ apoyó su cabeza en el hombro de él. Era un amor cuando quería.






- Hace mucho que no veo tu carácter destructor. Desde que estamos en Londres no te he visto muy agresiva -rió








Listo chicas!:) Espero que comenten! y digan que les parecio! Y que me digan si es que aman tantoesta novela como yo! :P  ñalkñalksñaksda es que la amo! ya la llevo leyendo 4 o 3 veces*-* Me encanta ñlsklsa es tan perfecta!:) 
Nuevas lectoras:33 añldkañlaklsaklalaks
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Por el placer de estar contigo •Mega нoт• [Adap] Justin Bieber y tu- CAPITULO 23! LISTO!

Mensaje por tinix98 el Dom 22 Dic 2013, 8:44 pm

holaa soy una nueva lectoraaa. seguila por favorrr. me fascina
avatar


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Por el placer de estar contigo •Mega нoт• [Adap] Justin Bieber y tu- CAPITULO 23! LISTO!

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado



Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.